Page 5

6 Derechos Humanos

deberes humanos

El pasado 16 de octubre la organización HUMAN RIGHT WATCH defensora de los derechos humanos a nivel mundial, presentó a la opinión pública su penúltimo informe de 148 páginas que evalúa los “avances logrados” por Colombia en la investigación de la influencia de las mafias paramilitares. Por: Santiago Pérez Estudiante UPN El informe evidencia y sustenta la crisis en el tema de derechos humanos por la cual atraviesa nuestro país y que según el informe pasa por una situación compleja ya que hay una obstaculización del proceso de la ley de justicia y paz fruto del mal manejo por parte de algunas de las autoridades a las cuales les compete este asunto, más exactamente a la posición manifestada por parte del gobierno actual en proyectos de ley que han modificado las plataformas legales que se han generado para tratar el tema de los desmovilizados y que están entorpeciendo dicho proceso. Mi interés no estriba en repetir lo que el informe expone de manera concisa, que además se puede consultar o revisar en la página de la organización (www.hrw.org/spanish), pero lo que si deseo en estos párrafos es invitar a que nos pensemos el tema de los DH mas allá de la estadística y el agobiante y natural –aunque no para todossentimiento de estremecimiento, que si bien son importantes para una conciencia social, no son una salida al grave problema que cada vez incrementa las precarias circunstancias de subsistencia de nuestra población ya que estas dinámicas al hacerse cada vez más cotidianas van generando en el pueblo un referente imaginario de que esa es nuestra inevitable condición social y así mismo le vamos dando pequeñas dosis de normalidad a los ejercicios del fascismo en avanzada en nuestro país, de esta manera se va configurando una aceptación u omisión a este respecto que puede rayar al punto de llegar a convertirse en una actitud cómplice de los proyectos macabros de las esferas antidemocráticas y anti populares que pululan nuestra ya desangrada nación, en vista de esto no puedo dejar de reconocer la importante cuota que comportan nuestros altamente destructivos medios de comunicación que se han encargado no solo mentir sino atrofiar –para ser más

exacto- las mentes de nuestro pueblo teledirigido, generando no solo falsos imaginarios de nuestra condición política, social y económica, no solo por parte de los noticieros e informativos oligárquicos -que presentaron la nota del informe de Human Right Watch con un simple y vacio “Colombia se rajo en tema de derechos humanos” como lo presento uno de estos canaluchos, y además endilgándole culpas generales al país cuando todos saben quién es el que se rajo o que más bien nos está rajando- sino además en los supuestos espacios de entretenimiento, es así a tal punto que las familias colombianas ahora en día cuentan con su narcotraficante predilecto gracias una la novela homenaje al narcoparaterrorismo que se ha emitido en televisión en esta última época, y pese a que al principio de esta se hace una insignificante aclaración de que los hechos son fruto de la imaginación, en el entretanto dan una versión viciada de la realidad mostrándonos como una inevitable sociedad traqueta, consumista y en alto grado corrupta, lo que se mezcla con el ingrediente de nuestra inducida ignorancia que da como resultado la permisividad de la implantación de proyectos ideológicos que descansan en apelativos retóricos en donde llegan a combinar solo dos palabras para significar el neo nazismo -con seguridad se que suponen a que eslogan de moda me refiero-. Por todo esto es que en el marco del movimiento estudiantil me parece imprescindible que acojamos actitudes y ejercicios pertinentes, en virtud de generar y recrear soluciones a fin, asumiendo nuestro papel histórico, académico e intelectual desde los cuales podamos dar luces a nuestra desgarrada sociedad, se que este es un clamor repetitivo que inunda nuestros discursos pero debe ser este por excelencia una de nuestras banderas porque compañer@s no pensemos que ya lo hemos dado todo tenemos que continuar, tenemos que llegar al extremo de nuestros límites físicos y mentales para vislumbrar a esos nuevos sujetos de una nueva sociedad que solo aparecerán allí en donde las fuerzas parecen llegar a su fin, allí donde

sentimos que el desfallecimiento nos invade solo allí, en el sacrificio, en la punta de nuestro último esfuerzo veremos configurarse los hombres del nuevo orden social. No puedo concluir sin antes manifestar nuestro apoyo a los valerosos procesos que se están gestando por parte de nuestros indígenas y campesinos en el Valle, en el Cauca, en el Choco y en el resto del territorio que nos están mostrando un claro ejemplo de una actitud socialmente comprometida que se convierte en una razón más para nuestra lucha, y que por más esfuerzos por parte de las fuerzas autoritarias que descaradamente exigen disculpas hacia los verdugos se verán acallados y opacados por la fuerza, la lucha y el clamor un pueblo unido. y finalizo con las palabras de nuestro compañero indígena coordinador general de la guardia indígena Alfredo Acosta “Nasawuala” en medio de la coyuntura indígena actual “(…)todos nos debemos movilizar todo el mundo se tiene que movilizar y bien venido todo hecho de movilización, desde lo que sea yo he dicho y soy muy abierto en las partes unos se movilizaran desde el pensamiento, unos se movilizaran desde lo cultural, pero hay que movilizase los estudiantes se movilizan desde lo cultural, desde lo político, desde lo pedagógico también desde lo práctico esas movilizaciones tienen que seguir, se tienen que unir mas, pero la movilización intelectual, la movilización del conocimiento… porque eso lo hace ser complementario en el estudio porque la academia no combinada con la practica me parece que queda vacía y una de las practicas de la academia es la movilización sin la movilización estudiantil no cobra sentido el estudio como tal ¿porque? porque lo que yo estudio en los libros debo hacerlo practico y me parece que la movilización hace parte de la práctica de lo que yo aprendo de lo que yo entiendo de lo que yo cambio para mi vida”

Edición No. 08  

La Mochila es el organo de difusión nacional que tiene la Asociacion Colombiana de Estudiantes Universitarios ACEU para comunicarle y expres...

Edición No. 08  

La Mochila es el organo de difusión nacional que tiene la Asociacion Colombiana de Estudiantes Universitarios ACEU para comunicarle y expres...

Advertisement