Issuu on Google+

33


R a f a e l Jiménez Cárdenas, a la sazón VicarioArcipreste de Ronda, que siempre demostró y dispensó su aliento y simpatía a los proyectos fundacionales.

e considera como fecha fundacional la de la primera reunión de la comisión organizadora, celebrada el día 20 de abril de 1950. Los estatutos canónicos aparecen aprobados por el excelentísimo y reverendísimo señor obispo de Málaga con fecha 10 de julio del mismo año 1950. La inspiración inicial de fundar esta Cofradía en Ronda, donde nunca, anteriormente, había existido ninguna especialmente advocacionada “de la Oración del Huerto”, se debe a D. Alfonso Marín Quijada, que, hombre joven, creyente y entusiasta, propaga su idea con fervoroso dinamismo entre sus amplias relaciones sociales, eficaz y amorosamente ayudado, desde el primer momento, con ejemplaridad de autentico apostolado, por su dignísima esposa, D.ª Francisca León de Marin, diáfano modelo de mujer y de madre cristiana, prematuramente malograda, poco tiempo después, al ser llamada por Dios al descanso eterno en plena juventud.

La principal de ellas fue surgir absolutamente de la nada; por clara inspiración y deseos providenciales, según íntima convinción del propio fundador, ya que no existía ningún antecedente al respecto, ni familiar ni local, que justificara el proyecto advocacional. No se disponía de ninguna base humanamente sólida para la fundación de esta cofradía; ni destacada devoción popular al momento pasional de la Oración del Huerto, ni imágenes representativas del mismo, ni iglesia sede, ni cofrades, ni medios económicos, ni nada, absolutamente nada.

El fervoroso matrimonio pronto logra numerosas adhesiones a su proyecto fundacional entre hombres y mujeres de Ronda y su comarca. Con los mas voluntariosos y entusiastas de entre ellos se constituye la Comisión Organizadora de la Cofradía , se estudian y redactan los estatutosReglas y se someten a la aprobación canónica de la Diócesis con fecha 20 de abril de 1950.

En abril de 1950 se redactaron los Estatutos; en julio siguiente eran aprobados por el prelado diocesano y, con ello, la Cofradía quedaba oficialmente constituida. A poco, se encargaba a prestigiosos artífices de Granada y de Sevilla a esculpir en primorosas tallas las imágenes titulares y, a menos de un año de su fundación, en la semana santa de 1951, la Cofradía del Huerto efectuaba solemne y brillantemente su primer desfile procesional, con dos pasos bellamente exhornados, más de doscientos hermanos penitentes revestidos con tunica y capirote, todos portando cirios encendidos, presidencia de autoridades locales, y numerosísimo acompañamiento popular, que

Bajo la presidencia del Señor Marín Quijada formaban parte de aquella comisión, como elementos mas destacados de la misma, Don Adolfo Román Torres, Don Antonio García Montes, Don Juan Pérez Barquero, Don Rafael Ballesteros Zarza y otros colaboradores de la primera hora. También desde su iniciación se contó con el beneplácito y apoyo moral del Rvdo. Sr. D. 11


de 1951- de ofrecer el cargo de Hermano Mayor de Honor al Excelentísimo Sr. D. José Enrique Varela Iglesias, a la sazón Teniente General, Alto Comisario de España en Marruecos, en atención a sus relevantes merecimientos profesionales y en prueba del reconocimiento, afecto y simpatías que le profesaba nuestra ciudad por haber sido su liberador de la dominación marxista, en Septiembre de 1936.

afecto e interés por la Oración del Huerto, puestos de evidente realidad al asistir ambos personalmente el Lunes Santo de 1958 a la procesión oficial de la Cofradía , en la que presidieron los pasos del Señor y de la Virgen titulares, respectivamente acompañados, en cada caso, de la Junta de Gobierno y otros cargos honoríficos, el General, y la Junta de Damas, su señora.

Con dicho nombramiento se ofrecía, a la vez, el de Camarera de Honor a su esposa, la Excma. Sra. D.ª Casilda de Ampuero y Gandarias.

Desde su fundación, y en cuantas ocasiones le ha sido posible, ha celebrado la hermandad fervorosos actos de apostolado en los medios rurales comarcados, obteniendo copiosos frutos espirituales y entusiastas adhesiones en todas partes.

