Issuu on Google+

CENTRO DE INVESTIGACIÓN Y ESTUDIOS AVANZADOS DE VERACRUZ

MAESTRÍA EN EDUCACIÓN Sede: Álamo Temapache, Ver.

COMPILACIÓN DE INVESTIGACIONES ASIGNATURA: SEMINARIO DE TESIS II

CATEDRÁTICA: DRA. GUILLERMINA RODRÍGUEZ ROSAS


La motivación escolar

Juan Joel Hernández Segura

La motivación está compuesta de necesidades, deseos, tensiones, incomodidades y expectativas. Constituye un paso previo al aprendizaje y es el motor del mismo. La ausencia de motivación hace complicada la tarea del profesor. También decir que la falta de motivación por parte del alumno queda a veces fuera del alcance del profesor. Didácticamente, se dice que el término motivación hace referencia a que los alumnos realizan sus actividades en el aula si existe algo que los motive, o sea algo que los impulse ya sea con la vinculación del contenido a la realidad que se vive en el aula o a eventos que ocurren en su hogar. En este sentido, dentro de las exigencias actuales en el ejercicio de la docencia se requiere que el educador despierte necesariamente el interés del alumno por aprender y adquirir nuevos conocimientos. La motivación, la puede lograr el docente a través de la experiencia en vía de obtener la efectividad en la estimulación del desarrollo de nuevos conocimientos y la enseñanza aprendizaje se mantenga en el alumno. Esta motivación escolar a su vez constituye uno de los factores psico-educativos que más influyen en el aprendizaje. Esta no se restringe a la aplicación de una técnica o método de enseñanza en particular, por el contrario, la motivación escolar conlleva una compleja interrelación de diversos componentes cognitivos, afectivos, sociales y de carácter académico que se encuentran involucrados y que de una u otra forma tienen que ver con las actuaciones de los alumnos como la de sus profesores. De igual forma es un hecho que la motivación estará presente en todo momento y acto de aprendizaje y en todo procedimiento pedagógico, ya sea de manera explícita o implícita y sólo podrá interpretarse analizando las incidencias y características propias de los actores y comunidad educativa implicada en dicho proceso.


De manera general, se puede decir que la motivación escolar es el proceso por el cual se inicia y presenta una conducta hacia el logro de una meta. Este proceso de la motivación escolar involucra variables tanto cognitivas como afectivas: cognitivas en base a las habilidades de pensamiento y conductas instrumentales para alcanzar las metas propuestas; afectivas, porque comprende elementos como la autovaloración, auto concepto, etc., que conjugadas perfectamente harán que el docente pueda logra la motivación escolar en el aula. Los factores que determinan la motivación por aprender y el papel del profesor están dados en el plano pedagógico donde la motivación significa proporcionar o fomentar motivos, es decir, estimular la voluntad por aprender y en el contexto escolar en donde la motivación del estudiante permite explicar en que medida los alumnos invierten su atención y esfuerzo en determinados asuntos que pueden ser o no los que desean sus profesores, pero en todo caso se relacionan con sus experiencias subjetivas, su disposición para involucrarse en las actividades propuestas, de igual manera se plantea desde la perspectiva cognitiva y humanista que el papel del profesor en el ámbito de la motivación está centrado en inducir motivos a sus alumnos en lo que respecta a sus aprendizajes y comportamientos para realizar las actividades de manera voluntaria, ósea que el alumno lo realice por si mismo, dando así significado al trabajo realizado, de manera que los alumnos desarrollen un verdadero gusto por la actividad escolar y comprendan su utilidad personal y social “motivación por el aprendizaje”. Además el docente debe tener muy en cuenta que existen distintos tipos de motivación, para poder llevar a cabo dicho proceso y este se basa en factores internos y externos que engloban de manera general al alumno. Como lo son: Motivación relacionada con la tarea, o intrínseca: se trata de la asignatura que en ese momento se está estudiando despierte el interés. Motivación relacionada con el yo, con la autoestima: al intentar aprender y conseguirlo vamos formándonos una idea positiva de nosotros mismos, que nos ayudará a continuar con nuestros aprendizajes, es el deseo constante de superación, guiado de manera positiva.


