Issuu on Google+

Contenido Urbanismo, Producción, y Tecnología. Pagina N° 4

Transporte y Vialidad pagina N° 5

Urbanismo y Revolución Industrial pagina N° 6

Concepto de Territorio y Ciudad pagina N° 7

Estructura Urbana pagina N° 8

Morfología Urbana pagina N° 9

Urbanismo, Producción, y Tecnología. El urbanismo es la disciplina que tiene como objetivo de estudio a las ciudades, desde una perspectiva holística enfrenta la responsabilidad de estudiar y ordenar los sistemas urbanos. En él se crean disposición de las cosas públicas y privadas las cuales conforman la ciudad, esto incluye actividades y la personas que la van a integrar. Lo que se desea con estos cambios es orientarlos hacia resultados óptimos de desarrollo integral, buscando armonía entre espacios, actividades flujos y canales, debido a que busca Conjunto de procesos y técnicas mediante las cuales se diseña y ejecuta el desarrollo de los asentamientos urbanos. Así, el urbanismo, en la búsqueda de alternativas ante la problemática ambiental y en su pretensión de ordenar la ciudad para elevar la calidad de vida de sus habitantes, contempla a la sostenibilidad como un paradigma viable. El medio urbano se ha definido por la concentración de los medios de producción, de la población, de los recursos financieros, administrativos, políticos y de servicios. Como podemos entender, es un espacio territorial con una concentración poblacional y de las actividades económicas y sociales. El nicho más grande para la sobrevivencia del hombre es la ciudad, un entorno artificialmente creado por el mismo hombre para la satisfacción de ciertas necesidades. Si bien las urbes contemporáneas no son consideras parte de la naturaleza, son dependientes de las condiciones del medio ambiente, y no solo de las condiciones ambientales del sitio o lugar en que se asientan, sino también de condiciones naturales lejanas de la urbe misma. Iraida Palacios. El hombre cuenta con la tecnología necesaria para los alimentos, supera así la profunda dependencia que la subsistencia le obliga a la recolección como consecuencia al nomadismo.

Transporte y Vialidad Evidentemente que en un país donde no existe ningún tipo de mantenimiento todo se deteriora. Ese es el drama de la vialidad en Venezuela; no obstante se deben tomar medidas inmediatas de bajo costo y alto impacto, tales como: bacheo (en algunas zonas se está haciendo actualmente), reparación de aceras, semáforos, remarcación de pavimentos, reponer señales, repavimentaciones, limpieza drenajes, dragado de ríos y quebradas etc., en fin, esto es hacer mantenimiento vial. Para que este paso se haga a corto plazo y se realice con efectividad, debe existir un equipo de seguimiento por alcaldías y gobernaciones para lo cual se deben hacer planes a corto y mediano plazo. Para hacer un recordatorio, puedo decir que en el año 1946, se presentó el Primer Plan Nacional de Vialidad y fue tal el seguimiento que se llevó a cabo en Venezuela de este plan, que a mediados de los años 70, fue el mejor de América Latina. Lamentablemente en la actualidad, las principales ciudades del país presentan los signos de un caos vial. Es obvio para cualquiera que tenga que trasladarse hacia cualquier punto de la ciudad, pues ya las dificultades para movilizarse, se han hecho universales en todas las principales ciudades del país. Los signos que describen el caos vial son los siguientes: • Congestionamientos frecuentes. • Baja velocidad de operación. • Sistema de Transporte Público superficial ineficiente. • Baja tasa de ocupación vehicular (vehículo privado). • Alta sensibilidad (congestionamiento por cualquier suceso). • Uso intenso de vías secundarias (rutas alternas) para “viajes de paso”. • Transporte masivo (Metro) colapsado. • Mala coordinación en los horarios de reparación vial. Los efectos derivados de lo anteriormente expuesto sin duda alguna son: • Pérdida de tiempo (horas-hombre) • Aumento del consumo de combustible. • Aumento de la contaminación. • Estrés (agresividad) Para enfrentar todas estas causas y efectos, debemos en principio tener un inventario vial, hacer mantenimiento de la vialidad existente y lo más importante: “aumentar la red vial”. Rosmarly Alvarez

