Page 1

os ontenid to c s o v e Nu rma uevo fo ercano, n n u n e c ta: más de revis tenido y lleno tre más en nzas para ña de ense mejor. a una vid

EER

A CR R A P R LEE

2009 Abril de I Marzo Año XLV

anas n de Herm Perpetuo ió c a g re g o ari Con s del Ros Dominica abel de Hungría y Santa Is A No. 134-24 2 Carrera 5 olombia C Bogotá,


ANUNCIE AQUÍ

Informes: 310 5132417


EER

RA CR A P R E E L

ría: ijo a Ma d y o j i les bend espada te Simeón na de que isma, ¡u y a ti m el alma! A fin ntenciones rá si atravesa descubierto la l a queden s corazones”. (Lc.2.35) o de much

Fundadora MADRE CECILIA ARCINIEGAS G. O.P. Comité editorial HNA. ANA LUCÍA GRANADOS S. O.P. MONSEÑOR HUMBERTO LUGO PADRE JAIME RESTREPO Editora en jefe HNA. ANA LUCÍA GRANADOS Publisher EC SANFRANCISCO Columnistas PADRE JOSÉ E. TRÓCHEZ PADRE EDELBERTO ZÁRATE DRA. MARIA CECILIA BETANCUR PADRE JAIME RESTREPO Fotografía y caricatura EC SANFRANCISCO Diagramación y diseño EC SANFRANCISCO Impresión GRÁFICAS DUCAL

CONTENIDO

PÁGINA

Editorial Ayunar para nutrir el alma Marzo, mes dedicado a San José Así fue la celebración de las Bodas de Oro en Cúcuta Prácticas cuaresmales Caminemos con el dolor de María hacia el calvario, para resucitar con Cristo Tan larga como una noche con miedo Madurez vs. ancianidad El rosario poético En atención a las mujeres… Vitrales

Rosari2o4 cas del Dominira 52 A No. 134 1-772 Carre

58 Tel. (1) 2 na 11. . Zo ia b m lo Co Bogotá,

4 5 6 7 8 10 12 13 14 16 17

. siástica . 360. o ncia Ecle Con lice tal Reducida N mbia. os olo C e d l Tarifa P ta Red Pos 4-72, la 7 22-228 n ISSN 01 ublicació s p a n a es u MARÍA de las Herman al bimestr s del Rosario a Dominic . o u t e rp Pe


ra creer

Leer pa

Pág. 4

EDITORIAL Cuando en nuestra vida tenemos la experiencia de recibir o ver actos de injusticia, nos sentimos muy heridos, un sentimiento que tenemos desde niños, pues la justicia es un valor que se nos inculca desde niños en las aulas escolares. No obstante, cuando cometemos injusticias en la vida cotidiana, parece que no nos afecta. No dar a alguien aquello que de pronto nos estorba, no prestar un servicio o brindar aprecio a quien lo necesita, puede ser injusto. En ocasiones, la limosna que se da con petulancia es un acto injusto y puede llegar a herir, el amor en cambio la convierte en un acto de justicia. El Señor nos dice: ‘gratis has recibido, gratis se ha de dar, por amor a Dios y al prójimo, como una participación de solidaridad.’ La generosidad debe estar acompañada del gesto amable, sincero, cariñoso, desinteresado. En este tiempo de gracia, el Señor nos invita a caminar junto a Él por la senda que se prepara a recorrer.

