Issuu on Google+

✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

- Me lo prometes? - Te lo prometo. Luci se tranquilizo. Antaviana, súbitamente alegre, continuo la marcha a paso ligero canturreando. Era incluible como podía llegar a tener un humor tan voluble. -Ángela parecía un poco falsa, no crees? Tan rubia y perfecta, yo no me lo trago – dejo caer con vocecilla inocente jugando a su juego preferido de sembrar cizaña. Luci, sin desearlo, sintió la rabia inundándola. Chasqueo los nudillos de sus manos haciendo crujir los huesos uno a uno y apretó la mandíbula. Hasta a si misma se daba un poco de miedo. -Ángela se ha librado por los pelos – sentencio con voz ronca. -De qué? -De que le arrancase los ojos con mis propias manos. Antaviana aplaudió entusiasmada y Luci, al darse cuenta de que disfrutaba enormemente con su nueva personalidad vengativa, acentuó esa faceta suya. -se lo merecía. -Lo habrías hecho? -Naturalmente, si no llega a dejar plantado a Cicerón y a decirle que se fije en mí, la mato.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

401


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Luci estaba asombrada de sus propias palabras. Antaviana chasqueo la lengua y continúo con sus preguntas improcedentes. -y como preferías matarla?, con sangre o sin sangre, lentamente o de golpe? -Que se nos escapa! – exclamo de pronto Luci saliéndose por la tangente. C.C. había apresurado el paso y se adentraba más y más en la espesura. - se está equivocando de dirección – observo Antaviana acertadamente. Pero Luci ya se había dado cuenta y comenzaba a estar muy, muy enfadada. -No serás capaz -De qué? -C.C. la está siguiendo. -A Ángela? -Es que no se da cuenta? -De qué? -Como que de qué? Está en peligro. Ángela es una sesena en serie. Se ha cargado a Patrick. Curiosamente Antaviana defendió a Ángela: -Pero ella le ha dicho a C.C. que se marche. Lo hemos oído. Ha sido C.C. quien ha dedicado seguirla, está muy colgado de ella.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

402


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Para Luci fue como una patada en el estomago. Saber que C.C. prefería a aquella mema la lleno de amargura. Y sin embargo, continuaba siendo una buena chica…. -C.C. no sabe lo que quiere – lo justifico – Como puede seguir a ese engendro rubio de plastilina? Antaviana le dio la expuesta: -Seguramente a los chicos les gustan las Barbees, las pijas y los engendros de plastilina. Las chicas como tú, de carne y hueso, bueno, con más carne que hueso, no tenéis éxito. No te enfades, pero es la pura verdad. -Cállate ya!! .- exploto Luci, que no soportaba la voz de falsete de la pequeña Antaviana ni, claro está, las cosas que decía. -Se dirige a la colina.- suavizo Antaviana. -Pues claro!, Va a entrar! -Donde? -Al reino de los Tuatha De. -Pero Antaviana, en lugar de extrañarse, lo asimilo con la mayor naturalidad y señalo a su derecha. -Vamos por ahí, le interceptaremos – y lo dijo señalando un sendero y dejando a Luci patidifusa. -Por que por ahí? -Porque hay una entrada.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

403


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-No se ve -Claro que no se ve, pero esta -Y tu como lo sabes?

404

Antaviana era muy sensible. -Es que no te lo crees eh?, Me estas llamando mentirosa? Luci, sencillamente no le creía. Como iba esa mocosa a saber una cosa tan enrevesada como la entrada secreta a la colina de las hadas? -Déjate de tonterías Pero Antaviana se negó a seguirla. -Yo por ahí no voy! -C.C. esta a pudo de desaparecer! – insistió Luci. Antaviana se planto firme sin dar ni un paso más. Algo se lo impedía. -Hay algo feo que sale de ahí dentro, de las rocas de la colina. Luci noto como se crispaba. Por culpa de aquella niñata perdería a su querido C.C. -Eso que dices es una estupidez. -Acaso no lo percibes?

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-Pues no, mira, no estoy para experiencias para sensoriales. Corre vamos! – la conmino Luci poniéndose frenética.

-Ese camino es peligroso – replico Antaviana, y se sentó tranquilamente como si fuera la hora del té. Luci, fuera de sus casillas, continuaba sin comprender por qué se había aliado con una criatura tan imprevisible como Antaviana. -Niñata boba – le grito Y salió corriendo en pos de C.C. sin hacerle caso. No le cavia en la cabeza que una mequetrefe ignorante y caprichosa se las diera de lista y le plantase cara a ella, un gnomo Warlock nivel 19 llamada Mirior. Inconcebible.

Transcrito por Ana Gabriela.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

405


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 43 Antaviana.

A

ntaviana se dejó caer en el suelo húrnedo del bosque, ante la colina, y bostezo. Una vocecilla le susurraba que no debía tirar por ahí, pero si Luci se empeñaba en suicidarse, no sería ella

quien se lo impidiese. Mejor así, mejor regresar sola a Dublín y explicar que sus amigos habían desaparecido. Lloraría, daría mucha pena, saldría en la prensa y se haría famosa. Le encantó la idea, pero no podía llevarla a la práctica. El bosque encantado la había atrapado y le impedía dar media vuelta y regresar a la clvilización. La atracción que había despertado en ella el hada violeta la tenía alterada. No podía marcharse y olvidarla. Ya no. Su voz aflautada, su color violeta, el parpadeo de sus alas, todo en ella la había embrujado. Había sentido un enorme deseo de tenerla entre sus manos y escuchar el arrullo de sus conjuros. ¿Y si entrase en la colina y la buscase? ¿Y si consiguiese hacerla suya? ¿Y se fue dejando caer dulcemente sobre la hojarasca, hecha un ovillo, con el dedo pulgar muy cerca de la boca y los ojos entrecerrados. Y se durmió soñando con Lilian, con el hada púrpura y con la colina encantada de las hadas. Despertó un buen rato después aturdida por las sacudidas de Luci.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

406


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

— ¡Despierta de una vez! Los rnodales de su ex amiga eran algo bruscos. Tendría que escoger mejor a sus compañeras de aventuras.

407

¿Qué pasa? ¿Qué quieres? —No lo pude alcanzar y la entrada desapareció. He estado buscando y buscando la forma de entrar y ha sido imposible. —Mejor para ti, esa entrada era una trampa. —¿Córno puedes decir que mejor para mí? Acabo de perder a Cicerón, ¿te das cuenta? Se lo ha tragado la colina. Se ha largado tras esa rubia impostora y es incapaz de saber lo que le conviene. — ¿Qué le conviene? —Pues yo, naturalmente. Qué morro, pensó Antaviana, pero no quiso discutir y se dejo querer, —Yo sé como entrar. —Por eso he venido. Venga, acompáñame. De pronto, la voz de Luci y sus gestos eran aparentemente alegres y optimistas, justo lo que Antaviana odiaba de ella: ese buen rollo que pretendía transmitir siempre, esa condescendencia hacia los más simples. —Con condiciones.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

—Canta. —Quiero cazar al hada violeta. No me iré sin ella —vomitó Antaviana. —De acuerdo.

408

Luci hubiera aceptado cazar a un diplodocus y enseñarle a bailar la rumba. Lo que tenía en realidad era una prisa enorme por cazar a C.C. —Lo has dicho sin convencimiento —se quejó Antaviana, puntillosa. —Perdna, estaba distraída. Ayudarte a capturar al hada violeta para ti es lo que más me motiva en la vida. —Mentirosa —se quejó—. Si ni siquiera la has visto. Luci rectificó: —Después de C.C. quería decir. Y no es porque me irnporte el hada violeta, me importas tú, eres mi amiga y valoro mucho la amistad. Antaviana decidió que por el simple esfuerzo de haberlo dicho ya se merecía borrarla de la categoría de ex amiga y reincorporarla a la titularidad. Por lo que respectaba a la autenticidad de sus afirmaciones, ya no lo tenía tan claro, pero no le preocupaba lo más minimo. Había soñado con el hada violeta, estaba obsesionada, quería que fuese suya. —Ancla, vamos.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Como supo el camino exacto que tenía que recorrer y tras qué olmo debía hallar la entrada era algo que ni la misma Antaviana se explicaba, pero fue tan sencillo como entrar en un baño de chicas: al fondo a la derecha. Empujó un resorte que estaba semioculto en una rama del olmo y ante ellas se abrió una puerta que dejaba vislumbrar unos peldaños que descendían por el hueco del tronco vacío en una interminable escalera de caracol tenuemente iluminada. Cuando entraron se oyó un chasquido tras ellas y la puerta se cerró sumiéndolas en una penumbra soportable. Luci sonrió sin ocultar su nerviosismo. —Qué gracia. ¿Y para salir? —preguntó como quien no quiere la cosa. Antaviana, de pronto, sintió una nube blanca y viscosa cubriendo sus recuerdos. Se rascó la cabeza pensativa. —Pues no lo sé. Procuraron olvidarse del momento del regreso. Entrar en el territorio oculto de las hadas ya era una experiencia de por sí lo suficientemente emocionante. Tras descender, descender y descender durante un tiempo inacabable, la escalera comenzó a bailar bajo sus pies y el mundo a girar vertiginosamente a su alrededor. Apenas se podían sujetar a la barandilla y no sabían si era mejor cerrar los ojos o llevarlos bien abiertos. Daba lo mismo. El mareo estaba dentro y era imposible echarlo fuera. Así pues aguantaron hasta llegar al final de la escalera. Allí hallaron una enorme puerta de madera maciza con pesados goznes de hierro, la empujaron y salieron al exterior.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

409


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Antaviana se sintió dentro de un sueño. Era exactamente igual que los sueños que la visitaban habitualmente. Se sentía como en casa. En un lugar amable, cercano y hermoso. Aspiró con avidez el soplo de aire cálido y veraniego impregnado de aromas florales y dejó que el vientecillo acariciase sus mejillas. Las flores de pétalos irisados 10 cubrían todo: flores nocturnas, reventonas que resplandecían en la noche iluminada por un firmamento cuajado de estrellas y de constelaciones desconocidas. Se embelesó con los trinos de los pájaros cantores y la risa contagiosa de los duendes que habitaban en la corola de las flores. Estaba en el territorio mágico de los Tuatha De Danarm. Luci, boquiabierta y mucho más asombrada que ella, había caído de culo sobre el suelo rnullido. — ¡Qué fuerte, pero qué fuerte! —fue lo único que atinó a decir. Luci, la incrédula, seguramente comenzaba a creerse que estaba en el interior de una colina de los Daoine Sidhe. — ¡Socorro! Era una voz conocida que provenía del subsuelo. Era la voz de C.C. — ¿Hola, hola? —gritó Luci, ansiosa, apoyando los labios contra la tierra. — ¡Sacadme de aquí! — ¿Dónde estás? —No lo sé. Me he quedado atrapado. —Tranquilo. Respira lentamente y coriserva el oxígeno. Te sacaremos.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

410


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Antaviana vio cómo Luci se ponía a la tarea de excavar frenéticamente y se encaraba con ella. — ¿Y si me ayudases?

411

Estaba cansada y contenta, y no tenía ningunas ganas da trabajar. —Con una azada y una pala irías más, rápida. ¿No crees? —Muy lista tú. ¿De dónde saco una azada y una pala? Antaviana suspiró con un deje de desprecio, su amiga Luci tanía muy pocos recursos. De pronto la veía como era, como una vulgar empollona marcada por la falta da autoestima y tontamente enamorada de un tipo que no la hacía el manor caso. Qué pena. Con lo bonito qua era el reino de las hadas y lo fácil que resultaba salir airosa de los ratos. —Así que necesitas una pala... ¿De ese cobertizo, por ejemplo? Luci abrió unos ojos como melones. Efectivamente, ante ella había un cobertizo y tras abrir una puerta halló una pala y una azada. — ¿Cómo lo sabías? Antaviana auspiro con suficiencia. —Sé muchas cosas. Te dije que la otra entrada era una trampa. ¿O no? Luci abrió la boca y la cerró inmediatamente. Luego, furiosa, hundió ;a pala en el suelo y comenzó a echar paletadas de tierra. —C.C., aguanta, ¡enseguida te sacaremos da aquí!

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Transcrito por Shuk_hing.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

412


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 44 C.C.

C.

C. tendría que haber abrazado a sus salvadoras, pero no lo hizo.

Sin ellas habría muerto asfixiado. No le quedaba mucho aire en el estrecho cubículo donde había quedado atrapado siguiendo los túneles por los que se internó. Tras él se habían hundido tres muros, sucesivamente, y la polvareda de tierra que levantaron se le metió en la nariz, en los ojos y en la boca. Lo más terrible fue descubrir que se estaba quedando sin aire; entonces intentó acompasar su corazón y disminuir su ansiedad, pero le sucedió lo contrario: la angustia le provocó taquicardia y acabó en un ataque de pánico que le hizo respirar a borbotones. Entendió lo que era la claustrofobia y la desesperante certeza de estar irremisiblemente perdido. Por primera vez en su vida humana creyó que iba a morir de verdad (y no virtualmente) y cayó en la cuenta de que sólo tenía una vida. Menuda faena. Si la perdía estaba apañado. Ese pensamiento tan poco positivo aumentó su angustia exponencialmente y su ahogo se intensificó. Lo único que consiguió fue ir acabándose el poco aire que aún le quedaba y lograr otro pequeño desprendimiento. Fue entonces cuando oyó unos pasos sobre su cabeza y unas voces femeninas, y

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

413


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

gritó como un loco hasta que lo sacaron. Fue un rescate algo chapucero; no le abrieron la cabeza con un azadón por milímetros, pero la sorpresa fue que sus rescatadoras eran las últimas personas que deseaba encontrar en ese lugar

414

remoto y desconocido: Luci y Antaviana. -¿Qué hacéis aquí?-fue lo primero que se le ocurrió preguntar en lugar de abrazarlas, besarlas y agradecerles el salvamento. -Salvarte- respondió la enana metomentodo-. ¿No nos lo agradeces? C.C. se frotó los ojos y se asombró de su jeta. Hacía unas horas lo había acusado ante la policía de un robo que no cometió y ahora pretendía que le besara la mano. -Queríamos advertirle de los peligros que corres-murmuró Luci poniéndose roja como un tomate al hablar. C.C. no sabía si lo había dicho con segundas intenciones. -Gracias, muy amables por tomaros la molestia de venir a avisarme de que podía palmar, pero ya me había dado cuenta yo mismo. Luci rectificó: -Me refiero a lo peligrosa que puede ser Ángela. C.C. se puso a la defensiva. -Ángela es quien está en peligro. Está en manos de los Tuatha De- dijo sin mucho convencimiento. -Es una asesina- musitó Luci. -Una asesina en serie- añadió Antaviana, que siempre aprovecha la ocasión para hacer crecer los bulos. -Se deshizo de Patrick y probablemente se deshaga de todos los que se le

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

acercan- continuó Luci, impresionada todavía por el hallazgo de las tipas del pobre Patrick. C.C. iba a responder que no, pero no tenía ninguna certeza. Lo que decían podía

415

ser una verdad como cualquier otra. -Es una de ellas- añadió Luci, misteriosa. C.C. estaba cada vez más nervioso. -¿De ellas? ¿De quienes? -¿Has oído hablar de las encantadas? C.C. tragó saliva. -¿Niñas raptadas a las que las hadas crían entre ellas? Luci asintió. -Ángela es una niña encantada. Por eso ha regresado entre los suyos y ha cambiado de aspecto; por eso se ha cargado a Patrick y también pretendía hacer lo mismo contigo. Es cruel, insensible e inhumana. Además, te ha hechizado. ¿No has visto que, una vez conseguido su propósito, ha cambiado de imagen y se ha convertido en un hada de pies a cabeza? C.C. hubiera deseado cerrar las orejas y no oír de la misma manera que se cierran los ojos para no ver, pero le era imposible no escuchar las acusaciones de Luci. Y lo peor era que cuadraban bastante. Era tan frustrante reconocer que la única chica que le había besado de verdad era una encantada insensible…, que sintió ganas de llorar. Luci lo tomó de la mano cariñosamente. -Yo te desencantaré, yo conseguiré que la olvides. Vamos. Luci era Mirior, Luci era peor que Ángela, pero se sentía tan solo y

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

desconcertado que no tenia fuerzas para desarsirse de su mano. -¿Adónde? -A nuestro mundo. Lejos de aquí. Antaviana, sin embargo, no pensaba lo mismo. -Yo no me voy si el hada violeta. Luci intentó apaciguarla. -Por favor, Antaviana, comprende que corremos peligro. -Ja de jamón, ja de Jabugo, ja de jamás. Jamás me iré de aquí sin mi hada. Antaviana se enfurruñó y luego sonrió con malicia. -Y vosotros no podéis salir sin mi ayuda. Luci palideció y C.C. entendió que Antaviana tenía la clave del regreso. C.C. mostró sus cartas acusando con el dedo a la miserable pequeña chivata. -Me da lo mismo quedarme aquí. Tú me denunciaste a la policía. Si regreso, me enchironan. Luci, la pacífica Luci, echó fuego por los ojos. -¿Eso hiciste? Antaviana tembló y se empequeñeció. Luci la agarró con fuerza por los hombros y C.C. temió que la descoyuntase. -No tenía otro remedio. Me torturaron- chilló Antaviana. Luci la zarandeó. -Traidora. Miserable. C.C. se interpuso entre ambas. -Haces una declaración exculpatoria y ya está. -¿Excul.. qué?- se extrañó Antaviana.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

416


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Luci se puso en acción. -No hará falta. Yo también estaba y declararé a tu favor y en su contra. Antaviana protestó:

417

-¡No puedes, no serás capaz! -Claro que sí- dijo Luci con fiereza. Luego teatralmente, miró a C.C. A los ojos-: Me necesitas. C.C. tragó saliva dos veces. Estaba en una encrucijada muy, muy difícil. Necesitaba a Luci para declarar a su favor, necesita a Antaviana para salir de la colina encantada, pero por encima de todo necesitaba a Ángela, a su Ángela, y esa última necesidad era superior a las otras dos. Se aferró a un clavo ardiendo. -este bien- y se dirigió a Antaviana-: Te conseguiremos el hada violeta, pero tú nos tendrás que decir como salir de aquí. ¿Vale? Antaviana, asombradísima, abrió la boca enorme. -¿La has visto? -Pues claro. Antaviana saltó y palmoteó como una niña. Luego tomó a C.C. de la mano y lo arrastró. -Vamos, vamos, rápido. -¿Adónde? -Ya verás. Acompañada por los trinos de los pájaros nocturnos, Antaviana comenzó a saltar entre las raíces enrevesadas del sendero, intuyendo con precisión cada recodo, cada arroyuelo, cada hoyo.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-¡Venga, seguidme!- gritó una voz clara. C.C. se había quedado noqueado. ¿Cómo era posible que Antaviana supiese orientarse en un laberinto de follaje mejor que el, un elfo nocturno nivel 20? Seguramente por pura potra. Ya se sabe, los ingenuos y los temerarios suelen salir triunfadores de las pruebas más difíciles, puesto que no calibran los peligros y pasan por encima de ellos. Pero no. Antaviana frenó en seco ante un peligro totalmente invisible que sólo ella detectó. -Cuidado- les advirtió. Y señaló delante de ella. No había nada y, sin embargo, al acercarse un poco mas vieron una enorme telaraña plateada que les impedía el paso. Estaba sujeta a los troncos de dos gigantescos sauces y su hilo baboso era un delicado trabajo de pasamanería que combinaba las más exquisitas formas geométricas. C.C. tuvo un escalofrío. ¿Qué tipo de tejedora de ocho patas había conseguido aquel prodigio? La gigantesca araña descendió por su hilo finísimo y se detuvo ante los tres. C.C., nervioso, tanteo la mano en busca del ratón. Tenia que eliminar ese engendro horroroso. ¿Dónde demonios estaba la tecla suprimir? Por su parte Antaviana, en absoluto impresionada, se dirigió a ella con una sonrisa en los labios. -Salud, señora Gorgel. Yo y mis amigos querríamos pasar por su jardín. C.C. había oído hablar a dragones en sus correrías de hunter, pero Gorgel fue su primera araña, y le sorprendió lo chismosa que era. -Qué ilusión, forasteros. Explicadme, explicadme. Se dice que Finvana esta acabado, que su régimen le esta poniendo de tan malhumor que hasta su caballo

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

418


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

le desobedece y que Oonagh quiere retarlo en la calbagata de esta noche. Antaviana abrió los ojos. -¿Esta noche? ¿La calbagata es esta noche? -Pues claro, querida. ¿De donde sales tú? Hace siete años que no se habla de otra cosa. Antaviana se llevo una mano a la boca. -Claro. Por eso no hay nadie ene el bosque. La señora Gorgel se ofendió. -¿Y yo? ¿Yo no soy nadie? Antaviana rectifico inmediatamente: -Nadie ruidoso y liante. -Los pixies, los tánganos, los trasgos y los phookas se fueron a ver la calbagata y me dejaron sola. Luci intervino: -No podemos pasar, regresemos. La señora Gorgel se molesto. -¿Acaso no soy de tu agrado, querida niña? ¿Acaso te repugnan mis patas peludas y mis ojillos burbujeantes? Pues siento decirte que a mi me repugna tu carne sonrosada y fofa y tus pelambres estropajosas que luces en esa cosa redonda y deforme que llamáis cabeza. Luci dio instintivamente un paso atrás y se agarro a C.C. haciéndolo tambalearse. La señora Gorgel dio ocho pasos al frente. Era tan alta como Luci y tan fuerte como un buey. C.C. se había restregado los ojos tres veces y estaba tan asombrado que, de haberle pinchado, no le habrían encontrado

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

419


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

sangre. ¿Estaba realmente en un lugar mágico donde los animales hablaban y los habitantes de un bosque encantando asistían a una calbagata convocada por unos reyes desterrados que reinaban en una corta de seres fantásticos? La señora Gorgel acerco una de sus patas peludas a su rostro y lo rozo. -Este humano tiene mejor color que los otros. Es algo más parduzco. ¿Cómo te llamas, hijo? -C.C. -Que nombre tan extraño. Contéstame a una sola pregunta y te dejare pasar. Antaviana se enfado. -No, por favor, señora Gorgel, no tenemos tiempo para acertijos, tenemos prisa y queremos ver la calbagata. -Marchaos y dejadme a este muchacho para hacerme compañía. C.C. se vio perdido e hincho el pecho. -Esta bien, responderé a su pregunta. -¿Prometes decirme la verdad, solo la verdad y nada mas que la verdad?silabeo la horrible araña. -Lo prometo. -A ver, querido, háblame de la familia real irlandesa. ¿Cuál es la dote de la hija del rey? ¿Esta ya prometida? C.C. sintió como las gotas de sudor le resbalaban por la frente. Si le decía la verdad se enfadaría. Si le mentía seria peor. -Siento comunicarle, señora Gorgel, que Irlanda es una republica y que no hay familia real. Con el rabillo del ojo estudio la manera para salir zumbado. Pero la señora

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

420


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Gorgel aplaudió entusiasmada con sus ocho patas. -Fantástico, muy bien, una respuesta honrada. Creías que me enfadaría contigo si me decepcionabas, pero fuiste valiente y afrontaste la verdad. Podéis pasar. Me gustan los humanos curtidos y sin pelos en la lengua. Antaviana se apresuro a tirar de ellos tan pronto como la señora Gorgel abrió una puerta en su telaraña y los invito a atravesarla. Fue un salto brusco a otra dimensión. Cambiaron la luz, la vegetación y la fragancia de las flores. -Es un atajo- confeso Antaviana. Y efectivamente, en unos segundos se encontraron ya en las lindes del bosque inundadas de voces, gritos, risas y cantos. Luci y C.C. palidecieron, pero Antaviana los obligo a continuar sin inmutarse. -Nadie os hará nada. Caminad conmigo. Siguieron obedientemente a Antaviana y, a pesar del recelo, la creyeron y funciono. Pronto se incorporaron, como un afluente, en el lecho principal de otro camino concurridísimo. Ante ellos, centenares de duendes de todos los colores y tamaños se dirigían hacia un mismo lugar entonando canciones y compartiendo comida y bebida. Caminaban contentos, bromeando y haciendo alarde de sus poderes mágicos. Ninguno de los excéntricos personajes reparo en ellos. Se cruzaron con una partida de trasgos vetustos y leñosos que se ponía la zancadilla, hasta que uno de ellos cayó en medio del camino y ahí se quedo, durmiendo, mientras que una bandada de pixies, impacientes y mutables como las crisálidas, se acercaba jugando y transformándose en serpientes y ardillas treparon sobre sus cabezas y los adelantaron. -Por favor, vámonos de aquí_ suplico Luci asida a C.C.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

421


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Curiosamente C.C. comenzaba a disfrutar del paseo. -Son inofensivos. Luci no estaba de acuerdo y vigilaba de reojo a un ejército de ruidosos enanos armados con mazos y con cara de pocos amigos que, de vez en cuando, sin motivo aparente, golpeaban el suelo y provocaban enormes grietas. -Eso es lo que tú crees. En cualquier momento pueden conjurarse todos a la vez contra nosotros. C.C. estaba sorprendido de que el perverso Mirior fuese un cobarde. -¿Por qué hay tantos?- pregunto Luci. Estaba encogida de miedo e intentaba pasar inadvertida entre la bulliciosa multitud que los iba empujando y arrastrando. -Son los invitados a la calbagata. Todos quieren verla, llevan esperando siete años- les aclaro Antaviana. C.C. hubiera dado cualquier cosa por llevar consigo una cámara fotográfica. ¿Era verdad o estaba soñando? Se sentía optimista. Estaba viviendo el momento más emocionante de su vida y no habría tenido ocasión de vivirlo de no haber conocido a la chica más fantástica del mundo. -¡Mira!- le señalo Luci mostrándole la inquietante silueta de un castillo de esbeltas torres rodeado por una gruesa muralla defendida por ocho torres almenadas. -¡El castillo de Knokma!- balbuceo C.C. -Apresurémonos, la calbagata empezara dentro de poco- los incito Antaviana. Y C.C. imagino la regia calbagata mágica avanzando por el puente levadizo del castillo.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

422


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-¿No será peligroso?-musito Luci. Antaviana se dio cuenta que sus compañeros se lo estaban pensando y no la seguían. -Vamos, venid, nos convertiremos en ellos y no nos reconocerán.

Transcrito por Angyspider.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

423


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 45 Marina.

