Page 1

La iglesia de San Nicolás de Bari en Arévalo

Una propuesta para evitar su ruina La Alhóndiga de Arévalo, asociación de cultura y patrimonio.


LA IGLESIA DE SAN NICOLÁS DE BARI EN ARÉVALO Una propuesta para evitar su ruina.

1.– INTRODUCCIÓN. En el mes de agosto de 2008, la Alhóndiga de Arévalo, asociación de cultura y patrimonio, inició una campaña en la que se solicitaba a la asociación Hispania Nostra, la inclusión de la Iglesia de San Nicolás de Bari en Arévalo y del edificio que albergó el colegio de latinidad y gramática de la compañía de Jesús, en la Lista Roja del Patrimonio , la cual recoge aquellos elementos del Patrimonio Histórico español que se encuentren sometidos a riesgo de desaparición, destrucción o alteración esencial de sus valores. En septiembre de 2008 hemos comprobado como Hispania Nostra incluía en la Lista Roja del Patrimonio los edificios indicados, considerando esto como un primer paso para seguir insistiendo en los ámbitos que entendemos procedentes con el fin de intentar evitar que el progresivo deterioro a que está sometida la antigua iglesia y el colegio de la compañía siga su imparable avance que les está llevando a la mas triste ruina. A los efectos esta asociación se atreve a proponer estas paginas para que sirvan como documento base para afrontar un estudio de recuperación de los edificios dándoles un uso lo mas similar posible que para el que fueron concebidos.

2.– SITUACIÓN Y EMPLAZAMIENTO. En Arévalo, en la calle de San Ignacio de Loyola, una de las dos principales calles de acceso a la vieja plaza de la Villa, en los numerados como 18 y 20, bajando hacia dicha plaza, se encuentran estas edificaciones que conforman la antigua iglesia de Santiago Apóstol y el que fue colegió de latinidad y gramática de la Compañía de Jesús. En el plano nº 1 de situación y plano nº 2 de emplazamiento, determinamos gráficamente la ubicación de los edificios contemplados en este documento.

(PLANOS Nº 1 Y Nº 2 EN PAGINAS SIGUIENTES)


Nº 1- PLANO DE SITUACIÓN DE LA IGLESIA Y DE LAS DEPENDENCIAS DEL ANTIGUO COLEGIO EN ÁMBITO DEL CASCO HISTÓRICO DE ARÉVALO.


Nยบ 2.- EMPLAZAMIENTO DE LOS EDIFICIOS EN LA CALLE DE SAN IGNACIO DE LOYOLA.


3.– UNA RESEÑA HISTÓRICA. El colegio de Santiago de la Compañía de Jesús fue fundado gracias al legado de Hernán Tello de Guzmán y Quiñones, alférez mayor y regidor perpetuo, capitán general de Oran y de su esposa doña María Tello de Deza. La compañía una vez formalizados los documentos de la herencia en febrero de 1579, se encargó de la adquisición de diversas propiedades comprendidas entre la antigua puerta de San José hasta la iglesia de San Martín. Comenzó la construcción en 1593 y a fin de agilizar el comienzo de las clases, el Concejo se encargó de ceder varias calles pertenecientes al Común de Vecinos y un mínimo de 400 ducados por año, con la obligación del colegio de mantener los reparos y construcciones de la muralla, cubos y almenas linderas a los edificios. La iglesia y el segundo claustro terminan de construirse en 1602. En 1735, considerando la iglesia poco capaz, se aumenta el crucero. Desde 1595 y hasta finales de marzo de 1767, se impartieron clases de gramática y latinidad a una media de entre 30 y 50 alumnos internos. En 1608 los religiosos de la compañía se encargaron de traer las reliquias de nuestro santo patrón San Victorino. En los últimos días de marzo de 1767 el Corregidor de Arévalo licenciado don Gaspar Delgado Llanos y Moreda, recibió un pliego cerrado que no debía de abrir hasta el siguiente 2 de abril y una vez enterado de su contenido dar cumplimiento a las ordenes que dicho pliego comprendía. El pliego daba orden de “permitir a los Padres y Hermanos tomar lo necesario a su servicio personal; inventariar y embargar lo existente en el colegio y propiedades; despachó ordenes para la conducción de los Hermanos que se encontraban en Ataquines, y reunidos todos y después de recibir un Poder General de Administración del Padre procurador, les mandó salir a la calle donde esperaba algún carruaje y varios carros que habían de llevarles hasta Cartagena, puerto de embarque, donde buques ya dispuestos les conducirían a los Estados de la Iglesia”. Una vez concretada la expulsión, los bienes, fueron inventariados y en muchos casos enajenados en pública subasta. Algunos pasaron a los palacios obispales y los menos fueron llevados a alguna de las parroquias abiertas en aquella época en Arévalo. En 1771 la iglesia se convirtió en parroquia de San Nicolás de Bari, al desaparecer la entonces existente por el grave estado en que se encontraba ya que carecía de feligresía.