Nuestros colaboradores REVISTA MARÍA le da la bienvenida al amigo y docente Henry Hernán Arévalo Gómez, de San Lorenzo (Cauca), especialista en docencia de la lectoescritura de la Universidad Mariana, con importantes investigaciones culturales, autor del libro ‘Diccionario de términos biológicos, psicológicos y sociales’ y de la colección de poemas ‘Pensamiento y sentimiento’. En este número también participa con su mensaje oficial para la Cuaresma 2009, S.S. Benedicto XVI. De igual forma, agradecemos la participación una vez más al Reverendo Padre Harol Castilla D. (Eudista), por su orientación espiritual. Cargar con la cruz, renunciar y seguir a Jesús, nos designan en qué consiste lo esencial de la vida cristiana. Jesús está destinado al dolor del alma en la sentencia, la traición, el olvido y la ingratitud; al dolor del cuerpo por la coronación de espinas, la flagelación y la crucifixión. Nosotros sus discípulos no somos más que el Maestro, por lo tanto no debemos sustraernos a tener una suerte semejante. El dolor y el sufrimiento son la herencia del pecado, pero también son la gracia que nos permite tener parte en su reino de verdad, de justicia, de vida, de solidaridad y de amor. Es hora de reflexión. Jesús nos da testimonio de radical obediencia al Padre, al proyecto de salvación. Ya nos ha dado su cuerpo como alimento y su sangre como bebida de fortaleza. Ha lavado los pies a sus discípulos para enseñarnos la alegría del servicio, que nunca es humillación, sino testimonio de sencillez y humildad. El servicio vivido desde la fraternidad comunitaria y de familia, hace del cristiano otro Jesús. Las familias han de ser el ejemplo vivo para el prójimo y para la Iglesia.


Mensaje del Papa Benedicto XVI con motivo de la Cuaresma 2009

AYUNAR PARA NUTRIR EL ALMA “Podemos preguntarnos qué valor y qué sentido tiene para nosotros, los cristianos, privarnos de algo que en sí mismo sería bueno y útil para nuestro sustento. Las Sagradas Escrituras y toda la tradición cristiana enseñan que el ayuno es una gran ayuda para evitar el pecado y todo lo que induce a él. Por esto, en la historia de la salvación encontramos en más de una ocasión la invitación a ayunar. En nuestros días, parece que la práctica del ayuno ha perdido un poco su valor espiritual y ha adquirido más bien, en una cultura marcada por la búsqueda del bienestar material, el valor de una medida terapéutica para el cuidado del propio cuerpo. Está claro que ayunar es bueno para el bienestar físico,

pero para los creyentes es, en primer lugar, una “terapia” para curar todo lo que les impide conformarse a la voluntad de Dios. Ayunar por voluntad propia nos ayuda a cultivar el estilo del Buen Samaritano que se inclina y socorre al hermano que sufre (cfr. Enc. Deus caritas est.15). Al escoger libremente privarnos de algo para ayudar a los demás, demostramos concretamente que el prójimo que pasa dificultades no nos es extraño. Precisamente para mantener viva esta actitud de acogida y atención hacia los hermanos, animo a las parroquias y demás comunidades a intensificar durante la Cuaresma la práctica del ayuno personal y comunitario, cuidando así mismo la escucha de la Palabra de Dios, la Oración y la reconciliación.” ra creer

Leer pa

Pág. 5


ra creer

Leer pa

Pág. 6

MARZO, MES DEDICADO A SAN JOSÉ Dios le encomendó a San José la inmensa responsabilidad y privilegio de ser esposo de la Virgen María y custodio de la Sagrada Familia. Por eso, es el santo que más cerca está de Jesús y de la Santísima Virgen María. Nuestro Señor fue llamado “Hijo de José” (Juan 1,45; 6:42) el carpintero (Mateo 12,55) o padre natural de Jesús, quien fue engendrado en el vientre de la Santísima Virgen María por obra del Espíritu Santo y es el Hijo de Dios. Pero José lo adoptó y Jesús se sometió a él como un buen hijo ante su Padre. San José es llamado el “Santo del silencio”. No conocemos palabras expresadas por él, tan solo conocemos sus obras, sus actos de fe, amor y de protección como padre responsable del bienestar de su amadísima esposa y de su excepcional hijo. José fue “Santo” desde antes de los desposorios; un “escogido” de Dios. Desde el principio, recibió la gracia de discernir los mandatos del Señor. Las principales fuentes de información sobre la vida de San José

son los primeros capítulos del Evangelio de Mateo y de Lucas. Son, al mismo tiempo, las únicas fuentes seguras por ser parte de la Revelación. San Mateo (1,16) llama a San José el hijo de Jacob; según San Lucas (3,23), su padre era Helí. Probablemente nació en Belén, la ciudad de David del que era descendiente .Pero al comienzo de la historia de los Evangelios, poco antes de la Anunciación, San José vivía en Nazaret.


