Issuu on Google+

Clase contra Clase

1


Clase contra Clase

2

El tercero, la organización en base a delegados por áreas o secciones en los lugares de trabajo, como vemos se está gestando en el paro de los trabajadores de Correos de Chile, en el que el cuerpo de delegados se autoconvocó para fortalecer a su Federación sindical para garantizar el paro contra los salarios de hambre. Un camino para organizar y fortalecer a los trabajadores de base en su lucha contra los patrones y gerentes. La posibilidad de avanzar a construir un nuevo movimiento de los trabajadores clasista, combativo, sin burócratas que nos arrodillen frente a los patrones, basado en los métodos de la lucha de clases e independiente de los partidos patronales, nace de estos combates de la lucha de clases de los trabajadores.

El régimen heredado de la dictadura con su “democracia de los acuerdos y en la medida de lo posible” está sacudido por tensiones crecientes que muestran tendencias a su descomposición: la derecha va desintegrándose, la Nueva Mayoría ya anuncia que tendrá problemas de “gobernabilidad”, el Parlamento se hunde cada vez más en el pantano de nuevos escándalos, los defensores del “modelo” están a la defensiva, la economía empieza a frenarse. Intentan sus guardianes, la derecha y la Concertación, formas para oxigenarlo y maquillarlo. Aunque sea sólo un retraso, pueden ganar tiempo. Hace falta una salida de la clase trabajadora, independiente de los partidos patronales de la derecha y la Concertación, y sus variantes. Es un camino aún por recorrerse, pero en la clase trabajadora se van gestando nuevas fuerzas que pueden acortar el recorrido.

El pantano del régimen La derecha tiende a desintegrarse. La fractura los sacude. Primero fue la iniciativa de reforma al binominal de un sector de RN con un sector de la Concertación, que abre el camino a romper parcialmente, maquillándolo, el binominal, para permitir nuevos pactos políticos, en vez de los dos actuales de la Alianza y la Nueva Mayoría, lo que empuja a su desintegración. Después, la fractura entre RN y la UDI por la candidatura presidencial. La derecha perdió 3 candidatos: Golborne, Allamand, Longueira, nominando finalmente a Evelyn Matthei, dejando herido y humillado a RN. Y en lo que es una provocación, nominan a la hija de un dictador, miembro de la Junta militar golpista, a los 40 años del sangriento golpe. Además fracturado, están a la defensiva: buscar asegurarse puestos en el Parlamento como trinchera para que nada cambie, y todos entienden esta campaña electoral como la que expresa el cuestionamiento a la herencia de la dictadura, que fue puesto en la lucha de clases por el movimien-

to estudiantil y los trabajadores. Dos respuestas ensayan: la de la derecha atrincherada para que todo siga igual, la de la Nueva Mayoría para intentar maquillarlo, cambiando algo para que todo lo de fondo siga igual.

La clase trabajadora está entrando en escena, reganando confianza en sus propias fuerzas. Se expresó con el paro con movilización obrero-estudiantil del 26 de junio, y el Paro Nacional convocado por la CUT del 11 de julio; Nuevos escándalos se atra- su dinámica, ritmos y formas, esviesan: los parlamentarios tienen tán por delante. empresas que no declaran. No es un problema de transparencia: Diversas huelgas, paros y moreafirman así para quiénes le- vilizaciones recorren a toda la clagislan: para la clase patronal, en se trabajadora, y métodos comcontra de la clase trabajadora. Y bativos de lucha se despliegan, por sus servicios, se pagan millo- como los bloqueos a los accesos narios sueldos, mientras aprue- a los lugares de trabajo, los cortes ban salarios mínimos de hambre. de calles y rutas. Es una crisis de un régimen para ricos cada vez más difícil de contener. Aunque no imposible: ya ensayan maquillajes, nuevos engaños, nuevas trampas, para oxigenarlo y ganar tiempo. El freno al crecimiento económico, que actuaba como amortiguador, ya se siente, lo que podría agravar estas tendencias. Y buscarán descargarlo sobre los hombros de los trabajadores: despidos a cuentagotas, quita de conquistas comienzan a golpear a los trabajadores en sus lugares de trabajo.

Hay algo de mayor importancia aún, tres nuevos fenómenos que pueden ser la gestación de un nuevo movimiento de los trabajadores. El primero, el paro en solidaridad, como vimos con el paro nacional de los trabajadores portuarios durante 22 días en abril. Un camino para la unidad combativa de las filas de los trabajadores.