SOLARES ADQUIRIDOS POR LOS PP. JESUITAS PARA LA EDIFICACIÓN DE SU COLEGIO. Plano procedente del Libro “De la Historia de Arévalo” de Juan José Montalvo. 1928


Las fotografías existentes, provenientes del catalogo Monumental de la provincia de Ávila, de Gómez Moreno o del fotógrafo Local C. Núñez, muestran la nave central de la iglesia en perfecto estado, ya que en esa época y hasta mas allá de 1928, la iglesia aún tuvo uso, celebrándose en ella misas y otros actos religiosos. En el referido catálogo Monumental Gómez Moreno hace la siguiente descripción: IGLESIA DE SANTIAGO (hoy parroquia de San Nicolás) Fue colegio de jesuitas, fundado por Hernán Tello de Guzmán, caballero...que falleció en 1591. Mas de entonces no queda más que la portada no muy recomendable. El interior es barroco y mezquino..

Describe después una serie de lienzos y otros objetos, la mayoría de ellos desaparecidos.

Nave central de la Iglesia hacia 1901 Catalogo Monumental de Gómez Moreno

Nos puede resultar curioso que en la época en que G. Moreno describe el interior de la iglesia le parezca mezquina, siendo que las yeserías y colores que se aprecian aún en la actualidad entre tanta ruina, se nos aparecen hoy como verdaderamente magnificas.

Altar de San Ignacio.

Altar de San Victorino.

Actualmente en la iglesia de San Juan bautista.

Actualmente en la iglesia de Santo Domingo


4.- Iglesia de San Nicolás Acta y fiesta de la traslación. El día 6 de Julio de 1771 y a cosa de las cinco de la tarde, habiéndose llamado a son de campana en, la Parroquial Iglesia de Santa María la Mayor del Castillo para celebrar la procesión a la traslación de la Iglesia de San Nicolás a la del Colegio de los expulsos Regulares de la Compañía, convocado el Noble Ayuntamiento de esta Villa con todos sus individuos, el Cabildo Mayor de Sacerdotes en forma de Comunidad, todas las cofradías fundadas en ella con sus Estandartes y Pendones, y la mayor parte de los caballeros Hijosdalgos y vecinos de esta Villa, de la mayor distinción de ambos estados, salieron según su orden en procesión desde dicha Parroquial Iglesia de Santa María has-ta la de San Nicolás, en donde habiendo tomado y sacado de su lugar con la veneración debida el Santísimo Sacramento por el LicenNave central de la Iglesia de San Nicolás de Bari. ciado don Vicente Díaz Taravilla, cura de dicha Parroquia, empezó “De la historia de Arévalo” de Juan José Montalvo. la Procesión, llevando en ella las efigies de San Nicolás de Bari, Nuestra Señora de las Mercedes y San Sebastián Mártir que se veneraban en día, y siguió por toda la calle del Santa María y del Arco, hasta la Plaza del Real, desde donde volvió por la misma calle y entrando en la de la Villa, hizo mansión en la Iglesia trasladada con el Título de San Nicolás el Real, colocándose Su Majestad Sacramentado en el Altar Mayor con la veneración que se debe a su Majestad y a las efigies de los Santos que se llevaban en dicha Procesión, con lo que se concluyó este acto, hasta que en este día siete con dicho motivo y con el de celebrar esta Villa y su jurisdicción la festividad al Glorioso Mártir San Vitorino, su Patrón, se hizo más solemne con la misa mayor que celebró dicho don Vicente y el Panegírico que predicó don Vicente Piral, Cura de la Villa de Adanero, con la concurrencia de todo el Ayuntamiento y Cabildo Eclesiástico en forma de Comunidad, Caballeros Hijosdalgos, Nobles y personas del todos estados, vecinos y forasteros de esta Villa, cerrándose la función con otra procesión que por la tarde se ejecutó por calles y plazas con el cuerpo y Reliquias del glorioso San Vitorino, a que asistieron las cofradías con sus estandartes y pendones.

De la historia de Arévalo J.J. Montalvo. Tomo II, pag.77


5.– HISTORIA DEL COLEGIO. Para documentar esté apartado traemos el extracto que sigue, procedente del libro de Don Juan José Montalvo, “De la Historia de Arévalo”, que en un su extensa descripción histórica del Colegio de la compañía expone el siguiente apartado que nos da una idea de la enorme importancia que tuvieron desde su fundación y hasta finales del primer tercio del pasado siglo, las dependencias del Colegio de Santiago.