ASÍ FUE LA CELEBRACIÓN DE LAS BODAS DE ORO EN CÚCUTA En la semana del 8 al 14 de Febrero se celebraron las Bodas de Oro de la casa “Nuestra Señora de Lourdes” de la Congregación Dominicas del Rosario Perpetuo y Santa Isabel de Hungría en Cúcuta, Norte de Santander. Por su programación, fue una actividad apoteósica. 50 años de labor Pastoral no se improvisan: una vida de entrega en la consagración, el sacrificio diario, la educación, el apostolado y en la acción profética de la Iglesia. La Institución que se inició bajo el Patrocinio de la Santísima Virgen María, primero con el nombre de Nuestra Señora de las Angustias, luego como Nuestra Señora del Rosario, ha sido y seguirá siendo un testimonio de fe, caridad y formación integral en el campo educativo. Actos significativos Desde las vacaciones de fin de 2008, se construyeron dos salones de clase para el 7º Grado y se apoyó la iniciativa de la profesora Irene Picón de ampliar un salón para el laboratorio de biología, ampliación que ella obsequia, celebrando sus 35 años de docencia en este plantel. Como centro de la acción de gracias, se realizaron celebraciones eucarísticas en la Parroquia, el plantel y en la Catedral

de la ciudad, solemne celebración concelebrada. En homenaje a nuestra patrona, la Reina del Rosario, hubo procesión con participación de los habitantes de los barrios aledaños y la compañía de carrozas, faroles y el rezo del Santo Rosario. Desfiles de comparsas, concursos, presentaciones artísticas, música, bandas marciales y carrozas fueron las actividades de cada día de la semana de festejos en los que se percibió la bondad y la acogida de los cucuteños. Autoridades del municipio, el departamento y los barrios acompañaron los actos haciendo con la comunidad educativa y los amigos un solo corazón para agradecer a Dios por la labor desarrollada por la Congregación que a su vez espera que muchas bendiciones sean recompensen a quienes participaron. ra creer

Leer pa

Pág. 7


ra creer

Leer pa

Pág. 8

Harol Castilla (Pbro. Eudista)

PRÁCTICAS CUARESMALES Oración, ayuno y limosna. Estas tres actitudes son el gran trinomio de la práctica cultual del Antiguo Testamento (Tb 12.8; Mt.6,1-18), son inseparables (Mt.6.2-4.58.16-18; 17.21; Mc.9,29;Lc.2.37; Hch13.3) y lo son también en la práctica nuestra como Iglesia que inicia la Cuaresma y vive su identidad cerca de Dios y en relación fraterna con los demás. Estas acciones forman parte de nuestra espiritualidad bautismal de Renuncia y Adhesión. Renuncia para Adherirse a Jesucristo. Para no quedarse en lo puramente exterior, el Señor ha puesto requisitos y condiciones a la oración, al ayuno y a la limosna. Por la centralidad que tiene Jesucristo, hay que hacerlo todo en el Nombre de Jesús. Él Mismo nos lo manda:”Todo lo que pidáis al Padre en mi nombre, yo lo haré, para que el Padre sea glorificado en el Hijo…hasta

ahora nada le habéis pedido en mi nombre. Pedid y recibiréis, para que vuestro gozo sea colmado” (Jn.14, 13;16, 24). En la práctica de la oración el ayuno y de la limosna es insustituible el papel de Espíritu Santo que hace que nuestra relación con Dios a través de las obras, tenga un sello de intimidad filial y ya no nos movemos como esclavos por el temor, sino como hijos por el amor, como Jesucristo (Rom,.8.14-17). No estamos buscando a través de estas actitudes simplemente cosas que nos gustan y nos ponen bien, que ya se vuelve idolatría. Lo más importante, según lo repite sin cansancio San Juan Eudes, es recibir al Señor de los dones, al Señor de la gracia y de la sanación de tal manera que viva y reine en nosotros. El Señor nos insiste en la interioridad que es el alma de estas actitudes, por-


