Page 73

dido de dotar al hospital de aparatología médica, de personal y de la realización de obras no vinculadas con la seguridad; mientras que si los hay en relación al derecho a que se subsanen las deficiencias de infraestructura y seguridad. Cabe aclarar que aquí se aplica la idea general de que la legitimación necesaria para tener derecho a que la acción sea tramitada no supone mostrar que se lo tiene a que la acción prospere”. -Fallos del TSJ que restringen la efectividad del derecho a la vivienda: Si bien en este tema hay una rica práctica jurisprudencial sostenida en el tiempo (2001-2019) con una pluralidad de fallos simultáneos y sucesivos especialmente de primera y segunda instancia del Fuero CAYT de la Ciudad -a pesar de ser un sistema de control difuso-, referida a personas en situación de calle, hoteles en condiciones inhumanas y la omisión de política sociales en materia de vivienda122, esta se ve empañada por sentencias restrictivas del TSJ en la materia.

122 La actuación de la Asesoría Tutelar y de la Defensa Pública estuvo en el origen de muchas de las primeras demandas judiciales, favorablemente resueltas por los/as jueces/zas. Esas decisiones judiciales fueron motivo sustancial de modificación de la política social (por ejemplo del pasaje del sistema de hoteles a uno de subsidios directos), cuyos restrictivos términos también fueron críticamente considerados por diferentes actores del Poder Judicial local: asesores/as tutelares, defensores/as y jueces/zas, en ambas instancias ordinarias del fuero CAYT. Ver: Poder Judicial de la Ciudad de Buenos Aires. Consejo de la Magistratura. Derecho a la Vivienda. Síntesis de Jurisprudencia. Horacio Corti (compil.). Buenos Aires, Ed. Jusbaires, 2017. Ver también: BENENTE,Mauro y THEA, Federico (Compil.). Derecho a la vivienda y litigio estructural. Edunpaz, 2017.

73

Nº9 | Igualdad, autonomía personal y derechos sociales  

Advertisement
Advertisement
Advertisement