LA INSTRUCCIÓN EN ARÉVALO (hasta 1928) Ya hemos visto que un ilustre hijo de la Villa, Hernán Tello de Guzmán, y su esposa doña María Tello, fueron los primeros fundadores de la enseñanza gratuita y de pago, para los hijos de la Tierra de Arévalo. Este titulo, que antepusieron siempre a los de Virreyes de Oran, de Comendadores de Santiago, Capitán General de Carlos I, etcétera, etc., obliga a nuestra Tierra a guardar y respetar la memoria de tan ilustres patricios, que son, sin duda alguna, las figuras más culminantes relacionadas con la Historia de Arévalo, después de la inmortal Reina Católica. Encargaron de su misión educadora a los hijos de San Ignacio, posiblemente influido el matrimonio Tello de Guzmán por la amistad con San Francisco Javier, que señala virtuosa tradición. Antes del siglo XVI la enseñanza se ocultó en los claustros franciscanos de los conventos de la Villa, y los que se alejaban de ella, la adquirían en los conventos de Ávila o en las Universidades de Salamanca, Valladolid o Alcalá. A la expulsión de la Compañía de Jesús se encargó el Ayuntamiento de nombrar dos maestros por oposición, que se hicieron cargo del abandonado edificio con la denominación de «Real Colegio de Santiago», que desapareció hundido en el pasado siglo XIX, y con sus materiales y en el mismo solar se construyó el edificio que albergaba en 1928 el segundo distrito de las escuelas. Eran continuadores de la hermosa misión de enseñar: Escuelas Graduadas de niños: Primer grado, don Alfredo Calderón (escuela de San Nicolás). Segundo grado, don Nazario López (ídem, ídem). Tercer grado, don Cayetano González (escuela, casa de Sexmeros). Escuelas de niñas, en los dos distritos, doña Rafaela Linacero y doña Isabel Maroto. La matrícula de alumnos en el curso de 1927 al 28, fue de 194 niños y 145 niñas. El Ayuntamiento, que no descuidó nunca la instrucción, ha subvencionado de su presupuesto, siempre que ha podido, un colegio de segunda enseñanza, que en los últimos años fue dirigido por el Sacerdote, notable orador sagrado don Mariano Guerras, acompañado de ilustre claustro, por el Licenciado don Apolinar y en el día por el instruido Licenciado en Letras don José Soto, que tantos años ha formado parte de sus claustros. En los momentos actuales, está gestionando la concesión de un Instituto en que se pueda cursan el bachillerato elemental, y esperamos que el Gobierno de Su Majestad atienda las justas pretensiones de la Noble Villa.


6. HISTORIA DE LA DESTRUCCIÓN. Tanto la iglesia como las dependencias del colegio han estado sometidas a diversas situaciones en las que amenazaba su destrucción. Ya hemos visto en el apartado referente a la Instrucción en Arévalo, como en el siglo XIX, el edifico fue presa de la ruina total y con sus materiales volvió a levantarse un nuevo edificio. En agosto 1928 y en el semanario la llanura, Julio Escobar Cubo en un articulo titulado “Cuatro arcos, un castillo, una torre y una tela india”, hacia la siguiente afirmación: «De todas formas el

trampolín de la indiferencia aun está dispuesto a lanzar recuerdos y reliquias, aunque pecaríamos de pesimistas, sino creyéramos que el salto a la nada habrá terminado con el derrumbamiento de la torre de la iglesia de San Nicolás, que, muy en breve, con permiso oficial y reglamentario, va a caer corno un gigante, herido fatalmente, en la fosa común, sin pena ni gloria.» Se refería, sin lugar a dudas, a la espadaña de la cual tenemos la instantanea gráfica que acompañamos y que demuestra que el aviso dado por nuestro autor no consiguió parar la demolición de la misma. Por supuesto hoy la espadaña ya no existe.

Instantánea de 1929 en la que se muestra los andamios y obreros dispuestos para la demolición de le espadaña de la iglesia de San Nicolás. Del libro “Arévalo en la fotografía” Obra social Caja de Ahorros de Ávila Año 2006


7.– ESTADO ACTUAL DE LOS EDIFICIOS. En lo que respecta al edificio que conforma la iglesia de San Nicolás, podemos decir que la fachada y muros exteriores presentan un apariencia bastante sólida a primera vista. El grosor de estos muros, de entre 80,00 y 110,00 cm. de ancho permiten hasta la fecha que las fachadas que se muestran a la calle de San Ignacio de Loyola presenten un buen aspecto en cuanto a su estabilidad. Las fachadas que dan al patio interior están mas dañadas, mostrando la que mira hacia el norte un estado mas deteriorado. En la parte izquierda de este muro se aprecian serias grietas, como las que muestra la fotografía, que irá ampliándose de forma mucho mas grave si siguen filtrando las aguas de lluvia y, en su caso, afectando los hielos invernales.