E

l castillo estaba lleno a rebosar de actividad. Desde los aposentos reales adonde había sido conducida por el protocolario Diancecht, Marina se asomaba curiosa a través de

las rejas para poder contemplar la abigarrada multitud que se daba cita dentro de las murallas. Además de damas y cortesanos, vasallos y guerreros, escuderos y sirvientes, por el patio de armas pululaban las más diversas criaturas: enanos deformes, pixies verdes y mohosos, simpáticos leprechauns, terroríficos trolls, enigmáticos elfos, hadas y duendes de todos los colores formas y tamaños gesticulando, riendo alborozados y contemplando con expectación los preparativos para la gran cabalgata. Trovadores y juglares amenizaban con sus relatos y su música el tedio de la espera, y saltibanquis, equilibristas y acróbatas hacían las delicias de los más jóvenes. Algunas familias llevaban semanas acampadas a las puertas del castillo para no perderse la llegada de los jinetes.

A la luz de las antorchas la guardia real resplandecía con sus armaduras bruñidas, y los cornetas, sin descanso, iban anunciando con solemnidad la procedencia de las damas y de los caballeros portadores de su estandarte.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

424


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Todos los jinetes eran hijos de reyes y venían de lugares remotos para unirse a los Daoine Sidhe. Eran recibidos con gritos de admiración y cada nuevo corcel que se incorporaba a la comitiva era más bello que el anterior. Parecían ligeros como el viento, tenían el cuello arqueado, el pecho ancho y los ollares vibrantes, eran de fuego y llamas, lucían herraduras de plata y bridas doradas. -- Vamos, no te quedes embobada—la apremió Diancecht. Marina descendió del arcón sobre el que se había encaramado para contemplar el curioso espectáculo. -- Disculpad mi atrevimiento. Son unos corceles maravillosos—dijo con un mohín vergonzoso que resultaba seductor. -- Estáis disculpada – se apresuró a aclarar Diancecht --. Nuestra raza de caballos no tiene parangón, los criamos en las cavidades de nuestras colinas y cabalgamos para la fiesta de la cosecha cada siete años. El rey Finvana os ha reservado una joven yegua baya muy veloz, la distinguiréis por sus herraduras de oro. -- Será un placer cabalgar en un animal tan noble – respondió Marina. Estaba francamente sorprendida. Las palabras y los gestos le salían solos, sin buscarlos, e invariablemente eran correctos y elegantes. Nunca hasta esa noche se habia inclinado tantas veces, había sonreido con tanta intensidad y había bajado los párpados con tanto estilo.

El sonido de las lanzas repiqueteando contra el suelo anunció una presencia real. --¡Finvana! – exclamó Diancecht.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

425


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-- ¡Finvana! – anunciaron los cornetas. -- ¡Paso a Finvana! – exigían la guardia real y el portador del estandarte. -- Inclinaos ante Finvana, el monarca de los Tuatha De – le ordenó al

426

chambelán. Marina rozó la cara contra el suelo en una reverencia tan intrincada como forzada. Nadie le dijo cómo ni de qué forma debía hacerlo, pero le salió bien a la primera. El hechizo de Lilian era poderoso. -- Podéis levantaros, bella milesia – tronó un vozarrón real. Marina se alzó ágilmente, aunque mantuvo inclinada la cabeza con la mirada puesta en los tejidos de las alfombras que cubrían las losas. Sólo acertaba a distinguir las reales botas de gamo y se fijó en que los reales pies eran enormes. -- ¡Miradme! – ordenó Finvana. Marina, como si lo hubieran hecho durante toda su vida, fue levantando lentamente su cabeza y, al fin, al alzar la barbilla con una sonrisa arrebatadora, se dirigió al rey mirándolo a los ojos: -- Majestad, aquí me tenéis. Leyó la mirada de Finvana el efecto que produce el fuego en la mantequilla. Lo había derretido. Ése era el resultado devastador de las miradas y las sonrisas de Ángela. Diancecht intervino presto dirigiéndose al rey. -- ¿Es de vuestro agrado? Marina no necesitaba la confirmación real. Sabía perfectamente que se lo había metido en el bolsillo. Era fantástico ser ángela, todos caían rendidos a sus pies.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Pero en lugar de alabar su belleza, sus modales y su simpatía, el comentario del rey fue bastante mezquino. -- Fantástica, arrebatadora. Oonagh se pondrá verde de envidia. Y a pesar de que el comentario fue como una coz en el estómago, MarinaÁngela sonrió fingiendo sentirse halagada por las palabras de Finvana. Ella misma se avergonzó de sus hipocresía cuando comentó: --Señor, no merezco tantos halagos. -- Los merecéis, los merecéis, ha valido la pena la larga espera. Lilian tendrá su recompensa. A ver, mostradme esos dientes. Marina, sintiéndose un caballo, abrió la boca y dejó que su hilera blanquísima de dientes deslumbrara a su majestad. Posiblemente Marina se hubiera resistido a ser considerada una mercancía, pero Ángela se comportó con docilidad. --Perfectos. Y ahora, si me permitis, podemos ensayar unos pasos de baile.

-- Con sumo gusto, majestad. Y Marina, que jamás había pisado una pista de baile y que no distinguía un vals de un chachachá, ofreció su mano a Finvana y giró como una peonza sin marearse y se lanzó a improvisar unos complicadísimos pasos de danza amenizados por extrañas piruetas y múltiples reverencias cortesanas. Todo ello sin desonancias, con un estilo exquisito, sin confundir ni una sola vez la derecha con la izquierda ni pisar zapatos de su majestad. Finvana sonreía de oreja a oreja, encantado con ella. --Maravillosa, la mejor bailarina de la corte. Oonagh rabiará hasta morir. Diancecht, azorado se apresuró a interrumpirlo para ultimar el protocolo.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

427


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-- Bien, ahora escuchadme, está todo preparado para vuestra llegada. Tenéis poco tiempo. Deberéis salir por la puerta principal, desfilar sobre la alfombra verde que conduce hasta vuestros caballos y montar en ellos con la ayuda de los escuderos. Luego, al sonido de los clarines, encabezaréis la cabalgata. Marina no tembló, no se asustó, no sintió ahogo ni pánico. En lugar de rechazar tamaña responsabilidad, colocó su mano sobre la mano que le ofrecia Finvana, recogió su falda con la otra y caminó con elegancia bajando las empinadas escaleras sin caerse ni dar un mísero traspiés. Al salir al patio de armas quedó anonadada por el recibimiento enfervorizado de la multitud que los estaba esperando. Les lanzaron ovaciones, pétalos de flores y puñados de arroz. Dos escuderos sujetaban por las bridas a los dos caballos que abrirían la gran comitiva. Por un instante, sólo por un instante, Marina se acordó de que ella no había montado nunca a caballo y temió caerse de bruces, pero una mano blanca se introdujo en su mente y borró inmediatamente ese pensamiento negativo. Montó en su yegua baya herrada de oro con la agilidad de una amazona, tomó las riendas con prestancia y, tensando su mano derecha para dominar el miedo del animal, golpeó suavemente su cuello con la mano izquierda y susurró unas palabras al oído de su montura. -- Tranquila, bonita. Probablementek, si se hubiera visto, se hubiera admirado de ella misma, como lo hacían los miles de espectadores que la ovacionaban. Al son de los clarines Finvana y ella, majestuosos, golperaon levemente los flancos de los animales para iniciar su trote suave. Y en esos precisos instantes hizo su aparición la reina Oonagh.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

428


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Los clarines enmudecieron, la multitud contuvo la respiración y todos los ojos se posaron en la reina rubia, vestida con sus propios cabellos, a lomos de Airmid, su yegua blanca, con las crines trenzadas de flores. Oonagh, altiva y orgullosa, lucía tan sólo una diadema de pétalos niveos en su cabeza coronándola como la reina absoluta de la noche. El silencio, sin embargo, estaba motivado por la presencia que la flanqueaba. En un alazán blanco como la nieve cabalgaba un joven de cabellos de fuego y de ojos azules igual que los lagos de las montañas. Finvana frenó en seco su negro corcel y Marina a punto estuvo de perder el equilibrio y hacer el ridículo más espantoso de su vida. No podía apartar la mirada del acompañante de la reina Oonagh, que, con la misma expresión arrogante, se dirigía hacia ellos dos. Era Patrick.

-- ¡¿Qué hacéis interrumpiendo mi cabalgata?! – rugió Finvana. --Nuestra cabalgata, querido esposo. Os recuerdo que si vos sois el rey, yo soy la reina – puntualizó Oonagh. -- ¿ Y ése?—señaló con desprecio Finvana refiriéndose naturalmente a Patrick. -- ¿El humano? -- Si. -- Es mi acompañante, cabalgará a mi lado y será mi bailarín. -- ¡No lo acepto!—gritó Finvana, enfadado por la osadia de la reina. -- Peor para vos. Os recuerdo que una milesia cabalga a vuestro lado—replicó Oonagh sin perder la compostura y señalando a Ángela con desprescio.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

429


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-- Ésa es una tradición – se defendió Finvana. -- Yo voy a inagurar otra: la reina también cabalgará junto a un humano – contraatacó su esposa. -- De ninguna manera. No lo permitiré – resistió Finvana sin dar su brazo a torcer. Marian desvió su mirada de la real pareja, ya que una mano cosquilleaba su pierna. Era la mano de Patrick, que, disímuladamente, se inclinó sobre ella y le susurró: -- Reluces como un grano de trigo entre estiércol. Desearía ser una avecilla silvestre para mordisquearte y saborear tu dulzura. Marina se mareó. ¿Había oído bien? O sea, ¿había entendido correctamente lo que acababa de soltarle Patrick? Eso parecía o, al menos, la lengua era inteligible, aunque el mensaje quizás estaba algo descodificado. Le sonrió y él, con una caída de ojos digna de un galán del siglo pasado, añadió como guinda: -- Mi tartita de limón preferida. Efectivamente, había oído bien. Patrick decía cursiladas del tamaño de un camión cisterna. Si Robertito, su primer noviete del cine, le hubiese dicho esas cutreces, le habría frotado el pan con chocolate por la cara hasta hacerle sangrar por la nariz. Pero prevaleció su lado angelical y fue muy conmiserativa en su respuesta. -- Eres tan adorable como un flan casero – hablaba con una sabiduría ancestral dictada por el embrujo al que estaba sometida. Patrick súbitamente descolocado, meditó sobre el sentido oculto y metafórico

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

430


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

de la comparación, pero le pudo su lado procaz. -- Efectivamente, en tu presencia me siento tembloroso y esponjoso como un flan. Marina estaba a punto de echarse a reir, pero su hipocresía la llevó a pronunciar una frase que incitaba al malentendido:

-- Ardo en deceos de conocer tu receta. Patrick a punto estuvo de lanzársele encima. Afortunadamente, Ángela lo detuvo. -- Compórtate, somos invitados de los reyes, les debemos lealtad y respeto. Efectivamente, si al lío real le añadían sus entente, los reyes serían capaces de cortarles la cabeza a ambos. Patrick quizás fuera cursi, pero no tonto, y se contuvo. Mientras tanto, Diancecht, el chambelán, había puesto las cosas en su sitio. -- Los reyes deben cabalgar juntos en cabeza. -- ¿Cómo?—tronó Finvana, indignado, mientras Oonagh sonreía segura de su triunfo. -- Majestad, conteneos. Todo el reino bajo las colinas está pendiente de vos. -- Por eso mismo. Yo no cabalgaré con ÉSA. Diancecht cuchicheó en un aparte con el rey. -- Es una gravísima cuestión de Estado. Finvana arqueó las cejas. -- No me convenceréis.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

431


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-- La reina tiene sus partidarios y comienzan a estar descontentos. -- Eso no es cierto – replicó Finvana. -- Mirad, mirad la guardia de la reina. En efecto. Los semblantes ofendidos de los guardias de Oonagh no auguraban nada bueno. -- ¿No pretenderás que me crea que Oonagh está dispuesta a destronarme? Diancecht asintió sin mucho convencimiento y Finvana comenzó a sentirse en falso. -- ¿Soy el rey, no? Diancecht continuó con su táctica de frontón. La duda rebotó en la cabeza real. -- Bueno, ya sé que Oonagh es muy sibilina y que tiene su camarilla de aduladores, pero yo llevo la corona. Diancecht no dijo ni que sí ni que no, con lo cual Finvana respiró profundamente y susurró: -- Simplemente se trata de que Oonagh desfile conmigo. ¿Es eso? -- Sí, majestad. -- Bien, pero quiero que se deshaga del bailarín. -- Me temo que para deshacerse del bailarín exigirá condiciones. -- ¿Cómo cuáles? -- Que vos hagáis lo mismo con vuestra bailarina. -- De ninguna manera. -- En ese caso.. ¡que los humanos desfilen juntos en segunda linea!- voceó cansado Diancecht. Oonagh, impaciente, se adelantó.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

432


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-- Acepto. Finvana acabó por ceder de mala gana. -- Pero advierto que abriré el baile con la milesia. Oonagh, victoriosa, avanzó erguida y con la mirada brillante y se situó a su lado. Diancecht dio las órdenes oportunas a Marina y Patrick. -- No adelantéis a sus majestades bajo ningún concepto, guardad las distancias. Luego dio la orden a los clarines. Y con renovado brío la larga cabalgata se puso en marcha y fue abandonando lentamente, en un interminable goteo, los recintos amurallados. Mil cuatroscientos corceles trotando con una gema en su testera que relucía como una estrella, mil cuatroscientos jinetes cabalgando soberbios con mantos verdes orlados de oro, casco dorado en la cabeza, grebas doradas en las piernas y cada uno con una lanza dorada en la mano. Marina, emparejada junto a Patrick, le devolvía elegantemente su sonrisa y mantenía la compostura y el encanto. Su presencia despertaba gritos de admiración a su paso. Todos saludaban a la milesia y al humano. Patrick no podía disimular su satisfacción y le hizo una confesión vergonzosa: -- Soy tan feliz como la golondrina al regresar a su nido. Marina sintió ganas de vomitar, pero Ángela – la muy hipócrita—sonrió betíficamente y comentó: -- Que sensibilidad. Me has puesto la piel de gallina. Y continuó devolviendo sonrisas y agitando su mano para saludar a sus admiradores. A medida que la cabalgata iba adentrándose en el bosque para iniciar el largo trayecto nocturno, Marina iba dándose cuenta de la responsabilidad que

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

433


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

comportaba ser perfecta. No podía decir lo que pensaba, no podía permitirse un desliz, no pasaba en absoluto inadvertida… -- Eres simplemente perfecta. Tan perfecta como un copo de nieve – susurró

434

Patrick. Y al levantar la vista para agradecerle hipócritamente su piropo, sus ojos se desviaron hasta fijarse en un apuesto paje que la contemplaba fijamente desde las ramas de un árbol. Tenía los ojos negros y ardientes y no le quitaba la vista de encima. Parecía … no, no podía ser C.C.

Transcrito por Angyspider.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 46 C.C.

A

hí estaban tan acaramelados como siempre, el uno junto al otro, secreteando, sonriéndose, comiéndose con los ojos. Y además hacían buena pareja. La nueva Ángela, más fría y

señorial que su Ángela, congeniaba estupendamente con el fornido irlandés disfrazado de guerrero medieval. Descubrir a Patrick vivo suponía un alivio – puesto que Ángela dejaba de ser una asesina en serie como intentaba hacerle creer Luci -, pero le confinaba de nuevo a su eterna posición de vértice del triángulo. Siempre en el borde, siempre a punto de caerse y romperse la crisma. Sobraba. C.C. se sentía como un gusano. Ya había visto bastante y juraría que Ángela también le había visto. La cabalgata se prolongaba durante kilómetros y avanzaba lujosa y cansina, regalando colores a la vista, impregnando el bosque de esencias y perfumes salpicando la noche con crujidos de sedas y brocados. En los silencios se oía la música del trote de los caballos. Era la cabalgata nocturna más hermosa que un ser humano hubiera contemplado jamás. C.C. se repetía que más de un friki se

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

435


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

hubiera cortado las venas para presenciarla y que otros jamás llegarían ni a soñarla, pero él, en lugar de extasiarse con el espectáculo, se torturaba mentalmente reproduciendo una y otra vez la imagen de Ángela y Patrick desfilando, el uno junto al otro, embobados. ¿Por qué estaba desaprovechando su momento? ¿Por qué rebobinaba y apretaba constantemente el play para visualizar la misma escena? ¿Era masoquista? ¿Estaba celoso? ¿Por qué se tuvo que encaprichar de la más original de todas las chicas? ¿Qué hacía allí, en primera fila, disfrazado de paje y oculto en la muchedumbre de seres mágicos, sintiendo clavársele una rama de fresno en el trasero, temiendo por su cabeza y torturado por el hambre y los celos? ¿Qué hacía contemplando a una hipócrita traidora que lo echaba de su lado y caía rendida ante los halagos del primer tonto con músculos que le susurraba una gilipollez al oído? Luci y Antaviana, al descubrir a Ángela cabalgando junto a Patrick, se habían puesto como locas, pero él no podía compartir su excitación. - ¡Patrick está vivo! - ¡Ángela lo ha embrujado! C.C. ya no tenía ganas de defender a Ángela ni de abogar por su inocencia. Se descolgó de la rama, se sacudió las briznas de hojas que se le habían quedado prendidas de las medias y se despidió a la francesa. - Yo me abro. - ¿Adónde vas? – preguntó inmediatamente Luci.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

436


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Si algo le fastidiaba de Luci era esa obsesión por controlarlo. - Donde no me encuentres. – respondió de mala manera y con ganas de ofenderla.

437

- A buscar a Lilian – respondió Antaviana por él, dando por supuesto que el resto de la humanidad se desvivía por concederle sus caprichos. C.C. no desmintió. Le daba palo pelearse de nuevo con Antaviana puesto que sólo ella (o eso parecía) conocía el camino de regreso. Aunque oyó los pasos de Luci siguiéndolo, no se giró ni se dio por aludido en ningún momento pero, a la primera de cambio, zigzagueó entre la multitud, se confundió entre los miles de caras extrañas, cambió ciento ochenta grados su dirección y despistó a Luci. Se dirigía al castillo, le había fascinado su construcción y sentía curiosidad por fisgonear en sus rincones. Tal vez hubiera una biblioteca donde pudiera obtener un plano del territorio, tal vez hallara a un mago o a un estudioso que le aconsejara sobre la mejor forma de salir de la colina. Lo que tenía claro, clarísimo, era que durante el tiempo que permaneciera en compañía de las hadas no debía comer nada. Cualquier comida que ingiriese le ataría irremediablemente a ese mundo. Tal y como suponía, el castillo estaba absolutamente abandonado. Nadie en las torres de vigilancia, nadie en el puente levadizo, nadie en las almenas de la muralla, nadie en las escalinatas, nadie en los aposentos, nadie en las cocinas ni en la sala de banquetes. Paseó por sus dependencias con total tranquilidad,

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

husmeó dentro de los arcones donde se guardaba la ropa y la vajilla, levantó los jergones de paja donde las cucarachas hacían sus nidos y abrió alacenas atestadas de tarros de miel y especias exóticas. En las largas mesas de roble estaban dispuestas las copas y las escudillas de metal para el gran banquete y en los rincones de la gran sala habían quedado abandonados laúdes y arpas, los instrumentos para amenizar el baile nocturno que se celebraría tras la cabalgata. Y sin embargo, en ningún lugar había ningún objeto parecido a un libro, a un mapa o a un plano. Subió escaleras arriba y fue investigando sala tras sala hasta que en los aposentos localizó una alcoba con aroma a Ángela. Ahí debía de haber descansado, ahí debían de haberla maquillado y peinado, y tal vez en esa cama con dosel se había tendido un instante para dormitar. Olfateó como un perro en busca de más indicios y las voces le pillaron a cuatro patas y con la nariz sobre la alfombra. En un acto reflejo se echó al suelo, rodó sobre sí mismo y se escondió bajo la cama. Al poco rato, oyó las voces de Lilian el hada púrpura destacando entre el revoloteo de alas: - Oonagh es una traidora vil, una miserable ladrona, una usurpadora… gimoteaba el hada púrpura depositando con sumo cuidado la ropa del baile para Marina que les había entregado Diancecht. - Pronto se cansará de él, mi señora – objetó Lilian disponiendo un bonito centro floral. - Y cuando se canse de él lo enviará al Averno. ¿Te crees que no la conozco?

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

438


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

- Podéis intentar pactar con ella. - Lo sabes tan bien como yo. Oonagh no tiene palabra y es vengativa, obsesiva y rencorosa.

439

- No me lo recodéis. – gimió la pobre Lilian. - ¿De qué te quejas? Por el momento has salvado tu cuello. Finvana está encantado con tu Marina. - Ángela. - Las dos sabemos que es Marina, una tramposa que se hace pasar por su hermana. - Tenía que salvar a mí niña. - Ángela no es tu niña, tu niña desapareció. Ángela te fue confiada para la ceremonia de hoy, y en lugar de cumplir con tu palabra le has enviado al rey a una impostora que en cualquier momento nos puede poner en un aprieto y provocar la ira de Finvana. - Fue idea vuestra, señora, no me abandonéis ahora. - Estoy arrepentida. Te ayudé con la condición de que tú me proporcionaras a ese apuesto bailarín, Patrick. - Ese embrollo no fue culpa mía. Yo lo hice todo para preservar la vida de mi pobre Ángela. Sabéis que ninguna muchacha ha vuelto jamás al mundo humano, Oonagh las envía al Averno.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

- ¿Y no te da pena Marina? – objetó el hada púrpura. - ¿Acaso no te inspira un poco de compasión? Lilian calló.

440

- No la conocía, no quise conocerla ni encariñarme. - Pero ahora ya la conoces. - ¿Y a vos? ¿No os da pena a vos? – se defendió Lilian. – También sois mi cómplice, vos me distéis la idea, me ayudasteis a embrujar a mi pobre Ángela. - ¡Chiiist! Si Finvana se enterase nos exiliaría a las dos. - Oonagh estaría encantada de tener esa información. – musitó, asustada, Lilian. - Oonagh, la más ambiciosa, envidiosa, vengativa y cruel de las mujeres. ¿Por qué se encaprichó de mi bailarín? – gimió de nuevo el hada púrpura. Lilian silabeó: - Se merecen que le corten la cabellera. El hada púrpura estaba realmente furiosa. - Tienes razón. Lo único que deseo es que Oonagh pierda a Patrick y de paso la cabellera. Lilian y el hada callaron. Se oían sonidos rítmicos y taconeos, alguien subía velozmente la escalera.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

- Deprisa, se acercan las doncellas de Oonagh. Las hadas revolotearon por la ventana y salieron precipitadamente.

441 C.C. se quedó donde estaba, paralizado, noqueado. ¿Había oído bien? ¿Ángela era en realidad Marina? ¿Ángela o Marina estaba en peligro? ¿Y quién era Ángela entonces? Reptó con cuidado, sacó la lengua a una rata insolente e iba a ponerse de pie cuando tuvo que volver a esconderse puesto que dos doncellas entraban furiosas en los aposentos reales en ese instante. - La odio, la odio con toda mi alma. - Chiiist, no grites Miah, Oonagh tiene espías hasta entre las piedras. - Me da lo mismo. No me importa nada, nada, ha hecho que me pierda el mayor acontecimiento de los últimos siete años. Siete años soñando con la cabalgata y en el último minuto me encarga el veneno para la milesia. No la soporto. - Si sirves a Oonagh tendrías que saber que sus caprichos siempre interfieren en sus deseos. - ¿Y tiene que deshacerse de la milesia hoy mismo? La señora dice que no quiere que se siente a la mesa junto a Finvana ni que baile un solo baile con él. C.C. , horrorizado, sacó la nariz de debajo de la cama y vio cómo una bonita muchacha rubia que respondía al nombre de Miah gimoteaba y depositaba una bandeja sobre la mesilla.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

- Sus razones tiene. A ti tampoco te gustaría que tu esposo te ridiculizase. - Pues que se divorcie. - Muy bonito, entonces se queda sin trono. - ¿Y te parece bonito envenenar a todas las pobres muchachas a las que Finvana engaña y luego entregarlas a la corte oscura? ¿Te parece bonito eso? - No me gustaría ser una de ellas. - No hace falta tener mucha imaginación. Piensa únicamente en esa tal Ángela, una chiquilla de dieciséis años, extranjera, inocente, que cree que ha sido invitada a presidir una cabalgata y a inaugurar un baile, pero que ignora todo lo que traman sus reales majestades a sus espaldas. - Miah, tu cumples órdenes. - Pero tengo las manos manchadas. - Ya sabes lo que ocurre si desobedeces… - A veces tengo deseos de desobedecer. - No lo hagas. - No lo haré, soy cobarde y me acuerdo de la pobre Emer. Si hubieras visto cómo la lanzó al pozo. Miah dejó caer una lágrima en recuerdo de su amiga Emer. Luego, ambas estuvieron en silencio unos instantes contemplando su pequeña puesta en escena.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

442


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

- ¿Tú crees que lo probará? - Naturalmente. Creerá que es una gentileza del rey y se hartará de fresas, de miel y de cerveza fresca.

443

- Pobrecilla. - Anda, vámonos y no lo pienses más. C.C. no necesitó ni un segundo más para saber lo que debía hacer. Lo malo, lo complicado era que el suelo comenzaba a llenarse de ratas que le olisqueaban las botas y se iban acercando cada vez con más descaro a su nariz. ¡Mierda!

Transcrito por Morena.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 47 Marina.

