Num177

Page 1

distribución gratuita - año XVIII - N° 177

14°

Maraton del Desierto Pinamar 2014

EXPEDICIÓN AL VOLCÁN TUPUNGATO




NOTA DEL EDITOR

Año XVIII, quien diría, ya estamos cerca de cumplir la mayoria de edad, recorrimos un largo camino, amamos la vida con un mayor contacto con la naturaleza y queremos que nuestros lectores sean un poquito mas aventureros... recrear en pequeña o grande escala a aquellos aventureros de todos los tiempos, que siempre nos inspiraron... quien diría, tantas aventuras junto a uds, por eso queria compartir, esta historia, que no es otra que la historia de como nacio al borde. “Cuando era chico con mis viejos, hicimos un viaje a Tandil por la ruta 226. Siempre veraneamos en Mar del Plata y me llevaban a conocer las sierras... amor a primera vista, conocer esas sierras prehistóricas, que muchos años despues conoci mejor, La Brava, La Vigilancia, La Sierra de las Animas, entre otras, me marcarian a fuego. Un poco más grande empece a conocer la montaña con los viajes a Bariloche, primero a esquiar, después a caminar y algunos años después descubri la bicicleta de montaña y otra vez los primeros pasos fueron por La Brava y Sierra de los Padres. Afiance mi experiencia cuando comence trabajar con Bike & Trek, que organizaba travesías en bici en Tandil, Cordoba y el Parque Nacional Lanin. Con Gustavo Gonzalez, aprendí a coordinar y guíar las travesías, hicimos varios cursos, nadie hacia turismo de aventura solo algunos locos, que se animaban a venir con nosotros. Nace la revista Biciclub y colaborabamos con las notas de las travesías, empece a incursionar en la observación de aves, interpretación de la naturaleza. En esa

4 - al borde

época, visitaba diariamente a Pedro Benavente, guardaparque y personaje emblemático, que atendía una especie de oficina de informes, ahi en la Sede de Parques Nacionales enfrente de la plaza San Martín. Ahí descubrí un diarito que se llamaba “El Chalten”, que hablaba de los Parques Nacionales y conservación de la naturaleza, que lo editaba Pedro, era de distribución gratuita como el “El Diario del Viajero” que siempre me atrapaba con las notas de turismo de Antonio Torrejon, en ese momento fue cuando se me ocurrió... y porque no hacer una publicacion de Turismo Alternativo, como estos diaritos de distribución gratutita. Ya existía la revista Weekend, que a veces saca notas del tema, también estaba Aire y Sol, alguna que otra revista de supervivencia, también había salido algun tiempo la revista Escalando, todas ellas me inspiraron. Surgió de algun sueño, el nombre al borde, era el año 1996. Les empece a comentar a mis amigos, les pareció buena idea, pero que iba a durar poco... ya tenía el nombre, solo faltaba lo más importante, el contenido. Tenía que ser bueno, que informara, escrito por los referentes de las distintas actividades, estaba haciendo un Curso de Guía y Coordinador de Turismo de Aventura, uno de los primeros, los docentes, eran expertos en sus materias, trekking, cabalgatas, bicicleta de montaña, birdwatching y principios de montañismo y escalada, de ahí salieron los primeros redactores. Santiago Delger, amigo de toda la vida, quiso ser mi socio y puso el capital y un

año después en Junio de 1997, salió el primer número de al borde. Después vinieron los cursos de escalada, Santiago Storni que nos aportaba fotos y notas, asociandose y ocupandose de la sección de montañismo durante muchos años, las Carreras de Aventura, con los Raid Aventura de Sebastián Tagle, el Ecochallenge en Bariloche... Hasta llegar a la actualidad en donde maduramos, ya no es más un diarito, es una revista, en un formato comodo para llevar en la mochila, ecológico, porque se desperdicia muy poco papel, en el tamaño justo, donde el gramaje, la cantidad de paginas y el papel con que se imprime, esta pensado para que tenga un menor impacto con la naturaleza, la cual amamos y defendemos a ultranza. Fuimos los primeros en salir con la revista digital on-line, al mismo tiempo que la de papel y con el mismo contenido, que se puede leer hasta en los celulares, sin abandonar la filosofia de fomentar las actividades outdoor, con notas para principiantes y no tanto, con un alto respeto del medio ambiente. Sí, estamos cerca de cumplir la mayoria de edad, pero no por eso dejamos de emocionarnos y sorprendernos de las vivencias que nos da el contacto con la naturaleza. Podría contarte mucho más, pero no quiero distraerte, hay muy buenas notas en este número, seguí leyendo al borde, no te vas a arrepentir...

Ernesto Miguel Barnetche - Director



14째

Maraton del Desierto


Nuevamente con gran éxito se desarrolló el 12 de Enero la decimocuarta edición consecutiva del Maratón del Desierto HI-TEC en los médanos del norte de Pinamar. Con largada desde el parador Sport Beach, casi un millar de corredores se animaron a la arena y el intenso calor que impondría una jornada fantástica de verano, dispuestos nuevamente a recorrer los médanos vivos de este escenario maravilloso. Todos juntos, ya sea para correr 3k, 10k o 21k (dos vueltas al circuito) dieron inicio apenas unos minutos pasadas las 9am a este desafío único e inigualable. La prueba marco rápidamente la diferencia de ritmo de los atletas de elite, quienes a paso firme se comenzaron a distanciar de todo el pelotón, también se podía observar muchos corredores atentos a encontrar el paso y dosificar el esfuerzo.

Enviado especial: Ernesto “Vasco” Barnetche

Pinamar 2014

Un poco más atrás de los punteros venia el gran pelotón entre los que se podía observar a los corredores que encaraban el gran desafío de correr la segunda vuelta de los 21k en los médanos; el calor, el sol y otros por no conocer el esfuerzo, generaron que al llegar al final de los primeros 10k muchos desistieran de encarar el retome para seguir, dejando interiormente este desafío para el futuro.


Los 10k fueron ganados por cuarta vez consecutiva por Francisco Crinigan de General Madariaga con un tiempo de 53:56, entre las mujeres se destacó la atleta de Arrecifes, Roxana Palavechino con un tiempo de 1:11:41 y en los 21k ganaron Sofía Arandez con un tiempo de 2:41:02 y el triatleta Geselino Diego Hernán Kloster con un tiempo de 1:53:11, ambos bajaron sus tiempos con respecto al año pasado.

Clasificación General 10K Caballeros 1)CRINIGAN, FRANCISCO-10KCB-00:53:56-MADARIAGA 2)RODRIGUEZ, GONZALO-10KCA-00:53:58-PINAMAR 3)CORIA, SANTIAGO-10K -CB-00:55:55-CAPITAL 4)AGUILERA, JOEL-10K-CA-


00:57:35-BERMUDEZ 5)OJEDA, ESTEBAN-10K-CB00:58:24-PINAMAR Damas 1)PALAVECINO, ROXANA-10KDC-01:11:41-ARRECIFES 2)AGUILERA, VICKY-10K -DB-01:13:25-PINAMAR 3)PEREYRA, ELISABETH-10KDC-01:13:49-VILLA GESELL 4)MIRANDA, MAITE-10K-DB01:14:09-LA PLATA 5)NOVELLI, VIVIANA-10K-DC01:15:58-CAPITAL 21K Caballeros 1)KLOSTER, DIEGO-21K-CAV01:53:11-VILLA GESEL 2)GOMEZ, MARCELO-21K-CBV01:53:44-MADARIAGA 3)POSSE, GERÓNIMO-21K -CBV-02:03:21-EL CALAFATE 4)CARRERA, MIGUEL ANGEL-21KCCV-02:07:42-ARRECIFES 5)PAVONI, LUCIANO-21K-CBV02:09:40-LA PLATA Damas 1)ARANDEZ SOFIA CYNTHIA-21KDBV-02:41:02-FLORES 2)PONCE, MARIA LUJAN-21KDBV-02:45:44 3)RAMOS, LILIANA -21K-DEV02:50:49-CAPITAL FEDERAL 4)VERÓN, MARÍA AGUSTINA -21KDBV-02:57:47-MAR DEL PLATA 5)POTES, MONICA -21KDCV-03:03:13


carreras

El trail running en Salta, llego para quedarse El grupo local “Mil200” gana terreno en organización de carreras en Salta y en el NOA. La Caldera Trail y Sanlo-Trail durante el 2013, reunieron a cientos de corredores de varias provincias argentinas.

“Vos podes mamá, vos podes” le decía ella con sus puños cerrados llenos de energía. Y su madre la mirada entre feliz y nerviosa de ver a su hija alentando el desafío que pronto empezaría. Quizás se preguntaba si la situación normal no era el aliento inverso, pero ella había descubierto este deporte a los 47 años y había decidido ponerle el corazón. Un segundo antes de iniciar el conteo la hija le guiñó el ojo, le tiró un beso y la complicidad y el amor fueron un flechazo directo al alma de su madre ahora inyectada de todo el valor.

30 kilómetros de senderos de montaña tenía por delante, con un desnivel acumulado en positivo de unos 2.000 metros. El circuito señalaba que la carrera transitaba por sendas accidentadas, con lodo, pasos escurridizos, laderas expuestas en algunos tramos. Había que cruzar ríos y arroyos, lidiar con bajadas abruptas, la vegetación, la humedad, el calor, la lluvia. A ella le entusiasmaba la idea de que conocería caminitos y cerros que no conocía, aún siendo salteña, desconocía esa parte que a veces esconden las provincia. Esta carrera le daba la

oportunidad de fundir el deporte en un acto de desafío y competencia con el disfrute pleno de lo desconocido alimentado por la curiosidad: sus ojos se llenarían de nuevos paisajes y su cuerpo y espíritu se probarían en un reto en las montañas. Cruzó el arco de llegada 4 horas y media después, sudada por entero, embarrada, con sonrisa de arco iris. El tiempo del reloj no era importante, ni tampoco el puesto de su categoría, valía el intento hasta el final, valían sus esfuerzos, su alegría y la edad de su espíritu. El abrazo de su familia, amigos/as y otros corredores


atajaron su emoción, había concretado los 30 kilómetros de la Sanlo-Trail (distancias de 5k, 15k y 30k) la segunda carrera de aventura organizada por el grupo Mil200 y llevaba a cabo en La Reserva Natural Finca Las Costas, en la Villa de San Lorenzo, pcia de Salta. Las carreras de montañas se conocen como “trail running”, correr fuera de pista, afrontando obstáculos naturales que le dan rigor y aventura a la actividad. En los últimos años el trail running ha crecido destacadamente en el mundo y en Argentina, extendiéndose a diferentes geografías y climas brindando características únicas a la disciplina. En Salta desde el año pasado, el grupo Mil200, conformado por KAS (Kilómetros de Altura, un rupo de entrenamiento) y Salteños Corren (proyecto de difusión del trail running) ha liderado la organización de estas carreras con la ambición de que esta actividad “a mucha gente le cambie la vida”.

