Page 27

equilibrar las condiciones de los contratantes. Por ejemplo, a nivel constitucional, en el proyecto presentado por Francisco J. Mújica y otros diputados a la Asamblea Constituyente de 1916-1917, en cuyo seno se gestó el derecho social del trabajo, puede leerse: "... es incuestionable el derecho del Estado a intervenir como fuerza reguladora en el funcionamiento del trabajo del hombre, cuando es objeto de contrato, ora fijando la duración mixta que debe tener como límite, ora señalando la retribución máxima que ha de corresponderle, ya sea por unidad de tiempo o en proporción de la cantidad o calidad de la obra realizada, tanto para que en el ejercicio del derecho de libertad de contratar no se exceda con perjuicio de su salud y agotamiento de sus energías, estipulando una jornada superior a la debida, como para que tampoco se vea obligado por la miseria aceptar un jornal exiguo que no sea bastante a satisfacer sus necesidades normales y las de su familia, sin parar mientes en que los beneficios de la producción realizada con su esfuerzo material permiten, en la generalidad de los negocios, hacer una remuneración liberal y justa a los trabajadores." En el mismo sentido, la exposición de motivos del Código Civil para el Distrito Federal, en Materia Común, y para toda la República en Materia Federal, señala en relación con el tema de que se trata: "Se creyó que algunos de los contratos de prestación de servicios deben de salir de la esfera del derecho privado,

Tesis y Jurisprudencia sobre el derecho a la Jubilación  

y el Amparo en contra de la regresiva e inconstitucional nueva LFT

Tesis y Jurisprudencia sobre el derecho a la Jubilación  

y el Amparo en contra de la regresiva e inconstitucional nueva LFT