E

staba satisfecha, orgullosa y resplandeciente. Ser Ángela era una experiencia ultraterrenal. El amor de las multitudes, algo de lo que nunca se había alimentado, le producía un hartazgo

dulzón. Las sonrisas y las miradas de admiración y de deseo eran empalagosas. Aunque tenía que reconocer que también cansaban. Hubiera querido no acusar ninguna flaqueza, pero en aquellos momentos estaba un poco dolorida y bastante hambrienta. La reina Oonagh le había ofrecido unos higos deliciosos, pero el rey, con todo el morro que otorga la realeza, los había rechazado en su nombre. ¿Dónde estaba Lillian? Le estaba fallando de nuevo. Quería saber qué sucedía con Ángela. ¿Ya estaba restablecida de su enfermedad? ¿La había librado de su maldición? ¿Y Patrick? ¿Qué pasaría con Patrick? Ella no lo había metido en el ajo y éticamente no sabía si Patrick era responsabilidad suya. Se dijo que no, que Patrick era el novio de su hermana, que Lilian quien lo atrajo hacia el bosque y que ya estaba bien de cargar con todos los mochuelos. "Marina, ése es un pensamiento egoista y mezquino", se reprochó en silencio. Y se dio cuenta con estupor de que estaba discutiendo consigo misma y de que su otro yo, el YO angelical, la culpabilizaba de su carácter insolidario.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

444


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

¿Era Marina? ¿Era Ángela? ¿Quién era? ¿Estaba enamorada de Patrick? ¿Le parecía un cursi relamido? ¿Deseaba huir? ¿Deseaba quedarse y ser admirada y venerada? Horror. Nunca hubiera creído que fuera tan angustioso sufrir una crisis de identidad. Necesitaba a Lilian para saber quién vivía dentro de ella y quien mandaba en sus decisiones. Pero Lilian no hizo acto de presencia en ningún momento. Se tuvo que entender con el altivo Diancecht, que hasta pretendía colarse en sus aposentos. -Dejadme sola unos instantes, por favor, necesito unos minutos de intimidad rogó sosteniendo la puerta contra el chambelán, que a su vez empujaba desde fuera. -Os acompañarán vuestras doncellas -insistió el pesado cortesano. -No las necesito, muchas gracias, me basto y me sobro. -Insisto, el protocolo de una dama exige que sea atendida por sus doncellas. ¿Es que no entendía que quería estar sola? ¿Tan difícil era eso de entender? Marina, de repente, sacó un golpe de genio inopinado. -Me importa un pepino el protocolo. Dicho lo cual, cerró la puerta en las narices del sorprendido Diancecht y se llevó las manos a la boca abrumada por ese ataque de genio que le había sobrevenido sin avisar y que era más propio de Marina que de Ángela. Hizo bien en taparse al boca. El espectáculo era sobrecogedor. El suelo estaba cubierto de ramas muertas y antes de que pudiese gritar -a pesar de que no era su especialidad-, otra mano vino a sumarse a la suya y una voz familiar susurró a su oído.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

445


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-No grites, no digas nada, soy C.C. Te quitaré la mano de tu boca enseguida, pero, por favor, no me delates. La mano que a había sujetado se aflojó y Marina se giró lentamente sin acabar

446

de creérselo. ¡Era él! ¡Era C.C.! Quiso lanzarse a sus brazos y besuquearlo, quiso decirle que lo había echado de menos locamente, quiso decirle que lo veía por cada rincón, en cada sombra, en cada mota de polvo, pero en lugar de eso, sonrió castamente y bajó los ojos. -Me alegro de verte. C.C. estaba muy nervioso, observó que no sabía cómo poner las manos y que la miraba de un modo extraño. Probablemente su belleza lo había dejado anonadado. -¿Quién eres? -preguntó C.C. con franco asombro. Marina se hacía la misma pregunta, por si acaso respondió con astucia. -Soy yo. -Vi como te hechizaban y cómo te trasformabas. ¿En quién te has convertido? -Digamos que en... Ángela. Y con la coquetería de Ángela dio una vuelta sobre sí misma. -He quedado favorecida por el cambio, ¿no crees? C.C. calló y Marina, que esperaba un sí entusiasta, se dijo que C.C. era tímido y que a veces los chicos guapos se asustaban de las chicas demasiado guapas, demasiado inteligentes o demasiado simpáticas. -Seas quien seas, escúchame atentamente -simplificó C.C. Marina-Ángela abrió sus ojos azulísimos y se quedó contemplándolo con

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

atención. -Van a por ti. Oonagh quiere envenenarte y entregarte a la corte oscura. Marina ya se lo suponía. -No comerás nada, no probarás ni una gota de agua ni una pizca de sal. Si lo haces, o bien morirás como las ratas o bien quedarás prisionera de este mundo. Marina asintió anonadada, no creía que el peligro fuese tan acuciante. ¿Acaso no era la protegida de Finvana? ¿Tan poco poder tenía el rey? C.C. continuó con sus intrucciones. -Yo estoy averiguando cómo escapar de aquí. En cuanto lo sepa te enviaré una señal. Estate atenta y desconfía de Oonagh. Marina iba a preguntar, pero C.C. no le dejó le mostró el suelo cubierto de cadáveres. -Esas ratas a probado tu aperitivo el que la reina Oonagh te había preparado. Ahora las vamos a esconder y fingirás que te has comido las fresas y le miel envenenada y que estás indispuesta. La reina Oonagh no te quitará los ojos de encima. Eso nos dará ventaja para contraatacar. ¿De acuerdo? Marina estaba indispuesta de verdad. -Me has salvado la vida -aceptó con humildad, bajando los párpados repetidamente en un gesto angelical que le sorprendió. ¿Estaba coqueteando? C.C. no tenía tiempo para numeritos y la apremió. -Venga, ya, rápido. Venciendo el asco, Marina se remangó la falda hasta las rodillas y, con bastante buen estilo comenzó a chutar ratas muertas bajo la cama. Luego C.C volvió a

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

447


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

colocar la bandeja sobre la mesilla y le indicó que se sentase. -Disimula y finge que estás harta. Sí te excusarás para el banquete. No pruebes nada aunque te mueras de hambre. Marina obedeció sin rechistar y preguntó quedamente: -¿Por qué haces todo esto? -lo dijo con la intención de seducirlo lo dijo dulcemente, con un temblor en el labio superior lo dijo para facilitarse su respuesta que intuyó era tan sencilla como "me gustas" o "estoy loco por ti", y eso sería el preludio de un beso, un largo beso. Y de pronto -Tierra, trágame-, una chica se echó a llorar desconsoladamente. -Hace mil años que marché de mi casa y, aunque supiese donde buscar, no encontraría a nadie de los míos con vida. Otra se le sumó al poco. -Ni yo. Comenzó a cundir el pánico. -No sé mi nombre. -Ni mi edad. -No tengo amigos. -¿Dónde vivía? No consigo acordarme. Marina se fue sintiendo acorralada por los llantos y los lamentos que le hacían más daño que todos los dedos acusatorios y las palabras altisonantes. La chica pecosa tomó la palabra y pidió silencio. -Un momento, un momento. No podemos dejar que nos domine el miedo. Tenemos que pensar con la cabeza, ser consecuentes. Las chicas secaron sus lágrimas. La líder pecosa continuó:

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

448


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-Sólo hay una solución. Lo sabemos todas. Quizás no nos guste, pero tenemos que asumirla. Pro sorpresa agarró a Marina de un brazo y la zarandeó.

449

-Ella o nosotras. Marina comenzó a temblar. -¡Nosotras! -gritaron sin contenerse. Su enfado había acabado con su apatía. -Estábamos primero. Marina intentó desprenderse de la mano de la jefa, pero otras la sujetaron. Se debatió desesperada. -Soltadme, no he hecho nada. Pero un montón de manos como zarpas la inmovilizaron. -¡Cogedla! -Sujetadla. -Que no escape. Entonces si, Marina comenzó a lloriquear. -¡No, no quiero morir!

Transcrito por Martikka.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 48

450

Luci.

L

uci temblaba como una hoja. La frialdad del filo de una espada sobre la piel era infinitamente más angustiante en la realidad que en cualquier juego virtual. Una pequeñísima gota de sangre

resbalo por su cuello y salpico el suelo. - por favor, dejadme, no he hecho nada – suplico intentando enterneces a la reina. Ni loca podía plantearse luchar sola contra el batallón de doce hombres que la habían sorprendido en los aposentos reales y que la rodeaban con sus lanzas y espadas. -dejadla – ordeno la reina Oonagh, satisfecha del miedo que había despertado en su prisionera. Y con un batir de palmas alejo a sus feroces guardias de corps de la espantada Luci. - esperadnos fuera de los aposentos – ordeno.

Transcrito por¿¿¿¿.

Los hombres, uniformados, desfilaron obedientes y las dejaron solas.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-y bien, ahora me explicaras que hacías husmeando en mi baúl. Luci se prometió desconfiar de la reina. Era ese tipo de personajes seductoras y desconcertantes que imponían respeto con el temor. -conocer vuestro secreto. -Mi secreto? – rugió Oonagh – que secreto? Luci cruzo los dedos para que su estratagema surtiera efecto. -el de vuestra hermosura. El semblante de Oonagh se relajo y sus ojos brillaron satisfechos. Había dado en el blanco. Oonagh sucumbía a la adulación. -vuestra fama ha transcendido las fronteras de vuestro reino. -Ah si? Oonagh le creyó a la primera. Tenía un altísimo concepto de ella misma. -y es por eso has venido hasta aquí? -Pues claro, señora. -Y el muchacho también? -Que muchacho? – pregunto luci con franco asombro. -El que tengo prisionero en los calabozos, un paje escuchimizado que dice llamarse Cicerón y que jura haber venido por casualidad.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

451


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Luci urdió una estratagema rápidamente. -OH, gracias por haber recogido a Cicerón. Es mi hermano y me siguió. No sabe siquiera donde esta.

452

-Vaya, vaya, una curiosa familia.. Luci sonrío cautamente, la reina le daba miedo. -y quieres servirme. Luci suspiro- se lo estaba poniendo más fácil de lo que creía. -Naturalmente, pero antes quería enviar a mi hermano a casa, mama sufrirá por el. Oonagh peino sus larguísimos cabellos con delectación. -esto no me había ocurrido nunca. La verdad es que no se si tendré un puesto adecuado para ti. Luci simulo devoción absoluta. -Cualquier cosa que me permita estar muy cerca de vos. -Sabes servir? -Si, señora. -A ver esa reverencia. Luci bajo la cabeza con toda la gracia de que fue capaz. Oonagh carraspeo.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-y … que mas sabes hacer? Luci se puso nerviosa. No podía exhibir sus conocimientos matemáticos ni de informática, pero, en cambio, tal vez pudiera hacer valer sus artes marciales. -se luchar. Oonagh no se lo esperaba. -Como? -Soy luchadora -Toma una espada. -No me hace falta, señora -Cual es tu arma? Luci se lo jugo el todo por el todo. -escondida, si entra uno de vuestros soldado, os la mostrare. La reina palmeo y su capitán de guardia, diligente, se inclino ante ella. -me necesitabais? -Desenvaina la espada y lucha contra la humana. Luci tomo aire y el soldado la contemplo anonadado. -va desarmada, mi señora – objeto. -Ella dice que no

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

453


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-Pero … -Os lo ordeno. El fiel capitán blandió la espada. Luci entrecerró los ojos, dio un salto y golpeo con ambos pies al sorprendido soldado. Su espada salio disparada y, sin apenas darle tiempo. Le lanzo una terrible patada en la cabeza y lo dejo tendido en el suelo. -esas son mis armas, majestad. Oonagh, impasible, lanzo una jarra de agua en la cara del aturdido capitán. Luego repaso a Luci de arriba abajo. -creo que si, creo que tendré un trabajo para ti. Luci simulo felicidad. -gracias, gracias, mi señora. Y sacareis a mi hermano de los calabozos y lo podré llevar a casa de regreso? -Si cumples con tu obligación. -Naturalmente, señora puedo verlo y darle una buena noticia? Oonagh no permitió que le besase las manos. -debes recordar dos cosas: no acepto las traiciones y no soporto los protagonismos. -Seré fiel y discreta, mi señora.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

454


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-Eso espero. En caso contrario. Luci prefirió no saber que ocurriría en el caso de caerle mal a Oonagh. Lo imaginaba.

455

Transcrito por Ana Gabriela.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 49 Marina.

L

a imagen de la gran sala del banquete la dejó sin aliento. Jamás había visto una mesa más grande, más concurrida ni mejor surtida. Al son de los laúdes unos dos mil invitados,

exquisitamente vestidos para la ocasión, se acomodaban en sus sillas de madera y bebían con lasitud el vino que los criados iban escanciando en sus copas. Las damas, con sus níveos cuellos cubiertos de alhajas, reían coquetamente las ocurrencias de los caballeros liberados de sus pesadas armaduras. Sus doncellas la condujeron hasta el lugar honorífico, a la vera del rey Finvana, quien, al verla, asintió con la cabeza felicitándola por su aspecto. Sonaron los clarines y Marina levantó un sonoro ―ooohhh‖ de admiración y envidia, y se sentó con pompa y aplausos. Finvana estaba nervioso y angustiado. --Salud y sonreíd, es lo que se espera de vos. Marina, mareada por los efluvios de los manjares que iban llegando a la mesa y la intensidad de las miradas que se posaban en sus joyas, sus cabellos y sus ropas, obedeció al rey. Su presencia emanaba brillo y color, atraía las miradas y también lo odios… Ángela siempre se sentaba en el centro, su llegad siempre se producía en el momento culminante y por descontado ocupaba el lugar preferencial. Aunque en

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

456


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

esos momentos, en que le picaba la punta de la nariz y todos los ojos estaban posando en ella, Marina lamentó no estar encarnada en la naturaleza invisible de Marina en lugar de llamar la atención en la naturaleza refulgente de Ángela. En la mesa se podía palpar la expectación que causaba el retraso de la reina Oonagh. Todos los súbditos estaban ansiosos por presenciar otro combate real. Los enfrentamientos de sus majestades, además de hacer las delicias de los corrillos cortesanos, comenzaban a dividir a los seguidores de unos y otros. La reina había ganado muchos puntos con su atrevimiento y los cortesanos iban cayendo rendidos ante su coraje. Y una vez más la reina arrasó. Un rumor sordo precedió su llegada y a su paso se impuso el silencio. Oonagh, vestida de seda carmesí, arrastrando su larguísimo cabello como un manto dorado, y calzaba de oro y perlas, avanzaba asida del brazo de Patrick, más apuesto, más alto, más pelirrojo que antes. El color brillante de sus ojos y sus pupilas dilatadas hizo pensar a Marina que tal vez también fuera víctima de un encantamiento. Marina, daba su experiencia, calculó que para simular naturalidad la reina Oonagh debía de haberse probado más de mil ropajes. Diancecht, viendo avecinarse la catástrofe, había dispuesto un sitial de honor para la reina y su acompañante en la cabecera opuesta de la mesa, lejos del rey y su ira, así Finvana estaría a salvo de las pullas de su hiriente esposa. Marina, con un optimismo fingido, se dispuso a ser conciliadora. --Qué bien, majestad. Oonagh está lejos y no podréis oírla. Pero Finvana estaba sumido en un estado autocompasivo próximo a la depresión. --Peor, mil veces peor. La veo y, como la conozco, sé lo que está pensando y lo

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

457


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

que está diciendo. Su presencia es humillante, y la de ese mequetrefe también. Marina se quedó sin argumentos. --Olvidaos de ella. --Imposible. Es una altanera y no acata mi autoridad. Y es que Oonagh lo había descolocado con su ropa atrevida, su porte altivo y su joven bailarín. Por eso chasqueó los dedos al sirviente, que se acercó con la primera bandeja de plata repleta de codornices asadas. --Servidme una docena. --Pero majestad, hay muchos otros platos –se permitió objetar el lacayo. --Tengo hambre. En efecto, Finvana tenía mucha hambre. Hambre atrasada de un mes de régimen y hambre de agravios. El deshonor, con la barriga llena, dolía menos, o eso creía él. --Majestad, ¿no os dará una indigestión? –objetó Marina con estudiada exquisitez. --Lo único indigesto de esta mesa es mi esposa Oonagh. Así, haciendo oídos sordos a unos y otros, fue atracándose de todos los manjares que iban desfilando ante sus codiciosos ojos. Finvana masticaba y masticaba, engullía y engullía, tragaba y tragaba, sin responder a nadie, sin hablar con nadie, sin atender a nadie. Marina, liberada del control férreo del rey, paseó su mirada por la sala. Aburrida por no poder comer y nerviosa por lo que se avecinaba, iba calculando diversas posibilidades para burlar el cerco real y escapar de ese lugar. Por la puerta, imposible; estaba vigilada por la guardia. Las ventanas eran casi

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

458


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

inexistentes, y si C.C. tenía razón, cualquier movimiento suyo sería aprovechado por los sirvientes de Oonagh deseosos de envenenarla y entregarla a la corte oscura. Además de la mirada inquisitiva de Oonagh, descubrió a una dama que no le quitaba ojo de encima. Tenía un aspecto diferente a los demás cortesanos; no era rubia ni esbelta, no era elegante ni etérea. Era un tipo Luci, ciertamente tenía el pelo de Luci, la nariz de Luci, los ojos de Luci, las tetas de Luci… ¡Era Luci! ¿Qué hacía Luci ahí? ¿Cómo había entrado? ¿Por qué no le advirtió C.C. de que Luci también había ido a parar al reino de los Tuatha De? Luci le sonrió con disimulo, se acercó con una bandeja y le susurró al oído aprovechando una reverencia: --Mantente muy atenta a cualquier peligro. Si Oonagh te ataca yo te sacaré de aquí. --Gracias –susurró Marina. --Cree que trabajo para ella y es muy peligrosa. Era un alivio saber que contaba con aliados. C.C. le había prometido ayuda, pero había desaparecido misteriosamente. --No te fíes de nadie. ¿Me oyes? De nadie –insistió Luci--. Oonagh va a por ti. Marina asintió. --Ni siquiera te fíes de tu hada –añadió--. Está aliada con ellos. Marina se estremeció. Tendría que haberlo supuesto. Lilian le había fallado en demasiadas ocasiones y su actitud esquiva y miedosa ya la había decepcionado en los momentos cruciales. Había sido incapaz de aconsejarla, de protegerla, de

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

459


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

enfrentarse a sus enemigos y de sacarla de los atolladeros más difíciles. ¿Dónde estaba Lilian cuando fue secuestrada y conducida al parque? ¿Dónde estaba Lilian cuando los pixies la torturaron y se burlaron cruelmente de ella? ¿Dónde estaba Lilian cuando estuvo a punto de ser lanzada al pozo del Averno? Luci tenía toda la razón, sería mucho mejor alejarse de ella y confiar a partir de ese momento en C.C. y Luci. Luci se esfumó discretamente y al cabo de poco una dama se acercó a ella, la saludó con un gesto y se sentó a su vera. Mariana dio un respingo y se apartó inmediatamente. --Tranquila, soy yo. Se sorprendió por el todo familiar de su voz, de su acento. --¿Lilian? Efectivamente. Lilian se había transformado en una hermosa joven de su misma altura. La reconoció por sus ojos violeta. --No comas nada. Puede estar envenenado –le susurró quedamente. --Gracias –respondió fríamente Marina. --Y ten cuidado con la humana que se ha acercado a ti hace unos minutos. --¿Luci? –preguntó Marina con desconfianza. --Sí. Luci. --¿Qué pasa con Luci? --Trabaja para la reina Oonagh. Marina sintió cómo se encendía algo dentro de ella. Lilian, la cobarde y mentirosa, la advertía sobre una amiga que se había infiltrado en el castillo para sacarla de ahí.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

460


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

--¿Y…? --No la creas. --Gracias por advertirme –respondió sin excesiva simpatía. En esos momentos Patrick y la reina Oonagh reían escandalosamente, a propósito, para enfurecer más y más a Finvana. Y lo consiguieron. La reina lanzó una significativa mirada hacia Marina. Esperaba verla caer redonda de un momento a otro, pero Marina no satisfacía sus deseos; por eso afiló su lengua y la convirtió en objeto de una pulla hiriente. --¿No creéis que vuestra milesia no come ni bebe porque no tiene modales? La mesa se iluminó con sonrisas que animaron a la reina a continuar con sus mordaces comentarios. --Tal vez no sepa con qué mano alzar la escudilla. Muchas caras se giraron sin ningún disimulo hacia Marina y criticaron su postura y su forma de sentarse. --O tal vez no se fíe de la cocina de su majestad el rey y tema que la envenenen. Las risas de los invitaos atronaron la sala y Marina creyó morir. --Comed algo –masculló el rey. --Me es imposible tragar ni una pizca de sal. --Me ponéis en ridículo –se quejó el rey retirándole el poco afecto que le tenía. Marina no podía creerlo. --Majestad, no puedo comer nada. Me siento indispuesta. Finvana, mezquino como pocos, la acusó con el dedo índice. --¿Sois tan absolutamente egoísta que solamente pensáis en vos? ¿Y yo? ¿Y mi

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

461


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

reputación? --Pero… --Comed, es una orden. Al levantar la vista topó con doscientos ojos clavados en ella observándola, controlándola, midiéndola. Dejó de respirar ara ver si así pasaba inadvertida. Pero no. Era demasiado evidente. Era Ángela no podía ser invisible. La voz de Oonagh rompió el silencio: --La milesia no obedece a su majestad el rey. Eso es desacato. Entregádmela y le enseñaré lo que es el respeto. El rey pateó el suelo con rabia gritando a Marina: --¡Comed! --Majestad, os lo juro, no puedo comer. El rey, impasible, no tuvo piedad. --En ese caso tendré que entregaros a la reina. Marina, horrorizada, vio cómo Finvana había una señal a la guardia. Estaba tan indignada que no atendía a razones. No valía la pena resistirse más. --¡Esperad, esperad! Comeré. El rey levantó la mano deteniendo a los soldados. --¿Y bien? Marina tomó una pierna de cabrito, la levantó y le hincó el diente. Prefería una maldición feérica a ser prisionera de la reina Oonagh. Masticó el cabrito y le supo a gloria. No tuvo que mentir cuando exclamó: --Delicioso. El rey, satisfecho, hizo una señal a Oonagh.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

462


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

--¿Lo veis? --Lo veo, lo veo. Vuestra milesia me teme a mí y no a vos. Lo cual levantó más risas y decantó las simpatías de buena parte de los

463

comensales hacia la reina. El rey dirigió una mirada oblicua a Marina y la acusó sin palabras de sus repetidos fracasos. Marina no podía comprender cómo siendo Ángela podía pasarlo tan mal. ¿Acaso no le salían siempre bien las cosas? Tras los asados de cabrito, lechones y pollo rezumantes de grasa, aderezados con clavo, pimienta, comino y jengibre y acompañados de coles, cebollas, judías y crujiente pan de cebada, llegaron los postres dulces y empalagosos. Nueces, miel, membrillos, tartas, hojaldres y mazapanes alegraron la mesa de su majestad. Finvana no perdonó un solo plato y, tras los setenta y dos de rigor del banquete, comenzaron a sonar los laúdes y se creó una gran expectación. Era el momento del baile. --¿Estáis preparada? –preguntó el rey limpiándose los reales morros con el dorso de la mano. Los cortesanos, alegres y ahítos, se pusieron en pie y abrieron un pasillo para que Finvana y su bailarina desfilasen entre ellos y se situasen en medio del salón. Marina tembló de emoción. Había llegado su momento, su gran momento. Puesto que no pudo cabalgar junto al rey Finvana en el honroso primer puesto de la cabalgata, abriría el baile de la corte de los Tuatha. De con él y la reina Oonagh tendría que callar la boca y aguantarse. Ya en pie observó a hurtadillas

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

que su majestad no la secundaba. ¿La había dejado sola? ¿Se negaba a bailar con ella? Un murmullo inundó la gran sala del banquete. Marina giró la cabeza y comprobó horrorizada cuál era el motivo del rumor. Finvana no podía levantarse de la silla. Su barriga le pesaba tanto que cada vez que intentaba ponerse en pie caía hacia atrás. Lo probó en tres ocasiones. A la cuarta, resoplo y con evidente malestar, desistió. La hilaridad fue tal que el castillo retumbó de carcajadas. La más sonora, hiriente y cruel fue sin duda la de Oonagh, que casqueó los dedos e invitó a su juglar a componer una canción. Ni corto ni perezoso, el músico rasgueó el laúd e improvisó.

Lamentémonos, señores, de la crueldad de esta mesa que provoca mil dolores, mil trastornos, y le pesa al bueno del rey Finvana, que comió con mucha gana.

Ahora su barrigota, motivo de chirigota, le impide dejar la silla y bailar con la chiquilla.

Finvana no calculó

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

464


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

que lo que tragó lo hinchó.

Larga vida al rey Finvana

465

antes gran cabalgador, luego, rey volador y ahora, triste, gordo como una campana.