Natalia Suppa y Leonardo Isola, ambos directores de Mil200, competidores de trail running en instancias nacionales e internacionales expresan de que Mil200 “es un proyecto local a largo plazo. Queremos que la gente se anime, esto no es exclusivo de gente atleta o gente entrenada, esto lo puede hacer cualquier persona, con un poquito de constancia en los entrenamientos y disfrutando, porque desde el disfrute viene la superación. Mil200 quiere que el corredor salteño no tenga que viajar para poder ser parte de estas carreras, queremos que corra en su provincia porque le sobra montañas y que los corredores de afuera vengan a conocer Salta”. El deporte al aire libre y en grupo indudablemente suma calidad de vida a las personas. Por eso en mayo del 2012 nació en Salta KAS, con la misión de desarrollar en la provincia y en todo el Noroeste Argentino nuevos ámbitos de participación social y familiar que promuevan el mejoramiento

de la calidad de vida y que arraiguen en la sociedad la cultura del deporte y la vida sana. La pasión, la experiencia, la visión de futuro y el perseguir un fin social, son los valores que definen a quienes conforman KAS, valores que también luego son multiplicados y potenciados en Mil200. Mil200 actualmente desarrolla en Salta tres actividades: difusión del trail running en la pcia y e NOA, entrenamientos en grupo, organización de carreras. Durante el 2013 fueron concretadas dos carreras: La Caldera Trail y San-lo Trail, para este 2014 el calendario viene con 3 carreras: una de calle a finales de marzo, principios de abril, el 3 de agosto la 2da edición de “La Caldera Trail” (5k, 15k y 35k) y el 8 de noviembre “Calchaquí Ultra Trail”, en los maravillosos escenarios de Cafayate con distancias de 10k, 25k y 50k. Más información en la página de face: Mil200 o al correo: nfo@mil200.com.ar


MTB

CVO INTERNATIONAL SERIES CVO INTERNATIONAL SERIES, la competencia de Mountain Bike que se llevara a cabo el domingo 23 de marzo de 2014 en Villa La Angostura y recorrerá el Parque Nacional Nahuel Huapi. CVO, es la carrera más importante de

Mountain Bike de la modalidad Cross Country que se desarrolla hace más de 10 años en la Patagonia Chilena con más de 1000 competidores año tras año, cruzará la frontera para recorrer los escenarios más desafiantes y maravillosos de América Latina, iniciando su primera fase en la Patagonia

Norte Argentina. La competencia recorrerá más de 50 km de trazado. Tocando en partes la mítica ruta 40, transitará por un antiguo camino de pobladores, tocará las costas de 3 de los 7 lagos como serán el Nahuel Huapi, el Correntoso y el Espejo.



MTB El circuito Cruzará dos ríos, transitará la ruta Provincial 66 que la ruta 40 con el centro de esquí Cerro Bayo y tendrá como estrella a la localidad de Villa La Angostura (Neuquén, Argentina).

Ya están abiertas las inscripciones, las categorías son:

Caballeros • 18 y más años Profesionales-Elite • 15 a 17 años Con autorización padres • 18 a 29 años Amateurs • 30 a 34 años • 35 a 39 años • 40 a 44 años • 45 a 49 años • 50 a 54 años • 55 a 59 años • 60 y más años

Damas • 18 y más años Profesionales-Elite • 18 a 29 años Amateurs • 30 a 39 años • 40 a 49 años • 50 y más años Para inscribirse ingresar a www.cvointernationalseries.com . inscriptos@cvointernationalseries.com https://www.facebook.com/pages/CVOInternational-Series


kayak Por Pablo Guzman

Travesía en kayak Escobar – Villa Gesell Arranco con la idea de hacer algo distinto, algo diferente a las travesía de cabotaje, me llamaba algo mas, un desafio, un viaje mas hacia mi mismo.


kayak

Me gusta el delta, el rio y el mar, porque no entonces de Escobar a Vila Gesell. Empiezo a planificar y soñar, mirando el mapsource y el google earth, puntos posibles de parada, se que no es posible bajar en cualquier lado, al menos hasta La Plata o Atalaya, por seguridad, o por inaccesibilidad. Asi es que las posibilidades van siendo Club Universitario Buenos Aires, Yacht Club Puerto Madero, Club Nautico Quilmes, Punta Lara Club de Kayak, Magdalena, Punta Indio. El bote que tengo y voy a usar es un Boreal de Atlantikayak’s, de plástico, con mucha capacidad, y de buena navegación. Entre todo lo que va sumando a mi proyecto se suma Willy para pasarme el pronostico dia a dia, Lucas Sosa con su experiencia de ya haberlo hecho, Atlantikayak’s con varias cosas que me hacían falta, JLK con un carro para transportar el bote, Mario Luccheta de Magdalena que se ofreció para alojar mi bote entre las dos etapas, ya que no tengo todos los días juntos disponibles en el trabajo y Pablo Kommer quien me ofrece un teléfono satelital, y con quien surge la idea de navegar juntos, la primer etapa.

10 de octubre, salimos del CRNBE a las 7.30 luego de pasar por prefectura, todo cargadito y arrancamos. Algo de vientito en contra, pero tranquilo, calentando motores, mucha ansiedad, muchas ganas de disfrutar del rio. Navegamos todo el Parana de las Palmas abajo hasta isla Zarate, y paramos frente a la Prefe a picar algo y rapidito seguimos, comenzamos con el rio abierto de a poco, divisando de a poco los edificios de la gran ciudad. Llegamos a la tarde al Club Universitario Buenos Aires, donde nos esperaba Lucas Massa, el Comodoro, quien nos había ofrecido su barco para dormir, cosa que no aceptamos, armamos las carpas frente al rio, nos vino a recibir y compartir unos mates el Vasco de Al Borde, y cenamos unas pastas en el restaurant del club. El viernes nos laventamos a las 5, horario que iba a ser corriente, había pronostico de SE 30 nudos, cosa que echo la idea de llegar a Quilmes y menos a La Plata. El dia anterior hicimos 50 km muy comodos, y la

primer idea era hacer 55, pero no con SE. El problema son los pocos lugares para hacer tierra. 6,45 estabamos en el agua, salimos rumbo al canal y la velocidad era 3 km/h, y asi fue disminuyendo hasta dentro del puerto de Buenos Aires 1,2 km, imposible seguir, asi que nos abrieron la entrada al Yacht Club Argentino y nos permitían dejar los botes, pero afuera y sin vigilancia, asi que pegamos la vuelta y nos fuimos al Y C Puerto Madero, donde si podíamos dejar los botes seguros, e irnos a dormir a lo de Pablo. Sabado a la mañana temprano partimos rumbo a Puerto Madero a los botes y navegar la costa de Buenos Aires. A las 9 estabamos en el agua, y resolvimos hacer Puerto Madero por adentro y salir por el Riachuelo, para safar un poco del viento de afuera, y para conocer. Las condiciones del Riachuelo son horribles, pero igual valio la pena, a mi me ardían los ojos y me daba nauceas el olor. Mas que una limpieza, si se dejaran de tirar combustibles y basura, se empezaría a limpiar solo.


Salimos a rio abierto y otra vez nuestro querido viento SE que nos dejo navegar hasta Quilmes a 3 km, imaginen 16 km en 5 horas y pico, encima la próxima parada posible era Punta Lara, asi que ese dia paramos obligadamente en el Club Nautico Quilmes, donde nos recibieron de 10, cenamos unas pastas, recorrimos el club y nos fuimos a dormir. (unas pastas rapidas que traje de Brasil para probar, y realmente no se las recomendamos)

tiene su gusto, es una mezcla de libertad y adrenalina, si bien la costa va haciendo una panza hacia la derecha, tirábamos rectas a cada punta, hasta que llegamos al Complejo Eva Peron, sede de PLCK. Tuvimos varias visitas durante la tarde noche, y cocine un arroz con verduras y aceitunas para reivindicar las pastas brazucas de la noche anterior, acompañado de unas ricas cervezas frias del kiosko de enfrente.