Quienes saben practicar la oración, el ayuno y la limosna, saben crearse y vivir en el espíritu un espacio de desierto aún en medio de la ajetreada vida cotidiana”.

que el Padre ve lo secreto (Mt.6.4.6.18), nuestra más profunda intencionalidad. Esa interioridad puede tener muchos nombres: Silencio, soledad, intimidad, humildad, reserva, discreción o, modestia. Quienes saben practicar la oración, el ayuno y la limosna, saben crearse y vivir en el espíritu un espacio de desierto aún en medio de la ajetreada vida cotidiana. La oración, el ayuno y la limosna, nos mueven a caminar en un éxodo personal hacia el desierto, totalmente dependientes de Dios y desposeídos, para ser colmados por el Amor Divino. “Y cuando os pongáis de pie para orar, perdonad, si tenéis algo contra alguno, para que también vuestro Padre, que está en los cielos, os perdone vuestras ofensas” (Mc.11.25) ¿Cómo puedo pedir la sanación y tantas otras gracias a través de la oración, el ayuno y la limosna, si estoy lleno de rencor, de resentimiento?

Le estoy pidiendo a mi Dios, exactamente lo que estoy negando a los demás. Hay que perdonar.”Si no perdonáis a los hombres, tampoco vuestro Padre perdonará vuestras ofensas” (Mt.615) Ese perdón implica no juzgar, no condenar, no discriminar, no sospechar. Por eso el fariseo con sus ayunos y diezmos no fue justificado (Lc.18.9-14) Como en toda vida cristiana equilibrada, tanto la oración como el ayuno y la limosna, tienen su justa medida. Siendo muy amorosos con el Señor y con el prójimo, tratemos de ser “normalitos” en todo, evitando todo desajuste y exageración. Dice San Juan Eudes: “¿Quién es el que más sobresale en el amor a Dios? ¿El que ayuna y mucho se sacrifica, o el que hace las más voluminosas limosnas, o el que se ejercita por más tiempo en la oración y en la contemplación? No. Sino aquel que atrae a muchas personas a su amor” (OC.IV.191). ra creer

Leer pa

Pág. 9


ra creer

Leer pa

Pág. 10

CAMINEMOS CON EL DOLOR DE MARÍA HACIA EL CALVARIO, PARA RESUCITAR CON CRISTO Fray Edelberto Zárate

El miércoles de Ceniza iniciamos el tiempo de Cuaresma, en el cual la Iglesia, a través de la Liturgia, nos invita a vivir más la obra redentora de nuestro Salvador Jesucristo. La Liturgia nos guía progresivamente en la participación de este Misterio.

gen María. El Rosario escoge algunos momentos de la pasión, invitando al orante a fijar en ellos la mirada de su corazón y a revivirlos.

El tiempo de cuaresma nos trae el testimonio del caminar de Jesús hacia el calvario, acompañado de su Santísima Madre, la Virgen María y Juan, el discípulo amado. Hay una íntima unión de la madre con el hijo en la obra de la Salvación (cf. Conc. Vat. II. L. g. Nos. 57-58). Ella mantuvo su unión con él hasta la Cruz, junto a la cual, no sin designio divino, se mantuvo erguida (Jn. 19,25). Ya antes el anciano Simeón le había profetizado que una espada de dolor le traspasaría el alma (S.Luc.2.35), a la vez que la liturgia nos guía en este caminar con Jesús hacia el Misterio Pascual.