Por otra parte en la portada principal, que da a la calle de San Ignacio de Loyola, en algunos puntos se observan grietas, no excesivamente extensas, en los paños de ladrillo que manifiestan las fatigas de los muros por las continuas escorrentías y filtraciones en las épocas de lluvias y las posteriores dilataciones de los paramentos por los cambios de temperatura existentes en los cambios estaciónales.


La fotografía que nos ha servido de imagen base para la campaña de inclusión en la Lista Roja, muestra de forma muy clara el estado de las cubiertas del edificio. Posteriormente veremos dichas cubiertas fotografiadas desde la cercana torre nueva de San Martín en que se aprecia de forma totalmente diáfana el estado de la Iglesia y de las dependencias del antiguo colegio.

Preciosa cúpula de la iglesia de San Nicolás de Bari, que fue antigua iglesia del colegio de Santiago perteneciente a la Compañía de Jesús.

En esta imagen vemos con claridad que salvo la techumbre de la cúpula, el resto está deteriorado o muy deteriorado. En algunos casos no queda nada de la cubierta. La nave central está totalmente arruinada no perdurando absolutamente nada de las bóvedas del edificio. Las fotografías que siguen son muestra del estado de los techos y muros vistos desde el interior de la iglesia


Vista fotográfica del conjunto de lo que fue colegio de latinidad y gramática y la iglesia de Santiago Apóstol (actualmente iglesia de San Nicolás de Bari)

La iglesia de San Nicolás de Bari vista desde la torre nueva de San Martín. Como se puede apreciar las cubiertas están completamente destruidas. Solo quedan en pie las cubiertas de la cúpula y algunos fragmentos de las del crucero.

El abandono a que está sometido en los últimos años el edificio del colegio está llevando a su destrucción. Aunque las cubiertas aparentan estar en buen estado, las múltiples goteras existentes están arruinando los techos y suelos de todas las plantas. Las humedades ya llegan a la planta baja.


8.– PROPUESTA. Mas que propuesta planteamos propuestas. La mas simple de todas sería, respecto a la iglesia, limpiar las naves de escombros y consolidar los muros, efectuando un trabajo de limpieza y posterior rematado de los mismos a los efectos de evitar las filtraciones de agua y escorrentías que están de forma lenta pero continua erosionándolos. Respecto a las cubiertas existentes en la cúpula y el crucero, hacer un trabajo de reparación impermeabilizando estas zonas y retejando, al tiempo que se refuerzan las estructuras de estas cubiertas. Limpieza de los muros interiores y reparación posterior protección de las yeserías que quedan. Reparar la puerta de acceso y las ventanas y dar a los restos un apariencia digna permitiendo que el espacio pueda ser visitable. Como ejemplo cercano tenemos la iglesia de Santa Maria la Mayor en Villanueva de Gómez; una iglesia en ruina que conserva una dignidad magnifica. En lo que respecta a las dependencias del colegio, se debería al menos hacer un trabajo de reparación de las cubiertas del edificio para evitar su segura ruina en caso de continuar así. Reparar los muros en aquellas zonas en que se ha desprendido el enfoscado y ha quedado a la intemperie el relleno de adobes tanto en los propios muros del colegio como en las tapias que dan a la calle que en algunos paños están llegando a tener un estado lamentable. Como propuesta mas seria planteamos la recuperación integral de ambos edificios enfocando los mismos a actividades relacionadas con el fin para el que fueron construidas. Se puede pensar que el colegio pueda volver a ser un centro en que se imparta el saber, posibilitando para la iglesia la creación de una hermosa biblioteca aneja al conjunto, y ya tan necesaria para Arévalo. Se nos ocurren múltiples enfoques particulares, siendo uno de los mas recurrentes, el que el conjunto de edificios llegaran a formar parte de una Escuela de Estudios del Mudéjar, algo perfectamente viable y por lo cual deberíamos todos ponernos a trabajar retomando esta vieja aspiración de muchas personas relacionadas con los ámbitos culturales arevalenses. Podría crearse, también, un gran centro de enseñanza formativa, en el que tuviera cabida desde la escuela de idiomas hasta las clases de formación que imparten de forma habitual las organizaciones empresariales, sindicales o la Cámara de Comercio e Industria de Arévalo; las clases de adultos; la Universidad de la Experiencia, incluso podría incluir aulas de primera enseñanza para los pequeños de los barrios de la zona que tienen que desplazarse hasta las zonas de los colegios que están muy alejadas de sus casas. No descartamos otras posibles opciones que al parecer se han podido barajar, tales como las relacionadas con las hostelería. Cualquier opción que posibilitara la recuperación de los edificios sería bien recibida, aunque para nuestra asociación el enfoque mas racional y el mas acorde con las dependencias es el que se recuperara como centro de impartición de conocimiento.


