Issuu on Google+


Matriz

Esta matriz analítica, que nos orientará a la hora de elegir un programa determinado o un sistema constructivo en detrimento de otro, se compone de tres secciones: las condiciones del lugar o preexistencias, los objetivos perseguidos por la intervención y las estrategias proyectuales que consideramos más adecuadas. Además de esta clasificación, hemos planteado otra diferente que surge de la dualidad entre dos escalas a tener en cuenta a la hora de proyectar: la escala nodo (más pequeña, más local) y la escala ciudad (con una repercusión mucho más global). Partiendo de estas dos clasificaciones es sencillo llegar a un sistema de matrices en el que se empiezan a ordenar de algún modo las ideas del proyecto, hasta ahora vagas e imprecisas. Comenzamos a percatarnos de cuáles son las necesidades reales tanto de los barrios colindantes al nodo como de la ciudad en general, de cuáles son los problemas asociados a estas dos escalas; y sólo a partir de un análisis de estas características podemos empezar a atisbar qué tipo de proyecto es el que podría beneficiar de forma más clara a la comunidad de ciudadanos que va a utilizar el nuevo espacio generado por nuestra actuación.

7


Flujos y sinergias Partiendo del análisis realizado de las necesidades del barrio y de la ciudad, y de las estrategias proyectuales escogidas, hemos planteado un diagrama en el que se hace una estimación aproximada de los flujos que atraería nuestra intervención. Se distinguen los diversos tipos de personas y las diversas ofertas que podríamos plantear en el proyecto. Así, podremos decidir con más claridad qué partes del programa planteado son verdaderamente necesarias y cuáles son contingentes. La sinergia que provocan todos los agentes involucrados en el análisis diagramático propuesto es mayor que la suma de todos los factores por separado: la brillantez del proyecto residirá en poder responder correctamente a las necesidades del conjunto de la población, sin dejar de lado a ningún secor y consiguiendo, al mismo tiempo, que la revitalización del área intervenida sea altamente eficaz.


Programa El programa que hemos escogido para desarrollar en el nodo de las bodegas de Cali tiene un color eminentemente social. Hemos detectado alrededor de la zona de intervención grandes problemas de inserción social, de pobreza y de alcoholismo y drogadicción. Por ello, hemos decidido crear un centro de reinserción y educación social, dividido en tres zonas. La primera se compondrá de un centro de rehabilitación de drogradicción y otro de alcoholismo. La segunda contará con un aula de educación sexual, un centro de planificación familiar y varios talleres de reinserción social, en los que se enseñarán diversos oficios. Por último, la tercera sección es un área infantil, con aulas, una guardería y un parque, así como una gran zona de juegos al aire libre.


Documentación gráfica Probablemente el documento más interesante al que conseguimos llegar en esta primera fase de proyecto es esta maqueta. En ella se pueden apreciar claramente nuestras intenciones de generar un desplazamiento modular de la nave preexistente con objeto de abrir entradas transversales al proyecto desde el barrio más humilde, así como de generar un ritmo siempre controlado que otorgue al proyecto cierta intención y cierto carácter de hito. Por otro lado, los beneficios económicos y ecológicos que suponen la reutilización de todos los materiales de los que disponemos para realizar el proyecto nos hacen entrar en un discurso de coherencia sostenible que hemos tratado de mantener a lo largo de toda nuestra estrategia proyectual, al pensar aspectos tan decisivos como el programa, el tratamiento del suelo o el sistema de cubierta.


15


Primeras ideas

Referencias

Los mayores referentes en lo que a arquitectura con guadua se refiere son, en su mayoría, arquitectos colombianos. Estos profesionales han desarrollado todo tipo de estructuras en este material, desde naves industriales hasta catedrales pasando, por supuesto, por las viviendas de guadua, tan típicas en el país. Figuras como Simón Vélez o Marcelo Villegas, además de numerosos estudios locales de arquitectura e ingeniería, han explorado las propiedades y los posibles usos de la guadua en arquitectura, y de sus trabajos partimos como base para diseñar nuestra cubierta.

21


23


Resultado La propuesta planimétrica final a la que hemos llegado es el resultado de un proceso, de una evolución desde el “estado cero”, ese estado de análisis e incertidumbre, hasta el desarrollo completo del programa, la cubierta y las estrategias de proyecto planteadas. Es por esto que lo que nos parece interesante de nuestra intervención es verla como un camino, como un recorrido evolutivo. No queremos dejar, sin embargo, de mostrar los planos y las imágenes de proyecto a los que hemos llegado después de mucho trabajo y de muchas horas dedicadas a investigar, a aprender y a tratar de aplicar lo aprendido. Es nuestro deseo que este compendio final cumpla esas funciones, y que nuestro trabajo se valore como un conjunto de pequeños avances en el proyecto planteado.


Planta principal

28


Planta de cubiertas 33


Planta baja

37


Planta de situaci贸n

40


Secci贸n longitudinal

Alzado

41


Secciones transversales

42



ENTREGA FINAL EQUIPO 29 Alba y Amparo