El segundo, la lucha contra las direcciones burocráticas, como está en proceso en sectores de los trabajadores mineros de planta de Codelco. Un camino para desplazar a la burocracia Los 3 fenómenos en la gesta- sindical que pone de rodillas a los ción de un nuevo movimiento de trabajadores ante los patrones y gerentes. los trabajadores

Aunque no es un camino libre de obstáculos. Nuestras filas están divididas en muchas centrales, federaciones, sindicatos base, colectivos sindicales. La dirección oficial de la CUT, del PC y el PS, pocos días antes del Paro Nacional, agradeció a la Confederación de la Producción y el Comercio (CPC), la mayor asociación empresarial por afirmar su disposición a reformas laborales, ¡que harán en reuniones secretas en la OIT!, buscando subordinarnos nuevamente a los patrones. Por otro lado, para el mismo Paro Nacional, sectores de sindicatos, como los dirigentes de la Unión Portuaria, dividieron las filas de los trabajadores llamando a no paralizar ese día, con el argumento de que la CUT está dirigida por burócratas: es cierto, pero solo serán desplazados con el fortalecimiento de los trabajadores con sus luchas y una política clasista y combativa. Y ahora vienen las tenazas de las falsas alternativas en las elecciones, con una derecha atrincherada, y las Nuevas Trampas de la Nueva Mayoría. Para vencer estos obstáculos, es necesario luchar por poner en pie un partido obrero revolucionario, como el que luchamos por construir desde nuestra joven liga de trabajadores y estudiantes, el Partido de Trabajadores Revolucionarios- Clase contra Clase, que lucha por poner en pie un partido para la lucha de clases, con una política de clase independiente de toda variante patronal.


Clase contra Clase

Por la Independencia Política de la Clase Trabajadora y por la alianza

3

revolucionaria

Nuevas Perspectivas: la entra- dores públicos, la huelga larga da en escena de la Clase Tra- de los trabajadores de Concha bajadora y Toro; de las funcionarias de Integra, etc. El 2011 las masivas movilizaciones en las calles encaEn momentos de un salto bezadas por paros y tomas de en la crisis contenida del régiliceos y universidades no solo men con la aguda crisis de la abrieron un cuestionamiento a derecha y de cuestionamiento la educación de mercado con al “modelo”, la entrada de la la consigna de la Educación clase trabajadora abre nuevas Gratuita, sino que golpearon perspectivas para los revoal régimen de la democracia lucionarios, en el camino de pactada y abrieron un amplio una refundación revolucionacuestionamiento a sus institu- ria, clasista, combativa y anciones y sus partidos. Se re- ti-burocrática del movimiento flejó el 2012, tanto con el “se- obrero. Lo muestra el desagundo round” como con la alta rrollo actual del Paro ilegal en abstención en las elecciones Correos de Chile y la huelga de municipales. 34.000 trabajadores recolecEste año, la lucha por el tores de basura en 5 regiones Tomazo -llegando a un total del país, contra los “salarios de de 100 liceos y universidades hambre” y las condiciones de ocupadas en junio- abrió paso “esclavitud”. a dos grandes pronunciamientos que marcaron la entrada Una batalla estratégica: por la definitiva de la clase trabaja- alianza revolucionaria obredora en la situación política: ro-estudiantil y por la Indeel 26 de junio con la Jornada pendencia de clases Obrero-Estudiantil, liderada por los obreros portuarios y El principal límite a este delos mineros del cobre, con sarrollo son las nuevas tramcortes de calle, acceso a fae- pas de la Nueva Mayoría (de nas y barricadas seguidas de la Concertación junto al Partimasivas movilizaciones a nivel do Comunista) que intentarán nacional; y el 11 de Julio con el llevar estas luchas a la colaParo liderado por la CUT -cuyo boración con los empresarios centro fueron los trabajadores (como muestra la reapertura públicos-, con cortes de calle de las negociaciones entre la y nuevamente masivas movi- gran patronal agrupada en la lizaciones que vieron desfilar CPC y la dirección de la CUT en todas las regiones de Chile de Bárbara Figueroa) y al mosindicatos y federaciones de lino de un nuevo gobierno de diversas empresas acompa- Bachelet y su agenda de “reñadas junto a delegaciones formas” en los marcos del résecundarias y universitarias. gimen. Fue la movilización de la clase trabajadora más grande y con Por otra parte, las mismayor impacto político desde mas direcciones estudiantiles la dictadura.La lucha estudian- (Izquierda Autónoma; Unión til -que continúa en desarrollo, Nacional Estudiantil; las Juvencon flujos y reflujos- dio la pos- tudes Comunistas, el Frente ta y abrió condiciones favora- de Estudiantes Libertarios y la bles para su entrada en esce- Concertación) que buscaron na. Había señalado ese camino con todas sus herramientas la gran huelga ilegal portuaria debilitar el Tomazo, hablan en solidaridad y numerosas de la unidad “multisectorial” huelgas: en forestales; en la como si se tratara de la “suma” minerías fenómenos explosi- de “movimientos sociales” del vos de ocupación de faenas y mismo tipo y llevándola a la bloqueos de minas; en sindi- estrategia de “movilización catos del comercio, trabaja- por hitos” para presionar al