Dentro del marco de propuestas no podemos dejar de plantear lo que hemos concebido como: ITINERARIO CULTURAL EN EL CASCO HISTÓRICO DE ARÉVALO.

Si al final, y entre todos, somos capaces de hacer que tanto la iglesia como el antiguo colegio recuperen su esplendor y, lo que es tan importante, su utilidad como centro relacionado con la cultura, estaríamos aportando un eslabón mas a la cadena de edificios que podrían conformar este itinerario por el casco histórico de Arévalo, que estaría muy concentrado alrededor de la vieja plaza de la Villa. En el plano que sigue en la página siguiente, se pueden apreciar numerados los distintos edificios que podrían formar el centro neurálgico de la cultura y el arte de Arévalo. San Nicolás como centro de estudios y biblioteca; San Martín como espacio para exposiciones y actos culturales; La Alhóndiga que podría ser parte de la biblioteca como zona para ordenadores y centro virtual; la casa de Hernández Luquero como escuela de Música; la casa de los Sexmeros, como Museo de la Historia y la iglesia de Santa Maria que podría formar parte del Museo de la Historia albergando las piezas religiosas musealizables que atesoran el resto de las iglesias de Arévalo. Podríamos añadir, con el tiempo, San Miguel, como otra parte del Museo, que albergara, por ejemplo, las pinturas religiosas que se conservan, mas mal que bien, en diversos rincones húmedos y polvorientos en la iglesia del Salvador o en la de San Juan Bautista, contribuyendo, además, a detener el deterioro lento, pero progresivo, que sufre el famoso y sufrido retablo de esta iglesia.


SITUACIÓN DE LA IGLESIA Y LAS DEPENDENCIAS DEL ANTIGUO COLEGIO EN EL ENTORNO DE LA PLAZA DE LA VILLA Y DE LOS EDIFICIOS QUE PROPONEMOS COMO INTEGRANTES DEL CIRCUITO CULTURAL DENTRO DEL CASCO HISTÓRICO DE ARÉVALO.

ITINERARIO CULTURAL EN EL CASCO HISTÓRICO DE ARÉVALO. 1.– IGLESIA DE SAN NICOLÁS Y DEPENDENCIAS DEL ANTIGUO COLEGIO DE LATINIDAD Y GRAMÁTICA. 2.– IGLESIA DE SAN MARTÍN (TORRES GEMELAS) 3.– LA ALHÓNDIGA (BIBLIOTECA MUNICIPAL) 4.– CASA DE HERNÁNDEZ LUQUERO (FUTURA ESCUELA DE MÚSICA Y ARTES) 5.– ANTIGUA CASA DE REUNIÓN DE LOS SEXMEROS. (FUTURO MUSEO DE LA HISTORIA DE ARÉVALO) 6.– IGLESIA DE SANTA MARIA.


ÍNDICE:

1.– INTRODUCCIÓN. 2.– SITUACIÓN Y EMPLAZAMIENTO. Plano de situación Plano de emplazamiento 3.– UNA RESEÑA HISTÓRICA. Plano Fotografías 4.– ACTA Y FIESTA DE LA TRASLACIÓN. Se refiere a la traslación desde la antigua iglesia situada cerca de la cárcava a la nueva por ruina de aquella en la fecha de 6 de julio de 1771.

5.– HISTORIA DEL COLEGIO. 6.– HISTORIA DE LA DESTRUCCIÓN. 7.– ESTADO ACTUAL DE LOS EDIFICIOS. 8.– PROPUESTA. Plano del “Itinerario cultural en el casco histórico de Arévalo”.


La Alhóndiga de Arévalo, asociación de cultura y patrimonio. Apartado 92 05200-ARÉVALO http://la-alhondiga.blogspot.com mail: lallanuradearevalo@gmail.com

San Nicolás  
San Nicolás  

Propuesta de recuperación de la iglesia de San Nicolas de Arévalo

Advertisement