Domingo, con pronostico pasado como todos los días por Willy, sabíamos que el viento mantenía dirección, pero menguaba un monton, asi que destino Punta Lara Club de Kayak, linda navegación, pasadas por las salidas cloacales de la gran ciudad, que por suerte debido al SE y a la temperatura no muy alta no nos mato, se sentía, pero poco y desparramado. La navegación en rio abierto

Lunes a las 5 arriba denuevo, desayunamos, cargamos los botes y los llevamos con el carro a la playa, esta en baja, asi que nos vino re bien el carro, primer uso bien justificado, grande Tano! Vimos el amanecer y sacamos unas buenas fotos. Este dia nos esperaban 50 km hasta Magdalena, y almorzaríamos en los botes, por no poder acceder a la costa, llevamos lo que

sobro del arroz en una marmita. Muy linda navegación, roto el viento por suerte y abandono el SE, Almorzamos bien alejados de la costa, y un poco después del mediodía llegamos a Magdalena, donde muy gentilmente nos esperaba Mario junto a su amigo para llevarnos con botes y todo a su casa. Segunda etapa, Magdalena Villa Gesell (muy ansiada y en solitario) El viernes Sali rumbo a Magdalena, a lo de Mario, donde tenia el Boreal. El viaje fue bastante lento ya que viernes a la tarde todo esta colapsado. Llegue para la hora de la cena, allí me esperaban con pizzas y empanadas, luego de algunas cervezas me fui a dormir, el sábado a primera hora seguía con mi travesia.


kayak

Sabado nos levantamos a las 6, y luego de unos mates nos dirigimos a la costa, donde aparecieron dos amigos de Mario, Algodón y Julio, me acompañaron los 3 hasta Punta Indio. Fue una jornada con olas de costado todo el dia, una puesta en movimiento para mi, cenamos un delicioso asado, y dormi a la intemperie, estaba sin mosquitos y mucho viento, pero no frio. Asi que puse mi bote paralelo a la costa, y a resguardo la colchoneta y la bolsa, demás esta decir que dormi como los dioses. El dia domingo me desperté a las 4.30, a las 6 es la pleamar y me esperaban unos 70 km aprox hasta la boca del Salado, tenia el pronostico del tiempo y sabia que desp del mediodía el viento me favorecería un poco. Arranco mi navegación solo, unos 340 km. Que hermosura Punta Piedras, el extremo norte de la Bahia, cada rato, entre las olas aparecia algún pico, e iba buscando los huecos, el afloramiento cubre varios km de costa, y era demasiado lo que me tenia que abrir, he aquí una de las ventajas de ir en un bote de plástico. Llegue a las 16 a la Prefe de la boca del Salado, donde me recibió Marcelo, uno de los 3 integrantes del destacamento, con quien comparti alguna cervecita en el almacen frente

al rio, y quien no dejo que arme la carpa y me dio lugar en una casa rodante del ministerio. Cenamos fideos con milanesas, y a la noche llovio torrencialmente. El lunes me desperté a las 7 y como seguía lloviendo me quede un rato mas, a las 8 me levante, desayune en el destacamento y a las 9 estaba en el agua. Comence navegación con lluvia, el trecho era largo, quería llegar a la boca del Canal 9, unos 48 km. de a poco me iba internando mas en la Bahia, la puerta al mar. La Bahia tiene olor a mar, agua cada vez mas salada, y agua muy barrosa cuando hay olas, una mezcla mortal para la piel, barro, sal y sol, fue un dia duro, el viento no dio tregua y se hizo medio tarde para el final del tramo y tuve que apurar el tranco, para que no se me venga la noche. La decisión de ir al 9 es que había SE, y no estaba seguro de que la boca del 15 sea alta. En la boca del 9 hay una isla y un terraplén bien altos. Arme la carpa, puse agua para el mate, y me puse a acomodar el bote, cuando siento una quemazón terrible en la pierna, el viento tiro la pavita hirviendo y me quemo a la altura del gemelo, menudas ampollas de agua se me hicieron, pero por suerte llevo siempre el botiquín bien completo, y tenia platsul, gasa y cinta. De la bronca guarde todo y me fui a dormir.

El martes el derrotero era mas corto, de la boca del 9 a la boca del 1, donde ya aparecen las playas blancas de conchillas. Otra vez como de costumbre, viento en contra, y el agua salada y chocolatosa, del canal 9 en adelante es la parte de costa mas fangosa y ancha de la Bahia. Literalmente imagínense todo el dia remando en ese chocolate, mis ojos no daban mas en cada salpicadura. Ni bien llegue a la playa blanca de conchillas, module a prefe de Gral Lavalle, y en 5 w me pude comunicar, le avise que al dia siguiente haría San Clemente, y que mucho mas no usaba el Handy ya que en 5 w de potencia de come la batería. La Bahia es solitaria y hermosa, navegar con vista de cielo en 360 grados me gusta mucho. Todos los días en algún momento si el cel agarraba señal, recibia el pronostico que me mandaba Willy para los dos días siguientes, y fue un lujo, porque entre esto, las distancias calculadas, y el horario de plea y baja, pude armar re bien cada dia, no embarrarme, y aprovechar el dia arriba del bote, que es lo que me gusta hacer. A la tarde de camino a San Clemente se levanto bastante viento, con unas importantes olas de costado, y descubri que hay una corriente que te saca de la Bahia, le apunte al faro


de Punta Rasa, y la deriva a la izquierda era terrible, asi que tuve que corregir mi dirección, sino me iba demasiado afuera. Cuando llego a las playas de San Clemente, apareció de la nada un tal Eduardo, un capo, que se ofrecio a llevarme al camping, y me vino de 10, ya que estaba muerto de frio y necesitaba una ducha. Otra vez en San Clemente lluvia, hace 3 dias que guardo toda la carpa mojada y no puedo secar la ropa, para festejar la llegada al mar me fui a cenar un bife de chorizo con pure y una cervecita bien helada. Compre algunas frutas y tomates, y cinta para mi pierna. Jueves desarme temprano, guarde todo, y con el carro, que me re salvo, me fui con el bote a la playa, hermoso amanecer sin lluvia y con un hermoso sol. El tramo previsto es hasta Mar de Ajo, donde a una cuadra de la playa me invitaron a pasar la noche en una posada. Primer dia de mar, hermoso! Con NO que si bien me lleva tengo que cuidar que no me aleje demasiado de la costa. Es hermoso ver las ciudades desde el agua, tanto Buenos Aires, como las costeras del mar-

Me lleva el vientito, y tipo 14.30 estoy en Mar de Ajo, espero un rato, y me abren la Posada, y comienzo un reacomode del bote y secado de ropa y carpa. Tarde tranquila, café con leche, escribo, paseo un poco, y me pido para la cena una mila con fritas y doble huevo, y a dormir en camita! Que lujazo para un solitario en travesia! Y cada uno que me pregunta por la travesia me dice que estoy loco, que lindo es estar loco! El viernes hice Mar de Ajo Pinamar, unos 45 km que separan, y en el medio casi la nada misma, 15 al faro Punta Medanos, y 30 de ahí a Pinamar. Un paraíso terrenal todo, el agua frente al faro transparente total, cristalina, me acompaño lo que después me entere que es una Franciscana, y un lobito de mar, además de los km y km de playas y medanos, realmente hermoso. Sin dudas el tramo que mas me gusto, y al cual pienso volver. En Pinamar pare en la casa de Alejandro Pereyra, quien se mando un asado barbaro, es muy lindo esto de no conocer a alguien y que te abra las puertas de su casa, será como una hermandad esto del kayakismo?

Y me quedo el tramo de Pinamar a Gesell, unos pocos kilómetros, los cuales no quería terminar, se iba terminando esto, la experiencia de planificar algo solo, arreglármelas por las mias, y disfrutar de la soledad, vaya que un desafio, el cual disfrute mucho, creo que conoci algo mas de mi. Entre barrenadas cerca del muelle para un lado y otro, resolvi tocar tierra y terminar, ahí cerquita del muelle. Les avise que había llegado y aparecieron Gustavo Krotch, Esteban Garofalo, Pablo y Uli, gente de primera de Gesell. El bote, tal cual pensaba, un caño, irrompible, con una capacidad barbara, estanco, y comodisimo, llegue a estar casi 11 horas y jamas sentí incomodidad, gracias familia ATLANTIKAYAK’S por todo el apoyo a esta idea, el carro de JLK lo recomiendo para travesías, especialmente en solitario. Gracias a todos los que me tiraron una mano, me vino muy bien, solo les digo: ANIMENSE A DEJARSE LLEVAR Y A CONCRETAR SUEÑOS, NO TIENE PRECIO! (ya estoy armando lo que sigue… al sur... sur)


Jetas Año 12, N° 94 Como están los fieles lectores del suplemento más chismoso del mundo outdoor, aquí estamos con las fotos de los personajes mas relevantes de los últimos eventos en que estuvimos, la Fiesta del CABA del fin de año, el evento de Patagonia, presentando el video “Usa lo Usado”, La Maraton del Desierto de Pinamar como todos los años, en todos lados con al borde y jetas, con uds, los protagonistas:

20 - al borde



Jetas Año 12, N° 94



EXPEDICIÓN AL VOLCÁN TUPUNGATO (6570 M.) RUTA NORMAL - LADO CHILENO


Por Susana M. Macellari Foto: Puesta de sol en suelo chileno

Hacía varios años que sentía interés por ascender un seismil distinto de Aconcagua y tenía los ojos puestos en el volcán Tupungato, un gran cerro que sabía no iba a ser fácil. Esta montaña limítrofe con Chile, está ubicada en medio de la cordillera de los Andes, rodeada de tierras del Ejército de los dos lados, grandes ríos que atravesar que condicionan el acceso y la salida de la misma de los dos lados, varios permisos son necesarios para transitar, se necesitan tres días para llegar a la base, y nada garantiza la cumbre porque es una montaña elevada con las propias complicaciones de esa altura. Durante el 2013, fui invitando a distintas personas del ambiente de montaña que sabía no tendrían problemas con la altura. Con mi compañero de ascensos Enrique Pizarro, barajamos varios nombres, pero finalmente, por diversas razones quedamos solos. Preferimos eso a ir con gente que no conocíamos cómo se iban a desempeñar en altura debido a dos factores clave: 1) lo inaccesible del lugar ya que si alguien debe bajar rápidamente, lleva días salir de la montaña y los ríos no se pueden cruzar a pie, y 2) el aspecto salvaje y solitario del lugar. No hay logística ni apoyatura de ningún tipo. Los carabineros no intervienen hasta que se vence el permiso. Mientras iba finalizando mi proyecto personal de alcanzar 10 cumbres superiores a los 4000 metros en 2013, fui dándole forma a esta expedición. Busqué información en internet, hice averiguaciones y comencé la tramitación de los permisos el 26 de noviembre cuando mandé el primer e-mail a DIFROL (Dirección Nacional de Fronteras y Límites del Estado). En el sitio “the andes handbook” hay una guía de las rutas por donde se accede al Cajón del Maipo. Nosotros usamos esa guía aunque algunos datos son imprecisos e insuficientes. Para realizar esta expedición no se paga permiso de ascenso como en Aconcagua pero sí son necesarios 3 permisos: 1°) el permiso de DIFROL otorgado por el Ministerio de Relaciones Exteriores. 2°) Una vez obtenido este permiso, ellos mismos hacen el vínculo con el Ejército