obrero-estudiantil

parlamento y para que los candidatos presidenciales tomen estos temas en sus temas. Niegan la posición estratégica de la clase trabajadora disolviendo su rol central en los diversos “movimientos sociales” (ambientales, regionales, estudiantil etc.). Por la otra, buscan llevar las masivas jornadas obrero-estudiantiles en el camino del pantano parlamentario y de la colaboración de clases, ya sea en base a la alianza con candidatos de la burguesía como Bachelet (JJCC), ya sea en base a la “presión por hitos” de la “multisectorialidad” para obtener espacios dentro del régimen (IA, UNE) como buscan con su estrategia de “bancada de los movimientos sociales” o apoyando candidatos de los pequeños y medianos empresarios (Marcel Claude). Numerosos colectivos populares buscaron el 11 de Julio hacer una “Jornada de Protesta” inclusive llamando a movilizaciones separadas a las marchas nacionales (como muestra el llamado de grupos como el FEL, Somos Usach, etc. buscando liquidar el carácter de Paro Nacional y llamando a una manifestación paralela que les resultó en un total fracaso). Alientan, confiando en la presión por hitos o en candidatos anti-neoliberales de los medianos empresarios, la “ilusión posibilista” de que el régimen puede conceder nuestras demandas. La entrada de la clase trabajadora y su posición estratégica en la economía nacional nos impone la tarea de enfrentar las distintas variantes de una política de colaboración

de clases, por la independencia política frente a cualquier variante patronal asi como a las burocracia sindical; y forjar en el movimiento estudiantil una poderosa corriente pro-obrera que vea en este camino y en la unidad combativa y de base la única garantía para la conquista de nuestras demandas, es decir, en base a una alianza revolucionaria de la clase trabajadores con el movimiento estudiantil y los sectores oprimidos.

la auto-organización como los Cuerpos de Delegados que se mostró el paro de Correos), sino conectarlas con el objetivo de refundar el movimiento obrero en perspectiva de unidad las filas obreras, anti-burocrática, clasista y combativo, es decir, basado en la independencia de clases de cualquier variante patronal, buscando sentar sólidos cimientos para la construcción de tendencias clasistas de trabajadores de base con cientos de obreros combativos que empiezan a Táctica y estrategia en este luchar. Las batallas en el puernuevo escenario to, en las minas y en sindicatos impone esta perspectiva. La táctica está subordinada a la estrategia. Si la estrategia En el movimiento estudiaes el arte de dirigir y combinar til, buscando ligar estas luchas las múltilples “operaciones de los trabajadores con los setácticas” hacia este objetivo cundarios y universitarios, que político, el terreno de la táctica cientos y miles se plieguen en es el arte de conducir y prepa- su apoyo, llevando la lucha de rar cada batalla parcial u “ope- los trabajadores a los lugares ración aislada” en conexión de estudio y acompañando en con la estrategia. Es así como sus acciones y movilizaciones, las batallas que empieza a dar como hoy hace la Agrupación la clase trabajadora tienen que Combativa y Revolucionaria buscar no solo extenderlas y (ACR) apoyando activamente amplificarlas buscando hacer la huelga de Correos de Chile avanzar las tendencias más a nivel nacional o las huelgas progresivas (del Paro en soli- locales. daridad, de la lucha contra la burocracia sindical, y por hacer avanzar las tendencias a ANTONIO JUSTO


Clase contra Clase

4

A fortalecer la alianza de trabajadores y estudiantes para acabar con toda la herencia de la dictadura Fabian Puelma

Un primer semestre de lucha estudiantil que si bien apoya las demandas y las movilizaciones, estudiantil no salieron a luchar activamenEl primer semestre del 2013 te junto con nosotros. Esa seestuvo marcado por una nue- paración fue aprovechada por va ola de luchas estudiantiles. el gobierno y los rectores para Esta vez los trabajadores han aislar las tomas y criminalizar entrado a la escena. El día 26 nuestros métodos de lucha. de Junio estuvo marcado por Este año, las diversas orgalos paros de los puertos a nivel nacional, manifestaciones en nizaciones jugaron un rol activo las faenas mineras, cortes de en aumentar esta brecha. Las calle a nivel nacional, marchas organizaciones que hegemonimasivas y cacerolazos. El 11 de zan el CONFECH, como la UNE, Julio los trabajadores protago- la Izquierda Autónoma, el FEL, nizaron la movilización obrera la jota y sectores de la concertamás importante luego del fin de ción, mantuvieron intacta su esla dictadura. A su vez, durante trategia de movilizaciones “por junio fueron cientos los liceos y hitos” para “instalar” nuestras universidades que se encontra- demandas, que en los hechos ban tomadas. significó una política desmovilizadora contra las tomas y los Esta lucha estuvo caracteri- paros indefinidos. Con otros zada por la tendencia a la uni- argumentos pero con el mismo dad con los trabajadores. A su resultado, la gran mayoría de vez, durante las movilizaciones los colectivos “populares” tamemergieron diversas instancias poco se la jugaron por fortalede organización y coordinación cer la lucha, votaron en contra desde la base. Y es que esta de las tomas, y cuando éstas se lucha, más que ninguna otra les presentaron como un hecho quizá, fue impulsada y soste- consumado, no las fortalecienida por estudiantes de base y ron. Todo porque este año “no protagonizada por los sectores están las fuerzas”, porque hay más combativos del movimien- que “construir más allá de la coto estudiantil. Una de las difi- yuntura”, que en los hechos no cultades más importantes que es otra cosa que una estrategia tuvimos fue la separación que de desgaste. existió entre los sectores más Un momento de retroceso, en decisivos y activos, con un sec- un marco convulsivo a nivel tor importante del movimiento nacional