Los estallidos de las risas sonaron como globos reventados por los picotazos de una bandada de cuervos. Marina apenas podía creerlo. ¿Ése era su gran momento? ¿Habría sufrido y pasado por todas sus penalidades para acabar convertida en la pareja de un rey bulímico y gordo incapaz de bailar? ¿Ésa era su gran misión? Finvana intentó infructuosamente ponerse de pie de nuevo, pero Diancecht se colocó a su lado. --Dejad de comer, dejad de hacer el ridículo e inaugurar el baile con un gesto elegante. Así fue. Con un movimiento ambiguo invitó a los comensales a bailar sin él. Merina quería morirse. ¿Y ahora qué? Diancecht se adelantó y extendió una mano. Por fin un caballero se dijo encantada Marina, pero ante su sorpresa, Lilian, el hada violeta, dio un paso adelante y aceptó la invitación del chambelán. ¡Oh, no! Marina se sintió morir. Hasta el chambelán pasaba de ella. Efectivamente, Diancecht y Lilian, hermosos en su resplandor feérico,

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

avanzaron solemnes pisando la alfombra verde destinada al rey, hasta dos lanzas se cruzaron en su camino obligándolos a detenerse. Revuelo, roce de seda, expectación y gran sorpresa. Los esbirros de la reina cerraban el paso a Diancecht para permitir que Oonagh, junto con su bailarín, avanzara por el pasillo opuesto y se situara en medio del gran salón. Diancecht avisó a la guardia del rey, pero en ese instante un batallón de élite de la reina irrumpió en la sala creando un gran desconcierto. Todos los soldados a una desenvainaron sus espadas y en una rapidísima estratagema desarmaron a la guardia real y alzaron sus lanzas contra el rey y sus cortesanos. Diancecht se desgañitó dando órdenes y cuando intentó utilizar su magia fue demasiado tarde. La reina lo había privado de poder. --Haced algo –gritó Finvana con la tez violácea, a punto del ahogo. --Es inútil, majestad –objetó el fiel chambelán señalando las hojas de las espadas desenvainadas que loa apuntaban desde todos los puntos del círculo--. La reine nos tiene rodeados y ha desarmado a vuestra guardia. --¡Traición! –gritó el rey--. Soy Finvana, vuestro rey. ¡Obedecedme! Diancecht protegió a la dulce Lilian con su brazo en un gesto más simbólico que efectivo. ¿Qué estaba ocurriendo?, se preguntó Marina muy asustada. ¿Por qué los soldados de la reina los tenían cercados? ¿Era una insurrección? Levantó la vista intentado hallar una salida, un lugar por donde escapar, pero a su alrededor sólo refulgía el brillo de las armas. Oonagh se dobló en una reverencia burlona frente al rey prisionero y luego, ante el estupor de todos los cortesanos, tonó la mano del encantado Patrick,

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

466


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

chasqueó los dedos para dar paso a la música e inauguró el baile. Finvana se puso lila y se llevó las manos al pecho y, aquejado de un ahogo súbito, comenzó a boquear como un pez. Ésa era una humillación mucho mayor

467

que su audaz golpe de Estado. Los nobles conscientes de que la reina tenía la fuerza de su lado, aplaudieron a rabiar y comenzaron a aclamarla. --¡Viva la reina Oonagh! --¡Larga vida a Oonagh! --¡Muera Finvana y sus esbirros! Marina sintió una mano en su mano que la tironeaba insistentemente. Levantó los ojos y su corazón se ensanchó. Ahí estaba Luci indicándole silencio con el dedo y ofreciéndole un pasillo de salvación a través de las filas enemigas. --Ahora es el momento, huyamos de aquí –susurró. Marina no se lo pensó dos veces. Se asió de la mano de Luci y franqueó la muralla de espadas. Atrás dejó a Lilian, Diancecht, el rey Finvana y sus acólitos, confundidos por la osadía de la reina que, tras el baile, se habían apresurado a tomar la corona de la cabeza de Finvana y a colocársela sobre sus rubios cabellos. --Me proclamo reina suprema de los Tuatha De –anunció con pompa. E inmediatamente señaló al rey y su escolta --¡Llevadlos a los calabozos! Era un golpe de Estado en toda regla. --Mañana rodarán sus cabezas –proclamo alegremente. Y su decisión improvisada fue recibida con aplausos y gritos de júbilo. Era lo

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

más emocionante que había sucedido en el reino de los Tuatha De en los últimos dos mil años. Marina no podía creerlo. La reina Oonagh haría decapitar al rey, al chambelán, al hada y a los nobles fieles al monarca. ¡Qué horror! Quizá ella también estuviera en la lista. No tenía madera de heroína, así que corrió y corrió como alma que lleva el diablo sin mirar atrás. Corrió agarrada a la mano amiga de Luci sin atender a las escaleras que descendían, a las lúgubres antorchas que colgaban de las paredes ni a las ratas que se colgaban entre sus piernas. Corrió y corrió hasta la extenuación y, cuando se detuvo y levantó los ojos para tomar aire y agradecer a Luci su providencial intervención, se dio cuenta de que se hallaba en lo más profundo de las mazmorras del castillo, junto al pozo que comunicaba con los Avernos. Allí la esperaba un grupo de esbirros de Oonagh que, sin intercambiar una sola palabra, la apresaron, la alzaron en volandas y, esa vez sí, la mecieron unos instantes sobre el ojo negro de las tinieblas. A sus pies el vacío. Marina sintió el vértigo subiendo por sus piernas y atenazándole el estómago. Pataleó y gritó, pero fue inútil. No podía liberarse de las garras de los soldados y bajo ella se abría el abismo. --Señor de la corte oscura, aquí tenéis vuestro tributo, el que la reina Oonagh os prometió –canturreó el capitán. Marina tembló. ¿La dejarían caer? ¿Serían capaces de lanzar a una pobre muchacha desarmada a ese pozo? --Cobardes –les recriminó. --Un momento, un momento –se oyó la voz de Luci--. ¿No iréis a tirarla ahí

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

468


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

dentro? Marina, rabiosa, gritó: --¡Traidora! En ese mismo instante, una mano helada e invisible le acarició las mejillas, palpó sus ojos, sus cabellos, el contorno de su cara y tapó su boca. --Acepto vuestro regalo –respondió una voz ronca desde las profundidades. Luego, la mano la atrapó y de una brusca sacudida la atrajo hacia oscuridad. Y Marina fue engullida por el abismo.

Transcrito por Nix.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

469


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 50 Marina.

G

lups. Ella no quería tirarla al pozo, no era su intención liquidar a Ángela. Creía que la encerrarían en los calabozos, que sería hecha prisionera… Tal vez la torturaran un poco, sí, pero de eso a

cargársela… ¡Glups, qué fuerte! Luci tragó saliva mientras buscaba argumentos para aliviar la desagradable sensación de haber cargado a una compañera, a una ex amiga. En realidad era inocente, porque cumplía órdenes. Ella era una buena persona, ella ayudaba a las colegas a estudiar para los exámenes de mate, ofrecían chorizo a las palomas y se hacía la cama por las mañanas. Ella era una sentimental que lloraba cuando vía en internet una foto de un cachorrito husky abandonado. Ella era una chica cargada de amor que besaba los geranios de su madre antes de ir al instituto. Tenía tanto amor para regalar a C.C., que le sobraba amor para los animales, las plantas, las cosas y hasta para las amigas. Era una buena chica. Concluyó que tenía la conciencia limpia. Y con estos pensamientos reconfortantes, Luci zigzagueó por los oscuros pasadizos y llegó hasta las mazmorras de C.C. para hacerle saber las novedades. Lo encontró cabizbajo y con la moral hundida.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

470


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

--Cicerón, Cicerón, soy yo, Luci. C.C. no pareció alegrarse por su presencia. Ni siquiera levantó la cabeza. --Tengo una buena noticia. Un destello de curiosidad pareció brillar en las pupilas de C.C. Una esperanza, un asidero de donde agarrarse. --De aquí a poco la reina Oonagh te liberará y podremos regresar al mundo real. Peor C.C, en lugar de agradecerle su intención, su valor y su lealtad, le hizo una pregunta odiosa. --¿Y Ángela? Luci se molestó. Ángela no se merecía su interés que despertaba. ¿Por qué esa mema de plastilina le quitaba el sueño a C.C.? --Lo siento. Ángela ha sido entregada a la corte oscura. No pude impedirlo. C.C. se levantó de un salto con las manos crispadas y los ojos desencajados. --¿¡Cómo dices!? Luci contó hasta diez para responder. Le daba tanta, tanta rabia que tenía que reprimirse para no ponerse a gritar. --La ha palmado. Se ha esfumado por el pozo que conduce al Averno. Ya no existe. C. C. se agarró a los barrotes con rabia. --¡Mentira! ¡Mentirosa! Luci fingió una caída de ojos consternada. --Lo siento mucho. Era una chica fenomenal. Pero nos queda su recuerdo. Será un mito, ya sabes: muere joven y deja un bonito cadáver. Creo que Antaviana le

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

471


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

hizo una foto con su móvil. --Cállate. --Yo puedo consolarte… --¡Vete a la mierda! –fue la grosera respuesta de C.C. Luci se retiró prudentemente para no envenenarlo más. Olvidaría a Ángela, de esa estaba segura, pero de lo que no podía estar segura era de que C.C. se colgase de ella. No era tan fácil. Resultaba duro recibir bofetones…, ella, que era generosa y empática y que estaba dispuesta a ofrecer su pecho a C.C. para llorarse a gusto y lo empapase de lágrimas. Al llegar a los aposentos de la reina para rendirle cuentas de su misión, descubrió que Oonagh tenía la respuesta a sus tribulaciones. --¿Eliminada? --Sí, majestad, eliminada. Cayó al Averno. --¿Lo oyes, Miah? Tú no pudiste deshacerte de la milesia y esta muchacha va y lo consigue a la primera. Luci se apresuró a suavizar la ofensiva frase de la reina. No le interesaba tener a la doncella por enemiga. --Oh, señora, no le quitéis el mérito a Miah. Ella sembró, yo solamente recogí los frutos de su trabajo. Miah le dedicó una mirada de agradecimiento mientras Oonagh se probaba un bonito collar de madreselva. --Estupendo, hoy es mí día de suerte. Acabo de apresar al rey y ya lo he

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

472


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

enviado al calabozo. Mañana le corto la cabeza y pasado mañana me caso con el humano. Se acabó. Toda mi vida soportando sus humillaciones y ahora me doy cuenta de que las cosas son más sencillas de lo que parecían. Miah, acaba ya el bebedizo de amor. Miah vertió el líquido en un preparado y lo agitó. --Aquí lo tenéis, majestad –dijo ofreciéndole un frasco de color verde azulado. Luci supo enseguida que en esa botella radicaba la clave de su felicidad. --¿Un bebedizo de amor? ¿Lo vais a beber vos? Oonagh se rió alegremente. --Jamás. Perdería la razón y la voluntad, quedaría a merced de mis instintos. Luci estaba realmente sorprendida --¿Para quién es? --Para Patrick, mi futuro esposo. Luci se vio obligada a adular a Oonagh. --No os hace falta, sois hermosa y el joven Patrick ya os admiraba. Oonagh era muy caprichosa. --No me conformo. Lo quiero ver rendido a mis pies y escuchar cómo pronuncia mi nombre noche y día suspirando de amor. ¡Era eso! Era precisamente eso lo que Luci deseaba más que nada en el mundo. Y la respuesta a su deseo estaba ahí dentro, a su alcance, a unos centímetros de su piel. Alargó la mano y lo tomo. --Yo misma se lo daré. --¡No! –gritó Oonagh.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

473


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

--¿Por qué? --¡Estúpida humana!, ¿ignoras que cuando el bebedizo surte efecto, la primera persona sobre la que se posan los ojos es la escogida? Luci oyó los ronquidos de Patrick en la alcoba contigua. --Precisamente, majestad, yo lo verteré en sus labios y vos os colocaréis frente a él. La reina suspiró. --Pero no ahora. Lo haremos cuando despierte, de aquí a unas horas. Necesito dormir –sonrió pícaramente--. Luego la pasión podrá más que el sueño. Luci, rauda como el rayo, se inclinó ante la reina con el frasco en la mano. --Lo dejaré entonces en la alcoba del joven Patrick. La reina no detectó malicia en su servilismo. Al revés, reprendió a Miah. --Toma nota, Miah. A eso se le llama iniciativa. Miah se clavo las uñas en las palmas de la mano hasta hacerlas sangrar. Cada vez le costaba más y más soportar las continuas regañinas de Oonagh. --Sí, mi señora, soy una inútil. --Exactamente, mi querida Miah, te has definido a la perfección. Luci aprovechó para escabullirse silenciosamente con el frasco escondido entre sus reflejos. ¡Lo tenía! ¡Tenía el amor de C.C. en un frasco de cristal! Deseaba más que nada en el mundo que C. C. fuera suyo, que comiera de su mano como un corderito y, claro está, que estuviese loco por ella. Con un trago de aquel bebedizo todos sus sueños se harían realidad: a C.C. se le pondría cara de bobo la mirarla y los dos juntos pasearían por las calles de Dublín, jugarían juntos en los cibercafés de Dublín, estudiarían juntos en la academia de Dublín,

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

474


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

se mojarían juntos bajo la lluvia de Dublín, se sentarían juntos en los autobuses de Dublín, harían junto homework juntos en las bibliotecas de Dublín. ¡La felicidad al lado de C.C. era posible! Llevaba demasiado tiempo tras su rastro. Un año jugando con él noche tras noche, guiñándole el ojo con picardía, tonteando y lanzándole indirectas. Un año de aventuras virtuales y mensajes subliminales, hablándose con hombre supuestos y sirviéndose de personajes travestidos. Un año suspirando por él, imaginándolo, descubriéndolo, interceptándolo y finalmente siguiéndolo hasta Dublín. Y cuando estaba a punto de cazarlo, apareció Ángela, una auténtica pesadilla, y se interfirió entre los dos. ¿No sabía que su relación era mucha más profunda y auténtica? ¿No sabía que ella y C.C. habían participado codo con codo en mil raids, venciendo a mil dragones y repartiendo juntos mil botines? Eso era sintonía espiritual. C.C. le pertenecía por derecho. Y mientras reflexionaba sobre todo ello, se iba ratificando más y más en su postura y engrosando los puntos de su autoestima. Ella era lista, hábil, ingeniosa. Había sido warlock, un brujo poderoso. La acción y la brujería eran sus aliadas y el mundo entero, incluido C.C., se rendiría ante ella. Pero a la puerta de los calabozos, la guardia personal de la reina le cerró el paso. --Santo y seña. --Soy doncella de la reina Oonagh y vengo al liberar al prisionero humano Cicerón. --El salvoconducto. --Luci palideció. --¿Qué salvoconducto?

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

475


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

--El que os habrá proporcionado la reina para poder hacer lo que acabáis de decir. --No podemos liberar a ningún prisionero sin su permiso.

476

--Pero tenéis mi palabra. --No nos sirve. --¿No me reconocéis? --No. Luci tragó saliva y estudió la situación. Podía enfrentarse a los dos soldados de la guardia, pero no a los ochos que apostaban a lo largo de los pasillos. En esos momentos, estaban conduciendo a Finvana y a Diancecht a las mazmorras y probablemente se habían activado todas las medidas de seguridad. --¡Dejadme visitarlo al menos! --Imposible. La reina ha prohibido las visitas. Teme que el rey Finvana pueda escapar. Luci se indignó. --Está enfermo, es mi hermano, tengo que darle su medicina –y agitó el frasco ante las narices de los soldados. --Muy bien. Ya se lo administraremos nosotros –respondió el saldado arrancando el frasco de las manos de la asombrada Luci, que apenas pudo reaccionar. --¡No, no, no podéis! ¡Devolvédmelo! Los soldados cerraron las pesadas puertas antes sus narices y la dejaron horrorizada y desconcertada. Aporreó la puerta con desesperación. --¡Abridme! ¡No podéis darle la medicina vosotros! ¡No podéis! ¡Abridme!

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Inútil. Todo era inútil. Había perdido la oportunidad de su vida. Se dejó caer abatida en el suelo, echa un ovillo, pero su abatimiento duró muy poco. Enseguida levantó la cabeza alertada por los rítmicos pasos de un cuerpo de

477

soldados de la reina que avanzaba en formación hacia ella. --Es ésa de ahí. Detenedla. Luci dio un salto y se puso en pie. ¿Qué ocurriría? ¿Los soldados de Oonagh querían apresarla? Pues lo tendrían difícil; les haría frente. Y eso hizo. Plantó cara a la guarnición y, levantando las piernas con agilidad, consiguió derribar a los dos primero. El capitán, que había probado ya el poder de sus desconcertantes artes marciales, mandó a sus soldados a desenvainar las espadas y la conminó a capitular. --Ríndete y no te haremos ningún daño. Luci oyó un silbido que le hizo levantar la vista. De la Torre Este de la fortaleza surgía una pequeña mano que se agitaba en su dirección. Una cabecita pugnaba por asomar entre las almenas. --¡Luuuci! Luci se frotó los ojos asombradísima. --¡Por aquí! –gritó la vocecilla. Luci dio media vuelta y huyó, pies para qué os quiero, hacia la Torre Este.

Transcrito por Nix.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 51 C.C.

C .... … …

.C. miró con recelo el frasco verde que le ofrecía el carcelero.

--Es vuestra medicina. Tenéis que tomarla. Vuestra hermana, la doncella de Oonagh, está preocupada por vuestra salud.

C.C. alargó la mano atónito --¿Mi hermana? --Sois afortunado por tener una hermana que se preocupa por vos. Mi hermana es una arpía que me ha intentado envenenar en tres ocasiones para heredar el pajar que me corresponde. C.C. no estaba interesado en la familia de su carcelero y se abstuvo de hacer más preguntas. Desde que había sido encerrado todo había sido tan absurdo que la llegada de ese misterioso frasco ya no le alteraba lo más mínimo. Ángela, la increíble Ángela, había sacrificada. Después de eso ya nada le importaba. --Ni se te ocurra probarlo –le susurró una voz a su lado en cuanto los pasos del soldado se alejaron por el pasadizo. Era el chambelán, que se sentaba acurrucado junto a él. --Es un veneno de Oonagh –añadió convencido. Un veneno. A lo mejor ésa era la solución. Un veneno para acabar con todo de una vez.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

478


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

C.C. estaba pasando un mal momento. Tenía la auto estima por los suelos y estaba convencido de que era un desastre que no se sabía desenvolver en la vida real. Su primer intento de heroísmo había acabado burdamente en un calabazo maloliente y atestado de prisioneros que, como él, esperaban su fin de un momento a otro. Luci se había aliado con Oonagh, Ángela estaba muerta y él era menos que una caca de perro. Agitó el veneno y lo acercó a su nariz. Olía a naranja y a piña. Un aroma apetecible. ¿Y si daba un trago, cerraba los ojos y la palmaba? Lo malo era que en el mundo real no tenía opción a más vidas. Tienes una y va que chuta. Si la perdía, se acababa el juego. --No lo hagas. Siempre hay una escapatoria –volvió a insistir Diancecht. C.C. suspiró y dejó el frasco en el suelo. Las horas pasaban lentas, circulares, monótonas, y se entretuvo contemplando a la chica que los acompañaba en la celda, como hacía Diancecht. Era su único entretenimiento. La chica de los ojos violeta caminaba en círculos topando una y otra vez contra los barrotes de la celda, contra la pared agrietada, con el jergón negro de chinches. Era como una mariposa apresada en una botella revoloteando enloquecida, tratando de huir. A primera vista parecía una chica como cualquier otra, pero sus ademanes eran demasiado gráciles y su piel demasiado nívea. Tenía la blancura y el aroma de los pétalos de las gardenias. C.C. la contemplaba hipnotizado. Estaba seguro de que era la misma hada minúscula que vio en el bosque junto a Ángela. Por algún motivo había quedado embrujada en ese nuevo cuerpo y no podía regresar a su escapatoria anterior. Diancecht intentaba tranquilizarla en vano.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

479


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

--Siéntate, querida, sólo conseguirás cansarte. Lilian señaló a Finvana, que yacía roncando sobre un lecho de paja. --No soy insensible como ese montón de carne.

480

Diancecht se encogió de hombros. --Yo tampoco entiendo cómo puede dormir tan tranquilo sabiendo que mañana le cortarán su real cabeza. Lilian se plantó con los brazos en jarra. --¿Creéis que estoy preocupada por mi cabeza? --¿Por qué si no? --¿También sois de los que creen que las hadas no tienen corazón? Yo soy diferente. Me compadezco de los demás, sufro por los demás –declamó con sentimiento Lilian--. No es mi cabeza la que me preocupa. Diancecht sonrió estúpidamente. --¿Es la mía, entonces? Lilian se desesperó y señaló a C.C. --¿No habéis oído al humano? Oonagh lanzó a la pobre niña al pozo que comunica con la corte oscura. Diancecht no se inmutó lo más mínimo. --Igual que ha hecho con todas las muchachas que han cabalgado con Finvana. Lilian taconeó furiosa. --¿Y os quedáis tan frescos? --Si lo prefieres, lloraré. Lilian escupió en el suelo en un gesto impropio para un hada. --Sois tan cobarde y rastrero como él –gritó señalando a Finvana--. El Señor

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Oscuro sería un digno rival de este bufón. C.C. intervino con cautela. Hacía rato que quería hacer una pregunta que le quemaba la lengua.

481

--¿Está viva? Lilian y Diancecht intercambiaron una mirada cómplice. --¿Ángela está viva en otro lugar o ha muerto? –insistió C.C. Había detectado que existía un secretismo supersticioso sobre todo lo que se refería a la corte oscura. --Sinceramente, no lo sabemos –reconoció humildemente Diancecht. Lilian le dio la razón. --A veces he querido imaginar que esa pobre muchacha continúa con vida, pero es más un deseo que una intuición. --Nadie lo sabe con certeza –admitió Diancecht. --Yo sí –tronó una voz en la oscuridad. Finvana se desperezaba bostezando escandalosamente. --Yo soy el rey y lo sé todo. C.C. supo el rey se estaba echando un farol. --Sois el rey de los Daoine Sidhe, pero no de la corte oscura –objetó. --Pero sé como entrar y salir del Averno, sé lo que ocurre allí dentro --No me lo creo –respondió C.C. con la intención de picarlo y hacerle cantar -¿Qué sabéis? --Lo sé todo –replicó el rey ya completamente despierto. Lilian, dolida, se lamentó: --¿Ah, sí, majestad sabelotodo? ¿Entonces por qué no habíais previsto que

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

vuestra esposa os apresaría y que mañana os cortaría la cabeza? Decidme, andad, decidme. Diancecht se sumó al descontento del hada. --Habéis apurado demasiado vuestras prerrogativas, habéis abusado de la paciencia de la reina, de vuestro pueblo y de la mía. Finvana se enfadó. --¿Tú también, Diancecht? ¿Acaso ya no me eres fiel? Diancecht aplastó una cucaracha con su bota. --Tan fiel que perderé la cabeza por vos y junto a voz. Mañana subiremos junto al cadalso –murmuró con resignación. Finvana se incorporó y se sacudió las briznas de paja. --Eso está por verse. Diancecht chasqueó la lengua. --¿Cómo pensáis impedirlo? No tenemos poderes. Lilian lo ratificó con tristeza. --Oonagh ha anulado nuestra magia. Diancecht añadió el dato definitivo: --Y no esperéis ninguna intervención fortuita. Hemos perdido el ejército. Nuestros soldados se han pasado al lado de la reina para conservar la vida. --Ya sabía que sucedería así. --Si lo sabéis todo, ¿por qué no habéis hecho nada para impedirlo? –le recriminó Lilian. C.C. se sumó a los reproches: --No sabéis nada. No sabéis ni siquiera qué le ocurre a las muchachas que caen

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

482


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

al pozo. --¡Pues claro que lo sé! –saltó Finvana, repentinamente picado--. Sé cómo entrar en el Averno pasado inadvertido bajo la capa invisible, y cómo salir por la cueva

483

del bosque. Soy el rey Finvana. --¿Las muchachas muere o viven? –lanzó C.C. sin andarse por las ramas. --¿Deseas saberlo? –inquirió el rey con malicia. --Claro. Decídmelo –interrumpió C.C. --No me da la gana –se negó el rey frunciendo el ceño. --¿Por qué? --Porque a un rey no se le ordena, se le suplica. --¡Oh, no! Genio y figura hasta la sepultura –gritó Lilian--. ¿Os dais cuenta de que mañana moriremos? Da la oportunidad al muchacho de salvar a mi última niña, si está con vida. El rey Finvana se frotó las manos y luego enumeró con sus rechonchos dedos: --Primero, no tengo ninguna intención de morir en los próximos mil años. Segundo, un rey jamás pierde su corona, aunque le sea vilmente robada. Exijo respeto. C.C. se desesperó. Era un rey tan rematadamente fatuo que disfrutaba jugando a reyes y lacayos hasta en los calabozos.

-Majestad, os suplicó que de digáis si Ángela está con vida en la corte oscura y si es posible sacarla de ahí. --¿A qué sabes jugar? C.C. se quedó atónito.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

--¿Cómo? --¿Qué si sabes jugar a algo? --¿Qué tienen que ver sus habilidades con el juego y la vida de la muchacha? –

484

intervino Lilian. --Como comprenderás, no concederé una información tan valiosa así como así. Si alguien la quiere, como es el caso de este humano, tendrá que ganársela. C.C. estaba en una pieza. --¿Queréis decir que antes de morir seréis capaz de jugar a cualquier juego estúpido? Finvana se cruzó de brazos como un niño. --Yo he puesto mis condiciones. ¿Las aceptas o no? --Majestad, estáis desvariando –dijo Diancecht. Pero Finvana se enfurruñó. --Escoge un juego o la escojo yo. C.C. se rascó la cabeza confundido y repasó mentalmente sus peculiares habilidades. Ni la oca, ni el dominó, ni las damas habían sido nunca su fuerte. El azar y él no eran buenos amigos. Así pues se jugó el todo por el todo. --Ajedrez. Finvana se frotó las manos con delectación. --Estupendo. -¡Oh, no! –gritó el hada Lilian--. ¿No sabes qué es el mejor ajedrecista en el mundo feérico? --¡Juego con las blancas! –exigió C.C., envalentonado y haciendo oídos sordos a las palabras del hada.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Por fin tendrían algún sentido los millones de horas que perdió entrenando con su padre. A lo mejor la vida sí que tenía una dirección oculta que de pronto se revelaba. Loa antiguos griegos creían en el destino y los héroes que querían escapar del suyo daban un rodeo y acababan cayendo de morros. Como Edipo, que se casó con su madre y mató a su padre. A lo mejor sí que había un destino que le atraía como un imán y poco a poco iba adquiriendo sentido las estupideces que había hecho en su vida. ¿Por qué, si no, había tenido un padre obsesivo que había invertido tropecientos mil millones de horas en machacarlo obligándole a memorizar estúpidas jugadas de ajedrez? Diancecht, siempre tan metódico, carraspeó educadamente. --Majestad, me temo que hay un pequeño problema. No tenemos tablero ni piezas Buena observación, pensó C.C. Todo rey idealista debía rodearse de cortesanos pragmático que les mostraran en mundo en su desnuda obviedad. Sin embargo, Finvana le respondió con una mueca burlona, chasqueó y de la nada surgió un hermoso tablero de madera noble con sus cuarenta y ocho figuras talladas en nácar y repujadas en oro. C.C. se frotó los ojos. ¡Qué pasada! --¿Decías? –objetó el rey a su asombrado chambelán. --Pero, pero… --¡Tenéis poderes! –exclamó Lilian hablando por boca de todos. --¿Cómo es posible, majestad? –quiso saber Diancecht. --Porque soy el rey Finvana. Diancecht, henchido de orgullo por las habilidades de su monarca, repiqueteó el

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

485


��� Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

suelo con pompa. --¡Que comience el juego! Y C.C., con la mano temblorosa, abrió su primer peón, Su último pensamiento antes de sumergirse en la partida fue para Ángela. Si estaba viva en alguna parte, él la encontraría.

Transcrito por Nix.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

486


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 52 Marina.

S

e despertó sobre un colchón de plumas con la certerza de que había dormido de un tirón. Se desperezó poco a poco, estirando con lasitud piernas y brazos, y enseguida se arrebujó

de nuevo en la cama tapándose con la colcha, que olía a lavanda. La cabeza hundida sobre el cojín de seda estaba deliciosamente vacía de preocupaciones. Una música de violines le lavaba las penas y mecía su duermevela, y una voz triste, como la de Loreena McKennitt, acariciaba sus oídos oorno un arrullo. Estaba en la gloria. Y de pronto, un sobresalto la hizo incorporarse de su lecho. ¿Estaba muerta? Se pellizco los brazos y sintió un dolor reconfortante. Estaba viva. —Buenos días, querida. —¿Cómo has dormido, cariño? Quienes así le hablaban eran dos chicas risueñas vestidas con túnicas vaporosas. Eran encantadoras y Marina correspondió a su amabilidad con una sonrisa.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

487


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

— ¿Dónde estoy? —preguntó con voz torpe. — ¿Quién eres? —le preguntaron a su vez. —Soy, soy...