El distinguido matrimonio contestó personalmente, aceptando en los mas afectuosos términos los nombramientos ofrecidos, y en diversas cartas autógrafas que se conservan en el Libro de Oro de la Cofradía , se patentizan los cordiales vínculos con que, desde entonces, y en todo momento, se sentían unidos a la misma. El ilustre General Varela fue, pues, hasta su muerte, el primer Hermano Mayor de Honor de la Oración del Huerto de Ronda. Su viuda, la marquesa de Varela de San Fernando, acudió personalmente a Ronda, acompañada de sus hijos, para presidir la procesión oficial del año 1954.

compartía y admiraba lo que todo Ronda reconocía y comentaba como “el milagro de la Oración en el Huerto”.

Al quedar vacante por fallecimiento de su primer titular, el cargo de Hermano Mayor de Honor, y deseando que éste quedara vinculado a alguna de las más esclarecidas figuras militares del Ejército español, la Cofradía acordó ofrecerlo al sucesor de aquél en Alta Comisaría, Excmo. Sr. Teniente General D. Rafael García-Valiño y Marcén.

También otra “vicisitud” convertida en la más bella realidad fue la creación de la rama femenina o damas cofrades, que rápidamente agrupo a más de quinientas señoras y jóvenes rondeñas, dirigidas por una junta propia – aunque subordinada a la Junta de Gobierno de la Cofradía – que, bajo la presidencia de D.ª Dolores Ruiz Agero, constituían la camarera-Fundadora D.ª Francisca León de Marín, D.ª Mercedes de Gálvez Quercop, D.ª Cristobalina Zarza, viuda de Ballesteros y D.ª Dolores Corró Granadino.

Como en el caso precedente, también dicho nombramiento llevaba aparejado el de Camarera de Honor para su ilustre esposa, Excma. Señora D. ª María de los Dolores Molina y González.

La rama femenina, a la cabeza su junta de damas, lucidamente numerosa y ejemplarmente devota, figuró ya en el primer desfile procesional de la Cofradía tras el paso de la Virgen titular, con escapularios y velas encendidas.

Entre sus mas preciados documentos conserva la Hermandad sendas cartas autógrafas del distinguido matrimonio, aceptando complacidos dichos cargos, así como sucesiva correspondencia en la que manifiestan un sincero

Efeméride destacada en el historial de la Hermandad fue el acuerdo adoptado por aclamación en su primer Cabildo General –mayo 12

duda la obra maestra del ilustre imaginero sevillano Manuel Castillo Lastrucci. De Madre abnegada, dulcemente entregada al Amor del Hijo, y por El, al amor de todos, calificó acertadamente, inspiradamente, su impresión, al contemplarla, una muy autorizada personalidad eclesiástica. Es, sencillamente, maravillosa. Es la Virgen María humanizada. Su paso procesional, aparece cubierto por un palio damasco en azul y plata, sostenido por doce verales del mismo metal. Con una amplia candelería con cera litúrgica y velas eléctricas. También sufrió un cambio que al igual que el paso del Señor, se cambiaron los varales por trabajaderas, con un paso de orfebrería realizado por Cristóbal Martos en Málaga. La corona que procesiona nuestra Madre, de estilo “macareno”, en plata dorada, obra del orfebre sevillano Manuel Seco Velasco, en la que destacan grabados en sendos medallones de plata vieja, los escudos de Ronda, de la Cofradía y motivos pasionales.

Las imágenes titulares son: la de Nuestro Señor Orando en el Huerto y la de María Santísima Consuelo de las Tristezas. La del Señor es una magnífica talla en madera estofada, de tamaño natural, obra del imaginero granadino Daniel Gutiérrez Ruiz. Representa a Jesús postrado en oración, al pie de un olivo, con la suplicante mirada elevada al Cielo, y acompañado por un bello Ángel, de abiertas alas doradas, que le indica, con su brazo extendido, el Cáliz de la humana Redención. Fue esculpido entre 1946. El paso procesional, es de talla rondeña, tallado por Luis García Marin, llevado a varales en su inicio, más tarde pasaría a ser llevado por costaleros, se adaptó parte del trono para que no perdiese esa magnífica obra de arte que aún hoy se conserva en el paso del Señor, los respiraderos que forman parte del paso, fueron realizados por la tallista local Virginia Jiménez. Iluminando el paso, lleva candelabros de guardabrisa, adquirido en Sevilla . El llamador es una pieza de orfebrería, del año 2009 realizados en los talleres Villareal, en Triana, Sevilla, consta de dos angelitos portando un cáliz. El de la Santísima Virgen titular, de estilo netamente andaluz, cobija la bellísima imagen de María Santísima Consuelo de las Tristezas, sin 13