Hoy nos encontramos en un momento de retroceso de la lucha estudiantil. Con la bajada de los paros y las tomas, los rectores han pasado a la ofensiva. Han rechazado incluso las demandas más mínimas a nivel local, como lo ha demostrado Zolezzi en la USACH que se atrevió a exigir disculpas por parte de los estudiantes, cuando fue él quien pasó por encima de la organización estudiantil con el desalojo de la toma. Pero este momento de reflujo se da en un marco agitado a nivel nacional. Y es que la crisis del régimen político se ha hecho patente estos días a raíz de la crisis en los partidos de derecha. No se trata sólo de las históricas rencillas de los partidos de los empresarios, lo que está detrás es el impacto de la lucha de clases que ha cambiado el escenario político. A su vez, los trabajadores se han puesto en el centro. Y estas semanas ha quedado demostrado con el desarrollo de nuevos procesos de lucha obrera que se están desarrollando apoyados en la conquista que significó el paro del 26 de junio y el 11 de julio.

aprendiendo y ganando experiencia al calor de las tomas, los paros, las marchas y las barricadas. Junto con la lucha, avanza la politización de la juventud y los trabajadores. A la izquierda del PC, han ido cobrando peso nuevas organizaciones de izquierda, pero durante estos meses ha quedado demostrado que no son organizaciones para la lucha de clases, no son herramientas para el combate. Este segundo semestre estará marcado por nuevos procesos de movilización a nivel obrero y estudiantil, y por un intenso debate político de cara a las elecciones presidenciales. Es por esto que se vuelve fundamental levantar una fuerte organización política para la lucha de clases, una organización de la juventud sin miedo que logre traducir toda esta experiencia de lucha en una estrategia para vencer. Esta es la tarea que damos los trotskistas del PTR en la Agrupación Combativa y Revolucionaria. A forjar un movimiento estudiantil pro obrero

Estos días han estado marcados por el paro de los trabajadores de Correos de Chile, que están preparando una huelga a nivel nacional. A su vez, los traDebemos prepararnos para bajadores forestales están proun escenario más convulsi- tagonizando una nueva huelga vo. Como juventud hemos ido y en Puerto Montt hemos sido testigos de la toma de planta de Pacific Fish. La simpatía que despiertan en el movimiento las luchas de los trabajadores

hay que traducirla en acciones y organización. Nuestro objetivo debe ser poner en pie un ala pro obrera dentro de las universidades y liceos. Lo que está en juego no es la llamada “multisectorialidad” que hablan otros grupos, sino de la alianza estratégica entre un movimiento estudiantil que ha luchado durante estos dos años y una clase trabajadora que empieza a despertar con el objetivo de conquistar nuestras demandas y avanzar a acabar con toda la herencia de la dictadura. Desde la Agrupación Combativa y Revolucionaria hemos sido activos en apoyar estas luchas y forjar este sector pro obrero dentro del movimiento estudiantil. Esto lo hemos hecho poniendo en pie secretarías de unidad obrera estudiantil en nuestros lugares de estudio para apoyar activamente las luchas obreras. En Correos Chile hemos ido a apoyar el paro, hemos participado en las asambleas de los trabajadores y los cortes de calle. En Antofagasta nos hemos organizado junto a los portuarios de Mejillones y desde Temuco hemos ido a apoyar la toma de Pacific Fish. Durante estos meses debemos intensificar estas iniciativas para cohesionar un sector combativo y pro obrero del movimiento estudiantil que se traduzca en una fuerte corriente política de la juventud sin miedo que sea un aporte para levantar una alternativa política de los trabajadores, clasista y revolucionaria.


Clase contra Clase

Tras la marcha #yoabortoel25 por el derecho al aborto legal, libre y gratuito en la que diversas organizaciones feministas y personas irrumpimos con gritos y consignas a la Catedral, una “santa cruzada” de criminalización se inicio en contra de la acción. Mientras Tohá salió de manera inmediata y enérgica a repudiar el hecho, Piñera, al día siguiente sale ratificando su acuerdo con lo que descaradamente llama “libertad de culto y libertad religiosa” que no es más que la total “libertad” para ellos de imponernos una moral que nos oprime negándonos la autonomía sobre nuestros cuerpos y nuestras vidas, una moral que justifica la miseria y la explotación, la doble explotación de la mujer, que nos impone la heterosexualidad obligatoria, etc; además de reafirmar su compromiso con el derecho a la vida del feto (al que le llaman “el que está por nacer”), haciéndose, de esta mane-