488

Estaba aturdida, no recordaba con exactitud su nombre ni lo que le había sucedido, solo tenía el vago recuerdo de una caída vertiginosa y luego, nada. Era horrible. Sabía que tenía un nombre, o tal vez dos, sabía que vivía en algún lugar, sabía que deberí saberlo, pero cuanto más se esforzaba en pensar en ello más espesa se volvía la nebulosa de su mente. —No puedo acordarme —confesó angustiada—. ¿Dónde estoy? ¿Quiénes sois vosotras? Las dos chicas intercambiaron una mirada córnplice que Marina pescó al vuelo y que le hizo suponer que le ocultaban cosas. —No te preocupes —la tranquilizaron a modo de respuesta. —Me siento extraña —formuló Marina. Y era cierto. Su cuerpo era más liviano, sus ideas flotaban esparcidas, sus recuerdos se habían difuminado. —Es natural. No te asustes —musitó una de ellas tomándole la mano. Marina la notó fría e, inexplicablemente, se desasió de un tirón brusco y se encogió abrazándose las piernas con los brazos y cerrando fuertemente los

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

ojos, como cuando estaba asustada. Y al apretar los parpados vio una cara conocida. — ¡C.C.! —gritó de pronto—. ¡Veo a C.C.!

489

— ¿Cómo dices? —indagó una de las muchachas enarcando las cejas—. ¿Te acuerdas de algo? Marina no se atrevió a repetir el nombre, intuía que la sola mención de un nombre constituía un sacrilegio. — ¿He dicho algo? —preguntó abriendo mucho los ojos y haciéndose la loca. Las dos chicas la habian oído perfectarnente. —C.C. —Eso has dicho. —Ah, pues no sé qué quiere decir. —Quiere decir que has visto a C.C. —Piensa en C.C., sea lo que sea —le sugirió la chica con ademán autoritario. Y eso hizo. C.C. aparecía nítido y ése fue el cornienzo; a medida que estiraba de la cuerda de C.C. iban surgiendo otros nornbres, otros lugares, otros referentes. Al cabo de unos instantes supo que era Marina, que había huido de la corte de Finvana y que Luci la había arrojado al pozo. Así pues, tal vez estuviera en el Averno. Un escalofrío le recorrió la espina dorsal, pero no abrió la boca.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Las dos muchachas la instaron a que hablara. — ¿Es un herrnano? — ¿Es un lugar?

490

— ¿Es un nombre en clave? —Piensa. —Piensa. Era un interrogatorio en toda regla. Fuesen quienes fuesen las dos chicas tenía que engañarlas. —No sé, ha sido algo momentáneo, como un fogonazo que luego ha desaparecido. Ahora no recuerdo nada, absolutamente nada. —Es natural —dijeron a guisa de respuesta. Estaban algo más tranquilas. — ¿Por que? ¿Qué me ocurre? —preguntó Marina. Pero las chicas no atendieron a su curiosidad. Al revés, cuchichearon entre ellas y, mientras una retiraba el cabello de su frente como a una enferma, la otra escanciaba una bebida burbujeante en una copa de cristal. —Anda, bebe, esta delicioso —dijo—. Te aliviará.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

No le gustó nada. Adoptaban la misma actitud zalamera que las enfermeras antes de vacunarte. Fuese lo que fuese esa bebida, mejor no tomarla. Dio un sorbo y enseguida tosió aquejada de una tos imparable.

491

—Oh, lo siento, con lo rico que está. Se pasó la lengua por los labios fingiendo lamer la dulzura del licor. —Huuumrnmm. —Anda, bebe un poquito más. —Muchas gracias, he bebido un buen trago y estaba delicioso. Las dos chicas se quedaron en silencio, contemplándola, no parecían tener ninguna prisa. Seguramente tenían todo el tiempo del mundo. La eternidad. Marina se estremeció y observó sus movimientos pausados, tranquilos, su respiración lenta y su mirada vidriosa. Intento imitarlas. Nunca había sido buena en los ejercicios de relajación, normalmente le daba la risa, pero en aquellos momentos no estaba el horno para bollos y se puso a pensar en playas doradas por el sol y chorradas como las que les sugería su profesora de educación física. Tras un buen rato de pasear mentalmente por paisajes amodorrados consiguió ralentizar sus movimientos y que sus mejillas palidecieran. Las dos chicas se mostraron satisfechas. —Eso está mejor.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

—Mucho mejor. Marina se incorporó con cuidado y con semblante dulce asintió. Cuanto menos hablara mejor.

492

——Ya no siemtes ninguna inquietud, ¿a que no? —Pues no —mintió. —No te importa quién eras, ni de dónde venías. Marina tuvo ganas de gritar que sí, que estaba muerta de miedo y que quería salir de allí y regresar junto a C.C. y besarlo. Pero se contuvo. Con ademanes propios de una autómata, se alisó el vestido —En absoluto —coment6 sin comprometerse. Las dos chicas se miraron de nuevo con complicidad y luego palmearon las manos delicadamente. — ¡Venid todas aqui! —-La nueva se ha despertado. —Podéis traer los regalos. Y poco a poco fueron llegando. Marina se vio rodeada de un montón de chicas tranquilas y risueñas que la colmaban de detalles. Le ofrecieron ropa, perfumes y zapatos. —Bienver1ida.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

—Encantada. — ¡Qué guapa! Marina quedó en medio de todas ellas. Calculó que sumaban una cincuentena y que a pesar de sus diferencias tenían un aire de familia. Eran jóvenes y boriitas y parecían algo atolondradas. Quizás fuera por la mirada vidriosa o por los gestos lentos o por el hablar pausado. —Vaya, vaya, así que no sabes dónde estás. Marina echó una ojeada a su alrededor. La sala, de una blancura marmórea, era amplia y espaciosa y sus techos artesonados descansaban sobre robustas columnas de porte dórico. Aquí y allá fuentes gorgoteando agua fresca y parterres rebosantes de blancas gardenias le hacían difícil barruntar si se hallaba en un palacio o un jardín. Y sin embargo, los ventanales acristalados de formas góticas le permitían ver un cielo iluminado de tonos opacos, a medic camino entre el crepúsculo y el amanecer. Se puso en pie y caminó lentamente hasta el jardín y, al mirar el cielo, descubrió asombrada que no había una Luna, sino centenares de ellas. Lunas opacas que iluminaban el jardín como una fiesta de cumpleaños. — ¿Siempre es de noche aquí? —preguntó Marina. —Lo parece. —Eso es lo que aparenta. —Pero cada noche es diferente.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

493


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

—Hay noches más frías y otras más cálidas. —Hay noches con más lunas y otras com menos. —Hay noches de lluvia de estrellas.

494

—Hay noches de cometas. —Hay noches de auroras boreales. —Hay noches de relámpagos. —Hay noches de fantasmas. Todas las chicas hablaban con voz armoniosa y se notaba que querían complacerla. —O sea que vivís siernpre de noche —dijo Marina para resumir. —Vivimos en la noche eterna —dijo una chica pecosa con voz de poetisa—, vivinios la noche de las mil lunas, las constelaciones canibiantes y los sueños hechos realidad. —Bienvenida al reino de la corte oscura —proclamó una muchacha de sonrisa ancha. Marina sintió como se le ponía la carne de gallina, pero disimuló. —Aquí serás feliz si sabes lo que significa esa palabra. —Y si no lo sabes, lo sabrás muy pronto.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Así pues, las muchachas no eran peligrosas. Al revés, le ofrecían su consuelo, su compañía, su amistad. Pero para todo ello, para poder disfrutar de la placidez de la corte oscura, tenía que abandonar sus recuerdos. Recordar era añorar y

495

sufrir. Muy bien, se haría pasar por una más y trataría de averiguar como salir de ahí con discreción y a la chita callando. Si había una puerta de entrada, encontraría una puerta de salida. Mientras tanto procuraría no pensar en todo aquello que la alteraba. Se juró no pensar en C.C., ni en Luci, ni en Mrs Higgins. Ni en Ángela. ¿Ángela? ¡Ángela! Y de pronto se dio cuenta de que tenía la apariencia de Ángela. Y Ángela respondió a su llamada y comenzó a despertar de su olvido. —Gracias por acogerme entre vosotras. Seré muy feliz aquí. Lo intuyo —lo había dicho con estilo angélico. Bien por Ángela. Bien por su otro yo. Entre risas y cuchicheos la desnudaron y la metieron en una bañera burbujeante de agua caliente. Miles de manos solícitas le lavaron el cabello, lo peinaron, le masajearon el cuerpo con fragancias florales, la vistieron con una túnica vaporosa y calzaron sus pies con sandalias de plata. Luego desfiló ante una mesa repleta de manjares y escogió los que su madre, segurísirno, le habría prohibido, los más grasientos, con más calorías y menos proteínas. Comió lentamente, sin ansiedad, pero sin modales, como sus compañeras, que cogían las tartas con las manos y se chupaban delicadamente los dedos untados de nata. Y todo le supo más rico. Luego la

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

invitaron a salir al exterior. —Y ahora a jugar. Quizás porque era de noche, cualquier propuesta tenía un tinte clandestino y excepcional. Imaginó toboganes gigantes, laberintos de juncos y canchas de baloncesto, pero la realidad supero todas sus expectativas. Ante su asombro, el jardín, ese lugar de luces tintineantes y aromas veraniegos, estaba plagado de mesas con enormes paneles. Las chicas, sin precipitarse, fueron ocupando sus lugares predilectos y tomaron posesión de ratones y teclados al tiempo que la invitaban a participar con ellas en sus fantasías nocturnas. Marina se quedó boquiabierta. — ¿Qué hacéis? —Jugar. ¿Juegas con nosotras? Marina balbuceó señalando los paneles: —Pero, pero, son juegos virtuales. —Son juegos —respondió una muchacha con una simplicidad rotunda. —Son un regalo del Señor Oscuro. —Puedes ser el personaje que desees y puedes viajar a cualquier Lugar que se te ocurra.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

496


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Marina fue asimilando lentamente esa nueva maravilla y paseó entre unas y otras abriendo unos ojos como melones y sintiéndose atraída por todos los juegos. — ¿Quieres adentrarte en las mazmorras del castillo de Góndor? — ¿Te apetece beber de la fuente de los secretos del bosque de Lohengrin? ——Anda, siéntate, necesitamos una compañera de aventuras para remar en nuestra canoa de juncos. Nunca le había sucedido nada igual. Nunca había imaginado un paraíso virtual de esas dimensiories ni nunca había tenido ese montón de amigas dispuestas a hacerle un hueco para participar en sus juegos. Al revés, estaba acostumbrada a los vacíos, los silencios, las risitas y los cuchicheos que traducidos significaban: ―tu sobras‖. No se lo pensó dos veces y aprovechó la oportunidad de pasarlo bien. Sin demostrar un excesivo entusiasmo y procurando que no se le arrebolaran las mejillas, ascendió cumbres nevadas, luchó contra orcos feroces y consiguió rescatar el tesoro de la reina elfa. Se divirtió como si cada segundo fuera el último de su vida. Y a lo mejor era así, puesto que todo resultaba tan irreal que tal vez no era cierto. Jugar de noche era emocionante y poco a poco se fue contagiando del gusanillo del juego. Las chicas, en cambio, jugaban sin pasión. Hacía tanto tiempo que vivían en la tibieza del baño maria de la felicidad relativa y que contemplaban el mundo a través de pantallas, que habían olvidado el sabor de

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

497


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

un trago de agua cuando la sed aprieta o el gustazo de sentarse cuando las piernas flaquean. De pronto sucedió algo que rompió ese preludio de felicidad eterna. Una musica chispeante y misteriosa, como un réquiem de Mozart, inundó la estancia. A las chicas se les iluminaron los ojos y Marina se dejó llevar por su alegría. Supo que algo estupendo estaba a punto de suceder. Y no se equivocó. Hechizada por la melodía y siguiendo los pasos de sus compañeras, acudió junto a ellas a una sala tapizada de alfombras y esperó en silencio, como todas. Unos minutos más tarde hizo su aparición un personaje fascinante. Tenía el porte de un príncipe, los ademanes de un caballero y la sonrisa de un seductor. Sus ojos eran oscuros, sus pasos firmes, y su voz como el terciopelo empapado en licor. —Buenas noches. —Buenas noches —le respondieron educaclamente las chicas. —Bienvenida, querida —dijo el recién llegaclo sorprendiéndola. La estaba rnirando a ella, sólo a ella. Marina se sintió desfallecer al notar sus ojos negros fijos en ella. Era el Señor Oscuro, no había ninguna ducla. Su magnetismo la había dejado sin aliento. Todas las chicas abrieron un corro a su alrededor. No, no podía ser. Era imposible que alguien como ella fuese objeto de tanto interés, de tanta expectación. Y justo cuando Marina, rnuerta de vergüenza, rogaba por

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

498


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

volverse invisible, Ángela tomó el relevo. —Buenas noches, mi señor. Celebro que me hayáis llamado junto a vos. He esperado esta oportunidad durante toda mi vida. El Señor Oscuro aprobó su salutación con un leve rnovimiento de cejas y un brillo especial en la mirada. —Encantaclora. Marina hubiera dado media vuelta, pero Ángela levantó los ojos y parpadeó fingiendo sorpresa. —Mi señor, vuestro reino si que tiene el encanto de los palacios antiguos y la alegria de los mundos modernos en continuo fluir. —Radiante. —Mi señor, radiante es la poesía de vuestro palacio y la magia de las pantallas de estos parajes. —Maravillosa. —Mi señor, me maravilla vuestro tino en gobernar con mano de hierro y guante cle seda. Marina percibía como el Señor Oscuro iba dejándose arrastrar por los coquetos gestos de Ángela y sus palabras halagadoras. Y Ángela, en lugar de quedarse quietecita, había ido avanzando, avanzando hasta que estuvo delante del guapísimo príncipe. Entonces se inclinó ante él con una gracia infinita.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

499


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

—Aquí me tenéis, dispuesta a serviros. El Señor Oscuro extendió una mano y la hizo levantarse. Luego la hizo girar sobre sí misma, la observó con detenimiento y al final lanzó un profumdo suspiro. — ¿Por qué habéis tardado tanto? Ángela sonrió con arrobo y practicó dos contundentes caídas de párpados. —Aún no había llegado el momerito. El Señor Oscuro acarició sus cabellos y Marina se estremeció. También tenía las manos frías. —Ahora el momento será eterno —silabeó el Señor Oscuro. Marina pensó que se estaba excediendo y quiso dar un paso atrás, pero Ángela no podía evitar ser pelota y, en lugar de callar, echó más leña al fuego. —Os haré tan feliz que seréis incapaz de calibrar la dicha que os espera. Marina se dio cuenta de que a su alrededor las miradas de las chicas habían ido ensombreciéndose. ¡Oh, no! Ángela era incapaz de ser una del montón, Tenía que destacar, tenía que ser la única. Marina hizo esfuerzos para echar a Ángela de su mente y, por fin, tras un forcejeo mental pudo interverlir: —Mis compañeras son maravillosas, me han acogido como una más. Pero todo había llegado un pelín demasiado lejos.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

500


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

—No es necesario que se queden —musitó el Sefior Oscuro. Y, de golpe, abrió una puerta de grandes goznes. —Regresad a vuestras casas. A partir de ahora ELLA será mi única compañía. El silencio que se hizo em la sala fue espeluznante, pero el Señor Oscuro no pareció darse cuenta. —Podéis llevaros lo que deseéis, mi reino es vuestro y hemos compartido momentos inolvidables. Os estaré eternamente agradecido —luego besó su mano y murmuró con autoridad—: Os espero en la sala real. Dico lo cual se dio la vuelta y desapareció con su música, su magnetismo y su voz de tener. Marina sintió en su carne el frío acerado de la mirada de mil ojos como cuchillas que la hicieron pedacitos. —Eres una arpía. No puede ser que nos haya echado —dejó caer una chica rubia. —Hemos disfrutado del reino de las mil lunas en armonía, durante una eternidad, hasta que has llegado tú—la acusó la muchacha pecosa señalándola con el dedo. Marina, anonadada, dio un paseo atrás e immediatamente todas las chicas estrecharon el círculo. —Eramos felices, pero lo has estrepeado.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

501


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

—Yo no quiero marcharme por tu culpa. —Ni siquiera recuerdo dónde vivía. ¿Lo sabes tú? Dime, ¿io sabes?

502

Marina se achicó. Sus compañeras despertabari poco a poco de su apacible vida llena de seguridades y certezas y su ira estaba más que justificada. ¿Era cierto le que había sucedido? En unos instantes había echado por la borda el presente, el futuro y el pasado de todas esas jóvenes que vivían tan plácidamente. ¿Por qué quiso ganarse la aprobación del Señor Oscuro y pasar por encima de las demás? ¿Por qué tuvo que manifestarse Ángela con su insufrible ego para hacerse notar? ¿Así era como se sentía cuando sacaba buenas netas y desbancaba a sus rivales? Para Marina era una experiericia nueva y desastrosa que le acarreaba mal sabor de boca y una absurda sensación de ser una notas. —Perdonad, le siento mucho, yo no quería que sucediese esto. —Si no querías, no haberlo intentado. —Es muy fácil no querer las cosas y hacer todo lo contrario. — ¿Y ahora qué? Y de pronto —Tierra, trágame—, una chica se echó a llorar desconsoladamente. —Hace mil años que marché de mi casa y, aunque supiese dónde buscar, no encontraría a nadie de los míos con vida.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Otra se le sumó al poco. —Ni yo. Comenzó a cundir el pénico.

503

—No sé mi nombre. —Ni mi edad. —No tengo amigos. — ¿Dónde vivía? No consigo acordarme. Marina se fue sintiendo acorralada por los llantos y los lamentos que le hacían mas daño que todos los dedos acusatorios y las palabras altisonantes. La chica pecosa tomó la palabra y pidió silencio. —Un momento, un momento. No podemos dejar que nos domine el miedo. Tenemos que pensar con la cabeza, ser consecuentes. Las chicas secaron sus lágrimas. La líder pecosa continuó: —Sólo hay una solución. Lo sabemos todas. Quizás no nos guste, pero tenemos que asumirla. Por sorpresa agarró a Marina de un brazo y la zarandeó. —Ella o nosotras... Marina comenzó a temblar.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

— ¡Nosotras! —gritaron sin contenerse. Su enfado había acabado con su apatía. —Estábamos primero.

504

Marina intentó desprenderse de la mano de la jefa, pero otras la sujetaron. Se debatió desesperada. ——Soltadme, no he hecho nada. Pero un montón de manos como zarpas la inmovilizaron. — ¡Cogedla! —Sujetadla. —Que no escape. Entonces sí, Marina comenzó a lloriquear. — ¡No, no quiero morir!

Transcrito por Shuk_hing.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 53 Luci.

A

nte el primer soldado Lucí se remango la falta, descargo su pie contra su brazo y lo desarmo. Tenía la ventaja de la altura que le concedía la escalera, pero los soldados eran

muchos y su solo empuje bastaría para aplástala. Se fue replegando escaleras arriba, perdiendo terreno y retrocediendo peldaño a peldaño. Cuando llego a lo alto de la torre quiso dar otro paso atrás, pero no pudo. Se había metido en una ratonera y no tenia escapatoria. Estaba en lo alto del torreón y tenia a sus pies la angosta escalera de caracol tallada en la piedra, repleta de soldados apostados uno tras otro, dispuestos a luchar eternamente. -rápido, por aquí!! La puerta se había abierto a sus espaldas y una voz conocida la rescataba de esa situación desesperada. -Antaviana! – grito Lucí, enfadada .- por fin Efectivamente. Era Antaviana, vestida de seda y con una diadema de plata en sus cabellos. No se acabaría de asombrar nunca de las apariciones fortuitas de

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

505


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

la pequeña, que en aquellos momentos – y a pesar de lo mucho que la había odiado – le pareció el ser más adorable de la tierra. Antaviana cerro rápidamente la pesada puerta de roble macizo y Lucí la ayudo a pasar dos enormes cerrojos. Para frenar el empuje de los soldados, que ya comenzaban a aporrearla y a emprenderla a codazos y golpes para derribarla. -por que quieren capturarme?- se pregunto Lucí con extrañeza. -La reina Oonagh cree que la has traicionado y que pretendes liberar a los prisioneros. Lucí comenzó a pensar que en el reino de las hadas imperaba la paranoia. -sígueme. Antaviana le indico el único camino posible y Lucí la siguió trepando por una estrechísima escalera, esta vez de madera, que subía hasta lo alto de la torre almenada. Allí, oculto a las miradas ajenas, un pequeño palomar rebosaba de palomas de todos los colores y tamaños que las saludaron batiendo las alas. Antaviana se agacho. Junto a una paloma azul. -pobrecita, estas asustada – y canturreo para ella una antigua canción en una lengua extraña. -Antaviana? Has tomado algo? – se asombro Lucí.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

506


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-Eso mismo me preguntaba yo de ti – ataco Antaviana en su habitual estilo insolente. No es muy normal ir arreando coses como un caballo. -Son técnicas de lucha de artes marciales muy antiguas. Los mones budistas del monasterio Shao-Lin las practican desde hace milenios. -Y un huevo. Son patadas. Lucí recordó que debía ser conciliadora. -te agradezco mucho que me hayas salvado, pero ahora no es el momento de discutir. Tenemos que ir a los calabozos, liberar a C.C. y largarnos. Sin embargo Antaviana no parecía muy dispuesta a la labor. Se cruzo de brazos con insolencia y se puso tonta. -ja, ja de Jabugo. Si te crees que he llegado tan lejos para salir corriendo, estas muy equivocada. Lucí se desespero. En esos mismos instantes C.C. podría haber bebido del filtro de amor y haberse enamorado locamente del rey Finvana o del chambelán Diancecht, por que dejo que el soldado se lo quedase? Por que no lo impidió a tiempo? Y esa niñata caprichosa era capaz de entregarla a la guardia de Oonagh. Jugo su ultima baza. -no querías tener el hada violeta? Antaviana abrió los ojos emocionada. -es lo que mas quiero en el mundo.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

507


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-Yo se donde esta. Antaviana se alboroto. -dime donde. Tengo que verla, tengo cosas que explicarle. Bien, Lucí ya la tenia a su favor. -esta prisionera junto con C.C. -Que? -Mañana le cortaran la cabeza. Antaviana grito: -Quien? -Oonagh. -Eso nunca! Se levanto muy decidida, movió un resorte escondido bajo el palomar e, inmediatamente, una losa junto al muro se deslizo descubriendo un pasadizo secreto perfectamente camuflado en el interior de la torre. -Vamos. Se agarraron a las argollas de hierro sujetas en la pared, y tras accionar otra palanca, la losa volvió a aserrarse sobre sus cabezas. No era fácil. Lucí apenas veía en la penumbra y no sabia por donde poner los pies ni las manos porque tropezaba continuamente con la molesta ropa de doncella. A punto estuvo de

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

508


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

romperse la crisma, pero Antaviana, delante de ella, se sabía el camino perfectamente y la avisaba en los tramos difíciles. Fueron descendiendo con prudencia hasta llegar al suelo y, una vez en tierra firme, Lucí descubrió que el castillo estaba agujerado como un queso de gruyer y que bajo sus salas serpenteaban infinidad de pasadizos y laberintos secretos que se diseminaban en todas las direcciones y se colaban en todos los aposentos. Antaviana encendió dos antorchas que pendían de la pared y entrego una de ellas a Lucí. -corre! Lucí echo a correr con tan mala fortuna que tropezó con su falta y cayo de bruces. Hasta ya, se arranco la falta de un estirón y quedo vestida con unas horrorosas calzas blancas. -por aquí! – oyó gritar a Antaviana. Estaban en las tripas del castillo de Knokma, un lugar laberíntico y desconocido, y se pregunto por un instante como Antaviana podía conocer todas esas cosas. Y de repente, un soplo de aire, quizás una corriente subterránea, apago su antorcha y el dejo sumida en la oscuridad. - Antaviana?- murmuro con miedo – Antaviana?

Transcrito por Ana Gabriela.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

509


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 54 Finvana.

M

iserable bribonzuelo! Lo había engañado con su porte ingenuo y su aspecto de paje analfabeto, pero era un ajedrecista avezado.

Finvana no salía de su asombro. Ese humano mequetrefe, que había abierto juego con las blancas, le estaba poniendo en aprietos. Nunca jamás un humano había conseguido resistírsele más allá de cinco jugadas. En cambio, el paje verde se le había comido las dos torres y estaba a punto de sitiar a su último alfil. Inconcebible. Y mientras tanto él, el gran rey de los Tuatha, únicamente había conseguido matar dos miserables peones. Diancecht, impertinentemente, detuvo su mano. — ¡Majestad! —Diancecht, retira esa mano, ¿no ves que estoy jugando? Pero Diancecht insistió: —Majestad, debéis abandonar la partida. Unas humanas han organizado un rescate y estamos casi libres.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

510


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Finvana levantó la cabeza unos instantes y distinguió a una pequeña humana vestida con ropas de seda besando al hada violeta y a otra grande y fuerte en calzones blancos bordados que peleaba contra un soldaclo de

511

la guardia de Oonagh. Finvana fue rápido en su respuesta: —No me interesa lo más mínimo. Retiraos. Horror. En ese fragmento de segundo acabada de perder su segund0 alfil; no podía permitirse ningún descuido, ninguna distracción. Maldito milesio. Arremetió a ciegas para privarlo de su magnífico caballo y al poco rato se dio cuenta de su error. —Tenéis a vuestra reina muy descuidada ——comentó con tono burlón su oponente. ¿Cómo osaba amenazarle la reina ese ridículo jovencito desnutrido y de piel chamuscada? No. No era posible. Si lo era. Su reina estaba sentericiada. Había sido tan idiota de no reparar en ello. ¿En cuántas jugadas habia conseguido ese jaque a la reina? Era inconcebible. Tenía que concentrarse, recuperar facultades, pensar con calma. Lilian, el hada violeta, también se permitió la osadía de interrumpirlos. —Levantaos, deprisa.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

A espaldas de Firivana se libraba una singular escaramuza entre Luci y unos soldados. Gracias a la ayuda de Diancecht, consiguieron reducirlos y armordazarlos. Pero ni Finvana ni C.C, alzaron los ojos del tablero de tan absortos como estaban con su singular enfrentamiento. —Cicerón —gritó una voz femenina—. Tieries que beber un sorbo de este refresco, te daré. fuerzas. Finvana, irritado, levantó la cabeza y topó con la mirada de la estúpida humana que acababa de interrumpir su reflexión. Llevaba un frasco en las manos. Era la misma que unos segundos antes coceaba a la guardia real. Pero el humano que resporidía como Cicerón, el paje ajedrecista, le sorprendió gratamente. Tenía dos dedos de frente. — ¡Ahora no, Luci! ¿No ves que estoy jugando? — ¿Estás loco? Bebe y vámonos. Antaviana y yo hemos despejado el camino. Podemos regresar a casa esta misma noche. —Jaque mate —cantó Cicerón con voz temblorosa moviendo su reina blanca. Finvana sintió un dolor agudísimo en su autoestima. ¿Le había hecho jaque mate ese intruso subdesarrollado? Pues sí. Era cierto. Su rey estaba caput. Había perdido. Le faltaba el aire, necesitaba aire fresco. — ¿Ángela está viva? ——preguntó entonces su oponente. Finvana boqueaba, sufría un estado de ansiedad preocupante. —No puede ser —murmuró anonadado—. Hace un momento...