me preguntaba, ¿estará tallando un Ángel? Era una cara pura y muy guapa. Mi padre también cogía mis manos y las dibujaba en diferentes posiciones. Fueron las manos que después tallo para aquellas figuras que yo no comprendía. Vagamente recuerdo que cuando juntó las dos imágenes terminadas, en el taller lo celebraron, había culminado su obra maestra “La Oración en el Huerto”.

l 8 de mayo de 1911, nacía en Granada un niño prodigio. Desde su niñez destacó por sus dotes artísticos llegando a ser un gran escultor. Con 5 años ya utilizaba las herramientas del taller de su padre haciendo personajes que él mismo diseñaba. A los 15 años empezaron a encargarle algunas imágenes y objetos de decoración. Son muchas las Purísimas que llego a tallar, estilo de Alfonso Cano, del que se sentía discípulo, trabajo que combinaba con sus estudios, que con su buen hacer, ganó una beca que le llevó a Paris dónde aprendió nuevas técnicas artísticas.

Prosiguió con sus múltiples trabajos, junto con la enseñanza que impartía. A medida que iba pasando el tiempo, yo soñaba que se me aparecía un Ángel, que consolaba a un señor y a todo el mundo. los años, hasta 1993, que mi padre, Daniel Gutiérrez Ruiz, falleció en la ciudad de Tarragona. Como también había fallecido, anteriormente, mi hermano a los 18 años de edad, tuve que pasar, sola por el mal trago, de recoger, y guardar todas las herramientas utilizadas por mi padre, en el taller donde yo en silencio contemplaba las grandes obras que fue realizando.

Al estallar la Guerra Civil Española, paró su veloz y ascendente carrera artística. Fue destinado a Melilla, al Ejército del Aire. Pasado tres años, y ya en su Granada natal, fue decorando y embelleciendo por toda Andalucía los templos desbastados por la guerra civil y tallando nuevas imágenes. Su gran obra maestra, como él mismo reconocía, fue un encargo de Ronda. Yo por entonces, no comprendía nada, era pequeña, pero veía a mi padre que tallaba en su estudio un señor de rodillas con el rostro muy apenado, y que mi padre salía muy a menudo a visitar al hospital a un primo suyo, que luchaba entre la vida y la muerte. Cuando mi padre regresaba del hospital, tallaba y tallaba, el ruido que emitían sus gubias era diferente del que yo estaba acostumbrada a oír. Un sonido fuerte y seco, sin embargo cuando tallaba la otra imagen que estaba al lado, miraba entre gubiazo y gubiazo al cielo, entonces yo

Me armé de valor, entré en el taller y mirando los cajones de su buró, el cual yo nunca había tocado, me encontré con una serie de fotos de las imágenes y otra obras que mi padre había tallado. Cuál fue mi sorpresa que ante mis ojos estaba una foto que ponía “Granada 1.946 Oración del Huerto (Ronda)” su obra maestra, no había sido un sueño de mi niñez, las imágenes existían.

D i o s bendiga a Ronda y humildemente os doy las gracias por haber escogido a mi padre el escultor Daniel Gutiérrez Ruiz para realizar tan magnífica talla.

indicaron que fuera a los Descalzos, Iglesia de Santa Cecilia. Entré y en un lateral vi mi sueño hecho realidad, lloré y lloré. El Señor orando con su rostro triste pero perfecto pidiendo consuelo antes de su muerte, era el reflejo de la cara de aquel primo que murió que mi padre tallaba con mucho dolor, de ahí el ruido extraño de sus gubias que yo escuchaba. Miré también a mi Ángel, con su cara bella y llena de bondad, y aquellas manos que tantas horas me habían hecho posar. Esas manos perfectas que han dando ayuda y fuerza a toda la Hermandad del Huerto, para llegar a su 60 Aniversario.

Siempre a vuestra disposición, una servidora, q u e s e considera Rondeña.

