Issuu on Google+

La victoria privada Desde que recibimos el curso sobre los 7 hábitos de las personas altamente efectivas el año pasado me di cuenta que uno hace muchas cosas y nunca les sabe el nombre correcto, lo hago por empirismo y lo que la conciencia le dicta a uno. La pro actividad es algo que lo práctico de hace mucho tiempo atrás, soy una persona que me gusta pensar por adelantado para poder actuar, para eso utilizo mucho la imaginación, las noches antes de dormir proyecto “mi película” y Covey nos invita a visualizar las cosas antes de que pasen y como queremos que sucedieran, esto anticipa mucho el éxito que uno puede tener en sus actividades diarias. El poder de la mente es poderosa herramienta para poder lograr mis metas. Me ayudó mucho a tener un fin en mente, quizá antes vivía el día a día, y tratándolo de hacer lo mejor posible, pero ahora es diferente saber que quiero a largo y corto plazo y trabajar ahora para cumplir mis metas personales. Ordenar las metas que debo tener en los diferentes roles que tengo como persona, me ha ayudado a convivir de una mejor forma con mi familia y amigos. Planificar las actividades de cada día se ha vuelto un hábito muy efectivo para desempeñar mi labor diaria. Tengo la plena convicción que para modelar y ser líder debo comenzar liderando mi vida, aprendí que si quiero lograr algo diferente en mi vida, debo comenzar a hacer cosas diferentes a las que hacía, no es fácil salir de la zona cómoda en la que uno se coloca, es más fácil sentarse a ver televisión que hacer ejercicio, pero está en uno hacer el cambio.


La victoria privada rocio