Page 24

Perfil del Miembro

Liliana Calle

Un taller de Bienestar del Fondo de Beneficios ayudó a Liliana Calle a hacer cambios que redujeron su nivel de estrés y aliviaron sus migrañas. La mañana del 11 de septiembre de 2001, Liliana Calle estaba a tres cuadras del World Trade Center cuando cayeron los edificios, y eso la dejó conmocionada y estresada. Esta Evaluadora Clínica y Especialista en Tratamiento de Abuso de Sustancias del Montefiore Medical Center es madre soltera, y ha estado lidiando con el estrés desde entonces. Hace unos años, empezó a presentar migrañas, a veces varias veces por semana. Las migrañas hicieron que Liliana fuese a ver al médico, quien le explicó que consumir una dieta saludable y hacer ejercicio podrían ayudar a reducir el estrés y aliviar los dolores de cabeza. “Las migrañas estaban finalmente indicándome que debía parar y hacer tiempo para mí”, dijo.

Con los años, también había comenzado a aumentar de peso y, como tiene un historial familiar de problemas cardíacos, empezó a preocuparse por los efectos del

24

www.1199SEIUBenefits.org

estrés y de los kilos de más en su corazón. Luego, al leer un artículo del número de Primavera de 2015 de Para su Beneficio se enteró de que las enfermedades cardíacas se podían prevenir con una dieta nutritiva, ejercicio y control del estrés. También vio un anuncio de un taller “Corazón Sano” del Fondo de Beneficios, y decidió asistir. “Siempre tomaba la decisión consciente de comer de forma saludable, pero no estaba prestando atención a los pequeños detalles: la cantidad de grasa, las calorías y el azúcar de mis alimentos”, comenta. “Pensaba: ‘No bebo, no fumo’, no debería tener problemas”. En el taller, Liliana se sorprendió al descubrir que hay 10 cucharaditas de azúcar en una lata de soda, y 145 mg de sodio (sal) y 3 gramos de grasa en solo una tira de tocino. Empezó a hacer cambios en su dieta al día siguiente. “Hice mejoras pequeñas que descubrí que podían tener un gran impacto en mi salud”. Para reducir la ingesta de azúcar, reemplazó el gusto de comerse un helado que se daba después del trabajo por fruta, y ha reducido la cantidad de carne roja de su dieta. Aunque a su hijo de 19 años, Emanuel, le encanta la carne roja, Liliana empezó a reemplazarla por pollo, pavo molido y cerdo magro, y cocina pescado tres veces por semana. Liliana también empezó a caminar 30 minutos al día. Para acomodar el ejercicio en su ajetreado horario, ahora se baja del tren subterráneo dos o tres paradas más lejos de su hogar en Queens, y va a pie el resto del camino. Sube las escaleras en lugar de tomar el ascensor, y a veces camina por Astoria Park después del trabajo. En tan solo unos meses, sus migrañas habían desaparecido casi por completo. De hecho solo ha tenido una el último mes. También bajó tres libras y dice que no se siente tan cansada como antes. “Tengo más energía y me siento menos estresada. Siempre estaba de mal humor y me enfadaba fácilmente, pero ahora no me siento así”, comenta. “Tengo que recordar inspirarme cada día para llevar una vida saludable. Tenía las herramientas frente a mí, pero no sabía cómo usarlas y mantener el compromiso de hacerlo. Ahora sí”.

NBF For Your Benefit Magazine - Fall 2015