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

512


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

El humano le había vencido y ahora le reclamaba su información. No tendría más remedio que dársela. Se dirigió a la chica de los calzones blancos e imploró:

513

—Dame de beber, necesito algo fresco. Pero la humana le negó la ayuda. —Es para Cicerón. Finvana, muy debilitado, superó su crisis respirando lentamente. — Sí, Ángela está viva —masculló al final torpernente. — ¡¡¡Viva!!! —vitoreó el muchacho como loco. Qué estúpidos eran los milesios a veces y que poco conocían a sus mujeres. —Pero no querrá salir —sentenció con resentimiento, reponiéndose de su pánico. — ¿Por qué? —preguntó C.C. con un temblor en la voz. —Preferirá la simulación —remató. Hacia años que visitaba la corte oscura de incógnito y no dejaba de asombrarse por la sofisticación de los métodos del Señor Oscuro. Las chicas que Oonagh creía esclavas o muertas vivían en la felicidad eterna. —Eso ya lo veremos. ¿Cómo puedo entrar en el Averno?

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

—Hay dos caminos, el del pozo y el del bosque. Luego te los mostraré, pero antes explícame tu jugada. Cicerón no era jactancioso y le mostró el tablero. —Ha sido por pura potra, abristeis con la torre, ¿lo recordáis? Entonces comencé mi ataque por el flanco. , La humana se impacientó. —No os iréis a explicar todas las jugaditas... ` Finvana levantó la cabeza enfadado y ordenó silencio. ` — ¡A callar, cotorra! Luci, cuando quería, también podía ser maleducacla. — Cállate tú, gordo. Finvana se molestó muchísimo. —Yegua ruidosa que no sabes más que cocear —susurró antes de levantar las manos y concitar un sortilegio. Luci saltó para derribarlo de una patada, pero Finvana fue más rápido. El encantamiento del rey surtió efecto enseguida. Los pies de Luci cayeron como plomos, puesto que estaban herrados, y la cabeza se le deformo en el acto, le crecieron las orejas, se tornó peluda, sus dientes se desarrollaron y de su boca salió un relincho. Por algo Finvana era el monarca supremo y hacía valer sus artes mágicas.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

514


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Luci no salía de su asombro. Se palpaba la cara con incredulidad y cada vez que deseaba hablar soltaba un relincho. lntentó levantar la pierna pero le fue imposible. Dejó el frasco con el bebedizo de amor junto al tablero de ajedrez e intentó arrancarse la cabeza, como si fuera un añadido, una máscara cle baile o una broma de mal gusto. Pero no pudo. Era su nueva cabeza. Finvana rió y tomó el frasco levantándolo en alto. — ¡A tu salud, yegua! A renglón seguido dio un larguísimo trago para saciar su sed. —Y ahora lárgate y déjanos —exclamó depositando de nuevo la botella sobre la mesa. Y mientras hablaba mirando fijamente a la humana con cabeza de yegua, sus ojos se enturbiaron y creyó entrever la visión de la muohacha más bella que sus sentidos hubiesen intuido nunca. Tenía la gracia de las hadas, la belleza de las reinas y el estilo inconfundible de las humanas jóvenes. Era explosiva, hermosa e inteligerite. Era la beldad más irresistible que nunca hubiese contemplado. Se sentía trágicamente atraído por ella, era su perdición, su locura, deseaba besarla, abrazarla y decirle que la amaba. ¿Cómo no la había visto antes? ¿Cómo podía haberle pasado inadvertida? Aunque ahora ya nunca más podría olvidarla porque nunca más se separarían. Y eso hizo, o eso intentó, levantándose y lanzándose sobre ella con los brazos abiertos y regalándole palabras de amor. La muchacha, asustada e incapaz de defenderse, puesto que no podía levantar las piernas,

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

515


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Salió corriendo horrorizada. Finvana, a pesar de su barrigón y de sus años, salió por los lúgubres túneles de los calabozos en pos de ella saltando alocadamente los escalones de cuatro en cuatro. Sentía como la sangre Bullía en sus venas y estaba deseoso de amar y ser correspondido. ¡Qué simple era la existericia de los dioses y qué complicada se volvía en ocasiones! —Espérame, espérame, amor mío, no me abandones, te quiero con locura...

Transcrito por Marta.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

516


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 55 Antaviana.

A

ntaviana se hizo a un lado para que Luci, convertida en yegua y perseguida por el rey, pudiera escapar a toda pastilla. En realidad le daba lo mismo lo que le pudiera

ocurrir a Luci la empollona, una amiga interesada y manipuladora. En realidad Antaviana no tenía ojos para nadie más que para la chica de los ojos violetas. Era ella, su hada, era el hada más molona el universo y no pararía hasta conseguir que fuera suya y solo suya. Pero pertenecía a Ángela, esa rubia teñida y mentirosa que aún estaba viva en la corte del Señor Oscuro. Pues bien, ya procuraría que no saliese de ahí. Al fin y al cabo era una ladrona que le había robado a su hada, la que le pertenecía por derecho propio. Tenía clarísimo que Lillian se ajustaba perfectamente a ella como unos zapatos del treinta y cinco o una camiseta SX y era una injusticia de tomo y lomo que fuese el hada de una pija. En eso, todos los tribunales del mundo le darían la razón. Fijo. Por Lillian mataría, mentiría, traicionaría y hundiría las bolsas internacionales. Lo supo en cuanto la vio. Tuvo unas ganas locas de arrebujarse en su regazo, meterse el dedo en la boca y dormirse plácidamente arrullada por una canción suya. La oía, la estaba oyendo, si cerraba los ojos oía su vez entonar Duérmete, campanilla y Hadas tristes.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

517


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Pues claro, no hay ningún tonto aquí. C.C. le hacía perder la oportunidad de proteger a su hada, de demostrarle lo mucho que la quería y además era lento de reflejos.

518

-¿Dónde vamos? -quiso saber el friki. Antaviana lo sacó del calabozo, lo condujo a través de los oscuros pasadizos hasta llegar a una sala circular con un pozo en el centro y le pidió que la ayudase a retirar la losa. C.C. empujó con ahínco hasta conseguirlo. -Asómate. -¿Por qué? -Preguntó C.C. con un deje de desconfianza. -¿No querías reunirte con Ángela en la corte oscura? De pronto C.C. dio un paso atrás. -No me fio un pelo de ti. C.C. desconfiaba de ella. Total, por una denuncia de nada. Si era una bobada. -¿Quieres ver a Ángela o no? -Si, pero... -Pues asómate y la verás. Mira, la estoy viendo -gritó ara que picase el anzuelo. C.C. se acercó rápidamente, ansioso por ver a su Ángela, y ése fue el momento perfecto para el empujón. -¡Ahhhhhhhhhhh! C.C. cayó engullido por la nada y se fundió con la oscuridad. Misión cumplida. C.C. ya estaba en el Averno. Lástima que se hubiera olvidado de la cuerda.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Transcrito por Martikka.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

519


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 56 C.C.

D

espertó en la penumbra de un sueño. Se estrujó la cabeza intentando recordar quién era, pero no lo consiguió. No sabía su nombre, ni su edad, ni su procedencia, ni mucho

menos cómo había llegado hasta ahí. Lo despertaron unas manos frías que le retiraron el cabello de la frente. La caricia le produjo un agradable cosquilleo en la nuca. Se estremeció. No tenía frío ni calor, no tenía hambre ni sed. -Hola, bienvenido a la felicidad eterna –le susurró una chica guapísima ofreciéndole la mano y ayudándolo a incorporarse. Al ponerse en pie, dispuesto a dejarse llevar por donde su anfitriona quisiera, se admiró de la placidez clásica de la arquitectura de la sala, de la música celta que regalaba sus oídos y de belleza de las muchachas que, vestidas con gráciles túnicas, le sonreían al pasar. No acababa de encajar las piezas de ese puzle que se completó con un jardín iluminado por mil lunas suspendidas de un cielo cuajado de estrellas. Pero no le importó. De pronto, supo que la felicidad era posible. Avanzó unos pasos incrédulo. Ahí, ante sus ojos de muerto, tenía lugar la ciberparty más genial que ni en la mejor de sus fantasías podría haber

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

520


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

concebido. Un jardín decadente con atrezo de pajarillos y fuentes, repleto de chicas vestidas a lo retro ofreciéndole una silla para compartir sus juegos cibernáuticos.

521

-Hola, ¿quieres jugar con nosotras? Lo que veía y oía era exactamente lo que siempre había soñado. ¿Estaba flipando? No, se dijo. Probablemente había muerto y había ido a parar al paraíso de los frikis, un paraíso repleto de chicas y ordenadores. No sabía dónde escoger ni dónde mirar. Le regalaban sonrisas y pantallas, una combinación explosiva que le ofuscaba hasta el punto de no poder recordar qué planes tenía antes de palmarla. ¿Cómo habían sido sus últimos momentos? ¿Murió de forma natural o violenta? Por más que se devanaba los sesos no conseguía regresar a su tiempo anterior; tenía claro, sin embargo, que era un Friki. Así que aceptó gustoso la invitación de un grupo de rubias que se acababan de enfrentar a una banda de sanguinarios trolls. Le hicieron un hueco y se encarnó en un apuesto dios armado con un mortífero relámpago. Iba ya a empuñar su arma cuando un grito rompió la placidez de la noche. -¡No, por favor, no! ¿Esa voz? Le sonaba, le resultaba familiar, entrañable, y le ponía los pelillos del cogote de punta. Las chicas no se inmutaron y él decidió imitarlas y siguió con el juego, pero de nuevo la voz le sacó de sus ensoñaciones. -¡Esperad, esperad un momento! Y esa vez sí que la reconoció. ¡Ángela! ¡Era la voz de su Ángela! La misma que vestía sus calzoncillos y sabía a pizza y a chocolate. La estaba viendo, la imagen de una Ángela imperfecta con los ojos bicolor y aspecto andrógino le nubló la

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

vista y le produjo un mareo. Toda su experiencia reciente le retornó de sopetón. Era C.C. Estaba en la corte de los Tuatha De, había sido hecho prisionero por Oonagh y luego había caído por un pozo, o, mejor dicho, lo había empujado la enana perversa, y ahora estaba… ¿En la corte oscura? La irrealidad de los rayos lunares y la belleza y simpatía de las chicas formaban parte de una dimensión desconocida. ¿Por qué no? Su cerebro trabajó a la velocidad de un computador. Pues bien, si estaba en la corte oscura y había ido a parar allí siguiendo a Ángela y Ángela estaba en peligro, lo que debía hacer era sacarla del Averno y regresar con ella a la corte de los Tuatha De. -¿Juegas o no? –le animó una de sus compañeras creándole serias dudas sobre su obligación y su deseo. Los ojos de C.C. se iban en pos de las pantallas y las chicas. -¡Socorro! –chilló de nuevo Ángela con su voz impostada. Le necesitaba. Ángela pedía ayuda. Y a pesar de saber lo que tenía que hacer, se hallaba ante un dilema. ¿Ser Friki o no ser? ¿Ser adicto durante toda la eternidad disfrutando de una plácida existencia virtual en compañía de ninfas complacientes, o ser simplemente un humano imperfecto, moral, enfrentado a problemas vulgares y colgado de una pija teñida? -¡Alto ahí! ¡Dejadme! La voz resuelta de su Ángela de siempre lo sacó del atolladero de sus preguntas a lo Hamlet y, sin pensárselo dos veces, se puso de pie, abandonó el paraíso Friki –sin mirar atrás para no caer en la tentación- y se lanzó en pos de la voz. Seguía su impulso y su impulso lo dictaban su sangre, sus hormonas y sus piernas. Corrió y corrió y en su carrera atravesó salas, patios y jardines, y

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

522


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

mientras corría pensaba que sólo tenía sus manos para defender a Ángela. ¿No habría en algún lugar un arma? ¡Que suerte! Ahí estaba, colgada en la pared, esperándolo, refulgiendo para él, con su gema cegadora y su filo deslumbrante, la espada más hermosa que nunca hubiera contemplado. La mano se le fue sola y la tomó por la empuñadura. Era suave como una caricia y se ajustó perfectamente a la medida de su palma. Brazo y espada parecían un mismo cuerpo, un mismo tejido, un mismo miembro articulado. No pesaba, era ligera como el viento y cortaba como un demonio. Era la primera vez que blandía una espada y él mismo se asombró de lo sencillo que resultaba. Tal vez fuera mágica o tal vez esa espada estuviese ahí para que él la cogiese en ese momento preciso. Aguzó de nuevo el oído y siguió los gritos de Ángela cada vez más lejanos. Con la espada en la mano reanudó su carrera hasta alcanzar la voz que lo reclamaba. Pero ante su sorpresa no tuvo que enfrentarse a ningún batallón de soldados curtidos. Ángela era prisionera de un montón de chicas encantadoras que la arrastraban sin contemplaciones por los pasillos de palacio. -¡Dejadla! –ordenó con la autoridad de su bravura recién descubierta y su espada reluciente. -¡C.C.! –exclamó Ángela al verlo. Era ella y no era ella. Sabía que su Ángela se escondía bajo esa apariencia acaramelada, pero le costaba aceptarlo. En cualquier caso se había propuesto defenderla y eso haría. -¡Dejadla he dicho! –repitió blandiendo el arma amenazadora. No vacilaba, no se acordaba, no se escondía tras un ratón ni una pantalla. Las

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

523


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

chicas le obedecieron y soltaron a Ángela, que cayó al suelo con gran estrépito. Inmediatamente, bajó la espada y le ofreció una mano para ayudarla a levantarse.

524

-¿Te has hecho daño? –preguntó solícito. Ángela aceptó su mano, le sonrió y por un instante le pareció que quería lanzarse a sus brazos y besarlo. Pero fue un instante. Enseguida adoptó una actitud distante. Se sacudió el polvo de su túnica y exclamó con enfado u frunciendo la nariz: -Me iban a matar. Las chicas se defendieron. -Pero qué dices. -Estás loca. Ángela, envalentonada en su presencia las acusó. -¿Ah, no? ¿Y dónde me llevabais? -Al pasadizo del bosque. -Para liquidarme. -Que boba eres. -El pasadizo comunica con la colina de los Daoine Sidhe. -Queremos que te vayas. -Si tú no estás, el Señor Oscuro nos permitirá quedarnos. Ángela calló anonadada y C.C. se hizo una composición de lugar y espacio. -¿La estabais ayudando a escapar? Las chicas se miraron entre ellas. No era exactamente su interpretación. -La estamos echando.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-Sobra. Y de pronto, la Ángela altiva y pedante reaccionó como hubiera hecho la antigua Ángela. Enrojeció hasta las orejas y se disculpó. -Os juro que no quería dar la nota, os juro, pero yo no soy yo y a veces… Una de las chicas la mandó callar. -¡Chiiist! Escucharon un ladrido lejano y las chicas temblaron. -¡Es Crow! -¡Crow! -¡Crow! Las chicas estaban visiblemente asustadas y C.C. se temió lo peor. -¿Quién es Crow? -El perro del Señor Oscuro. -El mastín gigante de la oscuridad. -Es ciego. -Pero su olfato llega a todas partes. -Está siguiéndola. -No parará hasta dar con ella. -No dejará que la saquemos del Averno. Ángela se asustó. Parecía más niña, más inerme, más frágil. -Los perros me dan miedo. C.C. maquinó muy rápido una jugada ingeniosa, tenía que alejar al mastín y confundirlo para darle tiempo a Ángela a escapar. -Deprisa, quítate la ropa –le ordenó, al tiempo que él se despojaba de sus

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

525


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

vestiduras de paje. Ángela dudó y él mismo le arrancó la túnica. -Lo engañaré. Ponte mi ropa, no hay tiempo que perder. Las chicas comprendieron la estratagema y los ayudaron a intercambiar sus vestidos. Ángela adquirió un aire pícaro disfrazada de paje. -Impregnadla con vuestros perfumes –les pidió a las chicas. Complacientes con la iniciativa de C.C. que las salvaba del mastín, se lanzaron sobre Ángela y la frotaron con sus ropas y sus cabellos. -Y ahora huye por el pasadizo del bosque. Luego me reuniré contigo. Las chicas se negaron. -No podrás, el Señor Oscuro cerrará las puertas. Por un instante C.C. se resignó. Quedaría prisionero del paraíso virtual rodeado de juegos, pantallas y bonitas muchachas. Quizás ése fuera su destino desde el inicio de los tiempos. Pero Ángela tuvo una idea mejor. -Huye por el pozo. -¿Cómo podré salir yo solo por el pozo? -Yo retiraré la losa y te lanzaré una cuerda. C.C. se agarró a esa posibilidad como a un hierro candente. -¿Seguro? -Claro, si puedes encontrarlo con tu sentido de la orientación. C.C. confiaba en su sentido de la orientación, pero los ladridos del perro estaban cada vez más cerca. Ésa era su carrera. Correría hasta cansarlo, correría hasta reventarlo, correría tanto que si su profesor de gimnasia lo viese lo ficharía para correr la maratón.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

526


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-Ten –le dijo Ángela ofreciéndole la espada-. Úsala si hace falta. -¿Y tú? –preguntó con preocupación. Y por una vez pudo hacerse el chulo:

527

-Me molesta para correr. No se había visto en ningún espejo pero sabía que tendría un aspecto ridículo vestido con túnica de seda rosa y calzado con unas sandalias plateadas, pero para consolarse se dijo que su odioso Cicerón y el gran César vestían de una forma similar. Agitó la mano y se dispuso a salir. -Buena suerte. -Buena suerte. Como un héroe de los de antaño se lanzó cual cebo humano y se despidió con una sonrisa de autosuficiencia. Hasta tuvo una frase ocurrente para las chicas: -Cuidádmela bien, no tengo recambio. Y luego salió zumbando como alma que lleva el diablo sin tenerlas todas consigo. Pronto oyó los ladridos furiosos del mastín, que acababa de descubrir la nueva dirección de su presa. La estratagema había dado resultado, pero… ¿Conseguiría Ángela lanzarle la cuerda a tiempo? ¿Sería capaz de orientarse y encontrar el pozo? Prefirió no pensar y correr.

Transcrito por Ninbar.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 57 Lilian.

L

ilian temblaba escondida dentro del arcón de los aposentos de Oonagh. Mi amado viene, mi amado va. Con su caballo fue a galopar. Me trajo un zorro y un palomar. Mi amado viene, mi amado va…

¡Oh, no! Miah, la fiel servidora de Oonagh, estaba tarareando una canción y se acercaba peligrosamente al escondrijo donde aguardaba, tijeras en mano, el sueño de la reina. Lilian, acurrucada, esperaba resignada el momento en el que la sirvienta abriese la tapa y dejase escapar un grito. Ya no podía empequeñecer y regresar a su apariencia de hada de las flores. No había vuelta atrás. Mi amado viene, mi amado va. Con su caballo se fue a cazar. Me

trajo

un

ciervo

y…

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

528


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Miah calló de repente con la tapa del arcón en alto y mirando fijamente a la bonita hada violeta, encogida, asustada, sin magia, aguardando su destino. A su lado, las tijeras delataban sus oscuras intenciones. Una sola palabra de la sirvienta y Oonagh la fulminaría con su ira. La voz de la reina sonó desde la alcoba contigua. - ¡Miah! ¿Ocurre algo? Miah dudó antes de responder. - Mi señora, lo siento, no recuerdo el final de la canción. - Me trajo un ciervo y un palomar. - Gracias, mi señora. – apenas susurró la doncella sin apartar la mirada del hada. Miah tomó unos calzones del arcón, sin dar tiempo a Lilian a hacer ningún movimiento, y volvió a cerrarlo, esa vez con una llave que obturó el único orificio que comunicaba con la libertad. Lilian quedó prisionera de su propia trampa. No podía salir hasta que alguien girase la llave y levantase la tapa. Temblando de miedo, tuvo que oír toda la conversación de la excitada Oonagh. - Me fastidia que Diancecht y Lilian hayan escapado, pero el castigo de Finvana enamorado de la yegua Luci es mucho más explosivo que cortarle la cabeza. - Sí, mi señora. - Y Luci, esa humana desobediente, está pagando por sus errores.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

529


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

- Sí, mi señora. - Se lo merecen los dos. Es lo mejor que le podía pasar a Finvana; enamorarse de esa yegua desbocada ha sido un castigo maravilloso que el azar le ha deparado. Ni en la mejor de mis venganzas se me hubiera ocurrido un final tan cruel. - Sí, mi señora. - ¿Qué hace mi dulce humano? ¿Duerme? - Sí, mi señora, como un ángel. - Cuando despierte le daremos a beber la poción. ¿La has preparado de nuevo? - Sí, mi señora. - Afortunadamente, el joven Patrick no llegó a caer en manos del desaprensivo de mi esposo. Hubiera sido capaz de entregar esa dulce criatura a la corte oscura. - Es lo que vos hacíais con sus protegidas, mi señora. - ¿Ah, sí? - Sí, mi señora. - Pues, por eso mismo, es idea mía. Él es un vengativo sin imaginación. - Sí, mi señora.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

530


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

- Pero ríe mejor el que ríe el último, ¿no crees? Miah, esa vez tardó en responder. - Sí, mi señora. Ríe mejor el que ríe el último… La reina bostezó y Lilian oyó cómo Miah cepillaba sus largos cabellos, la ayudaba a vestir su camisón, a ponerse sus calzones de dril y a untarse la cara de afeites. Unos minutos después, la dama de compañía punteaba el arpa dulcemente hasta que los ronquidos de la reina, rítmicos, repetidos y tranquilizadores, inundaron la estancia. Lilian, agitadísima, intentó mantener la calma mientras oía unos golpes en la puerta y los sonidos de pasos desconocidos irrumpiendo en la estancia. Luego identificó claramente el lento caminar de la fiel sirvienta aproximándose a su escondite. Probablemente, la doncella había avisado a la guardia para que la detuviesen. Con el corazón en vilo oyó el sonido de la llave al girar en la cerradura y sintió el aire fresco colándose en el vetusto arcón. Miah, con la tapa levantada, la estaba contemplando con detenimiento. Pero no pronunció ni una palabra. Al contrario, le hizo un guiño y, en silencio, le ofreció la mano. Lilian no salía de su asombro, porque en la alcoba de la reina no había ningún soldado; la esperaban Diancecht, el hada púrpura y la pequeña humana. Tardó unos instantes en comprender que la esperaban a ella y que sus intenciones eran las mismas. Vengarse de Oonagh.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

531


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Lilian sintió cómo se le ensanchaba el corazón. No estaba sola. Sus amigos, los enemigos de Oonagh, se habían unido a ella. Estaban conjurados y no hizo falta confirmarlo con palabras. Eran un solo corazón, unas solas manos, unas solas

532

tijeras…, una sola venganza. La doncella Miah fue la primera. Tomó las tijeras y con paso firme se acercó al lecho de la reina, agarró un mechón de su cabello y lo cortó de un tijeretazo con pulso firme. - Zas. – sonaron las tijeras al abrirse y cerrarse sobre el rubio pelo de la reina. Lilian recogió las tijeras de manos de Miah y cortó otro mechón del larguísimo cabello de la reina Oonagh. - Zas. Entonces llegó el turno de Diancecht, que repitió el mismo gesto. -Zas. La siguiente fue el hada púrpura, que apenas podía sostenerlas dado su reducido tamaño. - Zas. Y cerró el círculo la pequeña humana de los ojos rasgados y la nariz respingona. - Zas.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Las tijeras fueron pasando con complicidad de mano en mano, ligeras, rápidas y eficaces. Y, cuando el suelo de la estancia estuvo literalmente cubierto de cabellos, el hada púrpura, repentinamente inspirada, les rogó que esperasen. Se acercó al lecho de Patrick y, con semblante de hada traicionada, pronunció un conjuro. - Como el cerdo comes, como el cerdo roncas, como el cerdo te comportas. Patrick se removió en sueños y gruñó. Su cabeza se fue tornando rosa, crecieron sus orejas y su rabo, y su morro lampiño se prolongó, se llenó de grasa y descansó grotescamente sobre la almohada. Su cabeza era una auténtica cabeza de cerdo. Antaviana se puso a reír como loca, pero enseguida los demás la hicieron callar. Lilian pensó que el hechizo era muy acertado. El joven Patrick no tenía escrúpulos, no conocía lealtades ni compromisos, comía de la mano de su amo fuese quien fuese, pero también podía llegar a morderla. En definitiva, era un cerdo. La doncella Miah los escondió tras un tapiz, les rogó silencio y discreción y luego, sin contemplaciones, zarandeó a la reina Oonagh. - ¡Mi señora! ¡Mi señora! ¡Despertad! ¡Ha pasado algo terrible! Oonagh abrió los ojos y se incorporó de un salto. - ¿Qué ocurre? Miah se llevó las manos a la boca. - Señora, no me atrevo, acabáis de ser víctima de un horroroso complot.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

533


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

- ¿Estoy viva? – exclamó Oonagh palpando su pecho y temiendo encontrar una daga hundida en él. Miah le mostró el manto de cabellos que cubrían el suelo. - Algo muchísimo peor…, estáis calva. – y le ofreció un espejillo repujado en oro y con mango de alabastro. El grito de la reina despertó al pobre Patrick, que se personó rápidamente en la alcoba real. - ¿Qué ocurre? – quiso preguntar, pero dentro de su morro sólo salió un gruñido espantoso. Oonagh gritaba y chillaba con desespero. - Decidme que no es verdad, decidme que es una pesadilla, que no he perdido el cabello, que continuo siendo hermosa. El horror por su aspecto no pudo superar el espanto que le causó la cabeza de cerdo sobre los hombros de Patrick. - ¡¡¡Ahhhh!!! Decidme que no es cierto. Decidme que mi cabello galán no ha sido embrujado. – gritó refugiándose en los brazos de Miah. Miah la acunó como a una niña. - Ea, tomad un poco de calmante, necesitáis tranquilizaros.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

534


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Y la reina, mirando de reojo a Patrick para evitar que se le acercase, dio un sorbo al frasco verde que le ofrecía Miah. A medida que el bebedizo surtía efecto, comenzó a parpadear coquetamente y a sonreír. En realidad, Patrick era francamente adorable, con ese color rosado que impregnaba sus labios, esa piel suave, esas mejillas carnosas, esos ojos leales, esa frente noble. Sintió un vahído, un tremendo mareo y unas ganas enormes de estrujarlo entre sus brazos y besarlo hasta morir. Abrió los brazos teatralmente. - Hermoso Patrick, no os había visto bien, sois tan bello que me deslumbráis. Permitidme que os bese. Mas el horror de Patrick y su reacción de salir huyendo expresaron todo lo contrario. - ¡Detente, Patrick! Patrick dio media vuelta y abrió la puerta. - Ven aquí, soy tu reina y señora y deseo besarte. ¡Es una orden! Patrick no le hizo el menor caso y salió corriendo. Oonagh se remangó su camisón y salió zumbando tras él. - ¡No te escapes! – gritó Oonagh intentando atraparlo. Y la reina Oonagh, calva, y el irlandés, convertido en cerdo, se perdieron en la noche mágica dando alaridos.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

535


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Cuando la alcoba estuvo vacía Miah ayudó a los cuatro conjurados a salir de su escondrijo tras el tapiz. Miah sacó una jarra de hidromiel y les invitó a un trago.

