Issuu on Google+

Suramerican roots en maratón periodística

La agrupación del sur de la ciudad, Suramerican Roots, ambientó el almuerzo de la jornada Periodistas en la carrera. El viernes dos de noviembre, los futuros periodistas se movieron y disfrutaron con estos exponentes del Hip-hop reggae. Por: Alicia Molina “Estamos muy contentos de acompañarlos en el día de periodistas en su carrera”, así empezaron su presentación estos hombres de Itagüí y Envigado, estas raíces suramericanas. Felipe Uribe, llegó con una camisa negra donde tenía estampado el logo del grupo. Leandro Hernández, “El Lobo siberiano”, como le gusta que le llamen, traía su pañoleta roja amarrada a la cabeza y una gorra; accesorios que revelaban de inmediato su rol de rapero. La terraza del cuarto piso, en el bloque 38 se llenó de sonido, del entusiasmo que transmiten estos dos artistas, de sus curiosas improvisaciones, de su

mensaje; de las reflexiones sociales que hacen en cada una de sus canciones y de sus simpáticas rimas. Estos dos jóvenes de 24 y 27 años, apasionados por la música, entonaron a la 1 de la tarde su canción Suramerican Roots. “Suramerican Roots, mi club, Colombia donde habitas tú, necesitan de la luz…Enciendo la tele y lo que veo allí me duele, como mueren tantos seres, ancianos, niños, mujeres…queremos una tregua…como quisiera yo que los rebeldes entraran en razón” Mientras los futuros periodistas terminaban su almuerzo, fueron contagiados por el ritmo de estos exponentes del

Hip-hop. Algunos seguían el ritmo con la cabeza, otros incluso se atrevieron a bailar y a mover sus manos al ritmo del rap, unos más, entonaron el pegajoso “u oh oh” de su canción Entre sueños: “Todos tenemos sueños y anhelos, y por los míos no nos detendremos…Cuando los sueños se hacen realidad, no es cuestión de suerte, sino de luchar…Suramérica, uh oh oh, u oh oh”, esa que habla sobre la belleza de los sueños y del camino en la lucha por alcanzarlos. “Ustedes están estudiando periodismo, ese es su sueño, ser periodistas, les deseo que les vaya muy bien con esto”.


“Me acuerdo mucho de la universidad porque cantaba en los buses de esta ruta”, dijo “El lobo siberiano” a los asistentes. Ambos agradecieron la invitación y reconocieron la labor de los periodistas porque se encargan de difundir el trabajo de los músicos y están pendientes de todo lo de la calle. “Respeto mucho a los periodistas y a los que mueven el arte, la cultura, a los que cada día están apoyando a los artistas nuevos, a los que vamos saliendo, a los que llevamos bastante, pero trabajando en la calle. Y ya que ustedes están empezando y, otros ya van a terminar, queremos darles las gracias, primero por la invitación y, segundo, por estar pendientes de lo que somos los artistas y los que nos movemos en la calle y en Antioquia”. “Aquí va un acapelazo” y el artista de ojos claros entontó unos versos a manera de improvisación. Unas cuantas

rimas que generaban sorpresa y una que otra sonrisa en los espectadores. La tercera canción de la tarde fue N i ñ o d e l a c a l l e , habla sobre la realidad de los niños que se encuentran solos, una canción de denuncia. En su letra se refleja un ánimo por acompañarlos, una voz de aliento. “Esta es un poquito más pesada”, y luego sonaron los versos, “Niño de la calle, escúchame a mí”, versos que invitan a la reflexión y también a agradecer a la música por ser instrumento pacífico que se revela contra la realidad y la indiferencia ante las injusticias. “Ellos cantan sobre la realidad” declaró conmovido Andrés Felipe Marín, estudiante de sexto semestre de Comunicación. El escenario de la tarde fue la terraza del cuarto piso, bloque 38. Un fuerte sol salió para iluminar al grupo y alegrar un poco la tarde de este gran

evento. Al iniciar su canto, un grupo de cámaras se ubicaron al frente y a su alrededor para que quedara un registro de estos artistas que estuvieron presentes en la jornada de periodistas en la carrera, algo que no se había visto antes en este evento. Además honraron el tema del día: La música. Algunos con sus teléfonos inteligentes, tomaban fotos para comentar en Twitter sobre la presencia de este grupo en el evento, @acusticaeafit dijo: Desde el sur de Medellín #SuramericanRoots en #PeriodistasEnLaCarrera compartiendo su música ¡QueVivaLamúsica! Una joven se acercó a la mesa de sonido para preguntar cómo se llamaba el grupo, Suramerican Roots le respondieron, “¿Suramerican qué?”, “Roots, con doble ´o`, como raíces” . Mientras tanto, los dos jóvenes seguían entonando las canciones que hacen parte de su disco. Se les veía contentos de estar acompañando el almuerzo de este evento periodístico, compartiendo sus experiencias sobre la realidad, sus pensamientos en canciones, viviendo su mayor afición. R e a l s e n t i m i e n t o sonó fuerte, esa que en su coro dice: “Hace mucho tiempo esto


empezó, el ritmo, la calle, me envolvió, el sentimiento que yo tengo nada lo cambió, mi corazón sigue latiendo por el hip hop”. “Siempre nos ha gustado la música y habíamos hecho parte de otros grupos, pero un día decidimos conformar Suramerican Roots”. La agrupación lleva ya cuatro años, los dos jóvenes de Itaquí y Envigado han ido por la ciudad compartiendo sus canciones, su sentir, su ritmo que definen como un Hip Hop reggae. La última presentación del grupo fue en Manrique Oriental en un evento llamado Armados de Rimas por la paz, el pasado 21 de octubre, allí sonó también su pegajoso “uh oh oh”. En las calles de Manrique Oriental fue grabado su video E n t r e S u e ñ o s en el que aparecen niños entonando su

“...el sentimiento que yo tengo nada lo cambió, mi corazón sigue latiendo por el hip hop”. canción y siguiendo el ritmo con las manos y la cabeza. Como cualquier rap que se respete, genera este movimiento. Al terminar, los jóvenes participaron en el video del cubrimiento de la jornada, dirigido por Fernando Iván Mora y Edwin Vélez, profesores del Pregrado. Felipe y Leandro mostraron sus grandes dotes como improvisadores, cantando versos sobre las realidades sociales y sobre el periodismo. Así concluyó la experiencia de estos sureños en la jornada periodística, con la promesa de

volver pronto quizás para una entrevista radial en Acústica, la Emisora virtual de la Universidad. El periodismo y la música estrecharon sus lazos entre sueños suramericanos. Ellos cumplieron su sueño, ser escuchados, “en cada verso relatar una experiencia”, un sueño que en nada se aleja del oficio periodístico.


Suramerican roots en maratón periodística