Page 142

CULTURA ES INTELIGENCIA COLECTIVA Dr. Eduardo Seda Somos herederos de Prometeo, el titán de la mitología Griega que robó a los dioses el fuego de la sabiduría y fue encadenado y sometido a un castigo aterrador. El fuego de la sabiduría que Prometeo entregó, a costa del mayor sufrimiento, libró a la humanidad de las ataduras esclavizantes de los instintos y de los automatismos ajenos al intelecto y le instaló en el espacio de la cultura con capacidad para optar y crear opciones para el ejercicio de la libertad. La opción, que es la esencia de la libertad, no puede realizarse sin la representación del futuro. La representación nos permite adelantarnos en el tiempo mediante los proyectos. Proyecto es el estado del porvenir previsto en cada acción del presente. A dónde el camino irá, se preguntaba el gran poeta Antonio Machado. El camino es la vida y todo momento es pre-existencia hacia la existencia. Nos transportamos en el vehículo de los proyectos. La planificación será, desde entonces, componente esencial de la vida humana. El tramo que va desde la preexistencia a la existencia requiere un constante desarrollo de la inteligencia. La representación del conocimiento facilitaría la creación de un banco epistémico en ascenso constante en la inteligencia colectiva enmarcada en la cultura. Todo nuevo descubrimiento será andamiaje para el próximo paso en un eterno ascenso en el saber. Sin la inteligencia de la cultura nadie podrá alcanzar la condición humana. Así las cosas, la cultura, vendrán a ser el segundo claustro materno para la gestación y formación del ser humano. Esta gestación del ser humano en la cultura es un acontecimiento de proporciones tan importantes como “el salto” que motivó el cambio de lo inanimado a lo vivo” nos dice la psicolingüística rusa A. A. Luria en el libro Lenguaje y Pensamiento. La cultura no se hereda sino que se adquiere mediante un tipo de aprendizaje que llamamos enculturación. En la enculturación abrevamos en la copa de la vida donde los pueblos reciben el proyecto existencial colectivo. La frase copa de la vida, para referirse a la enculturación, es de un indio llamado Ramón entrevistado por la ilustre antropóloga Ruth Benedict de la Universidad de Colombia. En esa copa se recoge la inteligencia de la cultura que, por ser compartida, constituye la mentalidad de un pueblo. A quien se le prive de abrevar en la copa de vida no alcanzará ninguno de los rasgos que constituyen al ser humano como homo sapiens. Esto está demostrado en estudios realizados con niños que fueron abandonados. Carecían de todo rasgo humano como es la lengua, o cualquier otra destreza humana. Si fueron acogidos por fieras se comportarían como éstas.1 Desde los orígenes del pensamiento filosófico en Grecia, se fue esbozando el armazón teórico para la posterior aparición, como disciplina especializada, de la epistemología, que es el estudio de los fundamentos subyacentes en el fondo de nuestra conciencia que seleccionan lo que captamos de la realidad y cómo lo captamos. Esos fundamentos funcionan como lentes de óptica 

Maestría en psicología y educación, City College de Nueva York. PHD en Antropología de la Universidad de Columbia en New York. Ha sido profesor de la Universidad de Puerto Rico, de la Universidad de Columbia en New York y de la Universidad Jesuita de San Francisco. Tambien ha ejercido la docencia y la investigación en el Hunter College de New York y en la Universidad del Norte en Barranquilla, bajo los auspicios de la Fundación Fullbright. Sus principales obras son: Los Derechos Civiles en la Cultura Política de Puerto Rico, Interacción Social y Personalidad traducida y publicada por la Universidad de North Western, Réquiem Para Una Cultura, Educación, Valores y Salud Mental, Comunicación es Felicidad, Lumpenización, Semblanzas de una Época. Ha publicado artículos en revistas de México, Argentina, Estados Unidos y Puerto Rico. 1 Véase, ITARD, J. M. G. The Wild Boy of Averyron, New York, Appleton Century, 1962; KELLER, HELEN, Story of My Life, New York, Doubleday, 1954; LAI SINGH JOSEPH AMRITO and ZINGG, ROBERT, Wolf Children and Feral Man, Anchor Books, Hamden, Ct., 1966.

Revista volumen vi  

http://academiajurisprudenciapr.org/wp-content/uploads/2009/10/Revista_Volumen_VI.pdf

Revista volumen vi  

http://academiajurisprudenciapr.org/wp-content/uploads/2009/10/Revista_Volumen_VI.pdf

Advertisement