El cartel de la Semana Santa 2010 de Ronda con una fotografía de “La Oración en el Huerto”, el cual unos amigos de Málaga me hicieron llegar, hoy preside el recibidor de mi casa y gracias a las nuevas tecnologías he hecho que atraviese fronteras, recibiendo muchos elogios que os transmito a toda la Hermandad.

Inmobiliaria

Estrella Gutiérrez

Construcción

Fui a Ronda sin saber a dónde dirigirme. Allí pregunte a unas señoras por el Paso y me 16

17

Proyectos


maneras por las cuales nos podemos comunicar con todas las personas del mundo, una de esas formas, y quizás de las que más éxitos tiene es el mundo de las redes sociales, mediante ellas se puede tener una relación más directa con los internautas. Al querer avanzar un poco más en este mundo tecnológico, la Hermandad también se a adentrado en el mundo de las redes sociales, más concretamente en Tuenti, donde ya somos un montón de amigos informados de todas las noticias de la Hermandad.

esde la Hermandad, pretendemos contactar con todo el mundo, y nuestro deseo es que cada vez más gente esté informada acerca de todos los temas de actualidad referentes a la Hermandad, y del mismo modo poder ofrecer a los hermanos un sinfín de curiosidades como por ejemplo fotografías antiguas, la historia de la Hermandad desde sus comienzos hasta nuestros días, nuestro patrimonio, etc. Todo esto no sería posible sino mediante Internet. Internet es una pantalla abierta al mundo donde poder expresarse y dar información, pues nosotros no queríamos quedarnos estancados en lo que a tecnología se refiere y por eso hemos puesto en marcha este proyecto que ha dado resultado desde el primer momento, con una aceptación increíble por parte de los miembros de la Hermandad.

Concretamente la página Web de la Hermandad, a la que podéis visitar con frecuencia, en www.hermandaddelhuerto.com, se creó en 2008, y desde entonces no hemos parado de actualizarla para así ofrecerle siempre lo mejor y para que todos los hermanos se sientan orgullosos allá donde vayan de su Hermandad, y poder así compartirla con el resto del mundo.

Cual fue nuestra sorpresa, que en el libro de visitas, encontramos saludos de todas partes, incluso desde Minnesota, Estados Unidos, para darnos las gracias por compartir este sentimiento.

jóvenes es de lo más importante de una Hermandad, pues ellos son el futuro y la continuidad del cristianismo.

multimedia, donde se encuentran las fotos antiguas, de salidas procesionales de diferentes años, de cultos, de los ensayos de los costaleros, de las alfombras del Corpus…también están alojados los vídeos de diferentes salidas procesionales.

Para todo eso, y con el único fin de fomentar la Religión Cristiana, hemos creado esa página Web, de la que estamos muy orgullosos y decirle a todos los lectores de la revista del Huerto, que le esperamos detrás de una pantalla y con un teclado en las manos para poder intercambiar impresiones en Internet, de que nos sirva para crear críticas constructivas y nada más, para intentar mejorar y que no sirva como una herramienta para hacer daño a nadie, ese es nuestro deseo y esperamos que el vuestro también.

También puedes encontrar apartados como el de estatutos, patrimonio, puedes hacerte hermano, rellenando un formulario que ofrecemos en la misma Web. para estar informados de todo, puedes visitar nuestro blog de noticias, o bien dejarnos un saludo y un comentario en el libro de visitas. No podemos dejarnos atrás nuestro apartado relacionado con los jóvenes, nuestra juventud cofrade con su virgen de la salud también cuenta con su rinconcito dentro de la misma Web, porque creemos que los

N o s v e m o s www.hermandaddelhuerto.com

Para poder mantener una comunicación más directa, la Hermandad también creó en esa misma fecha varios correos electrónicos como el de la cuenta de MSN: hdadhuertoronda@hotmail.com, y también un correo propio, en el cual podéis comunicarse también con n o s o t r o s : info@hermandaddelhuerto.com .