Urbanismo y Revolución Industrial Desde el siglo XIX, pero sobre todo desde 1945, los problemas urbanísticos, tanto de carácter teórico como histórico, han conocido un auge sin precedentes, hasta el punto de que la arquitectura contemporánea está, más que en ninguna otra época, ligada a la planificación urbana. Ello obedece, en gran parte, a las acuciantes necesidades de espacio que se plantean en las ciudades modernas, que han recibido cantidades ingentes de población en un margen de tiempo relativamente corto. Dos factores, entre otros, han resultado esenciales en el urbanismo contemporáneo: en primer lugar, la necesidad de movilidad, que exige la apertura de calles anchas que comuniquen rápidamente unos barrios con otros, con los nuevos medios de transporte, de manera que las vías de comunicación, dentro de la ciudad, han cobrado una autonomía de la que, hasta entonces, carecían; y, en segundo lugar, la especulación del suelo ligada al sistema capitalista, que exige su máximo aprovechamiento, en altura y en superficie, cuanto mayor es su valor. Una de las primeras y más significativas experiencias fue la organización urbanística de París, dirigida por el barón Georges-Eugène Haussmann (1809-1891), que reestructuró completamente la trama urbana, a costa de la destrucción de la antigua y de la marginación de los lugares no afectados por la intervención. Abrió grandes avenidas y bulevares, que conectaban los distintos barrios y condicionaban la forma de las viviendas. Al mismo tiempo, creaban espectaculares visiones escenográficas de los monumentos antiguos y modernos, convertidos así en puntos focales de los ejes viarios. En las ciudades españolas se buscó un cierto respeto por el casco histórico, aunque, a veces, supuso el inicio de su degradación social. En torno a este caso se desarrolló el ensanche, más o menos relacionado con él, que era el lugar residencial de la nueva burguesía. El más importante es el que concibió Ildefonso Cerdá (1816-1876) para Barcelona, con calles cortadas en ángulo recto y fachadas de casas achaflanadas. Sobre esta estructura «en damero» insertó una avenida diagonal, con el fin de facilitar la comunicación en esa dirección. Yineska Torres

Concepto de Territorio Corresponde a un espacio geográfico concreto que en un tiempo determinado posee lindes establecidos y es esencialmente soporte y suelo. • Es una delimitación del espacio geográfico cuyo ámbito visual se define como paisaje. • Se relaciona con la posibilidad de que el espacio geográfico sea sometido a la explotación y a la propiedad.

Concepto de ciudad

Una ciudad es un área urbana con alta densidad de población en la que predominan fundamentalmente la industria y los servicios. Se diferencia de otras entidades urbanas por diversos criterios, entre los que se incluyen población, densidad poblacional o estatuto legal, aunque su distinción varía entre países. La población de una ciudad puede variar entre unas pocas centenas de habitantes hasta una decena de millones de habitantes.

Mariana Linarez ESTRUCTURA URBANA

Beatriz Parra

La Estructura Urbana hace referencia a la organización que adoptan los elementos que forman parte de la ciudad en un momento determinado del tiempo. está constituida por los asentamientos poblados en un espacio determinado, por la organización de las actividades en los centros y reas, por las relaciones funcionales que entre ellos se generan, dentro de los cuales son relevantes la de los principales factores de producción, trabajo, capital e innovación. En toda ciudad o conglomerado, se dan dos categorías de funciones: la función residencial y de servicios para satisfacer las necesidades de la población urbana, y las funciones económicas productoras, y de servicio de nivel regional, nacional o internacional. Ambas funciones son de suma importancia: las primeras, pues reflejan el nivel medio de vida de su población: servicios públicos, servicios privados de inter urbano, comercio de barrio, artesanado y actividades dedicadas al entretenimiento, a la reparación y a la industria de reparación que ejecute su trabajo en la ciudad; las segundas, pues reflejan la forma que asume la economía regional a la escala urbana, al ser la ciudad, instrumento de aplicación del potencial de actividades regionales y, encarnación de ese potencial.

Estructura Urbana en el año 1554

Johanna Reyes

Estructura Urbana en la actualidad

Morfología Urbana

La morfología es la forma externa de las ciudades. Esta se ve influenciada por el emplazamiento (relación con el medio físico: sobre una colina, en la ribera de un río, etc) y la situación (posición relativa de la ciudad con respecto al entorno próximo: otras ciudades, vías de comunicación, etc). Su estudio se realiza sobre un plano, que es la representación a escala de los espacios construidos (edificios) y de la trama urbana (calles, parques, y otros espacios vacíos). |

Es la forma sobre el plano de la ciudad debido a que esta puede ser de diferentes maneras dependiendo de la trama viaria: ortogonal o en damero, cuando el plano de la ciudad sigue una estructura cuadriculada, con calles que se cruzan en ángulo recto (también llamado plano hipodámico) su desarrollo es habitual en la historia del urbanismo desde las ciudades griegas o romanas, las ciudades coloniales hispanoamericanas o los ensanches europeos del siglo XIX; radiocéntrico: cuando desde el centro de la ciudad parten múltiples calles en todas direcciones a modo de radios, mientras que otras circulares las cortan y rodean por completo al centro urbano (ejemplo de ello es Budapest); e irregulares, que contiene calles estrechas y sinuosas, muchas de ellas sin salida, originadas por la inexistencia de planificación previa a la construcción; las manzanas de viviendas eran por tanto irregulares y compuestas por edificios altos en los que se hacinaba la población. Las ciudades de origen mediaval suelen tener este tipo de configuración.


Proyectando una ciudad futurista