Contemplamos a Jesús que ora confiadamente al Padre en el huerto de los Olivos, que es azotado injustamente, que es coronado con espinas, que subió al calvario con la cruz a cuestas y muere para salvarnos. Los dolores de la Virgen María unidos a los de Cristo, fueron redentores y nos enseñan el camino de nuestro dolor. Los viernes de Cuaresma, en el ejercicio del vía crucis, en la IV estación, participamos del encuentro de Jesús con su madre. Este encuentro entre la madre y el hijo no es sólo cuando él lleva la cruz sino que es un encuentro continuo, ya que ella es también discípula de este “varón de dolores” (Is.53, 3), la cruz de Él es su cruz, la humillación de Él es la suya, suyo el oprobio público de Jesús.

También en los misterios dolorosos del Santo Rosario, en los cuales somos guiados y acompañados por la Vir-

El dolor de la Virgen tiene su causa en el rechazo que Cristo ha sufrido por parte de los hombres (cfr.Is.52, 13. 53,12),


María estuvo junto al hijo moribundo en la cruz como cooperadora de la redención, asociada por sus dolores de madre al sacrificio de su hijo, como Eva, en la que se cumplió la profecía sobre la función salvadora de la mujer (Gen.3, 15 Jn.12, 1), María está íntimamente unida a Jesús no solo por ser su madre sino por su fe. La hora de la madre La Virgen María, que permanece junto al sepulcro, mientras el cuerpo de Jesús reposa en él, espera llena de la fe la victoria del hijo sobre la muerte. La asociación del hijo con

la madre es permanente tanto en la hora del dolor, de la pasión y de la alegría de la resurrección. Sigamos a María en su fe, en su esperanza y en su amor que la sostienen en medio de la prueba, que la hicieron llenarse de Dios. La Santísima Virgen María es para el cristiano el ejemplo más grande de la nueva criatura surgida del poder redentor de Cristo y el testimonio más elocuente de la novedad de vida aportada al mundo por la resurrección de Cristo. Siguiendo el ejemplo de la Bienaventurada Virgen María podemos vivir la cuaresma que nos lleva a vivir la Pascua del Señor.

ra creer

Leer pa

Pág. 11


ra creer

Leer pa

Pág. 12

TAN LARGA COMO UNA NOCHE CON MIEDO Dra. María Cecilia Betancur

con amada” ¡No! Éstas, son las horas de tinieblas eternas en que nos hundimos a veces a causa de nuestra sensibilidad y por la simple razón de estar vivos .No es la contemplación nuestra tarea. Es la lucha, es la recuperación de la paz interior, es la restauración del proyecto humano que se ha quebrantado, es la puesta en marcha de la inteligencia a favor de la armonía y elevación personal.

Así puede ser la experiencia emocional de quien se ve sacudido por circunstancias infortunadas. El dolor, el temor, la amargura, la rabia, la desolación, la tristeza y cualquier otro sentimiento, pueden llegar a ser tan densos, tan oscuros, tan hondos y tan duraderos como una de esas noches en que, sobrecogidos por el pavor, creemos que no hay escapatoria, que nunca llegará el amanecer. No son estas propiamente las “noches oscuras” de San Juan de la Cruz, esos íntimos encuentros del alma con Dios, quien para ser escuchado la hunde en un abismo profundo, en un silencio total de media noche: “En una noche oscura, con ansia en amores inflamada, oh noche que juntaste amado