5

ra, cómplice de las muertes de mujeres en abortos clandestinos y ejerciendo la brutal violencia del Estado castigando con cárcel un derecho tan elemental. Pura hipocresía descarada: nos trata de delincuentes y levanta querellas contra los responsables de los rayados (por su parte la iglesia nos llama “sacrílegos”) por el sólo hecho de haber interrumpido su santa misa; simultáneamente hoy el cura Karadima cumple su condena de pedofilia rezando en alguna mansión de la Iglesia impunemente, como tantos otros casos. Habla del derecho a la vida, pero nosotros no olvidamos que es heredero directo de la Dictadura genocida, que, además, su propio gobierno tiene las manos manchadas con la sangre del estudiante de 16 años, Manuel Gutiérrez, manchadas con la brutal violencia hacia el Pueblo Mapuche, con la represión, etc; y que ha guardado silencio frente al caso de abusos a menores del Sename,

de igual forma frente a la “libertad vigilada” que le dieron a los abusadores de la red de prostitución infantil Heidi, dejando claro que los derechos “del que está por nacer” acaban cuando éste se transforma en “nacido”, como es el caso de estos menores provenientes de los sectores más empobrecidos y marginados de la sociedad. Declaramos nuestro total repudio ante esta criminalización. La irrupción en la Catedral, no es más que la expresión del creciente malestar hacia las instituciones del régimen heredado de la Dictadura, en este caso de la dictadura moral que la Iglesia logró imponernos a través de la Constitución del 80, que penaliza todo tipo de aborto y criminaliza la homosexualidad a través de artículos como el 365 (ofensa a la moral y las buenas costumbres); Constitución que se redactó con torturas y desapariciones detrás. Este malestar se vincula directamente con la deslegiti-

mación de la Iglesia por los casos de pedofilia y abuso, que son parte de una crisis mayor de esta “santa” institución a nivel internacional, en el propio Vaticano, con los casos de corrupción y redes de prostitución, la cual explotó hace poco y que se intentó disimular con el nombramiento de Bergoglio como Papa.

evitar el creciente cuestionamiento hacia la falta de derechos sexuales y reproductivos a la que nos condenan, ni podrán detener el proceso de lucha y toma de consciencia de las masas en relación a lo mismo. Por esto mismo mantenemos extendido el llamado a organizarse con más bríos: a la Santa Alianza de los poderosos debemos contraponer la alianza entre la disidencia o diversidad sexual, los trabajadores, estudiantes, Mapuche y las mujeres pobres y trabajadoras que somos las que vamos a la cárcel o arriesgamos la vida en abortos clandestinos e inseguros.

Tras escribir éstas líneas se ha sabido del caso de otra niña abusada que será obligada (nunca hubo posibilidad de elegir para la menor del primer caso, Belén) a parir, el gobierno dice tener la última palabra en relación a nuestro derecho a decidir sobre nuestros vientres. Creemos que por más Levantemos un gran amenazas que dispare la movimiento por el derecho Santa Alianza de los pode- al aborto, legal, libre, segurosos, entre el gobierno y la ro y gratuito. Iglesia Católica, no podrán

WWW.PANYROSAS.CL CONTACTO@PANYROSAS.CL


Clase contra Clase

6

VALPARAISO “Por el Derecho a decidir, aborto legal, seguro y gratuito” 18:30 horas del día jueves 25 de julio, poco a poco fueron congregándose las personas en Plaza O`Higgins, desplegando lienzos, pancartas, banderas, todxs acudiendo a la convocatoria que realizaron diversos grupos de mujeres y feminista de Valparaíso, las cuales la semana anterior habían realizado una concentración en la Plaza Cívica, con motivo de visibilizar la demanda e invitar a la marcha. Gritos por los derechos

de las mujeres y anticlericales comenzaron a sonar con fuerza. Mientras una patrulla policial se acercaba a las organizadoras, para reafirmar la negación de la intendencia en conceder el permiso de la marcha, que horas antes había admitido, una maniobra más de parte de las autoridades para desestabilizar la movilización y acallar la manifestación. Aun así el ánimo no decayó. Comenzaba la manifestación, con un lienzo a la cabeza que proclamaba “Por el Derecho a decidir, aborto legal, seguro y gratuito”, por una de las veredas de Pedro

Montt en dirección Plaza Victoria, decenas de mujeres, hombres y jóvenes manifestándose por el derecho a decidir, los carteles con consignas mirando hacia la calle para el que pasara los viera. Minuciosamente personas comenzaban a bajar a la calle, a una cuadra de la Catedral, la marcha estaba entera en Pedro Montt. Se escucho con más fuerza los gritos al pasar por fuera del “monumento a los niños caídos” (por aborto), se rodeo la Plaza por la calle dando un par de vueltas, el

Colectivx Masturba tu Mente realizo una performance denunciando la hipocresía política y su responsabilidad en la muerte de mujeres a causa de abortos clandestinos. Se subió a la plaza, donde el Colectivo Feminista de Valpo llamo a sumarse a la campaña ¡Cuidado el machismo mata!, al lado estaba CISVE que con fuerza gritaba, la palabra la tomó Pan y Rosas Teresa Flores, dando un saludo a la instancia, denunciando con fuerza intransigencia del gobierno en negar el permiso básico

a marchar, a la (in)justicia chilena que deja a los asesinos de luchadores y a los genocidas de la dictadura libres y presas a las mujeres que abortan, recordando a la egresada de psicología UV víctima del feminicidio, y por ultimo planteando que los derechos se conquista con lucha, sin ninguna confianza en quienes han legislado para que sigan muriendo mujeres en la clandestinidad, dando un cierre de esta manera a la marcha, que pese a los inconvenientes fue todo un éxito.

ANTOFAGASTA Nos manifestamos por el Derecho al Aborto legal, seguro y gratuito El caso de Belén ha conmocionado, violada por su padrastro y quedando embarazada a los 11 años, vuelve a poner la discusión el derecho al aborto, contexto en que se han puesto en cuestión los dichos de la Derecha, encabezados por Piñera al decir que la menor era madura para cuidar y amar a su bebe. Derecha “pro-vida”, cuando en dictadura mataba y torturaba mujeres, incluso embarazadas, la misma que meses antes que terminara la dictadura junto con el Cardenal José Medina le puso fin del derecho al aborto. Desde Pan y Rosas levantamos este 25 de Julio una

campaña internacional por el derecho al aborto Legal, Seguro y Gratuito, habiendo manifestaciones en Argentina, México, Francia, España y Chile, en varias ciudades se levantaron marchas, en Santiago se irrumpió la Catedral, siendo un acontecimiento histórico, con una marcha de aprox. 4000 personas luchando por el derecho al aborto. Desde Arica a Valdivia se escucho bien fuerte que los políticos, empresarios y curas no tienen nada que decidir sobre nuestros cuerpos. Antofagasta también se manifestó, siendo las compañeras de Pan y Rosas quienes nos pusimos a la cabeza de ésta campaña, con todo el tiente clasista que encierra esta discusión, dejando en claro que somos

las mujeres pobre, trabajadoras y estudiantes las que día a día morimos por abortos clandestinos, siendo la otra cara de la moneda las hijas de políticos y empresarios, las que se realizan abortos en clínicas pagadas, sin correr riesgos. Es por esto que organizamos diversas actividades previas al 25, primero en la UCN con una reunión abierta para discutir acerca de nuestros derechos reproductivos y sexuales, e invitar a la organización de una pintatón en pleno centro de la ciudad, haciendo papelógrafos, entregando volantes y malabares. Para finalmente salir a marchar el 25 con una marcha, entonando consignas como “anticonceptivos para no abortar, aborto seguro para no morir”, por

las principales calles de la ciudad, para realizar una intervención artística en la principal arteria del centro de Antofagasta. Camino a la Catedral se sumaron trabajadores subcontratados de la empresa Geoanalítica, manifestando su apoyo a la marcha y nuestras demandas, y relatando porqué están en huelga desde el 21 de Julio, principalmente por demandas salariales, así como también manifestando la unión obrero-estudiantil, llamándonos a apoyar su huelga. Para nosotras no hay derecho que se consiga sin lucha, como tampoco podemos confiar en los partidos patronales que se presentan como amigos del pueblo. Bachelet, que ha-

bla de educación gratuita, asamblea constituyente y aborto, siendo que la Concertación en sus 20 años de Gobierno no hicieron nada por nuestros derechos, encarcelando mujeres por abortar, matando mapuches, precarizando a los trabajadorxs. Es por esto que llamamos a anular el voto, ya que no existe una alternativa que responda a nuestros intereses de clases, como en Argentina con la candidatura del FIT, quienes plantean que “un diputado gane lo mismo que un maestro”, o “derecho al aborto para todas”, con candidatos obreros y militantes de izquierda.


Clase contra Clase

7

El retorno del sujeto peligroso En tan sólo ocho meses ha cambiado por completo el escenario de la lucha de clases en Sudamérica, destacándose la intervención de la clase obrera como uno de los ejes del proceso social. Veamos: Argentina. 20 de noviembre de 2012. El llamado al paro general de parte de la CGT de Hugo Moyano, que fue la pieza central de la gobernabilidad de los años kirchneristas después de la rebelión de diciembre de 2001, es aprovechado por la clase obrera para paralizar el país. Comienza un proceso en la conciencia de sectores de los trabajadores que expresan así su oposición al gobierno y que hoy tiene su expresión en cientos de conflictos en todo el país. El 20N mostró que las organizaciones clasistas conquistadas por la izquierda en la etapa anterior pudieron jugar un papel protagónico en los piquetes cortando calles y rutas que colaboraron a que sectores de los trabajadores no enrolados en la CGT Moyano no fueran a trabajar y pudiera expresarse el descontento generalizado. Sin embargo, la política de la burocracia moyanista no era otra que jugar a la lucha un rato para

rápidamente, abandonar la calle y subordinarse a la oposición peronista de derecha al gobierno, de cara a la campaña electoral. Lo dinámico ahora es la crisis política. El kirchnerismo se enfrenta al desafío de un sector del aparato territorial del peronismo bonaerense y de una alianza entre los restos del duhaldismo con la burocracia sindical. En la división del peronismo y de su burocracia se proyecta la perspectiva de una crisis nacional, a condición de que la clase obrera intervenga como un factor político con sus demandas y métodos. El fenómeno de luchas obreras crecientes señalan la posibilidad de que se desarrolle una recomposición de las organizaciones de base del movimiento obrero que por el desprestigio de las viejas dirigencias sindicales para representar los intereses del conjunto de los trabajadores ponga al orden del día la autoorganización y el agrupamiento del activismo sobre líneas clasistas y anti burocráticas donde la izquierda revolucionaria tiene que actuar decididamente. Bolivia. Mayo de 2013. Los trabajadores de Bolivia, con los mineros, maes-