pero se debe enviar la documentación personal escaneada en PDF y el permiso de DIFROL al Ejército de Chile. Ellos darán, si consideran conveniente, el permiso para transitar por sus tierras. Ese permiso es el más difícil de conseguir y el que más tiempo lleva. 3°) Una vez que el Ejército otorga el permiso, ellos mismos hacen la triangulación con la Central Hidroeléctrica de Alfalfal para que el encargado corrobore los datos y levante la barrera de acceso al valle por donde hay que ingresar. Todo el procedimiento está explicado en el permiso de DIFROL. Después de un mes de hacer tramites, e-mails que iban y venían, de comprar y revisar equipo, partimos de Mendoza con dos días de retraso el domingo 29 de diciembre de 2013 a las 04:15 y volvimos el viernes 10 de enero de 2014 a las 7:00 de la mañana. Fue una expedición con todas las de la ley en la que pudimos apreciar paisajes paradisíacos, caminamos kilómetros y kilómetros durante cuatro días para llegar a la base, vimos puestas de sol espectaculares, pero también estuvo plagada de imprevistos y dificultades. Demoras en los permisos, arrieros ocupados o que no querían subir por la fecha, ríos muy crecidos que impedían el paso, apuntes imprecisos, falta de manejo de GPS, hicieron que nos perdiéramos en dos ocasiones en el trayecto hasta la base. Fue una expedición caracterizada por la exploración y el aprendizaje. No faltó nada ni de lo bueno ni de lo malo. Debido a nuestra fortaleza física y de carácter pudimos ir resolviendo todos los problemas que surgieron sobre la marcha pero también nos fuimos cansando. Recién al cuarto día pudimos establecernos en la base pero para ese entonces, aún no habíamos visto la montaña porque seguía envuelta en nubes y estábamos tan frustrados que yo tenía ganas de llorar. Estábamos cansados de renegar y empezamos a pensar en estar unos días en la base y si las nubes no se iban, bajaríamos desde ahí. Habíamos perdido tres días de expedición, dos en Mendoza por la demora en la entrega del permiso del Ejército mientras los días del permiso al borde - 25


Volcán Tupungato de 6570 metros a la derecha otorgado por DIFROL iban corriendo, y uno por el porteo hasta la base, ya no nos quedaban días de descanso ni margen para hacer un segundo intento si no lográbamos hacer cumbre en el primero. El amanecer despejado y una noche de descanso modificó nuestra actitud frente a lo que teníamos por delante. Arrancamos con un porteo hasta los 5100 metros. Habíamos decidido evitar el campamento a los 4700 metros por falta de tiempo. Fue un día maravilloso en el que en 3:45 horas fuimos desde los 4400 hasta los 5100 metros. En este bello lugar, protegido del viento por grandes murallones, y donde corría agua durante el día, alcanzamos a la expedición estadounidense que había ingresado dos días antes que nosotros y también habían subido a hacer un porteo, y vimos más de cerca la ruta de ascenso. Durante el regreso a la base, pasamos por el Hito limítrofe ubicado a los 4700 metros, filmamos y sacamos fotos y vi con claridad el impacto de la diferencia climática de un lado de la cordillera y del otro: del lado chileno las montañas de más de 5000 metros aún están cubiertas de glaciares y hay ríos por todos lados; del lado argentino las montañas están peladas, sin glaciares ni neveros que rompan la monotonía de sus marrones. Reina la aridez. Al día siguiente nos mudamos a los 5100 metros dejando una carpa en la base

Cruce del Río Azufre a las 8 de la mañana.

con lo que no necesitaríamos más arriba. Atravesamos campos de penitentes más altos que nosotros y llegamos al campo 4 al mediodía. Al fin las cosas se habían encaminado, estábamos contentos. Ese atardecer sacamos fotos hasta las 21:30 horas. Al estar del otro lado de la cordillera, amanece y oscurece más tarde. El 05 de enero partimos del campo 4 alrededor de las 11:00 horas directamente sin portear al campo 5 ubicado a los 5800 metros. En pocas horas llegamos. No tuvimos que derretir nieve, corría agua por el nevero que teníamos al lado de la carpa. Teníamos toda la vista de la ruta de ascenso en primer plano. Ese día me sentía tan bien como si estuviera en mi casa. Me sorprendió el hecho de que la altura no impactara tanto como en las montañas mendocinas, probablemente porque hay más humedad. Lunes 6 de enero de 2014, 04:30 de la mañana. No podía mover la cabeza por una fuerte contractura que me atacó el día anterior. Masajes, calmante, desayunar algo y empezar a vestirse. Finalmente, salimos a las 06:45 horas. Empezamos a subir por una parte rocosa y encaramos el nevero con crampones. La nieve era hielo durísimo y en algunos tramos tipo verglass. No se podía ni clavar la piqueta. Otra parte rocosa hasta que a los 6200 metros topamos con unos murallones que había que escalar. Tenían unos pasos de

escalada en roca fáciles pero el esfuerzo que hubo que hacer para superarlos fue grande. Bordeamos el triángulo de nieve e ingresamos a la canaleta que subimos por el costado izquierdo rocoso sin gastar energía en pedrero flojo. Nos montamos a la plataforma superior y nos fuimos acercando a lo que después descubrimos son falsas cumbres. Una de ellas con una fuerte pendiente de unos 45° de roca suelta y nieve minó mis fuerzas. Cuando llegué a esa cima vi con decepción que aún nos faltaba subir dos cumbres más. Caí sobre mis rodillas y empecé a llorar desesperadamente. No podía creer que después de todo lo que habíamos hecho tuviéramos que darnos la vuelta a unos 1000 metros de distancia y unos 70 metros de desnivel. Me levanté y decidí seguir hasta la primera de esas cumbres: la cumbre norte. Creo que esas lágrimas desesperadas me dieron la fuerza que necesitaba para continuar. En unos minutos llegué a la cumbre y vi con sorpresa que ahí estaba la caja de metal, indicador de que estábamos en la cumbre principal. Controlamos con la brújula porque al estar del otro lado de la cordillera veíamos todo al revés, y nos indicó que donde estábamos era la cumbre sur, la principal. Habíamos llegado a ella sin saberlo pensando que era la cumbre norte. Finalmente, después de tanto esfuerzo, el



El Río Azufre visto desde arriba

Vega de los Flojos a los 3277 metros. Campo 2 El Hito limítrofe a 4700 metros.

Tupungato nos permitió pisar su cumbre el 06 de enero de 2014 a las 13:35 horas después de casi dos años que nadie llegara hasta ahí. Según reza el libro de cumbre, los últimos en alcanzarla han sido unos suecos el 31 de enero de 2012. Habíamos alcanzado y superado a una expedición que entró dos días antes que nosotros e hicieron el intento de cumbre cuando empezamos a bajar. Fueron 11 días de cargar mochila pesada a excepción del día de cumbre y no tuvimos un solo día de descanso. Demasiados factores inmanejables han intervenido y siguieron interviniendo hasta el final de la expedición porque no dependieron de nosotros. Con sus 400 metros menos que Aconcagua, su ruta normal supera a la ruta normal de Aconcagua en dificultad y además, sus falsas cumbres confunden y causan falsa expectativa. Unas pocas palabras en inglés resumen esta experiencia, “Endurance, wild nature and beauty”. Resistencia, naturaleza salvaje y belleza. Recomendaciones •Ir con la ruta de ascenso cargada en el GPS o ir con guía. •En internet hay información que describe cómo llegar, descripción topográfica, etc. •Por el carácter aislado del lugar, se recomienda esta expedición para personas con experiencia en altura superior a los 6000 metros. No hay ayuda si alguien se enferma y lleva días salir de la montaña. Los carabineros no intervienen hasta que se vence el permiso y no hay ningún tipo de comunicación. •Comenzar la tramitación con un mes de anticipación, y al momento de hacerlo, tener TODOS los datos solicitados por el sistema. •Ir con una mentalidad predispuesta a resolver problemas. No hay organización ni apoyatura logística de ningún tipo. •Lo más costoso son las mulas. Los arrieros cobran $25000 chilenos por día y por cada animal que mueven incluso su



propio caballo. Son 3 días hasta la base. •Conviene llevar el dinero ya cambiado desde Argentina.

Cronograma de expedición. Día 1- 29 de diciembre de 2013. Salida de Mendoza 04:15 hs. Llegada a Chile. Ingreso al Predio “Río Colorado”. Acampe en Chacayar.

Campo 5 a los 5800 metros

Día 2 - Dejamos carga en casa del arriero. Caminamos 2 horas y media hasta Baños Azules (2450m) y luego hasta el cruce del Río Azufre. Acampamos ahí para agilizar el cruce en las primeras horas de la mañana. Día 3- Cruce del río Azufre y caminamos 8 horas hasta Vega de los Flojos (3277m) Campo 2. Día 4- Porteo hasta la base (4400m) y retorno a Vega de los Flojos. Día 5- Traslado a la base (4400m) Campo 3. Día 6- Porteo hasta el Campo 4 a 5100m.

En la cumbre del Volcán Tupungato (6570m) Aconcagua detrás de mi bajo mi mano derecha. Escribiendo en el libro de cumbre.

Día 7- Traslado al Campo 4. Día 8- Traslado al Campo 5 a 5800m. Día 9- Ataque a cumbre y bajada a Campo 5. Día 10- Bajada desde Campo 5 (5800m) a Campo 2 (3277m. Vega de los Flojos) Día 11- Bajada desde Vega de los Flojos hasta el cruce del Río Azufre. Día 12- Cruce de río a las 08:00 hs. Bajada a Chacayar. Espera de la carga y salida de la montaña a última hora. Retorno a Mendoza esa misma noche.


TUPUNGATO (6570 m) El Tupungato es el más meridional de los +6500 andinos, y como tal es el que presenta el clima más hostil. Además, aproximaciones largas y hermosas, enormes desniveles, campamentos de ataque expuestos a los rigores del medio y cierta dificultad en sus vías definen una montaña exigente. Por todo ello se mantiene, a pesar de su proximidad a un área densamente poblada, salvaje y solitario.

los 5.630 m, pero no fue hasta que la expedición de Fitz Gerald, que logró el primer ascenso del Aconcagua, llegó a la zona cuando realmente se elaboró un plan solido para su conquista. Luego del éxito en el coloso de América se propusieron lograr el primer ascenso del Tupungato. La expedición partió de Punta de Vacas y el 12 de abril de 1897 Stuart Vines junto a Mathias Zürbriggen alcanzaron la cumbre siguiendo el filo norte.

Zona: Altos Andes País: Argentina (Mendoza) y Chile (Santiago) Coordenadas Cumbre: 33° 21’ 31” S / 69° 46’ 14” O Mejor época: De diciembre a febrero

En 1912 el padre del Andinismo, Fritz Reichert logró junto con Robert Helbling el segundo ascenso siguiendo una ruta diferente a la del primer ascenso. En 1937 Carlos Anselmi junto con William Lance y su esposa Nydia de la Canal, logran culminar el ascenso de la nueva ruta logrando la tercer escalada del Tupungato. Un año mas tarde, el 16 de febrero de 1938, por la misma ruta desde Chile Antonio Mercado y Carlos Piderit logran el cuarto ascenso.

Situación: El Tupungato, sobresale como único +6500 de la región que se encuentra al sur del Aconcagua y reina entre las montañas cercanas a Santiago, la capital de Chile. El río Colorado, que nace de sus nieves, desagua en el Maipo, el cual pasa más al O por la inmediaciones de dicha ciudad y carreteras asfaltadas recorren parcialmente sus valles. Por su cumbre pasa la frontera internacional y del lado argentino se eleva al E la cordillera Frontal, aislándolo del pueblo de Tupungato y los valles poblados. Descripción Topográfica: El Tupungato es un volcán con forma de cono truncado en el cual se suceden filos rocosos, neveros y lenguas glaciares, éstas continuadas más abajo por marcadas morrenas. La cumbre Principal o Sur (6.570 m) se halla rodeada por la cumbre Norte (6.565 m) y Este (6.563 m) siendo todas bordes del derruido cráter de la cumbre. Existe una punta secundaria llamada a veces cumbre Oeste (6.557 m), siendo visible desde el flanco occidental entre la cumbre Principal y la Norte. Todas las alturas corresponden a SRTM. La altura oficial del Tupungato según el IGN Argentino y Chileno respectivamente son 6635 y 6565m.

Historia: El primer intento documentado de escalar el Tupungato corresponde al ingeniero chileno J. H. Figueroa en 1868 alcanzando

El 24 de febrero de 1943 desaparece intentando la ruta por Argentina, el socio del Andinista Mendoza Pablo Franke. Su cuerpo nunca fue encontrado y varios picos y pasos de la cordillera lo recuerdan. En enero de 1946, el militar argentino Emiliano Huerta dirige una expedición que parte desde Punta de Vacas, logrando el quinto, sexto y séptimo ascenso del volcán, siempre por la ruta de Reichert.

RUTAS 1) Ruta Normal (Noroeste). Cara NO. C. Anselmi, N. De la Canal y W. Lance en 2/1937 2) Ruta Suroeste. Cara SO. C. Herrmann, O. Hollik y F. Kostrow en 1/1997 3) Ruta Glaciar Sur. Cara Sur. A. Magnani, O. Ortiz y J. Tretrop en 1/1963 4) Ruta Glaciar Sureste. M. Ciocca, A. Guala y M. Ferrari en 2/1977 5) Canaleta Vieiro. Canaleta Sureste. G. Vieiro y L. Rabal en 1/1985 6) Ruta Glaciar Este. J. Heinl, G. Menz y P. Vogler en 1/1975 7) Ruta Argentina o del Portezuelo. Cara NE. S. Vines y M. Zürbriggen en 4/1897 8) Ruta Reichert – Helbling. Cara NE. R. Helbling y F. Reichert en 1/1912

Fuente: Libro +6500, Ediciones Vertical, Dario Bracali - Guillermo Almaraz


MONTAÑA

Por Griselda Moreno (Makalu Team) y Mercedes López

“La montaña, una escuela de vida” Volcán LLullaillaco, 1era expedición femenina al sitio arqueológico más alto del mundo. Solo era el sonido de los pasos sobre el glaciar. Solo eran miles de estrellas y un viento mudo iluminando y abrazando un descenso imprevisto pero debido. Solo eran los recuerdos de una tarde y noche tempestuosa de viento y nieve furiosa en el campamento uno (5400msn) y un ocaso poético con la vida en las manos en el campamento dos (6050msnm) Solo era el vínculo espiritual inexplicable que provoca esta mágica montaña y un respeto imponente para con ella. Solo eran los sentimientos vividos agolpados en nuestros corazones concentrados y reflexivos enunciando a cada paso rumbo al campamento base: la montaña nos da lecciones de vida.


La Escuela de Montaña de San Antonio de los Cobres dirigida por Jaime Soriano y Matías Rangeón, y el proyecto Mujer Montaña (1) encaminamos esta primera expedición femenina a este sorprendente sitio arqueológico, con el objetivo de entrelazar a mujeres de la ciudad y a mujeres de la puna en un ascenso sagrado. Queríamos compartir las cosmovisiones y maneras de sentir la montaña entre quienes decidimos adoptarla y hacer de ella una forma y filosofía de vida, y esas mujeres que nacieron en medio de la puna salteña donde las montañas son su vida. Y el cruce de estos sentires y la incondicionalidad de Matías y Jaime se sumaron a nuestro ánimo de trasmitirles a las chicas sanantonianas (que se están capacitando para quizás ser futuras guías locales) nuestros conocimientos de años de experiencias en la actividad caminando diferentes cordilleras. Al salir a la montaña siempre hay que pensar con anticipación en todos los riesgos, por eso al montañismo se le llama deporte de riesgo controlado. Se debe prever todo con antelación y los planes de evacuación ocupan un lugar más que importante dentro de la logística. Habíamos conversado con la dirigencia

de la Municipalidad de Tolar Grande (el ultimo pueblo habitado de la puna salteña rumbo a la frontera argentino-chilena) sobre la posibilidad de contar con su apoyo, ellos pusieron a nuestra disposición un teléfono satelital y una camioneta y ambulancia por cualquier emergencia. Les habíamos dejado nuestro itinerario, para que supieran cada paso que daríamos. Su alto compromiso nos tranquilizaba. Nos fuimos entonces al Apu sagrado de los Incas (entrenadas y aclimatadas Volcán Tuzgle (5540mts) y el Nevado de Acay (5.750mts) Con nosotras vino el cacique de la comunidad colla de Tolar de Grande, don Julio Cruz para ofrendar a la pachamama y augurar nuestra estancia en la montaña. La ceremonia la realizó a pocos metros del campamento base llamado “Cementerio” de la ruta arqueológica. Don Julio ese mismo día se regresó a Tolar y nosotras quedamos al amparo de tanta inmensidad y con nuestros respetos palpitando en la sangre. Me sentía desde el primer momento íntimamente vinculada, como si ese vínculo naciera en mis entrañas y se conectara directamente con la tierra, era hasta físico, en ese momento pertenecía en cuerpo y espíritu a ese lugar. (Mercedes López)

Armamos el campamento base con carpa comedor, teníamos que proteger todo el equipo, el agua y la comida que habíamos llevado. En plan de sumar a la aclimatación al día siguiente decidimos hacer un porteo hasta el campamento 1 y dormir nuevamente en la base. Así nos íbamos evaluando el estado de cada una. Al día siguiente subimos al camp 1. Las nubes estaban raras, poco a poco el cielo fue tomando otro color, era el comienzo de una tormenta furiosa con viento blanco que se desataría 5 minutos después de armar nuestras carpas y duraría sin tregua toda la noche. Todas habíamos vivido la experiencia de este fenómeno, sacudones continuos a las carpas con la amenaza que los parantes se dobleguen ante el impetuoso clima. El ruido fuerte del viento lo alcanzaba todo. Todas estábamos bien, sin síntomas de altura, solo Mariela mostraba una molestia en la garganta, pero nada que un ibuprofeno no calmara. La mañana llegó más serena, pero las nubes iban y venían y en la cima de la montaña se desataba una lucha de remolinos entre las nubes y las esquirlas de nieve sacudidas por un violento viento. Ese día decidimos quedarnos en el campo


MONTAÑA 1, hidratar mucho, examinar la ruta al próximo campamento, caminar, leer, jugar a las cartas. La mañana que le siguió se descubría maravillosa: un cielo despejado, sin viento, una mañana única para salir al campamento 2. La molestia en la garganta de Mariela seguía presente, parecía un resfriado pero en líneas generales estaba muy bien, fuerte, sin dolores físicos. Éramos cinco montañeras probadas en la altura, arriba de los cinco y los seis mil metros, de muy buen ánimo y con la voluntad y responsabilidad dispuesta al esfuerzo que requiere un ascenso de esta envergadura. Los restos del camino incaico le sumaban emoción al caminar. Mediante lecturas del amigo antropólogo Christian Vitry sabíamos que todos los sitios arqueológicos del volcán Llullaillaco no fueron moradas permanentes, sino campamentos temporales en función de la actividad ritual que se realizaba cíclicamente en la montaña, así que podíamos asistir a una diversidad de estos asentamientos tan llenos de historia. El cielo estaba tan diáfano que se podían observar a la distancia todos los colosos de la cordillera del lado chileno. Superamos la cota de la laguna seca (lugar donde también se suele acampar) pero decidimos ir más arriba y nos localizamos en un lugar estratégico a los 6050 mts., para a la mañana siguiente abordar el ascenso hacia la cumbre. Eran las 19:00hs cuando terminamos de armar las carpas. Le dije a Mariela que se metiera para no tomar el frio del ocaso, que yo seguiría poniendo los vientos de la carpa y que iría a buscar nieve para derretir. La había dejado bien, sus movimientos eran normales tanto como su respiración. Mientras recogía

nieve miraba hacia la cima, parecía tan cerca. Yo había tenido la oportunidad de estar dos veces en este mágico volcán, pero los dos ascensos con sus cimas respectivas los había hecho por la ruta sur, uno de ellos junto a Christian y Jaime Soriano en una expedición científica en el año 2007 cuando dejamos los datas loger que recogieron la información científica para armar las cápsulas donde actualmente se exhiben los Niños del Llullaillaco. Esta ruta era nueva para mí,

pero no para Mariela, quién un año antes había podido ollar su cima por esta vía. Así que entreveía el camino hacia los 6.740 metros de su cumbre, llena de ilusiones sobre todo por Mariana y Yanina (las compañeras de San Antonio de los Cobres) porque eran las primeras mujeres de su pueblo subiendo este volcán y por Mercedes hipnotizada y maravillada desde hacía años por la historia guardada en este lugar. Pero a mi retorno a la carpa la escena había cambiado. Mariela


las manos, calambres, insensibilidad en cierta parte del rostro) que se agravaba a medida que avanzaban los segundos. Mientras Gri activaba en forma inmediata el plan de evacuación yo le inyecté un dexametasona y le dí un ibuprofeno, una cuota de cariño y otra de humor (Mercedes Lopez). En minutos hizo efecto la medicina, y una bocanada de oxigeno profunda sacudió a Mariela, como si la hubieran sacado de un balde de agua luego de estar un tiempo sumergida. La ayuda ya estaba en camino, desde Tolar Grande (a 200km de distancia y a 6 horas de camino) venía la ambulancia y un médico a buscarnos al campo base. En cuestión de un minuto, y de manera intempestiva, el plan de un calmo ascenso se había transformado en un plan de urgente descenso.