La figura de la noche se asocia entonces de manera poética y precisa con los sentimientos que acompañan las frustraciones, las grandes pérdidas y las sin salidas. Para el consuelo, se les asocia además, con el surgir de un nuevo día, el despuntar del sol, la luz de la mañana. No obstante, quien lo ha vivido lo sabe, también hay noches cuyas sombras no se desvanecen a la madrugada, noches que empalman con las siguientes noches, que no parecen tener mayor esperanza que el perezoso y pálido crecimiento de la luna. Llega la pena, sucede lo impensado. De golpe, la luna llena, que demoró tantos días en alcanzar su gravidez, desaparece y es casi imposible creer que mañana habrá un rayito del tamaño siquiera de una uña recortada. Muchas horas pasarán sin darte cuenta de cómo las sombras se disipan y aparecen los contornos de la realidad circundante. Cuando la luna en su plenitud vista de blanco todos los rincones del alma, cuando los sentimientos le permitan claridad al pensamiento y apuren la voluntad, el sol empezará a filtrarse hasta teñir de colores y de brillos el devenir.


MADUREZ VS. ANCIANIDAD Fray Cándido Aniz Iriarte

Tomamos este párrafo de AMIEL: “Saber envejecer es una obra maestra de sabiduría, y una de las partes más difíciles del gran arte de vivir”. Como frase es espléndida, no cabe duda, pero hay que afrontar el reto de saber cuándo comenzamos a envejecer. Adquiramos y mantengamos una adultez / madurez que retarde la vejez ¿Qué corresponde a la “madurez de juventud” en su calidad de precursora de la ancianidad? Tal vez le corresponda acumular sólidos y copiosos materiales como ejercicios, experiencias, hábitos

saludables, vislumbre de proyectos, disponibilidad para el trabajo, apertura a la gratuidad, colocar primeras piedras. ¿Y qué le corresponderá a la adultez o madurez? Elevar las columnas del edificio y sus muros, cerrar sus bóvedas con técnica de sabio o experto, con trabajo duro y sacrificado, siguiendo diseños inteligentes que den a la obra impresión o carácter de perennidad. El hombre maduro, como diría el sabio bíblico, ha de ser dueño de sí mismo, guía de quien le sigue en edad, apoyo de quien va adelante, prudente dosificador de sus tesoros o dones para que estos perduren lo más posible. Atención a los primeros signos que alerten sobre el declive de la madurez La “madurez humana” tiene sus límites. Hasta el granito sufre y cuando las fisuras y el comienzo del declive humano se noten, hay que intentar frenarlo y promover, en lo posible, que la juventud de la ancianidad mantenga a la persona en su lucidez, activando sus reservas con interés, cariño y técnica, reprogramando incluso su vida para que ésta vaya dando de sí cuanto todavía atesore. Los médicos detectan la crisis en cuerpo y facultades; los familiares aprecian la torpeza de movimientos, los conversadores habituales captan la merma de agilidad en el uso de la palabra y concentración mental. Debemos estar preparados para cuando la obra de nuestra vida necesite las últimas pinceladas.

ra creer

Leer pa

Pág. 13


ra creer

Leer pa

Pág. 14

EL ROSARIO POÉTICO Monseñor Rafael Celedón

El Obispo Rafael Celedón, orgullo de las letras colombianas y gloria de San Juan del Cesar, es graduado en Derecho de la Universidad del Rosario de Bogotá, realizó sus estudios eclesiásticos en el Seminario Mayor de Lima, donde fue ordenado Presbítero por el obispo Dominico Fray Eduardo Vásquez. Fue preconizado obispo de

Santa Marta por el Papa León XIII, consagrado en Panamá. Gobernó la Arquidiócesis de Santa Marta, fue escritor y poeta insigne. Murió el 10 de diciembre de 1902 en La Cruz, Norte de Santander (hoy, Abrego). Nos dejó entre otros muchos escritos, el Rosario Poético que compartimos con ustedes en esta edición de REVISTA MARÍA.


