Page 18

La opinión veterinaria

De casa al veterinario Lurdes Nagore DVM, CertGP (Medicina Felina), miembro de GEMFE y la ISFM. Centro Veterinario Vetnatura, C/ Ciscar 53 info@vetnatura.es www.vetnatura.es Todos sabemos lo estresante que es para un gato salir de su medio, y aún más meterse en un trasportín, luego el viaje andando dando tumbos, o en coche, y terminar en la mesa del veterinario……buff que estrés! Ahora bien, podemos intentar que todo ello sea una experiencia menos estresante si seguimos unos consejos: El Transportín: debe ser seguro, firme, y dar la seguridad al gato de que es sólido. Si viajamos en coche hay que mantenerlo en alto y fijarlo con el cinturón de seguridad. Los trasportines que se abren por arriba con el menor ruido posible son ideales, y conviene ofrecerle su mantita o camita en la base para darle un mayor confort. También se les debe proporcionar espacio suficiente para darse la vuelta, por ello hay que comprar el trasportín adecuado a cada tamaño de gato. Existe el concepto “Caging” en el ámbito de los expertos de comportamiento animal, se trata de acostumbrar al animal a su trasportín como una zona de descanso habitual suya, y no como una “caja” en la que le meten para ir al veterinario. El “Caging” se utiliza más en cachorros de perros, pero también se puede hacer con gatitos o con gatos adultos, presentando un nuevo trasportín. Consiste en dejar abierto el trasportín en casa durante un tiempo, dejando premios y su mantita, para intentar que el animal se acostumbre a tumbarse en él un rato, y lo identifique como parte de sus propiedades y ambiente. De esta forma al viajar en él no será una “caja extraña”. El trasportín también conviene tenerlo limpio, fuera de olores extraños, y llevar un empapador por si hay” escapes” durante el trayecto. En ocasiones se puede transportar a nuestro gato a otros destinos distintos del veterinario, para que no coja fobia de ver el trasportín y lo asocie a las visitas médicas. Es preferible que no coman antes del viaje durante unas 4-5 horas, así evitaremos nauseas, vómitos copiosos y demás malestares digestivos. Si tu gato se esconde y se asusta al ver el trasportín, conviene ser lo más suave posible, a veces con la ayuda de una toalla o manta grande (tamaño baño) y suavemente introducirlo. Una vez se haya conseguido introducirle dentro, hay que hablarle de forma calmada y reconfortarle. En ocasiones se requieren varios intentos, aun así hay que mantener la paciencia y la calma para evitar que note nuestro estrés.

18

http://adopcionesfelinas.foroactivo.com/

Profile for Adopciones Felinas Valencia

Adopciones felinas Valencia, nº5 Enero 2014  

Quinta revista de "Adopciones Felinas Valencia", grupo de adopción de gatos, que da a conocer el mundo del gato y a nuestros gatos en acogid...

Adopciones felinas Valencia, nº5 Enero 2014  

Quinta revista de "Adopciones Felinas Valencia", grupo de adopción de gatos, que da a conocer el mundo del gato y a nuestros gatos en acogid...

Advertisement

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded