Page 1

Había una vez un conejo que era rey, todos sus antepasados habían sido reyes. Un día, un lobo entró en el bosque, era negro y de ojos azules. El pobre lobo estaba débil y pidió ayuda a sus amigos, que entre ellos construyeron una casa, cazaron y sobrevivieron. Más adelante, hicieron amigos nuevos. El conejo se hizo malvado, y mandaba ladrones para robarle al lobo y a sus amigos, hasta que casi les deja sin nada. Un día el lobo y sus amigos pensaron en un plan, el plan era dejarle una nota al conejo para que sus tropas salieran al campo de batalla, y ellos escondidos, entrar al castillo sin que nadie se enterara. Al día siguiente, el lobo fue disfrazado de cartero al castillo para darle la nota al conejo, y se fue corriendo. El malvado conejo la leyó, y se preparó para salir con sus tropas al campo de batalla. Una vez allí, el conejo se preguntó dónde estaba el lobo y sus amigos. Mientras, escondidos, el lobo y sus amigos entraron en el castillo y cerraron todas las puertas para que no pasara nadie. El conejo se dio cuenta, pero ya era demasiado tarde. El lobo se proclamó rey y el malvado conejo y sus soldados se tuvieron que ir a otro lejano bosque, lejos del lobo y sus amigos. El malvado conejo y sus soldados nunca jamás volvieron por el castillo. El lobo y sus amigos vivieron felices y comieron perdices. 15 Bruno 5ºB

15 Bruno mi cuento  

Mi cuento escrito.