La Anunciación Fue enviado Gabriel a la Virgen

LEER PARAR CREE

Cual bajo el año del benigno ambiente, Crece en el campo la gentil violeta Así otro tiempo en Nazaret, de Oriente, Pobre ciudad, en perfección completa Bajo las alas del Señor crecía, La Bella, pura, angelical María. Y he aquí que estaba en oración sencilla, Hacia el creador del universo alzando; Cuando aparece ante su faz y brilla, Como el sol un arcángel, quien templando, Cual ante Dios las blancas alas pliega, Y respetuoso la cerviz doblega. Y así el arcángel con fervor decía, En acento dulcísimo, sonoro; “Dios te salve purísima María; En contigo el Señor a quien adoro, Llena de gracia, y por la gracia eres, Y bendita entre todas las mujeres. Y en tu seno purísimo, fecundo, Concebirás un Hijo, no te asombre, Hijo de Dios y Redentor del mundo, A quien Jesús has de poner por nombre. Grande será, muy grande, Omnipotente, Y reinará en Jacob eternamente”. Y Viendo el ángel de la Virgen pura, La casta turbación, así lo dijo, Con inocente, celestial dulzura: “Hijo de Dios se llamará tu Hijo; Porque vendrá el Espíritu a inspirarle, Y a la sombra de Dios a cobijarle”. “He aquí la esclava del Señor que adoro, Hágase en mí su voluntad”,-exclama La casta Virgen y el celeste coro, “Madre de Dios” en su cantar la aclama. En tanto el ángel desplegando el vuelo, Por un rayo de sol retorna al cielo.

REVISTA cana, Más cer tenida tre zas más en nseñan e e d a jor y llen vida me a n u a par

n

scripció

de su Volante

ra creer

Leer pa

Pág. 15


ra creer

Leer pa

Pág. 16

(Fuera d

e Colom

US$8

ia)

00

(Colomb

$12.0

e la Valor d

ió suscripc

n:

bia)

x

Favor consignar en cualquiera de las siguientes cuentas de ahorros: Bancafé No. 06306621-1 / Colmena No. 24501191373 a nombre de la Congregación Dominicas del Rosario Carrera 52 A No. 134 - 24. Fax: (1) 2581772.

urante rianas a recibir d Si desea s enseñanzas m la cie un año dición, diligen e de cada ato y envíelo ación. rm fo te consign s e lante de o v l e n co

6 es edicion

Direcció

n:

Nombre

:

Fecha:

Ciudad:

EN ATENCIÓN A LAS MUJERES… La poesía sirvió a monseñor Rafael Celedón para expresar su devoción a la Santísima Virgen. Valga la pena en este mes que se homenajea a la mujer, abrir un espacio para que también la poesía arroje flores sobre ellas como es merecido. Mujer Henry Hernán Arévalo Gómez Mujer tesoro de la especia humana Eres cuna del más tierno cariño, Del hombre, madre, compañera hermana, Entre tus sueños va creciendo un niño. Muchas veces pasaste inadvertida Soportando silenciosa una quimera, En calores te hiciste preferida Para ubicarte en el mundo de primera. Ayer vertiste con honor la historia, Hoy de esperanzas la nutres con amor, Mañana con orgullo a la victoria Llegarás enarbolada de valor. Tienes el alma alegre, tierna y pura, El corazón vergel del sentimiento, Tu cerebro lo llevas a la altura Para tomar en dicha el sufrimiento Vas reluciente con mente ensoñadora Abriendo sendas de claro porvenir, En tu mirada que a todos enamora La vida estampa el continuo devenir. Irradias con tu cuerpo la armonía Para que el mundo goce el embeleso, Con los labios de eterna poesía Como un recuerdo regalaste un beso Mujer, entre las flores la más bella, Alimentas con tu savia nuestro suelo, ¡Oh Mujer! Fulgurante como estrella Dios te guarda una mansión allá en el cielo.