Motivación centrada en la valoración social: la aceptación y aprobación que se recibe por parte de las personas que el alumno considera superiores a él. Motivación que apunta al logro de recompensas externas: en este caso se habla de los premios, o regalos que se reciben cuando se han conseguido los resultados esperados por parte del alumno. Aunque

también

podemos

encontrar

tres

tipos

de

estudiantes:

Los orientados al dominio. Sujetos que tienen éxito escolar, se consideran capaces, presentan

alta

motivación

de

logro

y

muestran

confianza

en

si'

mismos.

Los que aceptan el fracaso. Sujetos que presentan una imagen propia deteriorada y manifiestan un sentimiento de desesperanza aprendido, es decir que han aprendido que el control sobre el ambiente es sumamente difícil o imposible, y por lo tanto renuncian al esfuerzo. Los que evitan el fracaso.- Son los estudiantes que carecen de sentido de aptitud y autoestima y ponen poco esfuerzo en su desempeño; y recurren a estrategias como la participación mínima en el salón de clases, retraso en la realización de una tarea, trampas en los exámenes, etc. Por otro lado, el docente debe tener muy en claro, como es que va a motivar al alumno para que se de la antes ya mencionada, y para saber como motivar debe tener en cuenta alguna de los siguientes aspectos: Explicar a los alumnos los objetivos educativos que se tienen previstos para esa sesión. Justificar la utilización de los conocimientos que se les intente transmitir con las actividades que se les va a plantear. Plantearles las actividades de forma lógica y ordenada. Proponerles actividades que les hagan utilizar distintas capacidades para su resolución. Tomar los errores como nuevos momentos de aprendizaje y como momentos enriquecedores. Fomentar la comunicación entre los alumnos y las buenas relaciones, realizando tareas de grupo. Plantear el razonamiento y la comprensión como la mejor herramienta para la resolución de actividades y conflictos. Aplicar los contenidos y conocimientos adquiridos a situaciones próximas y cercanas para los alumnos.


Ya que el grado de dificultad de la tarea ha de ser el más adecuado favoreciendo el próximo paso de los alumnos. Si la exigencia es poca porque la tarea es percibida como muy fácil, los alumnos pierden el interés. Si la dificultad es excesiva porque la tarea es percibida como muy difícil, pierden así mismo el interés todos los alumnos, especialmente los menos capaces. Por eso consiste en estimular el esfuerzo y en establecer una dificultad razonable para que una tarea sea posible. Por otra parte, también se puede resaltar que el aprendizaje escolar, desde una visión constructivista, no queda, en absoluto, reducido exclusivamente al plano cognitivo en sentido estricto, sino que hay que contar también con otros aspectos motivacionales como las intenciones, las metas, las percepciones y creencias que tiene el sujeto que aprende, que aunque somos conscientes que estos aspectos sean también representaciones mentales en última momento lo que demuestra la enorme interrelación que mantienen el ámbito cognitivo y afectivo-motivacional, son determinantes del aprendizaje escolar vinculados al afectivo-motivacional, destacando los procesos motivacionales sobre los cognitivos. Asimismo se dice que la motivación en el aula detrás de cada modelo de enseñanza existe una intencionalidad pública y política. El currículo (todo aquello que el medio escolar ofrece al alumno como posibilidad de aprender, conceptos, procedimientos y actitudes) abarca también aquellos medios a través de los cuales la escuela proporciona estas oportunidades. Además la base de un determinado sistema educativo está condicionada históricamente por las prácticas sociales desarrolladas dentro de una cultura. Por lo tanto, se puede decir que el papel de la motivación en el logro del aprendizaje significativo se relaciona con la necesidad de fomentar en el alumno el interés y el esfuerzo necesario, siendo la labor del profesor ofrecer la dirección y la guía pertinente en cada situación. Y se puede afirmar que la motivación es la palanca que mueve toda conducta, lo que nos permite provocar cambios tanto a nivel escolar como de la vida en general. Por ello un docente es aquel individuo