Sabemos que Internet tiene infinidad de

En la página Web, podrás encontrar apartados como historia, donde puedes enterarte de cómo se fundó la Hermandad y quiénes fueron las personas que pusieron en marcha todo este proyecto del cual ahora nosotros estamos continuando a alargar aún más la historia de la Cofradía, y esperamos que siga por muchos años más. Otro 20

apartado

es 21

e n


Fervorosa y Popular Cofradía Penitencial y Real Hermandad Reparadora de Nuestro Señor Orando en el Huerto y María Santísima Consuelo de las Tristezas

Fervorosa y Popular Cofradía Penitencial y Real Hermandad Reparadora de Nuestro Señor Orando en el Huerto y María Santísima Consuelo de las Tristezas

Foto Virgen

30

31


a han pasado sesenta años? Entonces me estoy haciendo viejo.

polvoriento, pero con la satisfacción del trabajo bien hecho.

Así empieza una conversación en la puerta de una casa de campo. Las canas que peinan su cabeza dan una prueba fiel de que efectivamente, pasa los ochenta años de vida aunque su actividad no lo demuestre. Esta conversación se lleva a cabo mientras no para de seleccionar tomates de su huerto al que dedica más horas que el propio sol.

El Señor Guerrero, que a estas alturas de la conversación es algo más que un héroe para mi, habla con cariño de los años posteriores, a los que no faltó excepto en alguna ocasión por causa mayor, hasta 1981, año en que se produjo el parón, y que ya llevó a Antonio a pensar que ya tenía una buena edad para pasar el testigo.

Prefiero escribir un relato en tercera persona a una entrevista, por no perder el tono de añoranza que permite este estilo.

Son los pequeños momentos como ese los que le hacen a uno pensar cómo han cambiado las cosas. ¿Estamos hoy tan dispuestos a hacer sacrificios reales en pro de nuestra fe? Ese era el perfecto estado de la palabra Hermandad, Camaradería, y todo ello acompañado del trabajo sudado bajo el nombre del Huerto.

Antonio vive en una casa donde ya viviera su padre, en los Molinos del Tajo. Ahí es de donde viene la proeza de esta aventura. Mientras sigue con su trabajo entre dos canastos de tomates, me dice que él se hizo hermano del Huerto porque un pariente suyo estaba en la junta que estaba fraguando la hermandad y le comentó la idea de sacar al Santo. Su padre ya era mayor para hacerlo, pero él tenía buena edad. Recordamos que hace sesenta años de esto, y hablando de los molinos del tajo, no había carretera que subiera a Ronda, ni mucho menos contaba con medios de locomoción a motor. La actual carretera se construiría para llegar a la central eléctrica hace poco más de cincuenta años. Así que Antonio iba y volvía como todos los hortelanos de la zona, a pie. El hecho de que el huerto saliera a tempranas horas de la tarde hacía posible que muchas personas de la zona pudieran ir, como cuenta su mujer, que en la época subía con sus hermanas. Cabe mencionar que en los primeros años de existencia de la hermandad muchos de los vecinos de Antonio eran horquilleros del huerto y se trataban de humildes hortelanos, que a parte del hecho del desfile, tenían que hacer un tortuoso camino de ida, y otro aún más complicado a mi parecer, de vuelta. Cansados, pendientes de bajar un camino

Tenía recién pasada la veintena cuando fue tomada esa foto con el palio que cobija a una recién estrenada Consuelo de las Tristezas allá por 1953. Antonio posa con dos de sus vecinos, delante de la imagen de la Virgen, a pesar de que él fuera horquillero del Cristo.

él, y el deseo de poder contar algún día mis propias vivencias tal y como él lo hace, me despido. Jose Ruiz

(Costalero del Huerto)

Al ver la foto recuerda un dato del que yo al menos no tenía constancia, es que en esa época, el palio salía llevado por hombres que levantaban los varales desde debajo del trono, y no por fuera de éste. Cierto es que tras los tres señores que posan en el retrato, no se adivina ningún varal. Antonio Guerrero es, el caballero de la derecha en esta instantánea que quedó para la posteridad de la hermandad, y al que le mando todo mi agradecimiento por esa tarde de buenos momentos recordando desde el año 0 de nuestra hermandad, hasta lo que va aconteciendo poco a poco en ella. Con un abrazo fraternal para

La Planilla 44

45


también tuve la suerte de ser capataz de la Virgen de la Cabeza, la Reina de la Serranía de la que guardo un buen recuerdo, y como contraguía salí en San Cristóbal, Patrón de Ronda un año.

n primer lugar debemos sentirnos orgullosos de poder celebrar este 60 aniversario de la fundación de nuestra hermandad, han sido muchos los que con su esfuerzo, dedicación y profunda devoción hacia nuestros titulares han conseguido que la hermandad siga existiendo pese a todo y creo que pasa por un buen momento.