tros, trabajadores de salud y fabriles a la vanguardia, inician un proceso de lucha que tiene su pico en los 15 días de huelga general con bloqueos de caminos: una gran acción obrera independiente que enfrenta la ley de Pensiones del gobierno de Evo Morales. La clase obrera se ha recuperado totalmente de la dura derrota recibida durante el ciclo neoliberal. Esta vez la lucha de clases une a miles y miles de trabajadores en las calles. Como decimos en este artículo “Durante los 15 días de lucha, cientos de miles de trabajadores ocuparon entre 35 y 40 puntos de bloqueo en rutas nacionales, movilizaciones masivas en todos y en cada uno de los departamentos, huelgas en magisterio, salud, y algunas empresas mineras como fabriles muestran que el sujeto social al que se dio por muerto, por acabado, está mostrando que está vivo y que empieza a recuperar una capacidad de lucha que no se veía en estas dos décadas”. El proceso desenmascara al gobierno de Evo Morales que debió recurrir a la movilización de la burocracia campesina e indígena para hacerle frente al poder

Internacional Por: Facundo Aguirre , Ruth Werner Viernes 19 de julio de 2013 en las calles de los trabajadores, se prohíbe el derecho de huelga y se detienen a cientos de trabajadores y lanzan una campaña de calumnias contra la izquierda trotskista acusándola de conspirar para un golpe de Estado. La denuncia al trotskismo esconde un ataque más general a una tendencia subjetiva de gran importancia para uno de los proletariados más combativos y revolucionarios de Nuestra América, el de la formación de un Partido de los Trabajadores basado en los sindicatos mineros, que, a pesar de la dura lucha política en su interior contra las tendencias al reformismo y la conciliación de parte de las direcciones sindicales, expresa un avance en la constitución de la clase obrera boliviana como eje de una oposición de clase y por izquierda al gobierno de Evo Morales. Brasil: 11 de julio de 2013. Se cumple el paro llamado por la CUT y otras organizaciones gremiales. Los millones de jóvenes, estudiantes y sectores de las clases medias que se movilizaron contra la deficiencia del transporte, la corrupción gubernamental en un Brasil de violentas desigualdades

sociales, abrieron el camino a la irrupción de un sujeto mucho más peligroso. La clave de la jornada son los trabajadores, la base social por excelencia del gobierno del PT. Metalúrgicos, petroleros, portuarios bancarios, trabajadores de los comercios. Pese a la política de la dirección petista de la CUT que se juega a evitar una lucha contundente, las movilizaciones, en muchas oportunidades, se dieron más allá de las directivas de la burocracia sindical. Como los obreros de la General Motors, que improvisan barricadas bloqueando las autopistas; o los miles que fueron a las calles en distintas ciudades del país. Chile: 11 de julio de 2013. Se produce la movilización de trabajadores más grande desde la caída de la dictadura pinochetista. La CUT (Central Unitaria de Trabajadores), alineada por el PC, trató de controlar burocráticamente impidiendo que se sumen los trabajadores privados al paro nacional. Pero la jornada se transforma en una gran acción obrera combativa a la que se suma el movimiento estudiantil. 150 mil personas salen a manifestar. Es un hecho también el


Clase contra Clase

8 surgimiento de vanguardia obrera que es la destacada protagonista de las barricadas que se extienden por varias comunas, y en varias oportunidades enfrentan a los carabineros. Todos apuntan contra el modelo económico, que ha comenzado a hacer agua, contra el sistema de salud, educacional y el sistema previsional chileno. Como dicen nuestros compañeros del PTR de Chile “La unidad obrero estudiantil sigue avanzando en las calles, con el paro y movilización del 26 de junio y el Paro Nacional con movilización del 11 de julio. La lucha de clases continua su tendencia a intensificarse. Toda la herencia de la dictadura, conservada y profundizada por la Concertación y la derecha, cruje”. Es un hecho también el surgimiento de vanguardia obrera que es la destacada protagonista de las barricadas que se extienden por varias comunas, y en varias oportunidades enfrentan a los carabineros. A modo de conclusión: los acontecimientos recientes en Brasil anuncian que ha comenzado a moverse un gigante dormido: el proletariado brasilero. Pero su irrupción no constituye un rayo en cielo sereno. Se inscribe dentro de la respuesta que sectores de masas están dando frente a los embates de la crisis capitalista mundial. Son la expresión