respiraba distinto, me decía entre cortos intervalos de toma de aire que le costaba respirar. Llamé inmediatamente a Mercedes que estaba en la carpa contigua a 20 metros para que viniera y trajera con ella el botiquín. En ese instante con toda la intuición en la piel también les indiqué a las chicas que empezaran a desarmar el campamento. Nosotras sabíamos qué

hacer, cómo atenderla, teníamos los elementos y el conocimiento. Toda la teoría, consultas, charlas, cursos, etc, habían decantado bien y nos aportaba una gran dosis de seguridad, de tranquilidad para actuar. Y había que hacerlo en forma rápida, el poco oxigeno que ingresaba en el cuerpo de Mariela le había ocasionado un principio de hipoxia (cosquilleos en

Teníamos que bajar desde los 6.050 metros, eran más de las 20:00hs y el cielo se oscurecía. Tendríamos un descenso nocturno, no sabíamos cuanto nos demoraríamos. Si bien Mariela era parte del problema también era parte de la solución, su entrenamiento le permitió ser autónoma a la hora de bajar. En fila una detrás de la otra, paso a paso fuimos dejando las alturas, las estrellas comenzaron a protagonizar todo el cielo y se transformaron en antorchas que iluminaron nuestro camino, los glaciares fueron nuestra alfombra de descenso. A cada paso que bajábamos Mariela iba mejorando, el clima era tan perfecto que lo sentíamos nuestro aliado. No obstante la situación que vivíamos en medio de estos vastos escenarios, nos sentíamos protegidas, la montaña era nuestra amiga.


MONTAÑA mos que supone en muchos casos la cercanía de una cima se diluye desde las entrañas ante la situación vulnerable de un compañero, compañera que depende de nuestras acciones, que confía en nuestra humanidad. La montaña revela lo mejor y lo peor que tenemos. Es una escuela de vida, nos enseña en todos aspectos, pero sobre todo nos muestra nuestra nimiedad ante la maravillosa naturaleza y nos desviste dejando a plena luz el color y los valores de nuestra esencia. En la montaña vamos aprendiendo a ser solidarios, compañeros entendiendo que somos algo más que animales. La ética no debiera ser sobornable, debe practicarse en la vida cotidiana y en situaciones límites, honrarla es nuestro deber. Nuestra cima fue diferente: fue aquella que dicta el protocolo de la montaña cuando dice que la verdadera cima está cuando se regresa al campo base o a casa, pero más valiosa fue aquella que nosotras alcanzamos a nivel personal y a nivel de grupo, quizás las cumbres que más te enseñan, las cumbres que se imprimen en el alma para siempre.

Porque para quienes viven con pasión el montañismo, estos lugares no son solo piedras, viento, hielo, frio, peligro, sino son la vida misma, en cierta manera un hogar. Sentía que habíamos hecho algo que a este maravilloso Apu le había agradado y que por eso nos había permitido probarnos y nos había abrazado en un descenso tranquilo. (Mercedes López) Llegamos al campo base a la medianoche, Mariela estaba controlada, la ayuda llegó un poco después. Le

diagnosticaron un principio de bronquitis que se le complicó con la altura. Sobre los 6000mts recibimos menos del 50% oxigeno en cada inhalación. El desempeño humano y profesional del intendente de Tolar Grande y todo el equipo de gente que trabaja a su lado fue intachable.

(1)Mujer Montaña es un proyecto pensado por Griselda Moreno (Makalu Team) y Denys Sanjinés Bolivia (Andean Secrets Bolivia) que aspira a promover, a partir de salidas grupales, la práctica del senderismo, media y alta montaña y deportes de aventura en mujeres sudamericanas. El 1er encuentro expedición de Mujer Montaña se llevó adelante el julio del 2013 en Bolivia. La segunda versión será en Salta, Argentina, del 18 de abril al 12 de Mayo del 2014.

Miembros de la Expedición al Llullaillaco: Fue una decisión inminente descender en busca de mayor oxígeno para Mariela. En ese momento solo importaba ella. El rol fundamental que asumió cada una fue de vital importancia. Cualquier tipo de egoís-

Mercedes López, Mariela Del Valle Flores, Leticia Salvai, Griselda Moreno y las sanantonianas Mariana Salva y Yanina Acoria. Octubre del 2013



noticias

EXPEDICIÓN INVERNAL AL VOLCAN BONETE 6759 mts (Una expedición diferente)

Me escriben desde Italia para organizar la expedición que intentará el 2º ascenso invernal del volcán Bonete, son Arnaldo Millesimi y Eliano Pessa que ya conocen la zona donde estuvieron e intentaron la montaña 6 años atrás. Son gente experimentada del club Alpino Italiano con cumbres por todo el mundo, ochomiles, polo norte, Alpes, Elbrus, Kilimanjaro, Aconcagua, Ojos del Salado, Pissis, Groenlandia, Alaska, etc. Hasta allí todo normal, pero Arnaldo y Eliano tienen 67 años, no es común que gente de esa edad siga haciendo alta montaña tan exigente y sobre todo intentar un invernal en Los Andes como el Bonete que solo tiene un ascenso en esa época del año y recién el año pasado después de varios intentos pudo

38 - al borde

ser conquistado por mis amigos Vascos Arkaitz y jabi. Por lo que fue pasando en la expedición y el durísimo clima que tuvimos a la hora de relatar la experiencia ya no es el relato típico donde se cuenta como se llegó a la cumbre, los detalles de la expedición, la ruta de ascenso donde se citan las características técnicas de la escalada, mapas, fotos de cumbre y demás, es la historia de una expedición con gente de mucha experiencia y aventuras a través de más de 40 años de montañismo por todo el mundo, en este caso compartiendo el cruel y frío invierno de Los Andes, reflexionando sobre el montañismo, los sueños que llevan a los montañistas a estas aventuras, la gente que

va a la montaña solo por la foto, el ego y por sobre todo los cambios que sufrió el montañismo desde los pioneros con los cuales ellos compartieron expediciones hasta estos tiempos donde se va perdiendo la “magia” y todo es lograr la cumbre sin importar nada más. Así con todo esto después del viaje desde San Juan hasta Vinchina en La Rioja con casi 40 grados de temperatura algo totalmente anormal para esta altura del año (fin del invierno) y con viento zonda soplando subimos al refugio El Peñón a 3600 mts de altitud para pasar unos días de aclimatación antes de subir al refugio Veladero y seguir con el proceso antes de escalar el Bonete. El pronostico no es alentador, como es


normal en invierno esta zona es barrida por el viento y la suerte de tener una ventana de buen tiempo en invierno parece no estar de nuestro lado, las preediciones dan vientos de 100 a 190 km/h en la parte alta de la montaña, no me equivoqué en los números, esos son los datos del pronóstico para el Bonete, toda la semana en “rojo” pero siempre está la esperanza de que no se cumpla y tengamos algún día sin viento para poder intentar la cumbre. Llegamos al refugio Veladero a 4400 mts y el invierno nos da la bienvenida, para entrar tenemos que abrir paso con la piqueta en el hielo que cierra la puerta y no nos deja pasar, una vez adentro tenemos que sacar con palas más de medio metro de nieve que

hay sobre el piso del refugio y lo convierte en el refrigerador que será nuestra “casa” por los próximos 7 días, se nota que este invierno no hubo nadie intentando la montaña. El refugio Veladero es uno de los históricos refugios que se hicieron en la época de la presidencia de Sarmiento para posta de descanso y refugio en el cruce de Los Andes llevando ganado a Chile, son completamente de piedra y barro y han soportado las inclemencias del tiempo por más de 130 años. Se está haciendo de noche y recién terminamos de dejar la “casa” en orden, el viento sopla con fuerza y a través de la pequeña chimenea que hay en el centro del techo entra un ruido impresionante que se asemeja a la turbina de un avión, Arnaldo y Eliano piensan que el viento va a parar

porque sopló durante 3 días las 24 hs pero por mi experiencia en La Puna y sobre todo en invierno me preparo para dormir soñando con “aviones”, es así que al contrario de bajar el ruido se hace insoportable y por la mañana nos recibe un viento terrible, el Bonete allí está a la vista, unas pequeñas nubes de viento se quedan en su cumbre, hay sol y parece un buen día pero apenas salimos del refugio el viento nos tira al piso y nos hace saber que es imposible salir, nos hacemos la idea de quedarnos todo el día en el refugio aclimatando, hay que pasar las horas y tener esperanzas de que mejore el clima, se hace de noche y todo sigue igual, increíblemente sigue el viento y por el contrario sube su intensidad. Amanece igual y por la tarde aparecen


agenda AZIMUTREK 4730-0441 . Vicente López, Buenos Aires. www.azimutrek.com.ar; info@azimutrek.com.ar Muro de Práctica. Cursos de Trekking y Travesías de Montaña, Escalada en Roca, Orientación, Navegación Terrestre y GPS, Capacitación Técnica para Corredores de Aventura, Escalada en Hielo. Salidas de Montañismo, Escalada y Orientación. Body Expediciones 011 15 55 26 98 56 - info@bodyexpediciones.com.ar Domuyo – Lanin – Dos Conos – Aconcagua y otros. Cursos: Montañismo integral – 1° auxilos en motaña – Orientación Cartografia y GPS – Supervivencia. Se dictan cursos en el interior. Centro Andino Buenos Aires - CABA Rivadavia 1255 , of 2 y 3 - Bs As. 4381-1566 info@caba.org.ar - www.caba.org.ar Atención: Martes, miércoles y jueves de 18.00 a 22.00 Hs. CURSOS: Escalada en Roca - Altura- Artificial y Grandes Paredes - Cascadas de Hielo Avanzado Escalada Alpina – Empotradores - Orientación - Escalada en Hielo y Cruce de Glaciares. SALIDAS: Barker, Los Gigantes, Los Arenales, Altura (Mendoza). Ingreso y escalada en la Palestra del Cenard. Audiovisuales. Entrenamiento, Biblioteca. Centro Cultural Argentino de Montaña Telefono: (011) 4861-1063 Info@culturademontania.com.ar - www. culturademontania.com.ar Institución argentina, fundada el 5 de julio del 2000 que tiene como misión promover el desarrollo cultural, social y deportivo de las comunidades de montaña.