536 Lilian levantó su copa: - ¡Por la amistad! Diancecht la secundó. - ¡Por la belleza efímera! Miah alzó su brazo con fiereza. - ¡Por la venganza! El hada púrpura se añadió sonriente: - ¡Por la risa! Bebieron y entrechocaron sus copas hasta que repararon en Antaviana, quien, a su vez, levantó su copa mirando amorosamente a Lilian y brindó con vocecilla infantil. - Por el regreso. En la sala se hizo el silencio. Lilian se llevó las manos a la boca y reprimió un grito de alegría al reconocer, por fin, su naricilla respingona, sus ojillos traviesos, sus labios de cereza, sus rizos rebeldes. Era ella. Era su niña perdida. Se abalanzó sobre la pequeña y la estrechó entre sus brazos.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

- ¡¡¡Mi niña!!! Antaviana levantó los ojos llenos de lágrimas y sollozó sobre el hada violeta. - Prométeme que no me abandonarás nunca, nunca, nunca más.

Transcrito por Morena.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

537


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 58 Marina.

M

arina, desconcertada, sacó la cabeza fuera de la cueva y agradeció el soplo de brisa respirando con avidez. Había ascendido durante largo rato a través de un túnel húmedo

con el aire enrarecido. Antes de emprender su huída las chicas le aseguraron que ese pasadizo comunicaba la corte oscura con las colinas de los Daoine Sidhe. Salió con recelo al exterior y echó una ojeada. Estaba en un bosque, probablemente fuera el bosque que circundaba el castillo de Knokma y que se veía desde sus almenas, pero no alcanzaba a distinguir ningún camino y se sentía absolutamente desorientada. Ni siquiera se reconocía vestida con las ropas de paje de C.C. y llevando en su mano la espada que le entregó antes de ofrecerse caballerosamente a ser perseguido por Crow, el mastín ciego. ¡Pobre C.C.!, en esos momentos estaría corriendo a pocos metros de un perro mounstroso. ¿Resistiría? Tenía que darse prisa, tenía que llegar al castillo, bajar hasta los calabozos, encontrar el pozo, retirar la losa y lanzar una cuerda para que C.C. pudiera agarrarse de ella.

--¡Lilian, espera! –gritó de pronto.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

538


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Le había parecido vislumbrar la silueta del hada. El hada podría ser su salvación. La persiguió durante un rato hasta que se detuvo. No era ella. Había sido una ilusión. En el bosque reinaba una tenue penumbra que proyectaba sombras burlonas y confusas. ¿Cómo conseguiría llegar hasta el castillo? Y si no llegaba, ¿qué le pasaría a C.C.? Todo había sido muy extraño. Ni siquiera se había lanzado a sus brazos, ni siquiera le había dicho que nunca antes un chico la había seguido hasta el fin del mundo como había hecho el; en lugar de mostrarse cariñosa lo había desdeñado con un mohín. Se sentía contradictoriamente angustiada y en su cabeza se iban sucediendo emociones paradójicas. Lo que anonadaba a Marina resultaba natural para Ángela y ambas se debatían en un peculiar dialogo interior.

--Hubiera tenido que besar a C.C. y decirle que es un valiente –se culpabilizaba Marina. --Mejor así. Era su obligación, le gusto –corrigió Ángela. --¿Cómo puedes ser tan asquerosamente prepotente?—le echo en cara Marina. -- Prefiero ser como soy a tener mi autoestima en reserva como tú --le reprocho la voz interior de Ángela. --¿Y qué consigues ocultando tus impulsos y engañándolo? –se encaró Marina, recordando el impulso fallido de lanzarse a los brazos de C.C. y besarlo. --Yo no lo engaño, me valoro, me considero interesante y me hago valer. Si no te haces valer tú misma, los demás no lo harán por ti. Lanzarte a los brazos de un chico a la primera de cambio es una memez. Creerá que eres fácil. --Qué tontería –gruñó Marina.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

539


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

--No es ninguna tontería, estamos actuando a mi manera. Era cierto. Marina se sentía constreñida y prisionera en el cuerpo y el alma de Ángela. --Pues no nos va tan bien. Yo creía que a ti las cosas siempre te iban bien. --Eso es lo que digo. --¿Y no es cierto? --Depende. Si crees lo que dices, acaba siendo cierto. --¿Quieres decir que las cosas cambian? --Quiero decir que hoy el Señor Oscuro ha quedado prendado de mi belleza, de mi juventud y que mi presencia ha causado una conmoción en la corte nunca vista. --Y una mierda –rebatió Marina, indignada---. Has montado el numerito y has hecho desgraciadas a un montón de chicas que eran felices. --¿Lo ves? Enseguida te enciendes, enseguida te enfadas y desvirtúas las cosas. Hoy ha sido mi gran día y si a las chicas les ha ido mal ha sido por su culpa. Marina calló. A lo mejor Ángela tenía razón. A lo mejor su forma de ser no era la mejor brújula para resolver sus problemas. A lo mejor por eso siempre le salían las cosas mal. Tendría que aprender a mirar el mundo desde otra óptica, o sea, desde su ombligo. --¡Lilian!—llamó otra vez, convencida de que el hada estaba por ahí. Oyó un crujido de ramas y se dirigió hacia allí. --¡Lilian!—grito de nuevo. Una risa cantarina la atrajo hacia las profundidades de la espesura.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

540


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

--¡Por aquí!—le respondieron unas voces traviesas. Fue avanzando y tratando de despertar a los duendes que dormitaban bajo los árboles, pero era inútil. --Por favor, por favor, despierta, tengo que ir al castillo. Los duendes se revolvían en sueños y continuaban roncando, indiferentes a su prisa. --Vigila, un poco mas y me pisas—le grito una serpiente enfadada. --Perdón. ¿El camino del castillo? –se apresuró a preguntarle Marina.

Pero la serpiente había desaparecido. Las voces alegres y el tañido de unas notas la atrajeron hasta el claro. Allí, a la luz de la Luna Azul, danzaban las hadas en compañía de los cortesanos del reino, que soplaban sus flautas y templaban sus violines. Eran infatigables, capaces de bailar con su música celestial y celebrar hasta la extenuación la fiesta de la cosecha del verano. "Por fin", se dijo, y se dirigió hacia ellas con un pelín de envidia. Eran felices y bailaban despreocupadas sin pensar lo que les depararía el día siguiente ni el otro, ni el otro. No cumplían años, no tenían exámenes, no se lavaban los dientes ni se hacían la cama. Quizás en su próxima reencarnación fuese un hada concluyó, pero de momento era Marina – o Ángela—y estaba buscando el camino del castillo. -- por favor, tengo mucha prisa, tengo que ir al castillo, ¿me podéis indicar el camino? Las hadas, molestas, se giraron hacia ella. --Estamos bailando.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

541


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

--¿Acaso no tienes ojos? --Es que me he perdido… --Por ahí – señaló una.

542

--No, por ahí – dijo otra. --No, por ahí—afirmó una tercera. Marina se dio media vuelta. Se estaban riendo de ella. La engañaban por el placer de verla perdida. Eran crueles y maliciosas. Lo mejor sería intentar orientarse sola. Continuó adelante, hacia donde el aroma de las gardenias se intensificaba. En cada fresno, en cada roble, en cada recodo del hermoso bosque dormitaban duendes ahítos y reposaban cortesanos exhaustos que ni se dignaban a escucharla. En tres ocasiones le pareció ver al hada Lilian y en pos de ella fue internándose en la espesura. El arrullo de las hojas la confundía y la imagen del hada se reflejaba en los arroyos que cruzaba, pero cada vez que intentó atraparla sus manos toparon con la nada. Eran espejismos, reflejos de ramas desgajadas o troncos retorcidos que le recordaban la silueta del hada violeta. Al cabo de un rato se dio cuenta de que le resultaba más difícil abrirse paso porque la maleza había invadido el sendero. Ya no se oía el trinar alegre de los jilgueros no se olía el intenso aroma de las flores. A su alrededor el bosque se había vuelto tenebroso. Las raíces de los castaños emergían en abruptos montículos que le cortaban el paso. Sus troncos leñosos se retorcían y bifurcaban en formas fantasmagóricas privándola de la luz de las estrellas. Marina trastabilló, cayo y se rasguño los brazos. Le invadía el desanimo. Se había equivocado internándose en la espesura. Los bosques siempre eran

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

confusos y guardaban secretos peligrosos. Per cuando quiso regresar hacia el claro descubrió que no sabia que dirección tomar. Estaba completamente perdida. Grito y nada ni nadie le respondió. Se echo al suelo y se copio la cabeza con las manos. Era una locura. ¿Cómo conseguiría llegar al castillo? ¿Cómo conseguiría rescatar al pobre C.C.?

--- Buenas noches. ¿Necesita ayuda, pequeña humana? Un hombrecillo respetuoso se inclino ante ella con una gentil reverencia. Sus ojillos eran bondadosos y traviesos. --- ¡Cock! – exclamo, aliviada, Marina. Había reconocido al amable leprechaun que la salvo de los pixies italianos. El educado duende se había quitado el sombrero en su presencia y le dirigía una tranquilizadora sonrisa. --- Pareces preocupada. --- Estoy buscando a Lilian, mi hada violeta. Mejor dicho, busco el camino para llegar al castillo. --- Claro, ni uno ni otra están aquí. --- ¿Dónde están? --- El uno contiene a la otra. --- ¿Cómo? --- Tu hada está en el castillo. --- ¿Y cómo se va a l castillo? Cock se puso el sombrero y le ofreció la mano invitándola a acompañarlo. --- Vamos.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

543


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

El camino fue tan rápido que apenas duró unos segundos. Marina, asida a la mano del duendecillo, voló a través del follaje y posó los pies sobre las losas vestusas del patio de armas del castillo. Se restregó los ojos asombrada y dio

544

las gracias a su protector. --- Muchas gracias, y ahora… si fueras tan amable de acompañarme hasta la sala del pozo que se encuentra en los calabozos y de darme una cuerda… Cock sacó un reloj y se lo mostró. --- Dentro de tres cronos debo estar en dos lugares a la vez, o sea que me resulta imposible acompañarte, pero te lo explicaré. Entra por la Torre Norte, desciende los primeros doscientos setenta y dos escalones, gira a tu derecha, toma el primer pasadizo a tu izquierda y el cuarto a tu derecha. Ahí está el pozo – dicho lo cual desapareció y en su lugar quedó una cuerda. Marina no perdió ni un instante. Tomó la cuerda, se metió por la Torre Norte, descendió los doscientos setenta y dos escalones de cuatro en cuatro y se metió por el primer pasadizo a su izquierda. Y a partir del momento en que confundió la derecha con la izquierda supo que se había extraviado de nuevo. Vagó de un lado a otro escuchando el roce de las ratas contra sus pies, avanzó en las tinieblas del túnel sin recordar ni una sola de las indicaciones del leprechaun. Dio vueltas y más vueltas hasta que reconoció que estaba perdida sin remedio. Quedaría prisionera de las profundidades por siempre jamás, se convertiría en un monstruo nauseabundo, de piel traslucida y húmeda, que reptaría viscoso por las cloacas y que disputaría la carroña a las ratas. La conocerían como el monstruo de las mazmorras y las madres asustarían a los niños con su sola

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

mención. De toda esa fantasía terrorífica lo que mas la acongojaba era pensar que, si se trasformaba en algo tan repulsivo como un monstruo de las mazmorras, C.C. no querría besarla. Pero no. Ese no era el motivo de su rechazo. C.C. Ya no la quería por otras cuestiones. ―C.C.‖, suspiro de nuevo con desespero. No dejaba de pensar en el, en sus besos, en sus caricias y en sus palabras de amor. También pensaba en el nuevo C.C. más astuto, valiente, creativo y original de lo que nunca llegaría a ser jamás el macizo Patrick. No había punto de comparación. Lo malo era que C.C. no se había acostumbrado a su nueva apariencia. Todavía estaba impresionado por su belleza y elegancia. Lo notaba cohibido y distante. Una chica detecta esas cosas. Pero todo era estupido puesto que C.C. tenía los minutos contados. No podría resistir mucho más. Y en ese momento noto como una parte de ella intentaba dar media vuelta. De nuevo Ángela tomaba las riendas de su cuerpo. --- Espera. ¿Dónde vas? --- Yo me largo de aquí. Me estoy ahogando. --- ¿y C.C.? --- Estará en la gloria, rodeado de ordenadores, de chicas y jugando por toda la eternidad. Marina se quedo anonadada. --- No lo dejaras colgado… --- Yo no lo dejo, simplemente el se queda. --- Eso…, Eso es una traición! --- No, no, eso es ley de vida. Supervivencia: el o yo. Si me quedo un rato mas,

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

545


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

me muero. Marina forcejeo mentalmente con su otro yo, con su parte Ángela, que en ese mismo instante se le manifestaba como un ser sin entrañas. --- está solo e indefenso, vestido con mi ropa y perseguido por un mastín esperando que le eche una cuerda. Ángela la dejó horrorizada: --- Él ha decidió ser un héroe. Tendré un buen recuerdo suyo, un chico que se sacrificó por mí. Marina no podía creerlo. --- No lo dirás en serio… No serás capaz de ser tan cínica… La respuesta de Ángela fue contundente: --- ¿Por qué? No sería el primero. Los chicos están encantados de hacerlo. Y entonces Marina tuvo la convicción de que la mayor diferencia entre ella y su hermana no era su estatura, ni el color de sus ojos, ni su simpatía. Ángela era capaz de dejar a C.C. sin cuerda y ella no. Era una diferencia fundamental. Básica. Una reina siempre deja cadáveres en su camino, pero los entierra por que huelen. Ángela había sido tan lista que la había engañado hasta a ella. Nada era gratuito. Ángela continuó con su discurso justificativo. --- además, ¿qué me puede ofrecer? C.C. es un pirado que no tiene estilo. No llegaría a ninguna parte con el y, la verdad, esta demasiado colgado de mí. Marina se indigno y acallo la voz de Ángela de una patada. --- No te quiero oír más. Y haciendo oídos sórdidos a sus protestas continuo adentrándose en los

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

546


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

sórdidos calabozos, hasta que el ladrido de un perro la puso sobre aviso. ―Por ahí‖, se dijo. Y en efecto, ahí estaba el pozo, pero vigilado por dos guardias apostados junto a el. No dudo ni un instante. Con una furia impensable alzó su

547

espada y corrió hacia ellos. --- ¡Apartaos! Los soldados abrieron los ojos, miraron la espada y lanzaron un grito de miedo al mismo tiempo. No hizo falta insistir. Dieron media vuelta y salieron zumbando. Hasta Marina se quedo sorprendida por la rapidez de su acción. La espada era imponente, pero ella no. ¿Tenia algún significado oculto? No se detuvo a reflexionar sobre ello. Aparto la losa con fuerza y lanzo la cuerda mientras se la anudaba a la cintura y se sujetaba las argollas. --- ¡C.C.! ---grito---- ¡La cuerda! Quizás ya era demasiado tarde, pensó con pesimismo. ---¡C.C.! ¡Estoy aquí! --- grito de nuevo. Entonces sintió un tiron brusco que casi le hizo perder el equilibrio. --- ¡Ya la tengo! Aguanta. Era la voz de C.C. y era su peso ascendiendo por la cuerda. ¿Seria capaz? ¿Aguantaría? Fueron unos minutos duros. La cuerda se le clavaba en la carne y las argollas comenzaban a entumecerle las manos y a lastimarle la piel; pero cuando creyó que no podría resistir ni un segundo mas, vio aparecer su cabeza, luego sus brazos y, de un salto, el resto de C.C. salio del pozo y salto al suelo. C.C. levanto la vista y se le encendieron los ojos, pero fue un instante breve que Marina no tuvo tiempo de reaccionar, lanzarse a sus brazos y besarlo. Algo la frenó: Ángela, por supuesto. Y el momento fugaz de impulsividad paso como una

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

nube deshilachada por el viento. Asi de frustrante, así de convencional. --- ¿Estás bien? ¿No te alcanzó el mastin? --- pregunto inquieta. Quería acercarse a el, abrazarlo, pero tenía los brazos rígidos y las piernas inmóviles. ¿Qué demonios le estaba pasando? --- Estoy entero—dijo C.C., exhausto---. Pero necesito descansar --- y se echo en el suelo respirando agitadamente. Marina acudió a su lado para tomarle la mano o secarle el sudor de la frente. Estaba luchando consigo misma, horrorizada por no poder hacer lo que quería hacer. Y al hablar le salió un tonillo prepotente y sabelotodo. --- Tendremos que salir de aquí de alguna manera. ¿Has pensado cómo? Finvana no nos podrá ayudar, está prisionero. A ver si se te ocurre algo ahora que estás hecho un héroe. Se hubiera dado de bofetadas por ser tan antipática. ¿Por qué había dicho eso? C.C. se incorporó. Había recuperado el color, pero la miraba raro. --- Las cosas han cambiado. Finvana está libre. --- ¿Ah, sí? --- respondió Marina, asombrada. Vaya, si que habían pasado cosas mientras ella estuvo en el Averno. --- Pero ha dejado a todo el mundo plantado por Luci. La sola mención de Luci le removió las entrañas y le hizo sacar toda su rabia. La rabia de Marina. --- ¿Luci? ¿Esa cerda? C.C. no se inmutó. Al revés, estaba encantado con su reacción furibunda y echó más leña al fuego.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

548


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

--- Parecía enamoradísimo de ella. Marina frunció el ceño. --- ¿De Luci precisamente? ¿Finvana se ha enamorado de Luci? ¿Qué le ha visto

549

a esa empollona tetuda? --- Tenemos que salvarla de ese loco ---añadió C.C. Marina no daba crédito; había algo que no le gustaba. --- No gracias, conmigo no cuentes para ayudar a esa miserable traidora asquerosa. Era ella, era Marina, lo sentía, se estaba calentando. --- Vale que Luci no te caiga bien, pero no podemos dejarla aquí tirada--insistió C.C. poniéndose en pie. Marina, sin embargo, no estaba dispuesta a dejarse convencer tan fácilmente. --- Fue ella quien me traicionó. Fue ella quien me engañó haciéndome creer que era mi aliada y luego me lanzó al pozo. --- ¿Ah, si? ---comentó sin inmutarse C.C.----. Ya se disculparáMarina sintió que se encendía. ¿Ya no le gustaba? ¿Ya no estaba dispuesto a partirse la cara por ella? Estaba sumamente ofendida por la frialdad de C.C. y su repentino interés en Luci. Y entonces se contuvo y pensó como lo habría hecho Ángela: no embistiendo de frente sino lanzando una contraofensiva. ---Como comprenderás, yo no puedo marcharme sin Patrick. Y tenía razón. Sin el cuerpo vivo de Patrick sería acusada de asesinato o de secuestro. La policía irlandesa ya debía tener sus datos. C.C. palideció, calló unos instantes y luego contraatacó: --- Lo siento, pero Patrick se ha ido voluntariamente con Oonagh, al parecer la

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

prefiere. Es más, yo diría que está encantado con ella. ¿Estaba oyendo lo que estaba oyendo? C.C. estaba dejando caer casualmente injurias contra Patrick. Eso eran celos, celos en estado puro, se dijo Marina.

550

Eso significaba que la estrategia de Ángela funcionaba. --- ¿A qué esperamos para ir a buscarlos? --- sugirió tomando su espada. C.C., para no ser menos, tomó una lanza que un guardia había quedado caer al suelo y ambos salieron el uno junto a otro, pero distanciados a años luz.

Transcrito por Angyspider.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 59 C.C.

N

o era ella. No era su Ángela. A veces lo parecía, pero había cambiado tanto que no podía reconocerla. Era soberbia y pedante, era manipuladora y fría, no tenía

ninguno de los defector ni de las gracias de la pija imprevisible que le volvieron loco. En ocasiones, muy pocas, se les escapaban algún exabrupto, se le encendían las mejillas y echaba chispas por los ojos. Como cuando hablo de lucí y la puso a caldo. Y en esos instantes si que prevalecía el espíritu de su Ángela. Pero enseguida regresaba a la apariencia de estatua griega y volva a mirarlo por encima del hombro, con un poquitín de lastima. Como si ella estuviera por encima del bien y el mal y fuese infalible. Se había equivocado creyendo que su aspecto era un embrujo pasajero. La veía enamorada de si misma, narcisistamente ensimismada en sus propios encantos, definitivamente la había cagado. Lo más sensato seria salir de la colina cuanto antes y olvidarla. Con lucí, claro que remedio. Lucí le era imprescindible; sin ella lo procesarían y lo meterían en la cárcel, y no le apetecía nada tirarse un tiempo encerrado en una prisión irlandesa.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

551


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

-y luego? – se le ocurrió preguntar como si se tratase de una pregunta retórica. -Luego que? -Una vez hayamos rescatado a lucí y a Patrick, como saldremos de aquí? También tendremos que buscar la ayuda de Antaviana. -No hará falta – le respondió con prepotencia Ángela. -

Ah no, señora lista?

Ángela se detuvo. -tengo la información, aunque me falta procesar algunos dados. Me lo explicaron las chicas de la corte oscura. Se que tenemos que localizar un olmo antes del amaneces y aprovechar el momento en el que se abran las puertas y escupan a los duendes noctámbulos. C.C. se apunto un tanto. - yo se como llegar hasta el olmo. Hice ese camino con lucí y antaviana. Ángela no dijo nada. Se había detenido y estaba escuchando. En el silencio de la noche feerica resonaban con nitidez los gritos de auxilio de Patrick y Lucí perseguidos por sus reales majestades. -rápido – ordeno Ángela – tu ve por tu izquierda y yo por mi derecha. Les cortaremos el paso. Y ante el estupor de C.C., salio disparada en dirección contraria. - esa es tu izquierda! – le grito para avisarla.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

552


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Ángela freno en seco, resbalo y cayo. -mierda! – gimoteo. En el suelo, enfadada y llorosa, C.C. reconoció a su antigua y querida Ángela. -y si vamos los dos juntos? – sugirió. Y Ángela, mas humildad y resignada, acepto su ofrecimiento.

Transcrito por Ana Gabriela.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

553


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 60 Marina.