en el subcontinente de las enormes movilizaciones que vimos en Turquía o Egipto (donde el proceso es más agudo), es parte de la emergencia juvenil que crece en varios países, donde también los trabajadores comienzan a intervenir. Sin embargo, el fenómeno que compromete al Sur de América Latina tiene algo distintivo: la clase obrera, en tan sólo ocho meses, se ha posicionado como uno de los destacamentos fundamentales de la lucha de clases. El resurgir de la clase obrera ha dado nueva fuerza a los sindicatos como factor político. Debilitados en la fase neoliberal por la desocupación y la división profunda de las filas obreras -de las cuales son co-responsables los burócratas sindicales- y vigorizados relativamente por la recomposición objetiva de la fuerzas obreras en el proceso de producción, van al frente pero con direcciones burocráticas y reformistas corrompidas y en muchos casos deslegitimadas ante sus bases. En Brasil, Argentina y Bolivia, los trabajadores, con mayor o menor percepción política, comienzan a enfrentar a gobiernos posneoliberales progresistas que cumplen su ciclo y que tuvieron por función contener la oleada de rebeliones sociales de principios de siglo XXI. Un cambio en la subjetividad de grandes

franjas de los trabajadores que abre posibilidades para el fortalecimiento de las organizaciones de base de los trabajadores, de las tendencias a la autoorganización, a la unidad obrera y popular y la independencia política de clase. En cambio en Chile la clase obrera pelea contra el gobierno del derechista Piñeyra y a un régimen heredado del pinochetismo que pese a los intentos de autorreforma permanece en el anacronismo. Pero quizás la experiencia que comienzan a hacer sus hermanos de clase cruzando las fronteras permita a franjas del proletariado chileno no caer en la trampa del progresismo. Cabe señalar que este nuevo movimiento obrero sudamericano entra en acción cuando la crisis capitalista internacional no afecta aún de frente a las economías regionales y su agenda de demandas tiene más que ver con la defensa de posiciones sociales recientemente conquistadas o derechos postergados más que con un ataque directo de los capitalistas a sus condiciones de vida, desmintiendo la visión vulgar que sólo asocia el resurgimiento de los trabajadores a la catástrofe económica. El proletariado sudamericano vuelve a ponerse en movimiento contestando con la lucha de clases a las teorías posmodernas que liquidaron el carácter revo-

lucionario de la clase obrera como sujeto emancipador. Hoy vuelve al escenario -aunque ciertamente con enormes contradiccionespero no como una estrella fugaz que se pierde en el horizonte: es una potencia que comienza a afirmar su presencia para quedarse. En los ‘90 en el auge del neoliberalismo se dio por terminado el papel subversivo de la clase obrera junto al fin de las ideologías. Sobre finales del siglo XX la “multitud” reemplazaba a la clase obrera como sujeto emancipador según rezaban las teorías autonomistas que poco tardaron en sucumbir al “encanto” de los gobiernos progresistas del Cono Sur, erigiendo a la alianza entre los movimientos sociales y los estados burgueses semicoloniales como sujeto de cambio. Hoy se escriben páginas y páginas sobre Brasil y la emergencia de las clases medias señalando el espíritu de los “indignados” donde pareciera retornar la “multitud” sin percatarse del fenómeno profundo de la lucha de clases proletaria. Es una visión tranquilizadora que hace propio el sentido común de la burguesía. Reconocerlo no significa negar la importancia de las movilizaciones sociales de las clases medias y la juventud ante la crisis de los gobiernos pos neoliberales. Sino entender que esa clase media que en Brasil salió a

la calle a cuestionar por izquierda al gobierno del PT ha permitido que el sujeto peligroso de sus primeros pasos. Recordemos que el revolucionario argentino Liborio Justo supo señalar que de la unidad del proletariado del Brasil y la Argentina se podían entrever las fuerzas impulsoras de la revolución social en el Cono Sur de Nuestra América. Asistimos entonces a los primeros pasos de un gigante, no exento de contradicciones, desvíos y retrocesos. Para los revolucionarios el surgimiento de la clase obrera plantea la posibilidad de que tomen cuerpo vanguardias militantes que sienten las bases para construir partidos revolucionarios insertos en la clase obrera. La izquierda marxista tiene que trabajar en la perspectiva de unir a la clase trabajadora, de recuperar los sindicatos como herramientas de combate mediante la expulsión de la burocracia de los sindicatos y de la autoorganización obrera y popular, elaborando un programa que una a todos los oprimidos, las clases medias y campesinos pobres contra su enemigo común, el capitalismo, su Estado y sus agentes políticos. Del resurgimiento independiente de la clase obrera dependerá la reconstrucción de un marxismo revolucionario que guíe la lucha de clases por venir.

Viva la lucha de l@s trabajador@s WWW.PTR.CL Fracción Trotskysta

Cuarta Internacional

Argentina Partido de los Trabajadores Socialistas (PTS) Brasil Liga Estrategia Revolucionaria (LER-QI) México Liga de Trabajadores por el Socialismo - Contracorriente (LTS-CC) Bolivia Liga Obrera Revolucionaria por la Cuarta Internacional (LOR-CI) Costa Rica Liga de la Revolución Socialista (LRS) Venezuela Liga de Trabajadores por el Socialismo (LTS) Estado Español Clase Contra Clase Alemania Grupo RIO (sección simpatizante) República Checa Grupo RIO (sección simpatizante) Militantes de la FT en la CCR/Plataforma 4 del NPA de Francia simpatizantes de la FT en Uruguay


206 ccc