STAFF

Instituto Superior Andes del Sur www.isas-edu.com.ar - Tel 4861-3498. Titulos oficiales de Guia de Turismo Aventura, Guía de Trekking en Cordillea e Intructor de Vida en la Naturaleza. Fugate Gascon 238 – Cap Fed. 4982-0203 / 4901.2941 info@fugate.com.ar - cursos@vivmont.com.ar Curso de Escalada en Roca – nivel básico en palestra, Muro de escalada. Fundación Ecomed www.ecomed.org.ar - info@ecomed.org.ar -tel: (02944) 456-846 Cursos de Primeros Auxilios y Socorismo en Zonas Agrestes. Se dictan cursos todo el año, en todo el país. REALIZATION - Escuela de Escalada Araoz 129, Villa Crespo, Cap. Fed. Tel. (011) 48546009 / 1560948234 info@realization.com.ar - www.realization.com.ar Horario: lun a sáb. 10 a 22:30 hs; dom y fer: 15 a 22 hs. Muro de escalada. Cursos. Salidas. Entrenamiento, clases y planificados. Venta de equipos e indumentaria. Productos nacionales e importados

lacumbre@yahoo.com.ar (03548) 15637451 - Caraffa 555 Horacio Dorado Cicloturismo Alquiler de mtb Travesias en 4x4 ROKA MUERTA- muro indoor info@ rokamuerta.com.ar www.rokamuerta.com.ar Club de Escaladores. Muro techado. Cursos de Escalada. RUSTIK www.escaladarustik.com.ar Tel: 4544-8318 Cursos de Escalada. Entrenamiento para escaladores. Salidas. The Madness Expeditions www.madnessexpeditions.com info@madnessexpeditions.com - FB: The Madness Expeditions CEL: 011-153-269-3505 - Tel: 011-4785-7694 Ascenso al Cerro Vallecitos (5 días) / Ascenso al Cerro Colorado y Juncion (5 a 7 días) / Trekking y Ascenso por la zona de Arenales. Ascenso al Cerro Punta Negra. (3 días) Verano: ascensos a los Cerros Tronador Lanín - Aconcagua - Mercedario. Semana Santa 2014: Ascenso a Cerro Domuyo / Ascenso al Cerro San Francisco (Ambos 10 días).

RENT-A-BIKE - La Cumbre - Córdoba www.rentabikelacumbre.com.ar - rentabike-

Wenulen Trekking. Guías matriculados. Cel.1559886179. www.wenulentrekking.com.ar info@wenulentrekking.com.ar Noviembre: 23 al 25 Cerro Adolfo Calle 4200 m/ Cerro Stepanek 4100 m Diciembre: 6, 7 y 8 Cerro Penitentes 4350 m - 9 al 14 Cerro Plata 6050 m Enero- Febrero: Cerro Penitentes 4350 m - Volcán Lanín 3776 m Volcán Domuyo 4707 m. *Consultar fechas.

Cel.: 15-4434-4920 e-mail: alborde@alborde.com.ar -------------------------------------Queda prohibida la reproducción no autorizada total o parcial de los textos publicados, mapas, ilustraciones y gráficos incluidos en esta edición. La dirección de esta publicación no se hace responsable de las opiniones vertidas en los artículos firmados y avisos publicitarios, los mismos son responsabilidad de sus

propios autores. Las consecuencias de practicar deportes extremos pueden ser muy peligrosas. Las notas publicadas en este medio no reemplazan la debida instrucción por parte de personas idoneas. -------------------------------------El Staff de al borde colabora ad-honorem. Si querés colaborar con nosotros mandanos un e-mail: alborde@alborde.com.ar - www.alborde.com.ar Seguinos en: www.facebook.com/revista. alborde -Twitter: @revista_alborde

año XVIII - n° 177

DIRECTOR: Ernesto M. Barnetche / PROPIETARIOS: Ernesto M. Barnetche - Santiago Delger / ARMADO Y DIAGRAMACIÓN: laspi Diseños - www.laspi.com.ar/ IMPRENTA: Galt - www.galtprinting.com / FOTO DE TAPA: Ernesto “Vasco” Barnetche -------------------------------------Periódico de turismo alternativo, deportes extremos y medio ambiente. Registro de la propiedad intelectual No854266./ Dirección: Viamonte 2534 2°7- (1056)- Cap. Fed. Tel.: 4962-2790 40 - al borde

ESCALANDO Tel/Fax: (011) 4798-2759. info@escalando. com.ar - www.escalando.com.ar S. Elcano 794 y Perú. en Acassuso, Bs. As. Tienda de montaña - Muro de escalada ESCUELA / ACTIVIDADES: Cursos Básicos mensuales. Escuelita niños y festejo cumpleaños. Salto en Cama Elástica. Entrenamiento grupal y personal. Capacitación para Carreras de Aventura. Salidas a la roca: Escalada Deportiva en prov. de Bs. As., Córdoba o Mendoza, todos los meses.


noticias

unas nubes en el oeste que no me gustan nada, son nubes de frío, altas, grises y con la forma inconfundible de que se nos viene una ola de frío encima, seguramente abajo hay cambio de clima luego del viento zonda y el intenso calor de los días anteriores, acá arriba la cosa se puede poner muy fea, por suerte estamos en el refugio y tenemos equipo, comida y agua suficiente, llega el frío, es tarde y decidimos quedarnos para bajar mañana ya que el viento está imposible, calculo que está soplando a más de 100 k/h y de seguro en altura está a los 190 k/h que estaba anunciado, los Italianos no lo pueden creer, conocen Los Andes pero nunca en invierno y se dan cuenta porque hay tan pocas ascensiones invernales en la Puna, que haya este viento todo el día y todos los días sin parar ni un instante con una fuerza descomunal y sin tormenta solo “viento” es increíble. No nos queda otra que juntarnos alrededor de la mesa y preparar la cena, las historias de montaña que recuerdan son increíbles y me transportan a ellas, son dos Italianos que se conocen hace 60 años y que compartieron 40 años de experiencia en montaña, es de noche en pleno invierno, estamos a 4400 mts de altura en un refugio que tiene más de 100 años, el viento que sopla es terrible, la ola de frío empieza a llegar y la temperatura baja varios grados, afuera está todo congelado y dentro también todo se empieza a congelar, con esta postal me dispongo a escuchar historias de

escalada luego de la 2ª guerra Mundial, el encuentro en un campo base con Cesare Maestri y la charla por el famoso compresor del Cerro Torre, la expedición al pico Lenin en la época de la U.R.S.S y la historia del cambio de vino Italiano por vodka para no ir presos en medio de la guerra fría, los osos polares que los sorprendieron en la expedición al Polo Norte y el ir armados en motos de nieve por el desierto helado, las expediciones a los ochomiles donde Eliano casi muere en el Cho Oyu, los campos base donde compartieron con Messner, Casimiro Ferrari y otros grandes alpinistas hablando de cómo era el montañismo en la epoca de los pioneros y de cómo está ahora con sus cosas buenas y las muchas malas que no son más que el reflejo de la sociedad. Con todas estas historias se va pasando el tiempo y entre el frío y la hora ganó el sueño, al abrigo de la bolsa de dormir se me cerraron los ojos que se abrieron en la mañana sintiendo un frío terrible, las nubes de frío que vi la tarde anterior estaban entre nosotros, la temperatura bajó muchísimo y la preocupación de poder bajar y que la camioneta arranque con esta temperatura me da vueltas por la cabeza, lo primero que hago es vestirme avisar que tenemos que irnos antes de que se ponga peor, salgo, le doy arranque y no quiere encender el motor, todos los recaudos que siempre tengo para el frío no alcanzaron, la batería se porta bien pero no hay caso, no podemos encender el motor, empujamos y nada, el viento

helado congeló todo, estamos varados, es la primera vez en muchos años de montaña que la fiel compañera no me ayuda, hace 2 días que no pasa nadie por el camino y de seguro nadie va a pasar, las opciones son dos, o bajar caminando más de 30 km hasta el refugio el Peñón donde puede que alguien suba o mandar por el spot un mensaje de ayuda para que suban a buscarnos, elegimos la 2ª opción ya que el viento está terrible, elegimos enviar un mensaje y esperar, en el transcurso del día el viento sigue a más de 100 km/h pero la temperatura es cada vez menor, una ola de frío está entrando en toda la Cordillera y nosotros la estamos viendo llegar, se empieza a congelar todo dentro del refugio, pongo los bidones de agua dentro de las mochilas para que no se congele, el gas de la cocina empieza a congelarse y la llama tiene poca intensidad para cocinar, esperamos adentro del refugio, también nos subimos a la camioneta que quedó a la vera del camino por si viene alguien, estos momentos de espera son terribles y la ansiedad hace que las horas no pasen nunca y que cualquier ruido sea el de un vehiculo que viene y solo es el viento, voy al refugio a preparar agua y al asomarme veo a Arnaldo y Eliano que salen corriendo hacia la ruta, entro y al salir nuevamente los veo volviendo con la cabeza gacha, lo que creían que era gente a lo lejos en la ruta era una manada de guanacos que cruzaban tranquilamente así que parece que hoy tampoco podremos bajar, es tarde y tendremos que pasar otra noche en el refugio.