que esta a disposición en cada momento del desarrollo


cognoscitivo del alumno, y busca las herramientas necesarias para que sea efectiva la adquisición de todo conocimiento nuevo. Se puede decir que la motivación escolar es un proceso que depende del interés y esfuerzo del profesor y de la disposición del alumno en sus actividades escolares diarias y en el ambiente que lo rodea tanto en su hogar como en la escuela. Siendo este un proceso un poco complejo, y es necesario que el docente reflexione, experimente y valide sus técnicas motivadoras del aprendizaje y examine los resultados positivos y las condiciones en que estos se producen para que pueda hacer uso de estas técnicas cuando necesite y crea conveniente producir un clima de aprendizaje optimo y favorable para el alumno. Lo más importante a considerar es que para mantener ese clima es el refuerzo y la interacción docente alumno lo que permite la generación de un clima apropiado para lograr un buen desarrollo en el aprendizaje del alumno en el aula. Esto es especialmente necesario en cada una de las áreas de la educación, a favor de reducir los aspectos negativos que acompañan a una considerable mayoría de estudiantes a lo largo de todo su proyecto de formación. En definitiva esto, se convoca a todos los docentes de formación a reflexionar y crear sus propias experiencias motivacionales para incrementar el interés y la actitud de sus alumnos. Los padres son los encargados de proporcionar al niño amor, protección, educación, bienestar, salud y en general suplir todas sus necesidades. En ese afán actual de buscar las mejores condiciones económicas posibles o por el simple hecho de prestar mas atención en diversos factores externos, los padres suelen descuidar cada uno de los aspectos mencionados. Esto trasciende al ámbito educativo ya que desde el momento que el niño comienza su formación escolar, los padres pueden llegar a dejar la responsabilidad de la formación académica exclusivamente a la institución educativa. Sin embargo, y a pesar de que la teoría es clara y precisa en el tema y que de forma legal están contempladas las obligaciones de la familia.


El problema dentro de las aulas comienza, cuando los padres pensando que el buen rendimiento académico de sus hijos dependerá única y exclusivamente de la escuela y los maestros, lo único se preocuparan será por que al inicio de clases sus hijos tengan todo el material que se les solicite, que cumplan con los tramites necesarios y de ahí en adelante es cuestión educativa que los niños puedan aprender de manera integral y alcance su máximo desarrollo académico. De acuerdo a lo anterior, se puede decir que el papel de los padres de familia en el rol educativo de sus hijos, especialmente en el nivel básico no solamente esta dirigido hacia las obligaciones materiales o económicas requeridas para tal fin, si no también hacia su formación y desarrollo intelectual que permita a los niños y niñas responder con las metas académicas que con lleven a la formación de seres capaces y competitivos que contribuyan a mejorar paulatinamente nuestra sociedad. La familia actual esta afectada por un proceso de transformación debido a la urbanización trae diversas consecuencias que afectan a la esencia de la familia misma, ubicándola en situación de crisis. Todo esto con lleva a un vuelco de la institución familiar, el trastrocamiento de valores morales y éticos los cuales directa o indirectamente afectan a la relación con la institución educativa, teniendo como cable conductor al educando. La ausencia de la familia determina en el individuo aspectos básicos. Los primeros años de vida del niño determinan en forma absoluta su desarrollo psicosocial cualquiera que sea su estructura, el hombre se ve siempre avocado a la necesidad de contar con su familia, ya que sea para criticar sus valores y funciones y para aceptar sus limitaciones y derechos, ya para modificar su comportamiento ante la sociedad y en fin determinar sus actuales y futuras reacciones con los demás. Los niños que asisten a la s escuelas necesitan sentirse motivados por aprender y esto se logra únicamente si los padres prestan atención a sus hijos, pues parte de la motivación del niño radica en su situación cotidiana con su familia, si los padres están atentos a sus obligaciones, escolares, si los incentivan por sus logros, si los orientan de manera adecuada, entonces para el niño y niñas será mas fácil alcanzar los resultados esperados en la institución educativa.


El quebrantamiento de la disciplina familiar, las relajaci贸n de sus costumbres, el aumento de los divorcios, son aspectos fundamentales de la crisis por la cual atraviesa la familia, destac谩ndose como factor primordial los problemas econ贸micos.


CENTRO DE INVESTIGACIÓN Y ESTUDIOS AVANZADOS DE VERACRUZ

PLANTEL

CENTRO VERACRUZANO DE INVESTIGACIÓN Y POSGRADO


TRABAJO15