Con esto no pretendo alardear de nada, lo único que quiero es daros las gracias a los que habéis confiado en mi en cada ocasión, me permitisteis sentir y compartir emociones fuertes en mi vida, he compartido sentimientos que solo compartiríais con amigos íntimos o familiares directos, tanto en situaciones de alegría como el nacimiento de un hijo y las mas desafortunadas como la perdida de algún ser querido, algunos os fuisteis quedando en el camino por algún motivo, y dejasteis de ser costaleros por decisión propia o tuvisteis que dejar de serlo por diferentes problemas, en algunos casos físicos y en otros por trabajo, estudios, etcétera pero siempre os queda el recuerdo de haber sido costalero de algunas de mis cuadrillas, y la amistad de aquellos que compartisteis trabajadera, siempre he pretendido que reinase la amistad y la buena armonía entre todos y lo más importante para mí que sintieseis que lo que hacíais era una forma de llegar o estar más cerca de Nuestro señor Jesucristo y su Bendita Madre en cualquiera de sus advocaciones, teniendo en cuenta que lo que realizáis es una penitencia, que lo hicieseis de forma que ese sufrimiento a la vez lo disfrutaseis, como se suele decir, sarna con gusto no pica, he fomentado siempre la unión entre todas y cada una de nuestras hermandades y pensar que no tiene ningún sentido las rivalidades absurdas entre hermandades, que todo lo que hacemos lo hacemos, como dicen la mayoría de los estatutos para mayor gloria de Dios Nuestro Señor y su Bendita Madre, pensadlo.

Quiero hacer público mi agradecimiento a la junta de gobierno y en particular a nuestro hermano mayor por pensar en mí para ser capataz de nuestro Señor Orando en el Huerto desde hace seis años. En todo este tiempo he vivido muchas experiencias con vosotros y hemos aprendido mucho juntos, puesto que como siempre digo me queda mucho que aprender en el mundo del costal y el martillo. Pero mi articulo no van a ser todo elogios para dorarnos la píldora puesto que cada año debemos mejorar y perfeccionar nuestro trabajo, pero no penséis que lo digo para llegar a “ser los mejores”, puesto que no se trata de una competición entre cuadrillas para ver cual es la mejor o la peor, si no que se trata de hacerlo bien como se merecen nuestros titulares que los llevemos en estación de penitencia. Un amigo me comentaba que es posible que llevase como capataz de paso unos 20 años, nunca me paré a pensarlo y echando la vista atrás recuerdo que empecé en los 80 como costalero de la Santa Cruz de Mayo pasando a ser capataz durante varios años, pasando después al paso de la Virgen de la Luz como costalero y seguidamente como capataz. Fue un paso importante para mi, el llegar a ser capataz del Señor del Perdón durante varios años no consecutivos, hace ya seis años. En todo este tiempo, fui capataz del Corpus, uno de los años que fue llevado por costaleros, todo un privilegio mandar el Corpus Cristi,

Como os he comentado en varias ocasiones siempre que podáis acercaros a 50

nuestra hermandad, cada vez que tengamos actos y para preparar enseres, limpiar o lo que corresponda en cada momento, cuando se trabaja por algo y lo realizas tú luego te sientes mucho mejor contigo mismo, que si llegas y te lo encuentras todo hecho. Para terminar daros las gracias de nuevo a los que hoy día formáis la cuadrilla de Nuestro señor Orando en el Huerto porque estáis en la línea de una cuadrilla compenetrada con buen ambiente y que con pocas palabras entendéis cual es el camino a seguir que no es otro que el de ser hermanos verdaderamente en nuestro señor, espero que sigamos compartiendo experiencias durante mucho tiempo y disfrutando cada Lunes Santo como lo venimos haciendo año tras año, cuidaros, y nos vemos pronto.

Francisco Angel Perez Cañamaque (Capataz de Paso de Nuestro Señor Orando en el Huerto)

51


T O D O P AR A N I Ñ O S



REVISTA 60 ANIVERSARIO HERMANDAD DEL HUERTO