Visitanos en www.alborde.com.ar No te olvides de poner me gusta

Seguinos en www.facebook.com/revista.alborde


noticias

Estoy dentro de la bolsa de dormir completamente tapado con la capucha cerrada casi por completo, escucho un ruido raro, el viento hace que no se escuche bien y ni siquiera podemos hablarnos estando al lado, escucho algo nuevamente y cuando saco la cabeza para ver veo una luz que alumbra la entrada del refugio, son los guarda parques que vienen con la policía para ayudarnos, intentaremos arrancar la camioneta, si no arranca tendremos que bajar con ellos, nos dicen que afuera por efecto del viento la temperatura está a -35Cº, fueron alertados por la señal satelital que envié, mas que alegría nos invadió el frío y empezamos a guardar como podemos el equipo ya que no esperábamos a nadie hasta la mañana

siguiente o por varios días, así en medio de la noche y un frío terrible remolcamos la camioneta y luego de varios intentos arranca… Lo que resta es la bajada hasta Vinchina a la luz de la luna llena dejando atrás la montaña y con ello la intención de escalar en Bonete en invierno. Lo más importante de esta expedición que al final se vio truncada por el durísimo invierno de Los Andes es el haber compartido con 2 experimentados montañistas que vieron pasar 3 generaciones de escaladores hablando no solo sobre historias de montaña sino también de la vida misma del montañista, el de antes y el de ahora, los que persiguen

sueños y los siguen persiguiendo, la forma de sentirse vivos viajando para conocer el mundo de las montañas y vencer nuestras propias limitaciones e invitando a los más jóvenes a perseguir lo que nos gusta sin importar lo que nos dice la sociedad, a escuchar el corazón y animarse a planificar y cumplir nuestros objetivos, que la vida pasa y es ahora cuando tenemos que vivir, simplemente vivir… Pablo Lukach www.volcanoexpediciones.com Agradecimientos: Turismo de Vinchina, policia y guardaparques de Laguna Brava por la predisposición y ayuda prestada.


ESCALADA

Sierra La Vigilancia Foto: Marcelo Galghera

Sierra La Vigilancia pertenece a uno de los sistemas serranos más antiguos del planeta, las sierras de Tandilia, donde se han dado naturalmente imponentes “cortes” en la roca de sus laderas, generando múltiples sectores de escalada deportiva, con techos, placas, chimeneas y algunas fisuras. En estas sierras se desarrollo la historia de la escalada en la ciudad de Mar del Plata. El nuevo acceso al Centro de Escalada está en el kilometro 43 de la ruta provincial 226, con una entrada señalizada con cartel y su tranquera de color amarillo. La Escuela de Escalada y Montañismo ACCION DIRECTA , bajo la dirección de Pablo Pilotta, es quien administra el predio Sierra La Vigilancia, desde su apertura al público en el año 2000, brindando los servicios de estacionamiento, camping, refugio, baños, cocina, alquiler de equipo; en cada caso se debe abonar la tarifa correspondiente.

44 - al borde

Después de un periodo de casi 6-7 años, que el centro de escalada permaneció cerrado al publico, hoy estamos en condiciones de volver a disfrutar de las increíbles vías de escalada que nos ofrece este mágico lugar, sus placas, techos y desplomes, ahí estuvieron junto con las quebradas y bosques esperando tan ansiosos como todos los escaladores que llegara este momento. Con la misma filosofía de hace años, con más pasión y amor por el lugar y la escalada y también con más experiencia por los años recorridos, nuevamente comparte este momento con toda la comunidad de escaladores, trekkers y amantes de la naturaleza, Los bosques, paredes y quebradas, ofrecen muchas oportunidades para estar en pleno contacto con la naturaleza, convirtiendo a este lugar, en ideal para

la práctica de la escalada deportiva y el trekking. NO ESTA PERMITIDO EL INGRESO DE ANIMALES AL PREDIO. Cómo llegar: El predio se encuentra en la ruta 226 km 43; el ingreso está señalizado con un cartel y una tranquera de color amarillo. Yendo en vehículo desde Buenos Aires, se recomienda hacerlo por la Autovía de la ruta 2, hasta la ciudad de Mar del Plata. Al llegar a la rotonda de Champagnat y Av. Luro, se dobla a la derecha por la avenida, que después se transforma en la ruta 226 a Balcarce. El predio queda sobre la mano izquierda justo en el retome para cruzar a la mano que viene de Balcarce. Se ve el refugio Alvaro Paredes Izquierdo y los domos. Si se llega en autobús, desde Mar del Plata o desde Balcarce, podemos hacerlo por la empresa “El Rápido”, que tiene una frecuencia de dos horas, durante todo el


día. Sale de la terminal de ómnibus de cada ciudad. Para dormir lo podes hacer en tu carpa o en los domos (dormis), previa reserva, en sus camas cuchetas, el refugio cuenta con un salón con estufa a leña y una cocina integrada, equipada con lo básico. También está el domo comedor, si te queres cocinar con tu propio calentador, hay mesas y sillas de uso libre. Solamente hay a la venta bebidas frías, algunas galletitas y carbón. En el exterior hay fogones y chulengos, para los que opten por hacer algo a las brasas. El lugar más cercano para proveerse de víveres es el almacén de ramos generales “El Dorado”, a 4km, donde hay estación de servicio, gomeria, despensa y carnicería (abierto de lunes a sábado hasta las 19hs) ATENCION: Ingreso con registro previo y obligatorio Solo se podrá acceder con reserva anticipada 24hs antes del día de ingreso,

completando el registro individual en: www.sierralavigilancia.com con toda la información actualizada y recibir confirmación. Más info Pablo A Pilotta, info@sierralavigilancia.com Escalada Deportiva Para llegar a las paredes de escalada, debemos tomar una picada bien señalizada, que comienza en el vértice oeste del predio a 3 minutos del lugar de camping. Desde ahí tenemos de 20 a 40 minutos hasta el pie de las vías, dependiendo del sector que elijamos. La Sierra Vigilancia cuenta con 220 vías de escalada, 180 equipadas con parabolts o químicos y 40 para escalar con equipo móvil (friend, stoppers, etc.). La altura de las vías varía de los 12 a los 25mts, estando cotádas en la escala Francesa y sus dificultades van desde el 5° a 8a+ y alguna propuesta de 8b...

La roca, cuarcita sedimentaria, es de excelente calidad y dureza proporcionando anclajes firmes y buena adherencia. Hay vías para todos los gustos, placas, desplomes y techos, estos últimos, por sus características, son difíciles de encontrar en otras escuelas del país. Todas las vías son NATURALES, no existen sikados ni tallados. Se puede escalar todo el año, aunque de Marzo a Diciembre son los meses más recomendables. La Guía que se encontraba agotada, cuenta con una nueva edición, con toda la información actualizada al 2013, editada por Ediciones Vertical. Además de contar con todas las vías actualizadas, la nueva guía, trae la historia de la zona como escuela de montaña de los marplatenses e info de la flora y fauna de la zona. Podes encontrarla en los puntos de distribución de la Revista Vertical y el refugio Alvaro Paredes Izquierdo. Valor $140.


LECTURA RECOMENDADA Tierra de Tempestades – Eric Shipton Süd Pol Los hielos eternos de la Patagonia y las inaccesibles montañas de la cordillera Darwin de Tierra del Fuego. Hombres de la talla de Eric Shipon, viajero incansable y eximio escalador de los años 50. Tierra de Tempestades, narra las aventuras de Shipon y de sus compañeros en una dificil travesía por el campo de hielo continental de la Patagonia Austral, mas algunos de sus ascensos a los inexplorados picos de la cordillera de Darwin. Tamto en un escenario como en el otro, Shipton y sus compañeros debieron de enfrentarse no solo a las dificultades tecnicas, son tambien a un clima impredecible, duro, a veces hostil. Es un libro que no es una simple cronica de viaje; es, ademas, un valioso documento y ante todo, un relato vibrante que versa en esencia, sobre la convivencia y la adaptacion del hombre a la naturaleza con un minimo impacto en ella. Por primera vez desde su aparicion, el libro es traducido al español y con el Prefacio, escrito por su hijo Nick Shipton. No podes dejar de tener este libro en tu biblioteca, conseguilo, como toda la literatura aventurera en www.f ilo-sur.com.ar Catamarca, La Rioja, San Juan, Córdoba, Mendoza, Neuquén, Río Negro, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego, obtenidas en un circuito que completó el perímetro del país, desde el Litoral hasta la costa patagónica. Así están incluidos tanto los lugares clásicos (Iguazú, Humahuaca, Bariloche, el glaciar Perito Moreno, etc.) como otros que son muy poco conocidos y difundidos, como el bañado La Estrella (Formosa), el campo de Piedra Pómez (Antofagasta de la Sierra, Catamarca) y Puerto Deseado (Santa Cruz). Para comprar el libro vía web, entrar a www.ochentamundosonline. com.ar – tambien se consigue en www.filo-sur.com.ar

Bariloche Vertical – Guía de escaladas en Patagonia Norte Pablo Nahuel Pontoriero y Rosana Andrea Rechencq – Editado por Kooch La cuarta edicion, ampliada y mejorada de la Guía de escaladas de la zona de Bariloche y localidades cercanas. La guía esta organizada por zonas, con informacion de cada sector. Los mapas se complemetan en algunos casos con las descripciones, para entender las sendas y accesos. Las graduaciones son en la escala francesa, que es la utilizada en el pais. Incluye los sectores: Cerro Ventana, El Trebol, Morenito, Morenhuapi y Escondido, Cerro Lopez deportivo, Cerro Lopez vias largas, Colonia granito y nueva Colonia, Villa Llanquin, Villa la Angostura, Lago Gutierrez, Lago Puelo, Bolsa de Gatos, Cerro Pirque. Se puede visitar tambien el sitio www.barilochevertical.blogspot.com Conseguila en www.filo-sur.com.ar 46 - al borde