E

staba harta, muy harta de fingir, de engañar, de simular. A la porra con Ángela, a la porra con la dignidad, la distancia, la elegancia y todas esas bobadas. C. C. ya no la miraba con

arrobo ni tenía deseos de besarla. Ni un gesto de ternura, ni un instante de pasión. Al transformarse en su hermana Ángela, C.C. se había alejado de ella. Las estrategias de Ángela para encandilar a los chicos no surtían efecto con C.C. Aunque seguramente que él la encontraba guapísima. Habían atravesado el patio de armas, traspasado el umbral de la puerta oeste de la muralla, franqueado el puente levadizo y estaban llegando a los campos de cultivo que rodeaban las murallas. Iban callados y cabizbajos. Marina tenía la certeza de que C.C. se le escapaba; a cada paso que daban lo sentía más lejos, más distante, más inaprensible. Una vez encontraran a Luci y a Patrick, perdería esa intimidad tan efímera que brindaba la noche y el canto de los grillos. Su oportunidad se esfumaría para siempre. Sabía que las oportunidades sólo se presentan una vez. No podía dejar pasar ese momento, no podía. –En realidad me llamo Marina –confesó de pronto–. Ángela es mi hermana mayor. C.C. se detuvo en el acto.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

554


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

–Lo sé. Iba a preguntarle que cómo lo sabía, pero ya que había comenzado tenía que sincerarse del todo. –Lo siento, ya sé que es más bonito Ángela, pero a mí me tocó el segundo nombre, el primero ya estaba elegido. –No, no –la corrigió C.C. –. Marina me encanta. Me suena a mar y eso… Marina respiró aligerada. C.C. se lo tomaba bien. Así pues, continuó justificándose. –Yo no soy lo que parezco, en realidad soy muy diferente. C.C. no le quitaba los ojos de encima, pero no hacía ningún comentario. Tendría que continuar monologando. –Yo, en persona, soy muy decepcionante. Si me hubieras conocido a mí, bueno a Marina, seguro que ni siquiera te habrías fijado. –¿Por qué? –Porque soy invisible. Nadie se da cuenta nunca de que existo si no es para castigarme, para suspenderme o para decir que la he cagado. C.C. tragó saliva y Marina frunció la nariz. –Lo siento, ya sé que ahora seguramente he metido la pata hasta el fondo, seguro que debes de estar pensando cómo escaparte de mí y todo eso, pero estoy harta de ser quien no soy, y no puedo ser yo si aparento que soy otra. ¿Me entiendes? –No, pero me encanta. Continúa. Marina se envalentonó. Aunque se tirase piedras sobre su propio tejado, se sentía genial.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

555


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

–Me hice pasar por mi hermana para salvarla. Y también para saber lo que se sentía siendo tan maravillosa, tan guapa, tan perfecta y todo eso. Yo siempre quise ser mi hermana, desde que nací –tomó aire porque lo de confesarse cansaba mucho–. Tendrías que haberla visto, el hada púrpura le había echado una maldición. C.C. negó con la cabeza. –El hada púrpura no maldijo a tu hermana. Fue Lilian. Marina boqueó varias veces. –¿Cómo dices? –Lilian hizo enfermar a tu hermana para evitar que viniera aquí y que Finvana la hiciera desfilar en la cabalgata. A Marina comenzaron a subirle los colores a la cara. –¿Por qué? –Porque sabía que Oonagh se deshace siempre de las acompañantes de Finvana. Marina temblaba de indignación. Ahora sí que lo entendía. Ahora sí que lo entendía. Ahora sí que le cuadraba todo. –¿Y Lilian me hizo venir para deshacerse de mí? C.C. tuvo que reconocer que sí. Marina estaba que echaba espuma. –Y el hada púrpura la ayudó. –Eso oí. –Claro. Ahora lo entiendo. Ángela nunca estuvo en peligro. Soy una idiota. C.C. movió la cabeza. –A mí no me lo pareces. –Creí a Lilian a pies juntillas y era una mentirosa del copón.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

556


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

C.C. la justificó. –Tenías que creer en Lilian. Al fin y al cabo fue Lilian quien te metió en este lío. –¿Y por qué lo hizo, eh? ¿Yo que mal le había hecho? ¿Por qué decidió

557

sacrificarme? –Porque se había encariñado con tu hermana. –No es justo. –Creo que a ella tampoco se lo parece ahora. Pero da lo mismo. En cuanto salgamos de aquí, si lo conseguimos, ya nada nos afectará. Era fácil de decir y difícil de encajar. Una traición siempre afecta. Caminaron en silencio hacia las afueras de las murallas y se adentraron en los campos de cultivo de coles y hortalizas. Allí, los gritos de Patrick y Luci rompían el sopor de la noche veraniega. Era un espectáculo bochornoso e impropio de una corte exquisita. Patrick y Luci, monstruosos, desarmados y parapetados tras un carro de heno, se defendían lanzando coles y pepinos a sus reales majestades. Oonagh y Finvana trataban de acercarse, pero cada vez que lo intentaban eran rechazados por los proyectiles comestibles que ensuciaban sus ropas y sus reales caras. Un corro de labriegos aplaudía las escaramuzas y animaba a unos y a otros, como si ese ridículo acoso vergonzante fuese una justa heroica o un honroso torneo. Los soldados, olvidado el incidente del fugaz golpe de Estado, hacían apuestas con las armas en el suelo y las jarras de vino en la mano. El orden se había relajado, la noche distendía las órdenes y el reino de los Daoine Sidhe podría convertirse en un amable caos.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

–¡Parad de una vez! –grito Marina con la espada en alto dirigiéndose a sus majestades. –¡Deteneos! –amenazó C.C. con la lanza. Pero ni unos ni otros fueron sensibles a su propuesta de paz y recibieron a cambio un par de pepinazos. Se retiraron prudentemente del campo de batalla y se fijaron en los contendientes. –¡Que horror! ¿Qué hace Luci con cabeza de caballo? –exclamó Marina. C.C. señaló a Patrick. –Y Patrick convertido en cerdo… –¡Y Oonagh calva! Se echaron a reír y Marina sintió el aliento de C.C. en su mejilla; estaban muy cerca el uno del otro y supo que era su momento. Ese minuto y no otro. Un momento que se volatilizaría enseguida. No lo desaprovechó y, sin pensarlo dos veces, levantó la cabeza, cerró sus brazos en torno al cuello de C.C. y acercó sus labios a los suyos. Lo pilló por sorpresa. Se dio cuenta de que C.C. no le correspondía con entusiasmo, pero no se apartó de ella. –Me gustas –confesó. C.C. la dejó un poco descompuesta. –A mí me gustabas más antes. Marina no lo entendía. –Así soy más guapa. C.C. no estaba de acuerdo. –A mí no me lo pareces. Eres mucho más guapa tú. Marina estaba atónita. Era la primera vez que alguien consideraba que ella era

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

558


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

más guapa que Ángela. –Grrrr –gruñó Patrick saliendo tras el carro y corriendo hacia ellos. –¡Iaaaaaa! –relinchó Luci cabalgando en su dirección. Marina y C.C. levantaron al unísono sus armas para defenderlos, pero no fue necesario. En ese mismo instante Finvana y Oonagh cayeron abatidos al suelo. Marina se restregó los ojos. –¿Qué ha sucedido? –¿Están muertos? –se preguntó C.C. –Dormidos, sólo están dormidos –les respondió una voz grave y elegante que surgió de entre los sauces del arroyo y que, con unas palmadas, dispersó a los curiosos y los invitó a que regresasen a sus casas. –Diancecht, ¿has sido tú? –confirmó Marina. –¿Habéis recuperado la magia? En efecto. El chambelán se acercó a Finvana y Oonagh, abrió sus párpados y sostuvo sus inertes muñecas controlando su pulso y comprobando la profundidad de su sueño. –Dormirán profundamente durante un día y mientras tanto pensaremos la manera de conseguir que recuperen la cordura. Han ofrecido un lamentable espectáculo a sus cortesanos. Si no corrigen su conducta me temo que pronto el reino de los Tuatha se convertirá en otra República. –Sería más democrático –consideró Marina. –Pero perdería mi trabajo de Chambelán –objetó Diancecht. –Depende, podríais presentarnos como candidato a primer ministro –sugirió C.C. –O como presidente –añadió Marina.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

559


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Diancecht acarició unos instantes la tentadora oferta y luego palmeó. –Gracias por vuestras ideas. Yo me quedaré con mi problema acerca de cómo solucionar mis asuntos palaciegos y vosotros tomaréis el sendero del bosque, os adentraréis por el olmo y regresaréis a vuestra República. Pero antes tengo que solucionar un problemilla. Accionó con habilidad su mano y rozó levemente la cabeza peluda de Luci. En unos instantes Luci volvió a tener su cabeza anterior, lo cual, a juicio de Marina, no significaba que hubiera mejorado su aspecto. Inmediatamente hizo lo mismo con Patrick, que palpó su mentón y sus labios con ansiedad y luego respiró aliviado. –Bien, ya está todo solucionado, podéis iros. Marina, sin embargo no opinaba lo mismo. –No nos podemos ir, todavía quedan algunas cuestiones pendientes. –¿Cuáles? –En primer lugar, yo he comido aquí. Vamos, que me hinché en el banquete… –Estás liberada. ¿Qué más? –Lilian. Quiero verla. Diancecht tosió. –Está muy avergonzada, mucho. –Pues que me lo diga ella misma. Diancecht susurró: –Lilian, anda… Lilian, cabizbaja, se materializó convertida en la hermosa joven de piel de nardo y ojos violeta. Con los ojos llenos de lágrimas se agachó ante Marina y

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

560


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

musitó: –Perdona. Perdóname. Marina comenzaba a entender la naturaleza caprichosa, volátil y cruel de las

561

hadas. Calló por despecho. –Dime que no me guardas rencor –suplicó el hada violeta. Marina la acusó: –Me engañaste. El hada parecía descompuesta. –Cómo lo siento, mi pequeña. Debes de haber sufrido mucho, pero todo se acabó ya. El hada púrpura está de acuerdo en permitir la marcha de Patrick, ya no le gusta. Marina, enfurruñada, cruzó los brazos. –Patrick ya no me importa, pero tú sí. –Tú también me importas… –Sabías que iría a parar a la corte oscura, que quedaría prisionera ahí, para siempre, que quizás moriría… Lilian se limpió una lágrima que resbalaba por su mejilla. –No te conocía, me arrepentí enseguida. Dime que me perdonas, dime que me quieres un poco. Te daré todo lo que me pidas. ¿Qué quieres? Marina levantó el dedo índice. –Sólo quiero una cosa, una sola cosa. –Pues claro que sí, te concederé el don más preciado. Puedes ser aún más perfecta de lo que eres, más hermosa, puedo embrujarte para emular a tu hermana Ángela y…

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

–¡No! –gritó Marina con desespero. –¿Qué quieres? Dime, ¿qué quieres? Marina sonrió ampliamente mirando a C.C.

562

–¡Quiero ser Marina! –¿Marina? –Sí. –¿Estás segura? –Quiero ser yo. –¿De verdad? El hada Lilian, estupefacta, tanteó su aura con su varita. –Casi, casi lo consigues por tus propios medios. En mi vida he conocido una naturaleza más poderosa que la tuya –dicho lo cual agitó la varita y tuvo lugar su transformación. Marina sintió cómo su cuerpo vibraba aquejado de espasmos y notó cómo sus piernas empequeñecían, su piel mudaba su textura y su color y su cabello tironeaba con fuerza de su cuero cabelludo. Al fin, exhausta, cayó al suelo consciente de su nuevo tamaño y de que el traje de paje le sobraba por los cuatro costados. Y lo mejor de todo, se había liberado del control mental que ejercía la naturaleza insufrible de Ángela sobre sus actos. Sonrió entre lágrimas. Era el momento más feliz de su vida. Había vuelto a nacer, pero esa vez había escogido quien deseaba ser. –¡Soy yo! –exclamó, con su voz palpando emocionada su cuerpo de siempre y poniéndose lentamente en pie. Patrick, sorprendido, le soltó una parrafada en inglés y, aunque Marina no

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

entendió nada, no se sintió atraída por él. Sabía que había dicho una estupidez. –Que horror –musitó Luci–. Qué pinta tienes, creo que has cometido una equivocación. –Me gustabas más cuando relinchabas –replicó Marina sin manías. No le importa haber perdido el rubio angelical de su cabello, el azul celestial de sus ojos ni el bronceado de su piel. Prefería se ella, dar traspiés, equivocar la derecha con la izquierda, ser maleducada y besar a C.C. con todo su ímpetu. Levantó los brazos en el aire y dio una vuelta completa. –Soy yo, Marina. –Vuelves a ser tú –comentó C.C., encantado y tocando su cara y su pelo. –¿Te gusto así? –preguntó sin pizca de coquetería, simplemente para oír de otra boca que sí, que valía la pena volver a ser Marina. –Un montón, me gustas un montón. Eres tan tú… –confesó C.C. Y esa vez la besó con pasión, con vehemencia, con los cinco sentidos. Volvieron a enzarzarse en un beso apasionado y se hubieran quedado prendidos el uno del otro eternamente a no ser por Lilian, que les conminó a adentrarse en el bosque. –Apresuraos –les instó Lilian–. Tenéis que salir de aquí antes del crepúsculo. No fue hasta que la puerta del olmo se cerró sobre sus cuatro cabezas que Luci se acordó de un pequeño detalle. –¿Y Antaviana?

Transcrito por Ninbar.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

563


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 61 Marina y C.C.

L

os cuatros iban ridículamente vestidos, sin un duro en el bolsillo, muertos de hambre y de sed, y con los pies destrozados por la larguísima caminata. Fue una casualidad

que, a punto de derrumbarse y de morir de cansancio e inanición, la primera casa a la que llamaran fuera la de Mrs Higgins. Cuando Mrs Higgins, o quien fuera, les abrió la puerta, ninguno dio importancia al hecho de que su anfitriona fuera rubia, con los ojos azules, simpática, que tuviese la piel bronceada y estuviese muy delgada. Les daba lo mismo. –¡Marina! ¡Cielos, qué pinta! Pasad, pasad –exclamó la supuesta Mrs Higgins invitándolos a entrar. Ni siquiera Patrick le dedicó una mirada. Los cuatro corrieron hacia la cocina, atacaron la nevera y la despensa y se atracaron de sándwiches fríos untados con crema de cacahuete, pedazos de bacón crudos y mantequilla rebosante de grasa. Bebieron té a morro de la misma tetera y, cuando comenzaron a pensar como personas y no como animales hambrientos, repararon en la extraña presencia que les había recibido. –¡Ángela! –Ángela!

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

564


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

–¿Así que tú eres Ángela? –¡Vaya, tú debes de ser Ángela! Efectivamente, la auténtica Ángela, haciendo gala de su simpatía y tacto se había mantenido en un discreto segundo plano y les había ofrecido comida y bebida sin molestarlos. –Bueno, ya pasó. Celebro que estéis mejor. Seguro que enseguida os recuperaréis –les saludó derrochando buen rollo. Ni un comentario para su deplorable aspecto, su hambre, su cansancio. Ni una sola pregunta acerca de su periplo, de su aventura. Simplemente los ignoró. –Y ahora que ya estáis tranquilos, os explicaré lo que me ha sucedido. Ha sido una verdadera odisea conseguir llegar hasta aquí. La señora Higgins no se lo podía creer. Mrs Higgins, sonriente y encantadora, se unió a la fiesta. –Ay, qué chiquilla más encantadora esta Ángela y qué valiente ha sido al salvarse de los ladrones que pretendían robarle el bolso. Ella solita ha hecho caer a una organización de narcotraficantes. Ángela, con gracia indescriptible y sin dejar de servirles té y pastelillos, les narró una fabulosa historia de aeropuertos y mafiosos que los dejó noqueados por espacio de una hora. –…Y finalmente, Toni Comino, el capo de la mafia de Palermo, me ha dado esta tarjeta tan molona por si alguna vez lo necesito –finalizó con modestia y mostrándoles una exquisita tarjeta en color escarlata cuyas letras ―Toni Comino‖ aparecían grandes y agresivas. Evidentemente, ninguno de los cuatro tenía ninguna otra tarjeta tan molona de

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

565


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

la corte de los Tuatha De, con lo cual su historia podría ser considerada una alucinación. –¡Ah! Me olvidaba. Tengo fotos. Ya se las he enseñado a Mrs Higgins. –Increíble! –comentó la irlandesa, absolutamente impresionada señalando el portátil de Ángela. Y sí, se veía a Ángela en todas las instantáneas y en las situaciones más peregrinas, con una sonrisa angelical y una mirada de reojo a la cámara, a sabiendas de que formaba parte de un reportaje. –Ésta soy yo detenida, ésta soy yo en el interrogatorio, ésta soy yo escapando por el tejado, ésta soy yo irrumpiendo en los lavabos del aeropuerto. Éstos son los mafiosos repartiéndose la mercadería, ésta es Toni Comino ofreciéndome una parte del botín, ésta soy yo rechazándolo, éste es Toni huyendo conmigo de rehén. Ésta soy yo con la pistola de Toni en la cabeza, éste es el policía que medió en mi rescate… Marina sintió cómo la cabeza le daba vueltas. No podía comprender quién ni cómo había fotografiado a Ángela, pero ahí estaba la prueba gráfica de su aventura policíaca. –Como veis, no ha sido nada fácil llegar hasta aquí. Pero por fin lo he conseguido. Tenía tantas ganas de venir… Muchísimas gracias por darme la bienvenida. Marina flipó. Ángela había conseguido desviar la atención hacia el robo de su bolso, había emulado su proeza inhumana con una aventura de ladrones y policías bien maquillada y finalmente les había agradecido que le dieran la bienvenida. ¡Qué morro!

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

566


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Ángela era la heroína. Ángela era la protagonista. Ángela cabalgaba de nuevo en sus ensoñaciones ególatras y desbancaba a su hermana y a sus amigos de un plumazo. ¿No eran ellos los que regresaban del territorio encantado de las hadas? ¿No eran ellos los que habían compartido magia de una noche de verano que nunca olvidarían? ¿No era ella, Marina, quien había sido víctima de las maquinaciones de Oonagh y había sido lanzada al Averno y había conseguido salir de la corte oscura? ¿No era C.C. quien había sido hecho prisionero? ¿Quién había bajado al Averno por propia iniciativa? ¿Quién había engañado al mastín ciego y huido a la desesperada por el pozo? ¿Y no era Marina, la abnegada hermana pequeña, quien había suplantado a la desagradecida Ángela para salvarla? ¿Por qué? ¿Por qué Ángela no les preguntaba nada acerca de sus peripecias? ¿Por qué no les dedicaba ni siquiera una pizca de su curiosidad? Para borrarlos de la realidad, dedujo Marina sabiamente. Aquello de lo que no se habla no existe. Muy a su estilo. Muy a su manera discreta y manipuladora, Ángela pasaba por encima de los demás y los machacaba. Y por segunda vez tras el espantoso episodio de la cuerda veía a su hermana desnuda y podía pensar con clarividencia. Patrick no pensaba tanto. Además, le daba igual lo que Ángela dijera y dejara de decir. La tomó de la cintura, la miró con los mismos ojos de cordero degollado con los que había mirado a Marina y a Oonagh, le dijo una frase incomprensible, larguísima y enrevesada en inglés y la besó. Luci, tan empática como siempre, comentó:

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

567


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

–Ahora lo comprendo. Ángela sí que tiene clase y estilo, no como tú que sólo eras su imitadora. Marina no quiso desanimarse e, indiferente a la apabullante presencia de su hermana, respondió a su móvil olvidado sobre la mesa que en aquellos mismos momentos estaba sonando inoportuno. –¿Ah, eres tú? –le respondió la voz de su madre–. Sólo quería hablar con Ángela y preguntarle si todo le ha ido bien. Ángela cogió el teléfono y respondió con su arrebatadora simpatía. –Hola, mamá. Todo está estupendamente: Mrs Higgins es un encanto, Marina está más guapa que nunca y la habitación es una maravilla. Quédate tranquila, nos lo pasaremos estupendamente. Marina se encogió de hombros y se disculpó con C.C. –Yo no lo veo así. Mrs Higgins es una tacaña, mi habitación es una mierda y en este país hace un frío que pela. Pero tú me gustas –añadió sin titubear y atreviéndose a besarlo, a pesar de que Ángela habría esperado a que el chico tomase la iniciativa. Luci se interfirió con su energía redoblada por la grasa de la mantequilla y el bacón. –Un momento. Si queréis que declare a favor de C.C., tendréis que aceptar mis condiciones. Y pasó a enumerarlas con los dedos. –No os besaréis en mi presencia, pasearéis conmigo uno a cada lado, me buscaréis un chico en condiciones y, mientras tanto, jugaréis conmigo cada noche en el cibercafé.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

568


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

C.C. no aceptó. –No jugaré más. Mi juego fue profanado y Raeyn forma parte de mi vida anterior. Se acabó Raeyn.

569

Luci palideció. –¿Cómo dices? ¿Raeyn? –Sí, Raeyn. Luci habló con la boca seca y pastosa por el miedo. –¿No eres Thana? C.C. negó con estupor. A Luci casi se le salen las pupilas de las órbitas. –¿Tú eras el borde de Raeyn que siempre me estaba poniendo la zancadilla? ¿Tú me enviaste a la muerte en el raid contra el dragón Trumble? –¡Eh, eh! Fuiste tú quien atentó contra mí en dos ocasiones. Casi lo conseguiste en el foso. Luci no lo negó. Estaba muy confundida. –¡Yo creí que eras Thana! –¿Quieres decir que Thana es un tío? –soltó C.C. con un hilillo de voz recordando su fascinación por su simplicidad y rotundidad. –Pues claro, ¿Qué te creías? –saltó Luci poniéndose de pie. –No puede ser…, imposible. –¿Ah, no? Pues me estuve enrollando en el Messenger con él durante un montón de tiempo. Me dijo que vendría a Dublín, a la misma academia que nosotros. C.C. negó con incredulidad. –No puede ser, Thana no puede ser un tío.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Luci se desprendió de sus manos. –Claro que sí, yo estoy loca por él y voy a buscarlo corriendo. –¿Y cómo lo reconocerás? –Sé que tiene el pelo negro y que su nombre de verdad comienza por C. Me confundí contigo. Lo siento, no eres mi tipo. Luci desapareció como una exhalación y C.C. se dejó caer abatido sobre una silla y miró a su alrededor. Ángela y Patrick también habían desaparecido misteriosamente. Se había quedado solo con Marina. ¿Y si Marina fuera un espejismo…? Y la pellizcó. –¡Ayyy! –Eres de verdad, supongo. –Supones. Mira qué moratón me has hecho. A C.C. le encantó el gesto infantil de enseñarle el brazo y chuparse el pellizco. La tomó de la barbilla y la contempló. –Déjame que te mire: tienes el pelo castaño, los ojos color miel, y… ¿Y eso? – preguntó señalando la espada que Marina aún llevaba consigo fuertemente cogida. –Una espada. –Ya lo sé, pero ahora que me fijo… Marina la estudió atentamente, pero no descubrió nada especial en ella. –Es bonita y corta mogollón. –¡No puede ser, no puede ser, no puede ser! –se encasquilló C.C. señalándola. –¿El qué?

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

570


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

–Te has llevado la espada de Nuada Brazo de Plata. Marina la levantó en alto. Era una magnífica espada, pero el nombre del propietario no le decía nada.

571

–¿Y eso qué significa? C.C. se rascó la cabeza. –Es la espada de un rey, un dios, es uno de los cuatro tesoros de los Tuatha. La tenía el Señor Oscuro. Marina calló y C.C. continuó: –Por suerte nadie sabe que la hemos robado nosotros. Marina recordó la mirada de los dos guardias que estaban apostados junto al pozo. –¿Y si nos hubieran visto? –dijo por decir algo. –Pues seguramente enviarían a todos sus ejércitos y a todas las hordas de seres mágicos tras de ti para arrebatártela. Marina se estremeció y la dejó caer. –¿Y si la devuelvo? –Para eso tendríamos que regresar. Marina bajó la cabeza. –Ya me parecía a mí que esto no podía acabar bien. –Pues claro que acaba bien. –No, no intentes arreglarlo. Siempre la cago, siempre acabo metiendo la pata, siempre lo estropeo todo, siempre… C.C., para desmentirla, la besó.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Transcrito por Ninbar.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

572


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

εїз Capítulo 62 Lilian

L

ilian mecía inquieta en la hoja de una sauce. En los frondosos bosques de Wicklow, allá donde nace el río slaney y no muy lejos de la cima del monte Talaght, el verano se iba alejando tímidamente entre los viejos olmos cubiertos de musgo. El sol

y la luz. Cansados de su tarea. Se retiraban de los corros mágicos para dejar paso al frio y a la lluvia que impregnaría de nuevo los recuerdos escogiéndolos bajo el moho y la escarcha. Lilian,el hada. Aguardaba su cita con inquietud. Un delicado rayo de sol asomo por las ramas del viejo roble, trepo por sus piececillos y le acaricio el oído susurrándole un secreto: Diancecht. El apuesto chambelán del reino, cabalgaba hacia ella y se hallaba a media milla de distancia. Lilian se recompuso mojándose la frente con gotas de rosada y embelleciendo las pálidas mejillas con savia de las flores. Su aspecto debía ser ligero, alegre, juvenil. -¡Ya llega! ¡Ya esta aquí! - grito la ardilla desde lo alto de la copa del roble. Lilian, inquieta. Se puso en pie para recibir a Diancecht, aliso los pliegues de su vestido y sacudió las briznas de hierba de sus cabellos. Al divisar su soberbia imagen, cabalgando su caballo negro. La brillaron los sin poder ocultar su devoción.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿

573


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Diancecht estiro las bridas de su montura y descendió de un salto certero. Lilian contuvo la respiración, pero al detectar su sonrisa, ancha, esplendida, supo que todo había funcionado bien. - Solucionando - la comunico Diancecht.

574

Lilian se llevo las manos al pecho. - ¿Bebieron los dos el filtro? - bebieron. - ¿Se miraron a los ojos? - Se miraron largo rato. - Así pues, ¿Se enamoraron? - Se enamoraron con pasión. - ¿Durara su amor? - Eternamente. Lilian corrió y corrió internándose en el bosque y zigzagueando alocadamente entre los robles. Por fin estaba a salvo, por fin su pequeña ya podía dormir tranquila. Levanto la hojarasca con la que había cubierto para camuflarla y la contemplo con arrobo. En efecto, allí estaba la pequeña, su niña. Tenia una sonrisa placentera en su rostro, el dedo pulgar en su boquita de ángel y con su mano izquierda se había enredado un mechón de cabello formando un tirabuzón. - mi niña - suspiro Lilian, deseosa de besarla y complacerla, aunque temerosa de despertarla -. Mi bonita Antaviana. Su niña perdida había acudido finalmente a su lado.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

Diancecht, que la había seguido en silencio, acaricio el dorso de la mano del hada violeta. - Has sufrido mucho.

575

- Mas de lo que crees. Diancecht sonrío y beso a la bonita hada. - Se acabo de una vez por todas. Los pixies nunca más te robaran a tu niña. Y si lo intentaran saldrían chamuscados. Lilian sintió como se ensanchaba su corazón. - Ni Finvana. Diancecht le dio la razón. - Ni la reina Oonagh. Lilian lo abrazo a su vez. Era tan guapo y arrogante, y ahora que finvana estaría ocupado en su nuevo amor y apenas tendría tiempo para gobernar el reino bajo las colinas, Diancecht se convertiría en el hombre más influyente de la corte de Tuatha. De pronto, la paz del bosque fue interrumpida por un golpe furibundo y unas risas desbocadas que amenazaron con despertar a la pequeña. - ¡Alto, hermosa Oonagh! ¿Dónde os habéis escondido? - ¿A que no me alcanzais, tunante? Finvana descabalgó de su montura, pero su gorda barriga le gasto una mala pasada y callo de bruces. Oonagh rió amorosamente. - Mi pelotita real, rodad, rodad hasta alcanzarme. Finvana chillo ufano.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

- ¡Mi calvorota real! Os veo brillar entre las maleza. Finvana u Oonagh se buscaban como dos chiquillos alocados. - Me veis pero no me encontrareis.

576

- Pues claro que si, esperad y sabréis de lo que soy capaz por teneros entre mis brazos. Y en el horizonte, recortándose entre los verdes prados, las siluetas amorosas del rey barrigudo y la reina calva devolvieron la paz a los bosques encantados. Lilian suspiro mirando a su pequeña dormida y apoyo su cabeza en el pecho del apuesto chambelán.

Fin

Transcrito por Analieta.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


✿ Magia de una noche de verano

✿✿

Maite Carranza

577

TRANSCRITO POR EL MUNDO DE HANNA Y EL FORO DE ALISHEA. CORREGIDO POR MORENA. FORMATO DE MORENA. EDICIÓN DE MORENA.

εїз✿✿ The Devil Pink Girls con la colaboración de las chicas del Foro de Alishea.

✿✿


Magia de una noche2