CINCO GORDITOS FAMOSOS DE LA FAUNA

VITRALES

Entre los seres vivos del planeta hay algunos que por su talla o peso se destacan, entre ellos hemos encontrado varios datos interesantes y curiosos: Hipopótamo Este enorme herbívoro pesa en promedio 1,5 toneladas, mide 2,5 metros de largo y se cree que nunca deja de crecer .A pesar de su peso, corre más rápido que un ser humano, pues se les ha visto desplazarse hasta a 48 kilómetros por hora. Avestruz No solo es el ave más grande del planeta -un macho mide alrededor de 2,5 metros de alto-, también es la más gorda, pues puede pesar 130 kilos que en su mayoría son grasa. Aún así, puede correr hasta a 65 kilómetros por hora. Oso polar Como habita en el fuerte frío del ártico, a este oso le ha tocado ser un especialista en acumular grasa que usa para generar calor en su cuerpo,

producir leche para sus crías y hasta flotar cuando nada. Es el carnívoro más grande sobre la tierra: mide hasta 2,5 metros de largo y hay ejemplares que pesan media tonelada. Rinoceronte Su apariencia de gordito se debe a sus patas cortas y constitución fuerte. Pese a su gran talla, no se considera un animal agresivo; además es herbívoro. En la actualidad hay 5 especies cuyos ejemplares siempre pesan al nacer 65 kilos en promedio. A pesar de su peso, estos mamíferos son buenos nadadores y pueden correr hasta a 40 kilómetros por hora.

ra creer

Leer pa

Pág. 17


ra creer

Leer pa

Pág. 18

VITRALES

POLLO ADOBADO A LA LIMA Para el fin de la cuaresma conviene una receta que con pocos y comunes ingredientes, nos permite conocer otro sabor del pollo. Ingredientes: 4 filetes de pollo 2 cucharadas de hojas de cilantro fresco picado 1 lima 2 cebolletas 1 cucharada de salsa de soya Ajos y jengibre fresco rallado Preparación: 1. Aplastar las pechugas con mazo para carne. Mezclar el pollo con el adobo en una vasija y dejarla durante la noche o 3 horas mínimo, escurrir bien el pollo. 2. Asar el pollo en una parrilla bien aceitada, hasta que esté dorado por ambas partes. Espolvorear con cilantro bien picado y servir con trozos de lima alrededor.


Pauta San Francisco

ra creer

Leer pa

Pรกg. 19


360 MARÍAS y todavía conocerás más

Nuevos contenidos to en un nuevo forma no, cerca de revista: más o y lleno más entretenid para de enseñanzas r. una vida mejo

os nid ato no, nte form erca no co c e os uevo más y ll ev Nu un n sta: enido para en revi tret zas R de s en eñan ejor. EE á s m m en a CR de a vid RA un PA

LEER PARA

R

E LE

Nuevo en un s conten de re nuevo idos fo más vista: más rmato en de en treten cercan id o, una señanzas o y lleno vida mejor para . L

CREER

EER

CREE

R

8 Edición No.35 de 2008 - Diciembre Noviembre Año XLVI

56 o.3 08 n N 20 VI ició de XL Ed sto Año o ag o

Ed Ener o - Fe ición No . 35 brero de 20 9 Año 09 XLVI

li

Ju

PARA

o as an rpetu

rm e He o P a de sari ngrí ión Ro u ac el e H reg s d l d ng ica be Co min Isa Do anta S y

anas ón de Herm Congregaci Perpetuo del Rosario Dominicas l de Hungría y Santa Isabe 134-24 No. Carrera 52A bia Bogotá, Colom

Cong reg Domi ación de He nic y Sant as del rman Rosa as rio Carre a Isabel de Hu Perpetu ra Bogo 52A No ngría o tá, Co . lombia134-24

¡LEER PARA CREER! Agradecemos a nuestros lectores, patrocinadores y amigos, quienes con su ayuda hacen posible nuevas ediciones de nuestra REVISTA MARÍA. Seguiremos cerca a ustedes con más contenidos, más historias y más enseñanzas para una vida mejor.

RevistaMariaEd360  
RevistaMariaEd360  

de enseñanzas para una vida mejor. en un nuevo formato de revista: más cercano, más entretenido y lleno Marzo - Abril de 2009 Año XLVI Congr...

Advertisement